Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Apuntes para economía de bienestar 2

viernes, 21 de agosto de 2015

El fisco
En la entrada anterior hablaba del estado, ahora vamos a ver al fisco. Existen muchas teorías sobre el rol que cumple o debe cumplir el estado, pero ya está bueno de teorías. Creo que la mejor manera de ver como funciona un estado en el mundo real es estudiando su personería legal, que es el fisco.

Los dos impuestos
La recaudación fiscal -al menos en Chile- proviene casi integramente de dos fuentes: el Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el Impuesto a la Renta (IR). El primer impuesto se aplica al consumo, o sea a nuestros gastos  y el segundo a nuestros ingresos o rentas. El IVA es parejo para todos, en cambio el IR es progresivo (paga más -supuestamente- el que recibe más y viceversa). Existe una tercera clase de impuestos al consumo que son los específicos (a los combustibles, cigarrillos, licores y otros por el estilo).

Los dos tipos de gastos
El dinero que recibe el fisco lo gasta en dos grandes categorías: en financiar sus propieos gastos administrativos (empleados públicos y trabajadores del estado, vehiculos, construción, equipamiento, mantención, etc. de instalaciones administrativas) y por otra parte en entregar los llamados "beneficios sociales" que es el punto donde entra el concepto de economía del bienestar.

"El que parte y reparte..."
Aquí aparece el primer problema que en economía se llama "conflicto de agente-principal" pero podemos explicarlo en palabras sencillas citando un viejo refrán: "el que reparte, se queda con la mejor parte". Lo que es crucial de entender -y ese análisis yo jamás lo he visto porque a ningún gobierno le conviene- es que porcentaje de la recaudación se va en alguna forma de beneficio o bienestar para los empleados del fisco y que porcentaje se va a los llamados "beneficios sociales".

Ejemplo práctico: veamos el presupuesto
Nada mejor que dar una revisión a la Ley de Presupuesto, me imagino que las partidads de esta ley deberían interesar a todos los chilenos, mal que mal es como se están gastando nuestra plata, sin embargo casi no es tema en el país. Veamos:

A grosso modo así es como se distribuyen los  US$ 42.479 millones que en el gobierno de Chile esperaban recaudar en impuestos, el año 2015 (el total disponible es casi el doble contando la deuda, transferencias y otras baratijas que suman, estoy usando el tipo de cambio a 650). Si quieren ver el detalle hagan clic en la siguiente figura para agrandar

Un presupuesto muy desequilibrado
Lo primero que salta a la vista es que 4 ministerios se llevan prácticamente todo: Educación, Salud,  Trabajo y Previsión Social e Interior. Todos los demás quedan en la mesa del pellejo ¿para que existen esos otros ministerios si son más pobres que el ropero de Tarzán?

Educación: un agujero negro
La parte del león la lleva el Ministerio de Educación que se devora poco más de US$ 11.700 millones, sigue el Ministerio de Salud con unos US$ 9.300 millones. Curiosamente las áreas de educación y salud son dos donde el gobierno aparece pésimamente evaluado. Parece claro que no son problemas que se arreglan con plata.

Es interesante examinar una por una las partidas del billonario presupuesto del Ministerio de educación ¿en que se gasta toda esa enorme cantidad de plata? No los voy a aburrir con el detalle, pero mencionaré los gastos más grandes sin detallar cifras (i) subvenciones a escuelas y liceos, (ii) transferencias a la educación superior, (iii) programa de "fortalecimiento de la educación pública". De esas tres millonarias partidas, las dos últimas tienen directa relación con el lobby y la presión ejercida mediante huelgas por profesores y alumnos de la "educación pública". Dicho en palabras simples, buena parte de neustros impuestos se gasta en aplacar chantajes provenientes de los propios establecimientos del estado.

Maquiavelo de nuevo
Y aquí volvemos a Maquiavelo. ¿Que hace el gobierno con nuestros impuestos? Principalmente dos cosas: beneficiar a su propia burocracia -en especial a niveles directivos- con sueldos altísimos que -con los actuales problemas de nuestra economía son poco menos que una traición a la patria.

Lo segundo que hace es comprar a los grupos que pueden amenazar su permanencia en el poder: así se compran a los profesores municipales, a los profesores de universidades del estado y tratan de comprar la simpatía de los estúpidos alumnos que caen en el juego haciendo huelgas en las cuales sellos mismos on los principales perjudicados.

Lo poco que sobra, el sencillo, se gasta en inversión social. Algo muy característico de las democracias es disfrazar los intereses privados como "interés público", así es como muchas inversiones sociales responden a coimas o intereses particulares de grupos con poder económico, o de presión social.

Y el problema de agente-principal
Lo interesante es que todos los gastos en su propia burocracia y gran parte del gasto e inversiones en los llamados "beneficios sociales" obedecen al reflán de "el que reparte, se deja la mejor parte" y esa es la razón por la que está lleno de gente con "vocación de servicio público" dispuestos a sacarse los ojos por llegar a tener acceso a la caja fuerte fiscal.

Y lo más curioso son los millones de ciudadanos comunes y corrientes, que no nos beneficiamos en lo más mínimo y normalmente exigimos más impuestos y más servicios del estado, creyendo que los impuestos solo los pagan los ricos y los servicios del estado son absolutamente gratis. Cuando dicen que el ser humano es racional, debe ser por su capacidad para racionalizar más que su habilidad para razonar.

12 Comments:

Blogger Jose Cornejo said...

Hola Tomás.
Recuerdo hace unos años atrás en facebook una discusion que tuve con un zurdito que a pesar de cartelearse de "profesional universitario", era mas tonto que una puerta. De hecho su ignorancia mayor fue el no saber como es que "sus impuestos" financian al estado, siendo que le expliqué con manzanitas casi de la misma manera como lo has hecho acá.

No solo el IVA y el IR son los que nos trasquilan los bolsillos. los impuestos al lujo, la bencina, al pan, alcoholes (que aberración), etc. tambien recaudan miles de millones para el estado el cual debe mantener a raya a las fuerzas extorsivas que operan tanto dentro como fuera de este.

Como funcionario público, debo admitir que mi ministerio es el 2do en llevarse buena parte de la tajada, pero lamentablemente esto no se traduce en más y mejores centros de atencion en salud (Hospitales, Sapus, Consultorios) sino que en las coimas que deben pagar a ciertos contratistas para que implementen sus sistemas y provean de insumos, así como los arreglines de bigotes que se hacen a nivel directivo.

lo otro, hay demasiados ministerios inútiles, demasiados senadores y diputados que viven a expensas de nuestros bolsillos, incluso algunos con Ficha de Protección Social.

21 de agosto de 2015, 09:35

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

La ignorancia de la gente sobre los impuestos es abismante, incluso a nivel de gobierno y gente que debería tener los conocimientos para entenderlo como Jorrat (que fue jefe de estudios del SII) y Arenas (que fue director de presupuestos)increíble que dos cargos técnicos tan importantes estuvieron llenados por tipos tan tontos e ignorantes.

El IVA que es un impuesto al consumo, parejo para todos, es fácil de recaudar,el impuesto a la renta en cambio que es diferenciado y progresivo, hay mil maneras de evadirlo. Con el boom minero el impuesto a la renta subió enormemente, porque las empresas mineras privadas no podían dejar de pagarlo, entonces a estos "genios" se les ocurrió que subiendo la tasa al impuesto a la renta iban a recaudar hasta la estratósfera, hay unos gráficos de recaudación proyectada en el sitio de la Dipres que son para matarse de la risa.

Subir las tasas de impuesto a la renta tiene dos efectos casi automáticos::bajan las inversiones grandes, porque hay países que se las pelean ofreciendo mejores condiciones, y negocios que eran rentables dejan de serlo, con lo que hay despidos y las empresas empiezan a cerrar. Menos inversiones, más cesantía.

Este efecto se vió apenas se aprobó la reforma tributaria, la caída de la inversión y la pérdida de trabajos productivos son efectos directos de esa nueva "ley maldita", lo peor es que eran efectos 100% previsibles.

21 de agosto de 2015, 10:15

 
Blogger Jose Cornejo said...

Y pensar que en Japón casi montaron guerra porque les subieron el IVA de un 5 a un 8%... acá nos dejamos joder con un 19%.

Lei los gráficos de la Dipres y créeme que mas que cagarme de la risa, me quedó claro que quienes lo elaboraron fumaron de la prensada con neopren, jalaron mucho raspao de muralla y fueron tan tontos que pensaron que nos harían giles. si hasta en youtube, los videos que hablaban contra la RT tenían más razon.

21 de agosto de 2015, 10:26

 
Blogger Pablo said...

Agreguemos que subir los impuestos es una invitación a evadirlos,o al menos a buscar el camino para eludirlos.

21 de agosto de 2015, 11:08

 
Blogger Jose Cornejo said...

Eso es un hecho...

21 de agosto de 2015, 12:00

 
Blogger Gaston Fernandez Iglesias said...

Conviene tener la palabra "expropiatorio" a flor de labios para defenderse de los impuestos excesivos. Y les recuerdo que Lagos subió el IVA del 16 al 19% "por pocos años".

21 de agosto de 2015, 14:21

 
Anonymous Renzo G. said...

"Más pobre que ropero de tarzán" jajajaja me hizo acordar de un camionero que me contaba mi papá que le decían "tarzán de jardín", parece que tenía complejo de tarzán pero bien venido a menos, algo así como un "marino de agua dulce" jajaja son buenos para colocar sobrenombres los camioneros.

Excelente entrada de blog. EL gasto del fisco es una especie de caja de pandora que nadie se atreve a abrir. Hace poco me hacía la pregunta de cuanto del gasto fiscal se iba en sueldos de administrativos y funcionarios apitutados y cuanto se iba en prestaciones recibidas directamente, como las atenciones hospitalarias o las pensiones básicas. Me preguntaba cuanto sería el ratio. Si fuera 50/50 sería demasiada suerte. Me atrevo a apostar que muchísimo más del 50% se va en sueldos de administrativos y amigos apitutados. Imagínate que se le hiciera una auditoría a todo el aparato fiscal, ministerio por ministerio, departamento por departamento, para calcular el ratio. Me atrevo a apostar 10 a 1 que los resultados serían un escándalo nacional, por eso nadie habla del asunto porque no les conviene.

Y el otro escándalo son parte de los mismos "beneficios sociales" que no son otra cosa que las famosas "políticas sociales" que le gusta a la izquierda y a la derecha. Yo mismo escuché al paladín de las políticas sociales Felipe Kast decir que 8 de cada 10 políticas sociales no servían para nada. Tú mismo dijiste una vez que los resultados de esas famosas políticas son como un cadáver putrefacto guardado en un armario que nadie quiere abrir para que no salga el olor nauseabundo. Yo sé que a ti te gustaban las políticas sociales como las hacían los militares pero lamentablemente el sistema no es a prueba de políticos. Lo que dejaron los militares solo funciona bien administrado por militares. Se le deja a los políticos y se pudre todo. En eso llevamos 25 años y contando. Me pregunto si en algún momento se llegará o no a un punto de quiebre como en Grecia.

21 de agosto de 2015, 18:16

 
Blogger pavezwellmann said...

Tomas:
Fíjate que en nuestros países siempre se publicitan los presupuestos del estado, mas nunca sabemos en lo que se gastó la plata. Es decir, solo aparece la cantidad de plata que se piensa gastar según ciertos supuestos (recaudación, crecimiento, transferencias, créditos) pero nunca sabemos cuanto y en qué se ocupa la plata. Con el actual dispendio de recursos, no me cabe duda que casi la totalidad del gasto publico hoy se gasta en y para el mismo estado, en eso no nos diferenciamos del estado mexicano, peruano y argentino, donde si hay mediciones de este tipo y el 90% del gasto publico se va en burocracia y gastos de funcionamiento.
http://heraldo.mx/88-del-gasto-publico-para-burocracia/
Revisando el cuadro, es bien poco lo que el estado invierte hoy en el país, prácticamente Obras Públicas y Vivienda son los únicos ministerios que hacen obras para incrementar la capacidad del pais, ellos se llevan no mas de 5.800 millones de US$, el 13% del total, y debemos asumir que gran parte de ese porcentaje son sueldos y gastos propios de su funcionamiento, y buena parte de sus gastos son de mantenimiento y renovación. La mayor parte de las nuevas inversiones son obras concesionadas a privados que nos cobran nuevos impuestos en la práctica, sea por peajes, TAG y tarifas.

21 de agosto de 2015, 19:13

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

José, Pablo, Gastón, sin duda pasado cierto nivel los impuestos empiezan a ser percibidos como un robo y a la gente le empieza a convenir evadirlos bajo la premisa "el que le roba a un ladrón, tiene 100 años de perdón"

Renzo, en la U también teníamos un compañero que le decíamos tarzan, de los 40 kg que debe haber pesado a lo menos 10 eran pura cabeza, también le decían "fosforito" jaja

La proporción de lo que se gasta en burocracia (no solo en sueldos sino que en equipamiento paraequipar y mantener la burocracia: edificios, vehículos, combustibles, pasajes aéreos, gastos de representación y mil más, debe ser enorme. Por otro lado hay inflación de gastos necesarios en proyectos malamente calificados de "sociales", por ejemplo el ejército de activistas y "facilitadores sociales" y las coimas encubiertas al regalar departamentos y cosas por el estilo a los "más pobres". Si Teliier tenía ficha CAS que lo ponía en el 20% más pobre es de imaginar cuantos comunistas más forrados en plata tienen los mismos privilegios y han agarrado casas y toda clase de beneficios sociales. El "estado niñera" fomenta de manera natural toda esta clase de abusos.

No creo que lleguemos al nivel de los griegos, no estamos tan perfecccionados y mucha gente está reaccionando, las encuestas muestran de manera consistente una tendencia de rechazo a lo que están haciendo la presidenta y sus orates, ojalá que eso se refleje en resultados para las próximas elecciones. Aunque no sean políticos con grandes ideas, con que no sean ladrones e incapaces como los que tenemos hoy, basta. Nadie sabe que pasará en las elecciones que vienen pero yo soy muy optimista.

Alejandro, es correcto lo que dices. El presupuesto es una ficción que casi nunca se ejecuta de manera como fue planeado, este año se va a ver de manera más brutal porque los supuestos con que se hicieron solo los podía haber diseñado u tarado mental, todos los supuestos de este presupuesto están malos, todos. Debería ser un tremendo desprestigio para las escuelas donde estudiaron (Civil Industrial y Comercial de la U de Chile), en una de esas fueron compañeros de los hermanos Parisi ¡las mamitas que salieron de ahi!

La ejecución de los presupuestos anteriores se puede ver también en la página de DIPRES, pero nadie le da bola, cuando debería ser un tema de estudio y de discusión en cada elección presidencial. Pero en CHile a nadie le importa que le metan la mano al bolsillo, somos increíblemente sumisos, o más bien giles.

Jorrat tenía una idea original todavía más estúpida, hoy resulta divertido leer el reportaje de los imbéciles de Ciper Chile donde le elevaban la cambucha como el "cerebro" tributario http://ciperchile.cl/2014/02/14/el-%E2%80%9C1%E2%80%9D-chileno-segun-el-cerebro-tributario-de-bachelet-enorme-riqueza-pequenos-impuestos/

Si hubiese llevado a cabo sus ideas originales de subir más los impuestos a la renta y bajar el IVA al 6% habría quebrado al fisco en menos de un año

21 de agosto de 2015, 20:38

 
Anonymous Renzo G. said...

Tomàs creo que tu error es ver las elecciones como parte de la solución cuando en realidad son parte del problema.

Axel Kaiser ya lo decía el 2007:

"Chile se encamina hacia el fracaso (...) el fracaso consistirá más bien en haber llegado hasta donde estamos, con un nivel creciente de tensión social que sin duda nos hará retroceder en varios aspectos. Ese será el Chile de las próximas décadas. Un Chile cada vez más estancado (...) Este estancamiento, producto de una atrofia progresiva en el aparato productivo, derivará en un clima creciente de conflictividad social que probablemente no alcance un punto de colapso, pero que periódicamente presentará reventones (...) la clase política empezará a ceder por todos lados en una competencia frenética por mantener su popularidad y, así, el poder. Habrá más populismo, más ofertones, más repartija y más leyes antiliberales que introducirán rigideces al sistema, todo lo cual agravará la situación (...) Para cada problema habrá una respuesta ideológica apuntando hacia más Estado e ingeniería social. Los partidos políticos caerán en un descrédito aún mayor, lo cual incrementará la apatía electoral. El sistema institucional será más frágil debido a la corrupción y la ineficiencia, aunque no se desintegre (...) La clase política demostrará una vez más su inoperancia para sacar al país adelante. Probablemente será más atomizada y desestructurada, lo cual empeorará con la reforma al sistema binominal. En fin, entremedio vendrán gobiernos mejores que tomen medidas adecuadas, pero la discontinuidad de las políticas públicas y económicas producto de la inexistencia de un proyecto país de largo plazo nos hará retroceder en un gobierno lo que avanzamos en otro, algo también típicamente latinoamericano"

Retroceder en un gobierno lo que avanzamos en otro. Con eso no hay mucho más que decir. Ya se acabó la transicìón y la lógica de que todo está petrificado y nada cambia. Mejor hacerse la idea.

21 de agosto de 2015, 21:05

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Nadie sabe que va a pasar, todo lo que se dice para adelante son solo conjeturas, la mía es opuesta a la de Kayser, pese a que me cae muy bien en muchas de las cosas que dice.

21 de agosto de 2015, 21:57

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ahora que recuerdo creo que fue José Piñera el primero en sacar la famosa cuenta que si tomamos el gasto social y se lo entregamos de manera equitativa al quintil más pobre en cuotas mensuales, estos tendrían suficiente para pagarse buenas prestaciones de salud o una isapre y mandar a estudiar a sus hijos a buenos colegios, pagando cash.

Si eso se implementara y se cerraran las escuelas y liceos municipales, se cerrara el FONASA y se desmantelara todo el enorme aparato de "protección social" el gobierno necesitaría mucho menos plata para funcionar, lo que le permitiría bajar considerablemente los impuestos sin caer en déficit.

Esta baja de impuestos traería nuevos inversionistas y haría más rentables todos los negocios, especialmente los grandes que dan empleo a cientos de miles de personas. Al final el país está lastrado por el peso de la burocracia del gobierno.

Los que se dicen de izquierda solo tienen la retórica, son capitalistas, individualistas y ambiciosos igual que el Sr. Burns, la única diferencia es que su negocio es el estado, ellos viven explotando al estado y se reparten cargos, sueldos principescos y "beneficios sociales"

¿Cuantos comunistas forrados en plata tendrán ficha CAS en el 20% de los más pobres igual que Tellier? ¿Cuantos habrán recibido departamentes de 30 millones pagando un simbólico de 500 lucas? Agí está la madre del cordero.

21 de agosto de 2015, 22:07

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas