Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Los mensajes de la encuesta CEP

viernes, 15 de agosto de 2014


El Estudio Nacional de Opinión Pública Nº 71 del Centro de Estudios Públicos, correspondiente al pasado mes de julio era esperado por políticos de todos los sectores.Se trata de la encuesta con mayor prestigio en el país que cubre todo Chile y es la única que usa muestreo estratificado, aleatorio y probabilístico sin reemplazos. La muestra se determina en el Centro de Microdatos de la Universidad de Chile.

Durante muchos años esta encuesta ha sido como la voz de la calle, en el sentido que recoge opinión de mucha gente que no va a votar. Recordemos que en las elecciones presidenciales pasadas votó apenas el 42% del padrón electoral, por lo que el efecto de las vanguardias organizadas distorsiona mucho los resultados. El 58% restante con derecho a voto, sin duda que participaría en elecciones en caso que vea amenazados sus intereses, la lógica de los que no votamos es que los candidatos no valen la pena y validarlos como "mal menor" sería peor que abstenerse.

Lo bueno de estas encuestas es que hay preguntas que se repiten, lo que permite observar tendencias a lo largo del tiempo. Se incluyen también otras preguntas sobre problemas contingentes pero las que se repiten nos pueden dar una intuición mucho más valiosa sobre lo que está pasando y lo que va a pasar. Algunos resultados casi ciertos de esta encuesta, por la regularidad con que se repiten son estos:

Las instituciones que inspiran más confianza en Chile son las fuerzas armadas y carabineros, mientras que las que inspiran más desconfianza son los jueces y los políticos. Esta es una constante que aparece prácticamente en todas las 71 encuestas que ha hecho el CEP y es un dato al que nadie le da mucha importancia. Más de 20 años de propaganda rabiosa contra los militares y carabineros, persecución judicial, cuentos de horror sobre torturas de militares introduciendo ratones vivos a sus víctimas y despellejándolos antes de matarlos, apoyados con todo el poder mediático del estado, no han servido absolutamente nada. Pura plata botada, partiendo por el faraónico Museo de la Memoria.

Esto afirma mi opinión de que las batallas culturales a lo Gramsci y las ofensivas de propaganda desde el estado no solo son inútiles sino contraproducentes. Los militares hoy tienen mucho más prestigio del que tenían cuando estaban en el gobierno y disponían de todo el aparato del estado para hacer su propaganda antimarxista. Creo que nadie ha hecho notar esta paradoja -al menos yo nunca he leído sobre eso- que muestra como los inventos de sinverguenzas como Tironi y Asociados, entre tantos otros han armado para sacarle millones a los políticos. Simplemente no sirven para nada, peor aún, son contraproducentes.

Creo que ese es el resultado más consistente de la encuesta CEP, que debería quitar el sueño a los políticos, pero como son básicamente estúpidos ni se dan cuenta del peligro, tal como Allende ni soñó que de un solo manotazo lo iban a mandar al diablo con su proyecto prepotente y voluntarista.

Otra tendencia de la CEP muy inquietante es que casi la mitad de los encuestados no se reconocen de derecha, de izquierda ni de centro político. En la fracción de los que reconocen  de izquierda, casi doblan a los que se identifican de derecha. Todo esto configura el mercado ideal para un militar de corte fascista popular, gracias a Dios que tenemos la experiencia peronista en Argentina, de no ser por eso, hoy tendríamos a un Perón chileno, yo no tengo dudas que tendría buen arrastre entre la gente. Solo recuerden a Ibañez y su escoba, estuvo cerca, menos mal que se murió por viejo.

En Chile ser de izquierda no significa ser revolucionario ni mucho menos, porque si hay algo que odiamos son las revoluciones. Ser izquierdista chileno siempre ha sido como los suecos de los años sesenta, ese es el sueño izquierdista, solo oportunismo para aprovecharse de los demás por mano del estado. Tener cosas a cambio de nada, derechos sin deberes y cosas por el estilo. Eso es lo que ha permitido a la concertación ganar cinco elecciones. Pero como ya está quedando claro que es inviable, la centro izquierda parece estar en el canto del cisne.

No me puedo imaginar a alguien de la concertación como presidente el 2017, se que en política nada es imposible, pero yo veo a Sebastian Piñera o cualquier otro populista de derecha frotándose las manos ante la decadencia de la izquierda. Creo que ni siquiera los que se declaran izquierdistas votarán por la izquierda en el período que viene.

Otra cosa que queda claro de las encuestas CEP -y no solo de esta última- es que en Chile no hay fuerza política más potente que el peso de la noche: el anhelo de orden y estabilidad a cualquier costo que tan bien percibió Diego Portales en su época. No se trata de oligarcas dirigiendo al país para su provecho personal, como en los demás países de América del Sur, sino de un acuerdo tácito, gigantesco, de conservadurismo intransigente entre dirigentes y dirigidos.

Eso es algo que yo tengo muy pocas dudas. Pese a todo el ruido, Chile es un país increíblemente conservador, donde el sueño de los revolucionarios no es la justicia social sino enriquecerse personalmente, tal como lo hizo la hoy desprestigiada Camilia Vallejo, nieta del general Jorge Dowling y pariente cercana del general Pinochet. Como decía John en un comentario acá mismo la izquierda en Chile no existe, tal vez nunca ha existido, es solo oportunismo.

Por eso a mi me alegra que haya salido electa Bachelet. Tiempo atrás escribí que la reforma tributaria la iban a aprobar porque el chileno rara vez cree que va a pagar más impuestos cuando estos suben. Así es que va a pasar y finalmente con la reforma los ricos van a pagar menos, la gente normal un poco más y el estado recaudará mucho menos que antes, el resultado neto no será malo: menos plata para el fisco.

Muy distinto es el caso con la reforma educacional donde se van a llevar el fiasco del siglo, la última encuesta CEP ya les dio el aviso.

Muchos de los resultados de la encuesta CEP difícilmente se encontrarían en otro país del mundo, miren estos por ejemplo: (el debate) "no se está desarrollando bien porque hay muchas peleas y conflictos"; (no va a votar) "porque la política no me interesa"; "además de los sindicatos, deberían negociar grupos de trabajadores que se constituyan para ese proceso".

O estos otros con más menciones de la CEP agosto 2012: (causas de la pobreza) "falta de educación, flojera y falta de iniciativa"; (lo más importante en el éxito económico de las personas) "nivel educacional, trabajo responsable, iniciativa personal"; "debería premiarse el esfuerzo individual aunque produzca importantes diferencias de ingresos"; "la principal responsabilidad en el sustento de las personas está en las personas mismas"; (para surgir en la vida) "que tenga un buen nivel de educación, trabajo duro, tener ambición".

No es raro que la reforma educacional propuesta tenga cero eco en la gente, por el contrario la ven como una amenaza grave porque gran parte de las personas están convencidas que "una buena educación" es fundamental para surgir en la vida (una idea absurda y equivocada a mi modo de ver, pero vox populi), y todos tienen muy claro que educación del estado es lo contrario a lo que consideran "buena" educación.

El error más estúpido de los políticos fue pensar que la educación podía ser una herramienta igualadora, cuando en realidad las personas la buscan para diferenciarse, y están dispuestos a pagar por esa diferenciación que la educación masiva solo puede destruir. Las respuestas de la encuesta CEP, leidas como un conjunto de opinión, muestran por que los partidos políticos son considerados las instituciones menos confiables del país. Están usurpando el poder y gobernando exactamente en contra de las expectativas de las personas, algo bien peligroso considerando el nivel de confianza máximo que tienen las fuerzas armadas y carabineros. Pero hasta el 10 de septiembre de 1973 todos pensábamos que jamás iba a haber un golpe militar en Chile.

11 Comments:

Blogger clalister said...

ENTONCES VAMOS POR EL OTRO O PARA MODERAR EL COMENTARIO, DIVIDAMOS CHILE, CHILE DEL NORTE Y CHILE DEL SUR

15 de agosto de 2014, 18:58

 
Blogger schuarz said...

Es su opinion...es cierto que la derecha tienen un gran apoyo; pero la izquierda tambien.
Si la derecha lanza a Piñera de candidato para el 2017, tienen grandes posibilidades de salir de nuevo....pero si lanzan a cualquier otro, pierden( no hay mas). Lamentablemente; es probable que la concertacion salga nuevamente gracias a los votos de los chilenos en el extranjero( por algo la UDI se golpeo en la cabeza todo el dia; despues de haberse aprobado esa ley..ya que ellos vislumbraban eso).....

15 de agosto de 2014, 19:51

 
Blogger EDO said...

Imaginene que los de la NM llevan solo unos meses en el gobierno y ya generan anticuerpos....a la gente le gusta la igualdad y todas esas cosas pero solo cuando es con lo ajeno...a la gente no le gusta que el gobierno de turno le diga donde poner sus hijos ni mucho menos que le quiten sus lucas a traves de impuestos......el tiro de gracia sera el desempleo que si la NM no son capaces de controlar hasta ahi no mas llegaran y un nuevo candidato de derecha llegara...

15 de agosto de 2014, 20:53

 
Blogger Frx said...

Yo creo que algo que pasa es que la gente no se siente identificada ni representada por los políticos de izquierda y tampoco confían en ellos, pero varios de ellos son antiderechistas y anticapitalistas entre otras cosas. Es muy poca la gente de derecha que he conocido.

15 de agosto de 2014, 21:05

 
Blogger Ulschmidt said...

Al contrario, los peronistas de izquierda actuales aquí tratan de parecerse a la Concertación chilena o al menos eso forma parte de sus deseos imaginarios.
Y la izquierda-no-peronista ni hablar, la izquierda chilena es su ideal más absoluto.

16 de agosto de 2014, 08:15

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah Ulschmidt, es que se han hecho buen marketing los de acá, pero ya van cuesta abajo. Mi pesadilla es que aparezca alguno como don Juan Domingo en Chile, con buen verso y nos joda por un siglo. Piñea, Parisi, cualquiera de esos podría ser, la suerte es que a Sebastian Piñera no lo soporta nadie.

16 de agosto de 2014, 11:34

 
Blogger Leus said...

Ah, Tomás, como siempre, tus observaciones son impecables, tus diagnósticos ejemplares, pero ¿tus predicciones? (aún espero la fecha del asado).

Queda mucho aún; las reformas las apuraron para el primer año pues en el último año del gobierno van a tirar unos cuantos bonos y medidas populistas para poner a la gallá contenta. A la nueva mayoría le quedan uno o dos gobiernos más aún. Después de todo, estamos rodeados.

16 de agosto de 2014, 11:41

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah es que el futuro no lo puede predecir nadie, a lo más proyectar y eso no se da siempre.

Igual le he achuntado en algunas.

16 de agosto de 2014, 11:52

 
Anonymous claudio said...

Es increíble cómo las FFAA y Carabineros siguen teniendo los más altos índices de confianza a pesar de todo el Gramscianismo y campañas de desprestigio.

En contrapartida, la empresa privada aparece bastante desposicionada. Creo que esto se debe, por una parte, al mercantilismo al que se han vendido grupos económicos completos como Angelini y Luksic y, por otro lado, la inconsecuencia valórica de muchos empresarios, que aparecen dando todo tipo de disculpas por generar empleo y riqueza. Demasiado miedo a la galería.

16 de agosto de 2014, 12:36

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

La empresa privada es blanco fácil de los políticos y asalariados, pero en Chile todo el mundo sueña con ser patrón, para que andamos con cosas. Los que más despotrican contra el abuso no lo hacen or sentimientos de injusticia, sino por envidia.

16 de agosto de 2014, 14:02

 
Blogger Frx said...

De todos modos, yo creo que igual están las condiciones para que aparezca un caudillo de tantos nuevos puritanos y fanáticos y empodere grupos minoritarios más de lo que ya están porque las nuevas generaciones ya les compraron la pomada y los peyorativamente llamados ""fachos conservadores y retrógrados"" no han sabido hacerlo bien, sea porque los políticos de derecha han tratado de ser políticamente correctos bajo la absurda pretensión de tapar el sol con un dedo o porque otros grupos se dan vuelta en argumentos religiosos tratando de convencer a una juventud atea.

16 de agosto de 2014, 16:44

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas