Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

¡Abajo la Ley de Gravedad!

jueves, 31 de agosto de 2006

Así se llama un entretenido ensayo de Mario Vargas Llosa que acabo de leer. Empieza con estos párrafos:

"A fines del siglo 19, en las candentes tierras de los estados nordestinos de Sergipe y Bahía, en Brasil, tuvo lugar una sublevación campesina, liderada por un carismático predicador, el apóstol Ibiapina, contra el sistema métrico decimal. Los rebeldes, apodados los quiebraquilos, asaltaban las tiendas y almacenes y destrozaban los nuevos pesos y medidas -las balanzas, los quilos y los metros- adoptados por la monarquía con el propósito de homologar el sistema brasileño al predominante en Occidente y facilitar de este modo las transacciones comerciales del país con el resto del mundo. Este intento modernizador pareció sacrílego al padre Ibiapina y muchos de sus partidarios murieron y mataron tratando de impedirlo.

La guerra de Canudos, que estalló pocos años después en el interior de Bahía, en contra del establecimiento de la República brasileña, fue también un heroico, trágico y absurdo empeño para detener la rueda del tiempo sembrando cadáveres en su camino (...) Nadie la ha definido mejor que el poeta peruano Augusto Lunel, en las primeras líneas de su Manifiesto: "Estamos contra todas las leyes, empezando por la ley de gravedad".

Bueno, así más o menos sigue el ensayo haciendo el contraste entre los aburridos pero eficientes suizos y nuestros pueblos americanos, entretenidos pero llenos de verseros, soñadores, idealistas al cuete, discutidores bizantinos, salseros y todo eso. Y tiene razón, nadie se escapa de la latinoamericana charlatanería, tampoco nosotros que a veces nos da por creernos los ingleses de América del Sur. Es cuestión de leer un poquito a nuestros políticos llenos de proyectos grandiosos y palabras con mayúscula, en un comentario Antonio Saravia lo dijo agudamente "por que sera que en Latinoamerica nos gusta usar esas palabras tan grandes y frases enormes? Todo latinoamericano al final tiende a ser un Libertador epico con fanfarria incluida".

Así nomás es, somos un continente repleto de Bolívares de bolsillo, Fidel Castro, Allende, Pinochet, Chavez, Evo Morales, puros mesianicos: la mayoría un desastre de gobernantes, pero la gente los ama. La popularidad de Lagos es lo mismo: el efecto de su mesianismo cosmético, la gente disfrutaba cuando golpeaba la mesa y hablaba bonito. Igual muchos verseros me caen simpáticos, no alcanzo a sentir esa indignación moral hacia los pillos y mentirosos, mientras no perjudiquen demasiado no hay problema para mi. Lo peor son los hipócritas, los dedos acusadores, a esos si que no los trago.

En fin, pasando a otro tema todo sigue su curso en aburrilandia, ayer llegó una caravana de 5 motorhomes que se estacionaron en la Playa El Laucho, no alcancé a ver de donde vendrían. Hoy amaneció con un sol radiante pero por esas cosas de la vida me tuve que despertar muy temprano, así es que después de almuerzo en compensación, dormí una larguísima siesta que duró toda la tarde. Tengo dos proyectos pequeños en carpeta que todavía no me animo a empezar, los veo muy ratones pero igual voy a hacerle empèño.

Mientras tanto sigo esperando El Gran Golpe, bueno he escrito bastante de eso antes y es algo en que pienso siempre así es que por que no seguir dando la lata con lo mismo. El Gran Golpe es una idea que tengo ahí desde siempre, de llegar a hacer algún día algo que valga la pena, no es solo un asunto de plata y reconcimiento, lo incluye, pero es mucho más, un asunto de orgullo o algo así. Hasta ahora he dado puros golpecitos, pero siempre pienso que voy camino al Grande, es como los arreglos de la casa o las reparaciones de los autos: no importa si no lo consigo nunca pero cada pasito es una alegría para mi. Janis Joplin lo describió de manera insuperable: "feeling good is good enough for me".

Honest Lily

miércoles, 30 de agosto de 2006

En esto de la honestidad intelectual se pueden ver ejemplos interesantes en los propios blogs. Por ejemplo leía ayer al de mi amiga la Fulerita que hablaba de esta especie de desnudismo emocional, que a veces resulta entretenido y hasta medio morboso de leer, cuando se escribe con el corazón en la mano sin fijarse mucho en las consecuencias de lo que ponemos.

A veces alguno de ustedes, mis queridos amigos, cree que yo soy honesto y descubro mi vida y sentimientos en este blog. Nada de eso, buena parte de lo que escribo son mentiras o está derechamente deformado. Si escribiera lo que realmente pienso o siento acerca de mi mismo y los demás, este asunto no tendría la menor gracia y sería una sarta de tonteras aún más aburrida de lo que es ahora. Ahora mi duda ¿es deshonesto no escribir "la verdad" de lo que uno piensa o siente?. La respuesta no es tan sencilla como parece.

¿Han leido cuando entrevistan a alguien y le preguntan cual es su peor defecto?, las respuestas típicas son "es que yo soy muy confiado", "creo demasiado en los demás", "nunca pierdo la fe en las personas y me engañan una y otra vez". ¿Han visto que alguien conteste que es manipulador, abusivo, cruel o vaca? jamás, porque todos somos jueces severos con los defectos de los demás y muy indulgentes con los defectos propios. Tengo amigos que se rien y dicen como broma que son abusadores pero se ponen furiosos cuando se enfrentan a otro abusador ¿como puede existir esa contradicción tan brutal sin que ni siquiera se den cuenta? ¿como puede ser que lo mismo que encuentran simpático en ellos mismos no lo soportan en los demás?.

La explicación es que nosotros jamás nos vemos como realmente somos, creemos conocernos mejor que nadie pero nos miramos en un espejo deformado. Pasamos toda la vida justificando nuestros errores y debilidades, nadie tiene una idea real de si mismo sino que maneja una imagen distorsionada por todos esos mecanismos psicológicos que nos evitan caer en la depresión y todo lo demás. Sucede lo mismo que con nuestra voz: no podemos escucharla como la oyen los demás porque nos llega distorsionada a través de la vibración de los huesos, por eso cuando nos escuchamos por micrófono nos parece tan extraña.

Creemos conocernos perfectamente y eso es mentira. Por eso cuando uno habla de si mismo no debe tomarlo muy en serio porque la primera víctima de nuestra deshonestidad intelectual somos nosotros mismos, que nos vemos como nos gustaría ser mucho más de como somos realmente. En ese sentido Hemingway no era del todo deshonesto porque al mentir conscientemente muchas verdades salen a flote. Por eso se encuentra más verdad en las ficciones que en la historia o biografías, la ficción muestra verdades mucho más profundas que lo que nosotros vemos como auténtico. Mario Vargas Llosa, mi otro escritor favorito ha escrito abundantemente sobre eso.

Y a propósito de Vargas Llosa si alguien ha leído "La Casa Verde" uno de sus dos mejores libros le dejo de regalo este link del ensayo Historia Secreta de una Novela, donde cuenta como la escribió y se ve más claro lo que he escrito arriba. En fin, lo que quería comentarles es que uno puede ser muy bueno juzgando a la demás gente pero siempre se equivoca en el juicio acerca de si mismo; no tenemos la distancia necesaria para ver con imparcialidad.

En fin, esa fue mi filosofía barata de hoy ya es bastante tarde, vengo recién de una parrillada donde Don Floro, resulta que fuimos con Daniel y Pratti y el cocinero de Don Floro vive en la casa del lado de Pratti, para que les cuento, esta vez nos sirvieron una montaña de lomos, chuletas de cerdo, chunchules, prietas, chorizos, ubre y pollo. No llegamos a comer ni la mitad así es que partí a buscar refuerzos, el guatón Aldo, hijo de Pratti se hizo cargo de todo lo que no alcanzamos a comer. Vale la pena tener un vecino cocinero, y el viernes estoy invitado de nuevo. En fin, para sufrir nacimos.

La felicidad es una Fiesta Movible

martes, 29 de agosto de 2006

Ayer terminé de leer "Islas en el Golfo", un libro importante para un fanático de Hemingway como yo. Pensé que había leído todos sus libros pero averiguando en la web veo que dejó más de 3.000 páginas manuscritas al morir, así es que supongo que todavía me queda algún material para disfrutar.

Este libro, junto con "A Movable Fest" (París era una Fiesta) fue publicado después de su suicidio en 1961 ambos libros están relacionados y son en buena parte autobiográficos: En París era una fiesta escribe sobre sus años de juventud después de la Primera Guerra Mudial, mientras que en Islas en el Golfo novela dos épocas de su vida: una felíz cuando vivió en Bimini y la otra oscura, cuando empezaba su decadencia en Cuba, que terminó con delirium tremens y un escopetazo en la cabeza.

En un escrito que ya ni me acuerdo Truman Capote calificaba a Hemingway como un escritor deshonesto ¿como puede un novelista ser deshonesto?, hay varias formas; por medio del habil plagio al estilo Isabel Allende, o aprovechando -como García Marquez- una extraordinaria habilidad de redacción para escribir basura a la medida de cierto público. Yo creo que Capote se refería a otra clase de deshonestidad: la de justificarse personalmente y crear una falsa imagen de si mismo por medio de su obra.

En ese sentido claro que Hemingway fue deshonesto, con sus libros y su vida pública se forjó una reputación que tenia poco que ver con el alcoholico, snob y manipulador que fue en la vida real. Pero no creo que eso tenga mucha importancia, al fin y al cabo son los personajes, no el autor los que nos hacen pensar y soñar cuando leemos. En lo que importa, Hemingway fue -podríamos decir- razonablemente honesto.

Creo que estos dos libros que escribió hacia el final de su vida son los más interesantes, en Movable Fest escribe con los lentes color de rosa con que solemos mirar el pasado. Pero la segunda parte de Islands on the Stream (Cuba) es oscura y por primera vez escribe sobre su problema con el alcohol sin disfrazarlo de alegres travesuras como hizo en todas sus demás novelas. Más interesante es que inventa la muerte de su hijos para explicar la pena que lo aplastaba y lo obligaba a emborracharse. Hasta donde yo se sus hijos lo sobrevivieron así es que ese asunto al menos es puramente literario. También se inventa una muerte heroica enfrentado con los alemanes, manteniéndose firme en el timón, hasta el final.

¡Que diferencia con la realidad! en verdad Hemingway nunca fue un héroe de guerra -quiza en su juventud, aún así es dudoso- y cuando participó en acciones peligrosas generalmente iba bien protegido y mejor apertrechado. Tampoco era un alegre bebedor sino que un alcoholico perdido con delirios de persecución del FBI. Yo creo que Hemingway vivía con miedo, terror a perder su felicidad, su salud, no soportaba la idea del sufrimiento como nos pasa a todos cuando las cosas se dan demasiado bien.

Se suicidó en 1961, a los 62 años. Uno tiende a identificarse con las personas que admira ¿me tendré que disparar un escopetazo en 11 años más? quien sabe. Por lo menos le llevo alguna ventaja porque a los 51 H. ya estaba completamente alcoholico y deprimido. En todo caso les copio un párrafo de Islands on the Stream sobre la felicidad:

«¿Cuál fue el tiempo más feliz de tu vida?», se preguntó.
Tuvo que admitir que fue feliz siempre, en sus días de inocencia y cuando carecía de dinero inútil y ganaba lo suficiente para comer. Cuando una bicicleta le resultaba mucho más divertida que un automóvil. Desde la bicicleta se veía el paisaje perfectamente bien y además montarla le ayudaba a mantenerse en forma. Volver a casa en bicicleta dejando atrás el Bois y los Champs Elysées y la Rond-Point. Mirar atrás y contemplar el tránsito formando dos hileras o columnas, y ver el Arco destacando su gran silueta gris en el atardecer.


Yo también tuve el día más felíz de mi vida y lo guardo como una joya. aunque pensándolo bien ¿se puede ser "más" feliz? no creo, debe ser una sensación térmica nomás, igual que la delincuencia. Seguro que cuando me vuelvan los años malos, cargado de problemas, arrugas y achaques, con la pelada pisándome dolorosamente los talones me voy a acordar de estos días como los más felices de mi vida, con eso me ayudaré a pasar las penas a menos que pierda la cabeza -en el sentido más literal de la palabra- recurriendo a la escopeta tal como hizo Mr. H.

Bien por Hemingway, que ha entretenido tantas horas de mi ociosa vida, bien por Muerte en la Tarde, libro de toros pero sobre todo acerca de España, que tiene un final maravilloso. Y bien por este último libro suyo que tuve la suerte de encontrar. Nprmalmente cuando uno ha leído mucho de un autor famoso empieza con las "obras maestras" y a medida que avanza va encontrando libros cada vez peores, no fue este el paso y casi nada de lo que he leído de Hemingway me ha desilusionado.

Y sobre la felicidad, bueno, es un espejismo que cambia continuamente. En estos momentos creo que sería "más" feliz si me contratara El Gran Circo de Oklahoma, donde hay un lugar para todos, incluso para Negro. Es curioso, pero en eso estoy.

Astroturismo

lunes, 28 de agosto de 2006

Me escribió mi amiga Fabiola Reyes contando como le había ido con su proyecto de Tour Astronómico en el pueblo de Ticnamar, en plena precordillera de Arica donde tenemos uno de los cielos más limpios del mundo. ¿Y quien lo sabe? ¿quien promueve esto? aparte de Fabiola y su agecia Gtravellers no se de nadie más que esté hablando de eso.

La cosa es que este fue un proyecto que se ganó a principios de año y ahora se materializó llevando a unos 40 alumnos de enseñanza media, a especialistas del observatorio Mamayuca de la Tercera Región y del grupo LowellV de entusiastas en astronomía de Iquique durante tres días al Primer Campamento Astronómico de la Primera Región. Una gran idea que no solo se dijo sino que además se hizo, cosa rara en este país de charlatanes donde el 90%de las cosas se quedan en la etapa de proyecto ¿quien sabe si de uno de esos campamentos surge un nuevo Galileo?. Felicitaciones Fabiola.

Y a propósito de proyectos que nunca se concretaron, yo presenté uno hace años que consistía en colocar una casa rodante en el Paradero de Ausipar para hacer circuito de trecking de ida y vuelta a la Virgen de Las Peñas, pero no en época de fiestas, sino durante todo el año cuando todo el camino y gran parte del pueblo está vacío. Me imaginaba llevar grupos de unos 10 turistas a un asado en Ausipar, esperar la noche y salir por el camino para llegar de madrugada al santuario. Un almuerzo ligero y un buen descanso en Humagata para luego volver en la tarde a la base de la casa rodante, otro descanso y a Arica de vuelta.

Creo que podría ser un treking de nivel mundial por su exigencia, los paisajes, la arqueología. En fin, todo quedó en proyecto para variar, cuando sea millonario lo voy a hacer sin tener que recurrir a los parásitos estatales, con mis propias lucas. Ya verán como me haré más rico y famoso ja!.

A propósito de lo mismo, me contaba Daniel que estuvo con Eric Goles que anduvo por estos lados. Y se fueron a recorrer el Valle de Lluta hacia arriba, me contaba que Goles quedó impresionado con el lugar, decía que el escenario natural, el clima perfecto, la seguridad, tranquilidad y bajo costo de vida lo hacían un lugar ideal para que se vinieran a vivir científicos y celebridades ya jubilados, que están buscando un hideway lejos de los problemas del primer mundo. Bueno, mis amigos Trotamundos de Alemania descubrieron eso hace mucho tiempo, ellos y unos pocos más están en el secreto.

No me cansaré de decirlo, Arica es un diamante en bruto con ventajas que nosotros ni vemos porque estamos anestesiados de vivirlo todos los días. No creo que sea facil econtrar otro lugar en el mundo con nuestro clima: sin veranos sofocantes ni inviernos frios. El Océano Pacífico, inmenso a nuestros pies y el desierto a las espaldas.La cercanía con Perú y Bolivia en fin ¿es una ciudad aburrida? ¡claro! y ojalá siga así. Arica no es Cancún, ni tampoco debería aspirar a esa idea ridícula, solo miren a Iquique "el Miami del norte" jaja.


Estuve viendo un largo discurso de Evo Morales ante la Confedración de Sindicatos del Trópico en Bolivia. Parece que Evo se está contagiando con la costumbre cubana de los discursos maratónicos, llenos de disquisiciones y apartes, pero en fin, pocas veces lo he visto leer un discurso, esta vez también improvisó y entre muchas naderías dijo algunas cosas interersantes que me dejaron pensando.

Habló sobre la estupidez de pretender "erradicar" los cultivos de coca; tiene razón, solo alguien muy tonto pudo imaginar que algo así va a funcionar. En Colombia, donde el gobierno sigue esta política de "coca cero" se cultivan más hectáreas que nunca y el precio de la carga para los campesinos es cada vez más bajo, lo que los obliga a seguir subiendo la plantación de hectáreas. La "coca cero" en Bolivia al final significó que los partidos políticos que apoyaron esa idiotez quedaron reducidos a cero.

Si los países que se sienten "afectados" con la producción de coca se dedicaran a ayudar a su industrialización y a la venta de los derivados inocuos se acabaría el problema porque los campesinos recibirían más plata por sus cosechas y la hoja de coca, en lugar de usarse por toneladas como materia prima para la cocaína se podría vender a mucho mejor precio molida en harina o en bolsitas de mate, igual que el té.

Pero la estupidez moralizante no tiene límites y tanto USA como la mayor parte de los países europeos prohiben importar o comercializar el mate de coca, que es tan inocuo como una taza de café común y corriente. Que se frieguen entonces, las hojas se seguirán usando para producir "de la buena" por culpa de sus propios e idiotas prejuicios. Sigan gastando billones de dólares por nada, porque el tráfico no lo van a parar jamás.

Mientras tanto en Santiago tuvimos tres asaltos en tres días seguidos usando el mísmo método (derribar la vitrina con un vehículo) y -claro- se trataba de los mismos delincuentes. ¿Que mejor prueba de que ya perdieron todo el respeto por la ley, esa ley que en lugar de dar miedo les da risa?. Ahora veo en la tele como dos homicidas confesos son dejados en libertad "vigilada", viven a pocos metros de la familia del tipo que mataron con saña ¿y como los dejaron libres? colaboraron para esclarecer el crimen y tenían "irreprochable" conducta anterior. Atención señor o señora: si alguien le cae mal vaya y tortúrelo hasta matarlo, después diga "si, yo fuí" y no pasará más de un mes encerrado. Ahora la justicia es rápida, mucho mejor que el sistema antiguo....claro.

¿Es que vivimos en el país de los imbéciles? no me contesten, ya se la respuesta. Y salen poíticos diciendo que "no podemos seguir repletando las cárceles" ¡suelten entonces a las decenas de miles de burreros, que abarrotan las cárceles y jamás han cometido violencia contra nadie y encierren en su lugar a asaltantes y asesinos!. ¿Que tipo de justicia existe cuando pillan a un tipo arriba de un vehículo robado que se usó para asaltar y lo dejan suelto porque no hay flagrancia? "es que hay que respetar la presunción de inocencia" saltan los chupatintas. ¡Presunción my ass! ¡entoncees que apliquen la presunción de inocencia al tráfico de drogas y no encerrarían ni a uno solo! ¡o a los que se niegan a la alcoholemia! ¿por que a unos sí y a otros no?.

¿Es que vivimos en el país de los imbéciles? no me contesten, ya se la respuesta. Hay una concertación del poder político desde la izquierda a derecha para defender el más costoso y estúpido fracaso de nuetra historia: la reforma procesal penal. Esa es la verdadera concertación, ningún juez, policía, abogado o funcionario se atreve a reconocer en público el desastre evidente. Los jueces que se atrevieron a hablar en su momento fueron purgados y perseguidos de manera implacable, hagan memoria nomás. Ahora todos mueren pollo.

Es increíble, bastó que secuestraran al hijo de un millonario para que todos los políticos se pusieran de cabeza a promulgar la reforma más absurda, improvisada y dañina de nuestra historia. Con el secuestro de Crisitian Edwards se cumplió eso de que el estornudo de un rico significó la pulmonía de los pobres. Eso nos pasa por vivir en el país de los imbéciles. Estamos rodeados.

Inacap y un mail

sábado, 26 de agosto de 2006

Estaba inspirado escribiendo sobre la mala prensa del capitalismo, de como USA pierde la guerra comunicacional incluso en su propio país por falta de ideas, pero me puse a releer y a medida que iba avanzando se prendía en la pantalla un imaginario letrero de neon que decía ¡Alerta Alerta ABURRIDO!.

Entonces tal como muchas veces cuando no me gusta algo que he escrito: grabé y lo tiré al limbo de las entradas frustradas. El asunto es bien interesante pero tendré que esperar a ver si algún día encuentro la manera de redactarlo de manera decente.

Y me quedé sin nada para poner hoy ¿y ahora, quien podrá ayudarme? justo cuando iba a empezar con que el clima en Arica ya no es como antes, o cualquier otra estupidez por el estilo, revisé el correo y me encuentro con un mail de Juan Carlos, que decía entre otras cosas:

"Llegue a tu pagina de pura casualidad. Resulta que soy estudiante de Ingenieria de Sistemas y el calculo me tiene atropellado, no tenia ni idea de para que sirven las derivadas y las integrales, y es dificil aprender o querer aprender algo que no se entiende el uso o por lo menos para que sirve.

Me meti en google y escribi "CALCULO DIFERENCIAL PARA DUMMIES" y el primer resultado de la busqueda fue una parte de tu pagina que hablaba de los usos del calculo diferencial y te confieso que ahora entiendo un poco para que sirven todas esas cosas que hasta hace solo unos dias calificaba como BASURA QUE NO SIRVE PARA NADA!!!. o si.. si sirven para obstaculizar mi camino a la obtencion de mi titulo de ingeniero de sistemas.

Esa parte de tu pagina me sirvio para entender un poco las razones del por que? del calculo ya que considero que el primer paso para entender algo es entender sus motivos, causas, razones, propositos, etc."

¡Que buena! escribí las matemáticas para dummies hace un montón de tiempo pensando justamente que a alguien que estuviera estudiando cálculo le podría dar una visión más completa del asunto. Yo sufrí el problema que me enseñaron de la manera usual, como una serie de procedimientos y operatoria sin tener idea de que se trataba.

No me explico como se puede enseñar matemáticas sin explicar la evolución histórica y por que se fue desarrollando cada una de las ramas de este lenguaje, es lo mismo que enseñar un idioma obligando a memorizar los sonidos, sin enseñar que significa cada palabra ¡y después se quejan que somos malos para las matemáticas!. En fin Juan Carlos, me alegro que te haya servido el asunto porque cuando lo publiqué lo pescaron re poco, malditos incurtos!.

Noche de viernes, hoy si que no salgo a ninguna parte: tic-tac tic-tac es lo único que se escucha en este templo del ocio, la Pilar viendo Tele y el Tomás jr. en su computador, cada cual dedicado a sus asuntos. Yo como siempre tomando un té verde (es muy diurético por lo que he visto) con los pies arriba del escritorio escribiendo cualquier cosa que se me ocurra. Había pensado en pedir algunas horas de clase en Inacap, como saqué un título de técnico allá pensé que sería una buena vuelta de mano. Pero viéndolo con más calma Inacap de hoy no tiene nada que ver con el lugar donde entré a estudiar en 1974. Ahora es otro planeta.

Ese año no había quedado seleccionado en la universidad y pensé estudiar cualquier cosa mientras postulaba el año siguiente. Fuí a Inacap a tomar algún curso de electricista o algo así pero la secretaria me convenció que me matriculara en Técnico Electrónico, que se daba en convenio con la U. Santa María. Desde el primer día fue una experiencia algo chocante. El Jefe de Carrera nos dijo que allí no habían profesores: todos eran instructores y a nadie se debía tratar de "usted". El trato entre profesores y alumnos sería de colegas informal y mutuamente respetuoso. Con los años, cuando yo he hecho clases siempre impuse lo mismo.

Muchas cosas raras tenía Inacap partiendo por el horario: las clases empezaban a las 8 de la mañana hasta las 10, luego venía media hora de opíparo desayuno gratis, gentileza del gobierno de Bélgica, a las 10:30 volvíamos a clase hasta las 13:30 luego cada uno para su casa a almorzar. Volvíamos a la tarde a las 15:00 hasta las 17:00 media hora para tomar once a costillas de Bélgica y luego de las 17:30 a las 19:30. Es decir 8 horas cronologicas diarias. En las mañanas talleres, en las tardes teoría.

Además de una formación excepcional en matemáticas (profesor Galleguillos, el gran gurú) y mucha teoría y práctica en electrónica pasé por los talleres de mecánica de banco, torno, fresa, soldadura al arco y oxiacetileno, conocimientos que me sirven hasta el día de hoy.

No se podía reprobar ni un ramo, una sola oportunidad, y la nota de aprobación mínima era 60% . Las pruebas eran exigentes pero factibles para cualquiera que se esforzara, no había ni un ramo corta cabezas. Otra cosa notable era que en el casino vendían cerveza libremente y al final del día muchas veces nos íbamos con los instructores a tomar unas, de esos años nació mi gusto por las chelas. En fin, una educación excepcional que me permitió después pasar por la universidad casi sin necesidad de ir a clases.

¡Ah la educación estatal! dirá más de un nostálgico. Nada de eso, fue la Universidad Técnica Federico Santa María que manejó en esos años con tremenda mística la formación de técnicos. Hoy Inacap con sus fastuosas instalaciones y afirulados profesores no es ni la sombra de la sombra de lo que fué en esos años. Y todo esto me vino a la cabeza a propósito del mail de Juan Carlos donde me cuenta que está en la universidad estudiando cálculo y no tenía maldita idea de para que pudiera servir toda esa cosa.

Y por si alguno de mis compañeros de esos años lee esto vaya mi saludo: Perrito, Chango, Sergio Gomez, Leon, Pato Salinas, Loco Barría en fin, me canso de nombrarlos: un abrazo para todos mis amigos de entonces y de siempre.

En la Island y el Serrvipal, joteando...

viernes, 25 de agosto de 2006

Vengo recién llegando son las 2:55 A.M. y como me está yendo muy mal se me ocurrió llamar a mi amigo el Mouse para que nos fueramos a tomar unas cervezas. Siempre es bueno juntarse con alguien que está peor que uno, eso invariablemente me sube el ánimo y esta vez no fue la excepción. Para hacer el cuento corto nos tomamos dos cervezas de a litro conversamos sobre nuestras respectivas desgracias y aprovechamos de pelar sobre las desgracias ajenas, porque también siempre se puede encontrar a alguien que esté peor que uno. Eso es santo remedio para subir el ánimo.

Al final terminamos comiedo unos sandwich en el Servipal donde hicimos el payaso tratando de jotear a unas chicas que estaban allí hablando puras grandezas con voz FM. El dueño del local y la cocinera se apretaban el estómago de la risa. Creo que hacía años que no nos reíamos tanto. ¿Que podría hacer uno sin amigos? me imagino el infierno como el lugar donde uno no es amigo de nadie.

Que diablos, me acabo de servir una taza del misterioso té verde que generosamente me regaló la Pilar hace unos días. Lo trae desde China una amiga de ella que es taiwanesa y no tengo idea cuales serán sus propiedades aunque conociendo a la Pilar me imagino para que debe servir el famoso tecito. En fin, ya veremos. En la foto pueden verlo, son una especie de pellets disecados se le echa el agua caliente encima cin lo que se hidratan y se convierten en hojas.

Hoy iba a escribir sobre algo muy importante, tenía unas ideas muy buenas pero lo siento mucho, todo se me olvidó ya son las 3:19 A.M. y ya me tomé el té verde. De lo único que me acuerdo ahora es del verso infantil ese de las vocaciones: "tinker, taylor, soldier, spy"; como no sirvo para nada de eso tendré que dedicarme a hacer clases parece. Aunque sea por un tiempo y para salir del paso.

Es irónico pero cuando mejor lo paso es cuando las cosas andan mal. Hacía mucho tiempo que no me divertía y no me reía tanto como hace un rato cuando payaseabamos en el Servipal, como siempre en estas cosas opera la Ley de las Compensaciones. Ahora me voy tranquilito a dormir y mañana no estaré operativo hasta pasado mediodía así es que si me disculpan, tengan todos ustedes, mis amigos, muy buenas noches.

País de Innovadores

jueves, 24 de agosto de 2006


Cada día me topo con más artículos acerca de la innovación, cosa que se puso de moda desde que andan unos billetines del royalty minero dando vueltas por ahí. Y bueno, cada vez que leo sobre esto me acuerdo de don Hugo Mozó, el innovador y visionario quien fue el primero en ver las potencialidades del riego por goteo en el Valle de Azapa. No hace mucho, con motivo de su muerte yo conté acá mismo su historia, si no la han leído les recomiendo que la revisen, es muy instructiva, le puse Nunca seas Pionero.

No fue tan grave el que haya perdido mucho, como el haber muerto con fama de loco, lo que en un país tan conservador como el nuestro es el peor estigma que alguien puede tener. No ser "serio", hacer el ridículo es parte de los miedos más ancestrales de nosotros los chilenos y eso explica por que la innovación jamás florecerá mientras haya democracia, porque tenemos una aversión enorme a los que se salen de la norma.

Antes de hacer cosas innovadoras tendríamos que aprender a ver las cosas de manera innovadora sin reirnos ni ridiculizar a los que así lo hacen. Nunca en Chile saldrá nada novedoso si las personas siguen apegadas a lo políticcamente correcto, para tener innovación se necesita que la gente se acostumbre a tomar cada idea común y ponerla patas arriba, buscar la quinta pata al gato, decir lo que a nadie se le ha ocurrido decir antes, observar lo poco común, lo raro.

Pero que pasa, nuestra sociedad detesta y ridiculiza a los locos, la originalidad es un defecto socialmente grave y sancionado duramente con la burla y el ridículo, todos tendemos a igualarnos, a no sobresalir, partiendo por cosas superficiales como la apariencia, los modales y la ropa hasta llegar a lo más importante que es la manera de pensar, de ver las cosas y resolver los problemas.

¡Si hasta la "irreverencia" es políticamente correcta! solo tienen que leer "The Clinic" que es el icono de la irreverencia en Chile ¿se ha hecho de enemigos por atacar duramente a los poderosos? ¡claro que no pues! la "irreverencia" a la chilena consiste en atacar a los que ya perdieron el poder y no pueden hacer nada para defenderse, es evidente que jamás se atreverían a tratar a la esposa de un presidente en ejercicio como tratan -digamos- a la esposa del General Pinochet, así, la irreverencia no es otra cosa que una apariencia de falta de respeto, una versión del "nunca quedas mal con nadie" que solo pega con fuerza a los que no pueden defenderse. Y a la gente común eso le encanta "estos si que son choros" piensan "pero no se propasan"..

Es tán ridículo todo este asunto que cada vez que un gurú se refiere a la innovación invariablemente pone como ejemplo lo que pasó en Asia, lo que pasó en Silicon Valley, lo que pasó en Irlanda o en Nueva Zelanda ¡están convencidos que innovar consiste en copiar a los que les ha ido bien!, no pues, no entienden nada. Porque imitar a los exitosos es lo mismo que cuando a un negocio de empanadas le va bien, y luego cincuenta tontos se ponen al lado a vender las mismas empanadas pensando que descubrieron América. Ya pasó la vieja hace rato en esos países.

En verdad no es tanto un asunto de genes como cultural. Hubo en Chile unos años en que la innovación puso al país patas arriba. Cuando Sergio de Castro eliminó todos los controles de precios y salarios todo el mundo iba en dirección contraria, pocos años antes en el bastión del capitalismo, Richard Nixon había puesto controles de precios por primera vez en décadas. Cuando a José Piñera se le ocurrió lo de las AFP el agumento de todos fue "¡pero si eso no existe en ninguna parte del mundo, está loco!", precisamente, y no estaba loco. Claro que era una dictadura y la opinión de los chilenos no se tomaba en cuenta: eso lo explica todo.

Como yo siempre me quejo a lo capitán Araya, sin practicar lo que predico, esta vez voy a hacer lo que digo: tomaré el argumento cliché de la innovación y lo voy a poner patas arriba. ¿Es tan importante la innovación para Chile? no lo creo, si ni siquiera las cosas rutinarias las hacemos bien, ponernos a innovar, mal más encima, solo será un gigantesco derroche de tiempo, recursos y energía. Mucho más importante es hacer mejor lo que ya hacemos, tuvimos bastante innovación en los ochentas pero desde entonces hemos ido de mal en peor.

Por lo demás la idea de masificar la innovación, convirtiendo a todos los chilenos en creativos es bastante estúpida. En todo el mundo los innovadores son una minoría mientras la gran mayoría hace el trabajo bruto y rutinario de explotar día a día lo que otros inventaron. Si la innovación tiene valor es justamente porque es escasa.

¿Es fundamental la innovación para el desarrollo económico? tampoco lo creo, cualquiera que conozca el Perú o Bolivia, países con enormes problemas ecoómicos sabe que son mucho más creativos que en Chile. No es la cantidad, sino la calidad de las innovaciones lo que vale, es trabajo de unos pocos, mientras que la gran mayoría se deben dedicar simplemente a ser más productivos: producir más y mejor en menos tiempo: con eso basta y sobra.

Como en su propia casa

miércoles, 23 de agosto de 2006



Angellini en Arica: entre las cosas que conversábamos anoche, estaban los recuerdos de cuando Anacleto Angelini, uno de los Fortune 500 del mundo, vivió en Arica. Gonzalo Melús y Nelson Navarro lo conocieron en esos años y recordaban bien a él y su jefe el italiano Ricardo Varenne. Cada día se iban Varenne y Angelinni en una motoneta desde la pieza que arrendaba este último en una residencial frente al Hogar del Niño, hasta la playa donde tenían la planta.En esos años don Anacleto no tenía donde caerse muerto y estaba muy lejos de llegar a ser una de las fortunas más grandes de América Latina.

¿Como inició Angellini su billetón?, en gran medida por una afortunada casualidad que aprovechó muy bien. Resulta que Veranne se vino a instalar a Arica con una pesquera, pero no para harina de pescado sino que para "perlas de mallorca", unas perlas falsas que se fabricaban en base a las escamas del pescado. El negocio, Pesquera Eperva, era muy modesto pero les permitía mantenerse durante algunos años. Finalmente al borde de la quiebra Varenne le vendió por muy poca plata las pequeñas embarcaciones y la planta a Angellini, dicen que prácticamente la regaló para no tener que afrontar las deudas.

En esos mismos años, fines de los 50 y 60s, un genio de los negocios de Tacna de apellido Banchero armó en Perú un imperio de la pesca inventando desde cero el negocio de la harina de pescado, pero el negocio que era fabuloso en Perú en Chile no era rentable ¿por que? en Chile solo se permitía fabricar harina en base a anchovetas, mientras que en Perú la hacían con casi todo lo que podían pescar. Ahí estaba la diferencia.

En esos años Angellini tuvo su minuto de oro; se levantó la prohibición de "solo anchovetas" en Chile y se amplió a varias otras especies, justo comenzó también el boom de los pollos en el país con los que su producto tenía mercado asegurado y un crecimiento exponencial. Su complejo pesquero llegó a ser el más grande de sudamérica y su patrimonio personal en 1997 ya era de 2.500 millones de dólares, una de las mayores de Sudamérica. Mucho tuvo que ver la estrecha relación de Angellini con políticos, particularmente la familia Zaldivar y la habilidad con que se manejó durante el gobierno de Allende. en esa época construyó su fortuna. Nada mal para un ariqueño que vivió durante años sin un peso en el bolsillo ¿no?.

A propósito de lo mismo, cada cierto tiempo llegan a mi mail "trade alerts" con supuestos datos de acciones que en el corto plazo van a alcanzar gran valor. Si esas acciones valieran algo, el que tiene el dato se cuidaría mucho de no contárselo a nadie, el hecho de que sean publicitadas es el mejor indicio que no valen nada. Me demoré un montón de años en comprender que las cosas tienen valor cuando escasean y que para que alguien se haga rico necesariamente deben crearse cientos o miles de pobres: si todos fuesen ricos el dinero no valdría nada, es lo que pasa con la inflación por ejemplo. La riqueza de uno siempre empobrece relativamente a los demás, cosa evidente pero que a los igualitaristas les cuenta un mundo aceptar.

Me escribió Marco desde Tacna contándome que en pocos días más va a obtener la nacionalidad chilena, o sea será peruano en Perú y chileno en Chile. Me dejó pensando que a mi me encantaría ser peruano y boliviano además de chileno, poder votar, meterme en política de ellos y todo eso ¿por que no? si Arica es cosmopolita. Y conste que yo soy muy patriota y orgulloso (inmerecidamente, seguro) de mi país. Pero la verdad es que acá en Arica somos también un poco peruanos y un poco bolivianos, es un hecho, yo voy a una peña de Tacna y me emociono cuando tocan

Ciudad hermosa, Tacna!,tierra preciosa, Tacna!,
va derramando, Tacna!, heroicidad.
Y en nuestra historia, Tacna!,brilla tu gloria, Tacna!,
como una aurora de alba majestad

Para hacer el experimento anoche le pregunté a mis amigos que si pudieran nacionalizarce con facilidad en Perú y Bolivia, si estarían dispuestos a hacerlo. Todos me contestaron que por supuesto. Claro que no es ninguna gracia,, ellos han vivido y se mueven en esos países como en su propia casa

"Le tengo una noticia mala y una buena"

martes, 22 de agosto de 2006


En vista de que la jetta parece haberse ensañado con nosotros, junto con mis amigos decidimos hacer un machittún para espantar la mala suerte. Que mejor que preparar una paella. Y para que fuera como Dios manda invitamos al españolísimo Gozalo Melús, uno de los patriarcas de Arica, llegado a la ciudad en los sesentas desde la Madre Patria; el sería nuestro juez para decidir si quedó buena o no- Además invitamos a nuestro buen amigo Atiliano conocido gourmet y maestro en el arte de preprar paellas, que en estos días se va de Arica, así también aprovechamos de despèdirlo.

No se si irá a espantar o no la mala suerte, pero lo pasamos del one, comimos también un pulpo a la croata.y lonchas de jamón como aperitivo, todo bien regado con abundante vino San Peter. Así, aunque la mala suerte se ensañe con nosotros por lo menos no nos va a pillar mal alimentados ni menos con sed. Una noche muy buena, llena de anécdotas que terminó a altas horas de la madrugada, y con todos más doblados que un madrileño churro.

Me escribe Cris desde USA preguntando "a ver si alguien suelta la receta del mango-sour de la picá del muertito, He oido que es muy rico y se conoce en Santiago, New York y London". Bueno Cris, no he tenido el gusto de probarlo (un error que pretendo enmendar lo antes posible) pero averiguando por ahí me dicen que más que la receta el secreto está en el sabor del mango de Azapa que, como se desarrolla en un lugar con poca agua y mucho sol tiene una concentración y aroma únicos. Al faltar el agua, el arbol concentra toda su energía y azúcares en el fruto, que es la supervivencia de la especie y por eso es el sabor tan intenso de los mangos de Azapa.

En todo caso las proporciones de la receta son muy variables, la más tradicional es. una parte de jugo de mango, una de jugo de limón de pica o lima y dos de pisco de 35 grados, las variantes son infinitas.

A propósito de La Picá del Muertito, que es el restaurant más famoso del Valle de Azapa yo le conozco bien la historia porque me toca de cerca. Resulta que en los años ochenta una tía de la Pilar -hoy muerta- era la delegada municipal de Azapa (una especie de mini-alcalde). En ese tiempo el cementerio, que existe donde mismo desde tiempos prehispánicos, estaba totalmente abandonado y en ruinas como muchos otros cementerios del desierto y entonces doña Raquel Gomez (así se llamaba la tía) contrató a un caballero que vivía muy humildemente junto al cementerio para que se hiciera cargo de la mantención.

Este caballero se llamaba Jaime Tapia, quien junto con doña Mirta, su esposa comenzaron a limpiar, arreglar y hacer calles en el cementerio convirtiéndolo en un lugar mucho más ordenado y limpio. De pronto los ariqueños comenzaron a darse cuenta que era mucho más barato comprar una tumba allí, en la arena y muchas familias empezaron a enterrar a sus muertos en Azapa en lugar del atiborrado Cementerio de Arica. A mediados de los ochenta ya era una moda ir a descansar los huesos a Azapa y mucha gente de plata empezó a pedir ser enterrados allí cuando estiraran la pata. Allí se enterró al famoso arqueólogo ariqueño Percy Dauelsberg, allí enterramos a mi padre en medio de una gran inopia y dos de mis mejores amigos, Luis Herrera y el Pepe Drago también están pelando sus huesos al sol allí de un modo muy confortable, o al menos eso espero.

Pero sigamos con la Picada del Muertito, don Jaime, el cuidador fue muy perspicaz al ver que cada día llegaba más gente al cementerio,no solo adentro del terno de palo sino también muchos vivos y así fue como empezó a vender bebidas, cervezas, sopaipillas y picarones, que fueron el inicio de su fama y fortuna.Como en Arica existe la tradición de hacer fiestas y comer en los cementerios el negocio empezó crecer más y más y entonces fue cuando doña Mirta descubrió que tenía mano santa para la cocina: el chanchito, conejo, cordero, pastel de choclo, en fin, lo que prepara le queda rico.

El local formó su reputación y muchos famosos empezaron a llegar para ver si era tan bueno como decía la gente. Eran los años del Gobierno Militar y una vez don Hugo Mozó llevó al General Pinochet a comer allá y le gustó tanto que cada vez que pasaba por Arica se arrancaba -con todo el dispositivo de seguridad a la siga- para la Picada del muertito a comer unas sopaipillas pasadas.

Y así fue como la clientela fue creciendo, ahora la Picada, que queda casi en la puerta del cementerio, es parada obligatoria para todos los que van por esos lados. Si alguien no la conoce se la recomiendo, es muy buena, excepto cuando es la temporada de moscas en Azapa (enero-febrero si no me equivoco), ahí si que no se puede comer nada..

Y esa fue la triste historia de mi jetta y mis amigos finados. Y las felices historias de la paella y la Picada del Muertito. Ya lo ven, igual que en el chiste: tengo una noticia mala y una buena.

Nobleza obliga

lunes, 21 de agosto de 2006

Desde que mi camioneta se cayó del Morro, es decir desde enero y me quedé sin segundo auto, he estado tratando de poner operativo a mi querida lata de Kem Piña, ya lo desabollé, lo pinté, le saqué la revisión técnica, aguanté estoicamente las burlas por el color de los malditos envidiosos y ahora estoy pidiendo la prescripción por los permisos de circulación atrasados. En cuanto termine este último trámite podré por fin dejar el CRX para que lo use la Pilar y tendré movilización independiente, lo que -entre otras cosas- me permitirá volver a mi añorada casa rodante que no he podido ocupar desde enero por falta de vehículo.

Cuando la Romanet anduvo por estos lados, hace como un mes, sacó un par de fotos muy buenas de La Lisera, para descargarlas hagan clic derecho en los link y pongan "guardar destino como", los link son los siguientes Foto1 y Foto2, especial para que los ariqueños en el exilio las usen como fondo de pantalla. ¿Como nadie de la tele le ha puesto el ojo a esta chica? ¿es que los busca talentos están ciegos o que?.

El otro día estuve releyendo "On Ants and Men" (sobre las hormigas y el hombre) de Caryl P Haskings, un libro muy interesante escrito en los años 40 donde se estudian las distintas formas de organización social de las hormigas durante la historia de la tierra y luego se hace un paralelo con las organizaciones sociales humanas: anarquismo, monarquías, democracia, fascismo, etc. Hay muchas cosas sobre las hormigas que no imaginamos, por ejemplo ellas están en la cúspide del reino animal en términos de adaptación evolutiva, muy por encima de la raza humana. Las hormigas son muchos millones de años más antiguas como especie que los hombres y han pasado por las más diversas formas de organización social, con bastantes paralelos con las formas de organización humana.

Otra cosa notable es que las hormigas a medida que han ido refinando y perfeccionando sus organizaciones sociales, pasan a tomar como sociedad una forma similar a la de un organismo unitario. Por ejemplo cada uno de nosotros nos vemos como algo único e indivisible, pero no es así, estamos constituídos por miles de millones de organismos vivos que funcionan organizados al unisono: las neuronas de nuestro cerebro, los glóbulos, las bacterias de nuestro estómago, las células de nuestro cuerpo son todos individuos que nacen, crecen a veces se reproducen y finalmente mueren, en verdad nosotros morimos completamente muchas veces antes de estirar la pata y cada 10 años se puede decir que somos personas casi completamente nuevas. O sea los seres vivos complejos somos similares a un hormiguero, muy bien organizado con muichísimos seres vivos diminutos y relativamente independientes. En fin, el libro es muy estimulante a la imaginación y da mucho que pensar.

A mi, que desde niño fuí aficionado a observar las hormigas -ocupación ideal para un perfecto ocioso como yo- me llamó la atención el libro apenas vi el título y leerlo me resultó todavía más interesante. Si quieren desvelarse y tener material para especular por un par de días, les recomiendo que lean ese libro extraordinario. Los antiguos alemanes tenían la idea que el hombre es un "pequeño mundo" (kleine welt), al menos así salía en el Fausto de W. Goethe. Quien sabe si nosotros mismos no seremos -sin imaginarlo- bacterias en el estómago de algún inconmensurable gigante o nuestro planeta sea parte de los átomos de un bicharraco sumamente grande. En fin, no hay locura que la mente humana no pueda imaginar, y hay mas cosas en el cielo y la tierra que sueños en nuestra filosofía. Esa fue mi filosofía barata de hoy, cortesía del libro del señor Haskings.

Ah, y en El Mercurio de hoy domingo aparece mencionado este picante blog entre "los imperdibles de la web chilena", ¡que gran diario es El Mercurio! ¡qué calidad de sus periodistas!. En fin, de puro agradecido me fuí a comprar un ejemplar para que lleguen algunos centavos más a la cuenta corriente de don Agustín Edwards, bien merecido señor, El Decano es un gran diario, siempre lo he dicho. En fin, muchachos del Mercurio, ya va la coima por Correos de Chile, tengan paciencia.

Hablando en serio, yo me tomo con Andina estas cosas, me encanta que me hayan mencionado por lo que amplía el círculo de mis amigos y hace algunas cosquillas a mi desmesurado Egon, pero la web está llena de sitios buenos o entretenidos, no hay que buscar mucho. Hoy mismo por ejemplo me encontré con el blog de Patricio Padilla un dirigente estudiantil, ¿que me puede interesar a mi un político cuando son todos una manganada de vacunas?, bueno, sorprendentemente este blog me entretuvo un montón, así es que si quieren leer algo bueno, visítenlo. Ya que me recomendaron yo recomiendo a otro, nobleza obliga, además ese es el espíritu de Internet.

Amereida

domingo, 20 de agosto de 2006

Me escribió Fernando Antequera, arquitecto, amigo y dueño de uno de los mejores restaurants de Arica, el Terra Amata: "Recorde que te habia ofrecido el texto del manifiesto del 15 de Junio de 1967 de la Escuela de Arquitectura de la UCV y tambien recordando que no es conveniente deberle nada a un Bradanovic...", bien Fernando, te libraste de la maldición gitana y me alegro que los vapores del vino de esa ocasión no hayan hecho mella en tu memoria.

Bueno, como les conté antes (a estas alturas creo que todo ya lo he contado antes), Fernando tuvo la suerte de estudiar en la Católica de Valparaíso en los años de la Reforma Universitaria cuando su Facultad de Arquitectura declaraba en el famoso manifesto "Una ola de cobardía cubre nuestra América cobardía que nos oculta ya en la frustración o el complejo de inferioridad o en la desesperación de las violencias, Frente a tal cobardía, nosotros proclamamos el lucido coraje que, lejos del arrebato y las transacciones, es viril porque es virtud". Y así seguía, hasta concluir que "Por tanto, declaramos caducas por incapaces las autoridades vigentes de la Universidad Católica de Valparaíso. No reconocemos la tuición del Rector, del representante del Gran canciller, ni del actual consejo superior. Declaramos acéfala la Dirección de nuestra casa de estudios y proponemos su reestructuración, a fin de que , por ejemplo, la vivienda, la sociedad, la historia y el urbanismo en América latina, puedan ser vistos con ojos propios".

Que tiempos, a fines de los sesenta yo leía en la Ercilla y Paula lo que estaba pasando en las universidades y hubiese dado un brazo por estar ahí, pero apenas estaba entrando al liceo. Mala suerte. Pensaba colocar una foto de la Ciudad Abierta de Ritoque, pero al final las personas son más importantes que los edificios, mejor puse esta de Carlos Cruz que fue quien empezó todo el alboroto. Al final de la reforma creo que lo único que valió la pena fue el movimiento de Arquitectura en la UCV, en el resto de las universidades fué un desastre que se disolvió en peleas, anarquía, vacunas y oportunistas dignos de una mini Revolución Francesa, Igual me habría encantado vivir ese período, aunque fuera por la pura diversión. Y a propósito del restaurant Fernando me dice que ampliaron la carta y los vinos, espero ir pronto a comprobarlo personalmente, si es que Allah no dispone otra cosa.

Otro aburrido sábado de invierno en Arica, anoche nos estuvimos tomando unos tragos en la casa del Rucha ¡tomando en la casa, igual que los viejos! así es como se agotan las reservas morales, cualquier día sin darnos cuenta vamos a juntarnos con las brujas para hacer un asadito. Se me revuelve el estómago. La cosa es que el Rucha me viene ofreciendo desde hace años enseñarme a pescar, él es experto y saca grandes lenguados de Las Machas y Corazones, cada vez que nos tomamos unos tragos quedamos de acuerdo para salir a pescar "el próximo fin de semana" y así ha sido desde hace unos 7 u 8 años, jamás hemos ido a ninguna parte.

Cae la noche sobre nuestro aburrido pueblucho ¡aburrido será para mí! me imagino que los comedores, el bar y la sala de juegos del casino se deben estar llenando, las chicas disco en la ducha o arreglándose para la salida, en el The End ya deben haber abierto y lo mismo con los bares de 18 de Septiembre, los primeros autos dando vueltas por la Isla del Alacrán. Mucho más tarde se empezarán a poblar los antros como el Paganos o el Barrabás, y a altas horas de la madrugada llegarán los más curados a rematar a la Playa Las Machas. Una noche más, una noche menos de sábado en Arica.

Y yo con nada bueno que contar por ahora, al contrario. A propósito, ¿han leído El Coronel no tiene quien le Escriba? es uno de los pocos textos buenos de García Marquez, una copia o variante -para decirlo diplomáticamente- de El Viejo y el Mar de Hemingway.,Bueno, yo ando más o menos igual que el coronel, revisando el mail a cada rato, ¡claro que ni muerto vendo el gallo!. En fin, no es primera vez y dudo mucho que sea la última..

Millones de nuevos escritores

sábado, 19 de agosto de 2006


Se ha hablado hasta la nausea acerca de los efectos de Internet o de alguna de sus aplicaciones como los blogs. Casi todos repiten los mismos clichés y por eso rara vez escribo algo sobre el asunto, pero hoy en la tarde leyendo "Islas a la Deriva" se me ocurrió algo sobre lo que no recuerdo haber leído: ¿se han puesto a pensar cuantas personas en el mundo que antes no escribían ni una letra ahora están escribiendo regularmente?, bueno, dirán ustedes ¿y que?.

Yo creo que en un cálculo conservador podríamos decir que unos 200 millones de personas están escribiendo regularmente en su blog, en su enorme mayoría cosas triviales y tontas como cuando yo cuento sobre mi plato favorito, el último arreglo del auto o alguien hace un elaborado ensayo sobre su perro. Otros son políticos, economistas o profesionales de lo que sea que escriben acerca de sus especialidades y así. Pero el caso es que son muchas las personas que están redactando regularmente y algunos como yo, escriben todos los días alguna cosa nueva tratando que resulte original o entretenido (vano intento la mayoría de las veces).

Bueno, diran ustedes de nuevo ¿y que?. Yo siempre escuchaba que el que redacta de manera ordenada, el que se expresa bien, piensa de manera más ordenada, articula mejor las ideas. Recuerdo un profesor que colocaba con lápiz rojo en mis pruebas "si escribe desordenado entonces piensa desordenado". La cosa es que hay unos 200 millones de personas, por parte baja que antes no redactaban y ahora lo hacen regularmente y si se cumple eso de que la buena redacción ayuda a pensar mejor, no importa el contendo o las cabezas de pescado que escribamos, en cierto modo nos estaremos entrenando para pensar de manera más ordenada y articulada.

Me gusta esa idea, que por un acto espontáneo de vanidad, afan de figuración o lo que sea, la gente que está escribiendo regularmente reciba de manera inconsciente, como efecto secundario algún entrenamiento útil para tomar mejores decisiones o lo que sea. Claro que eso de que las decisiones sean mejores es algo que está por verse. Habría que esperar unos 10 años a ver si pasa algo. Yo por lo menos escribo para afinar la redacción y para entretenerme.

Volviendo al libro (islas a la Deriva es una mala traducción de "Islands in the Stream" o sea islas en la corriente del golfo) fue una gran sorpresa porque yo creía haber leído todo lo de Hemingway, años atrás leí varios volúmenes de las obras completas y si leí este libro entonces se me olvidó, no lo creo posible porque jamás me olvido una línea de lo que leo. En fin, se trata de una novela autobiográfica escrita en el estilo H. donde se idealiza el mismo, a sus hijos, a un amigo (¿será Fitzgerald?) cuando vivió en la isla de Bimini.

En casi todos los libros de Hemingway él mismo es el personaje principal, con distintos disfraces, siempre retratado como un héroe, tipo duro, interesante, en fin. Lo notable es que incluso cuando se idealiza el personaje no pierde la simpatía, eso es genial porque a nadie le gusta leer sobre tipos que se retratan a si mismos como perfectos, pero la vanidad de Hemingway es tan trasparente y su oficio tan bueno que ni siquiera molesta que se ponga como héroe, incluso se las arregla para caer bien.

En fin, no tengo muchas ganas de poner una línea más. Como siempre iba a escribir sobre otra cosa pero me chingué. Mi tema de hoy iban a ser las hormigas, era un asunto interesante pero me puse a teclear y salió otra cosa. Nada que hacer, será hasta mañana.

Arica Hot

viernes, 18 de agosto de 2006

Hoy mi querida suegra me dió un golpe psicológico, siempre me quejo de lo mal que cocina pero esta vez preparó mi plato favorito: pasta (corbatitas) con salsa y queso, de postre mandarinas y plátano con yogurt, un almuerzo perfecto, algo me va a pedir, no puede ser gratis tanta belleza. Resulta que años ha, en mi etapa de hambre, cuando mi mamá recibía alguna plata ese era nuestro almuerzo de fiesta y a mi se me quedó pegado en la mente que es el mejor manjar que puede existir, ya saben si alguna vez me quieren invitar a almorzar: tallarines, salsa y queso.

Hace tiempo que no escribo sobre pornografía. Resulta que ayer estaba viendo el noticiario de Televisión Boliviana y me encuentro con un reportaje a las noches hot de la Sunset acá en Arica. Hace unos tres o cuatro años atrás estábamos con mi amigo el Mouse tomándonos unas cervezas en la Isla del Alacrán y pasó una camioneta repartiendo free-pass para esa noche en la Sunset, como el Mouse es puntudo se arrebató un par y para allá nos fuimos, a eso de las 2 A.M. Justo estaba empezando el show con unos strip-tease, luego unos vedettos y finalmente empezaron los concursos donde participaba el público.

Juegos de penitencias y cosas por el estilo, el asunto es que al poco rato estaban haciendo sexo en vivo, hombres y mujeres del público, ahí mismo en la escena. Bueno, los que pudieron porque otros subieron y no tuvieron el requisito físico fundamental para hacer la cosa. Al final todos se divertían bastante, tanto los perfomers como los mirones, incluso los que no estuvieron a la altura de las circunstancias. La verdad es que no me entusiasmó personalmente, por decirlo de alguna manera, pero lo encontré divertido y muy interesante desde el punto de vista turístico.

Yo había estado en shows de sexo en vivo en Frankfurt, Tokio y Macao, pero siempre hecho por profesionales, no había visto nunca que gente común y corriente se suba al escenario a darle. Siendo todos mayores de edad no le vi ningún inconveniente aunque supuse que iba a ser una moda que iba a durar poco. Me equivocaba, han pasado los años y Arica debe ser el primer y tal vez único lugar de Chile con estos espectáculos. Bien por Eduardo Zarzar, dueño de la Sunset (que me decía "Travolta" desde que me vió bailar en un desafortunado año nuevo) me parece un excelente aporte para la ciudad.

A propósito de esto existe todo un movimiento underground en Arica del que los ariqueños corrientes casi no tenemos idea, la ciudad es muy bohemia según me contó hace un tiempo una chica de la noche cuando fue el congreso de electrónicos y salimos de excursión por los sitios del pecado, hay un fuerte movimiento de gays y lesbianas que tiene su propia discotheque, sex bars, prostitición y todo eso. Claro que a la manera ariqueña, todo discreto, ni siquiera se notan. Muy bien me parece, Arica debería ser la Sin City de Chile, sería excelente si la ciudad se convierte en la capital del turismo sexual, me gustó la idea "haga el amor, no la guerra".

En fin, hoy iba a escribir de que un buen fin siempre justifica a los medios, hasta le mandé un mail a Ari con algunas ideas sobre eso pero me parece algo tan evidente y aburrido que ni vale la pena, en fin, si alguien duda que un buen fin siempre justifica a los medios que me pregunte nomás, yo se lo explico en un 2x3.

Empresarios y buena vida

jueves, 17 de agosto de 2006


Me quedó dando vueltas el certero palo que me pegó Francisco en un comentario anterior: si me creo tan inteligente ¿por qué entoces no soy un próspero empresario? ¿ah?. Buen punto, vamos a ver como me saco este pillo.

Bueno, primero que nada creo que las personas servimos para ciertas cosas y para otras no: yo por ejemplo soy un desastre bailando, reconociendo caras, no soy capaz de estar de pie mas de 15 minutos seguidos, tengo dos manos izquierdas con puros dedos gordos, tengo un polígrafo incorporado porque apenas digo una mentira me pongo colorado, me enfurece que alguien pretenda darme órdenes, no soporto ver tele, ni puedo leer dos páginas de algo técnico sin caer dormido, en fin, la lista de mis defectos es bien larga.

Nada que no se pueda superar pero yo creo en la teoría de las ventajas comparativas, sería muy tonto y frustrante si me dedico a las cosas que hago mal, lo lógico sería dedicarme a lo que creo hacer mejor.

También hay diferencias de lo que uno espera de la vida, todos hacemos permanentemente cálculos costo/beneficio acerca de lo que queremos y que estamos dispuestos a sacrificar y la manera de sacar ese cálculo es diferente para cada persona, en mi caso creo que es muy diferente de la mayoría porque mi escala de valores no es muy estandar que digamos. Muchos sacrificios que a la mayoría le parecen normales para mi son inaceptables y viceversa. Por eso he tomado muchas decisiones que a otros les parecen ilógicas o imprevisibles; son imprevisibles porque no sospechan como pienso, si me conocieran sería previsible como un reloj.

En un costado de este blog tengo un texto de Plutarco donde habla de Tito Quincio Flaminino en estos términos "Siendo por carácter muy amante de honores y codicioso de gloria, aspiraba a hacer por sí acciones generosas e ilustres, y se complacía más en hacer bien a los que a él acudían que en ganarse la voluntad de los poderosos, considerando a aquellos como objetos de su virtud y a estos como rivales de su fama", el texto es muy bueno porque capta bien lo que mueve a algunas personas, fíjense que empieza diciendo "siendo por carácter" o, lo que es igual, por naturaleza, es decir algo que lo trae de manera tan natural como la forma de la nariz o la huella digital.

En el mismo texto dice "los beneficios los llevaba hasta el extremo, mirando constantemente con amor e inclinación a aquellos a quienes había favorecido como si hubieran sido sus bienhechores, teniéndolos por la mejor posesión; así los conservó siempre en su amistad y se interesó por ellos". Bueno, más o menos así me gustaría ser, esas son cosas que encuentro deseables y simpáticas. Nada más lejos de lo que se necesita para ser empresario. En fin, creo que ahi está la explicación. Además en su momento traté de ser empresario; me fué pésimo y lo pasé horrible, jamás sentí que estaba haciendo algo que valiera la pena.Hay que reconocer cuando uno no tiene dedos para el piano.

En fin, pasando a otro tema -que de alguna manera está relacionado con lo anterior- leí algo muy interesante en un blog de USA (¡no anoté la dirección!) decía que los americanos se han ido obsesionando con la idea de "la buena vida" y cada vez soportan menos las incomodidades y molestias que antes eran naturales, me acordé haber leído a Mila en su blog donde ella se preguntaba como cuando era niña soportaba vivir sin aire acondicionado, Es un asinto bien interesante no solo en USA sino que a todos nos pasa lo mismo; cosas que antes tomábamos como naturales ahora nos parecen una tortura insoportable. Me pregunto que pasaría ai volvieran los racionamientos de agua potable o la fumigación aérea que tuvimos durante años en la Arica de los 80s ¡estallaría una revolución!. O tal vez no, somos demasiado flojos para eso.

Una pieza de museo

miércoles, 16 de agosto de 2006


Los que me conocieron en la Zona Franca hasta el día de hoy me asocian con el computador Casio FX900P, que fue muy importante en mi vida. Nunca había escrito sobre esto, estoy seguro. El FX-9000P es hoy una pieza de "vintage" y con los años seguramente van a valorizarse porque se fabricaron muy pocos, yo solito vendí unas 120 unidades que me dieron de comer durante varios años. Cuando salieron cada sistema se vendía en 2.500 dólares (incluído mi 10%), pero con los años fueron bajando considerablemente.

Todavía no existía el Atari ni el Comodore, aunque un par de audaces habían importado el Radio Shack TRS-80 desde USA, así es que cuando el Casio apareció en Arica fue una revolución. De un día para otro me entregaron uno para "jugar" pasé dos días sin dormir encerrado en mi pieza, entre manuales y teclas. Lo presentamos a los pocos días en una exposición que hizo la Universidad del Norte en Arica donde estaban las principales empresas de computación de Chile.

De un día para otro ese computador cambió mi vida y mi estatus social, ayer yo era el muerto de hambre de la polera azul o café, hoy estaba exponiendo en un stand donde venía Carlos Lauterbach, Drago Eterovic, la gente de Basic Four, Cientec y de las empresas más importantes a jugar con el equipo que yo mostraba, más orgulloso que un pato de silabario. Era técnicamente muy innovador: con CPU Zilog Z80 a 2.75 mhz, un sistema operativo en 12 Kb de ROM y lo más novedoso: su memoria continua en cartuchos desde 4 hasta 32 kilobytes (¡ese era el máximo disponible!).

Una joya a la manera japonesa; habían copiado descaradamente un computador Hewllet Packard pero le habían mejorado varios problemas de diseño además el sistema operativo fue escrito desde cero y era muy robusto. Un par de años después en Tokio me tocó conocer la minúscula división computadores y conversar con los diseñadores y programadores, me mostraron el listado del sistema operativo que se llamaba CA-Basic y estaba escrito completamente en Assembler, a la manera antigua. Eran todos técnicos de escuela industrial así es que a mi me miraban como un mini-Einstein (ohh, electronic engineer, tosh, too!) y yo me cuidaba mucho de que no sospecharan que sabía menos que ellos.

Cuando fue la primera exposisión informática en el Apumanque, me mandaron a Santiago donde la maquinita tuvo mucho éxito, excepto en ventas, porque sin programador no servía para maldita la cosa, recuerdo que esa vez ya tenía varias poleras pero por fuerza de la costumbre me ponía la misma todos los días, me pusieron el hombre de gris porque andaba siempre con la misma polera gris.

Conocí ese computador como nadie, tuve que aprender a programarlo desde cero y pasaba meses refinando ideas nuevas que me parecían geniales, con el tiempo me di cuenta que había reinventado la rueda y que los "inventos" de los que tanto me enorgullecía eran métodos que existían desde mucho antes. La noción de tablas y vistas relacionales, el almacenamiento en campos de largo fijo sumando espacios en blanco y luego recortando me produjo una alegría indescriptible, lástima que ya se había inventado antes, lo mismo que los métodos de búsqueda indexada y muchas cosas más que yo estaba convencido que eran primicias de mi gran inteligencia.

Pero haber solucionado todos esos problemas -que son la base de la programación- desde cero me dió una visión sin prejuicios de las dificultades y los compromisos comunes al programar. También me dio un amor por la programación individual y los sistemas pequeños que, para mi gusto, son la única clase de programación que es entretenida. Muchas de esas ideas las puse en palabras y en código en El Programador Casual, una web que subí en 1998 y que todavía recibe visitas todos los días.

Pasado mi primer entusiasmo jugando con la costosa maquinita me enfrenté a la pregunta del millón ¿para que le puede servir a alguien un computador? ¿como lo hago para convencer de que se compren uno?. En esos años no había Internet, los programas de "oficina" (procesadores de texto y planillas) tampoco existían y cuando uno prendía el aparato aparecía solo una pantalla verde con el símbolo ">". El computador fue un experimento de la Casio que solo se vendió en Chile, Angola y unos pocos en Australia y USA. Luego sacaron el desastroso Casio FP1000 donde copiaron y adaptaron mal el sistema operativo CP/M para el Z80, ese fue el fin de la Computer Division de la Casio.

Mis primeros programas fueron para lo único que servían los computadores entonces: controles de inventarios y cuentas corrientes. Vendí varias decenas de esos programas en la Zona Franca pero cuando traté de implementarlos en negocios "comunes" me di cuenta que era un control que no valía la pena. Solo las empresas con enormes inventarios (supermercados y farmacias) se beneficiaban de los programas de punto de venta.

Luego aparecieron los procesadores de texto (Wordstar, WordPerfect, Word) y las planillas de cálculo (Visi-Calc, Quatro, Excel) que eliminaron la necesidad del programador en muchos sistemas pequeños. Con Internet y el correo electrónico se reemplazó al fax, el computador personal pasó de ser un aparato que necesitaba programarse a una especie de electrodoméstico de propósito general: llegar y usarlo.

La aparición del PC significó también la desaparición de las microaplicaciones, ahí se fue al diablo el programador casual. Los programadores se transformaron en proletarios y su trabajo pasó a ser una monótona línea de producción de código estandarizado. Solo había campo para el desarrollo en equipos donde se dividía el trabajo como en una línea de montaje y lo más emocionante era producir la documentación, depurar o hacer la métrica. Una lata.

Fue a principios de los ochenta cuando la informática se empezó a enseñar de manera masiva en las universidades, era la profesión del futuro (ja!) y así fue como se improvisaron currículum y cuerpos de académicos que enseñaban lo mejor posible algo totalmente nuevo y muy cambiante. Creo que en Chile la Universidad Santa María y el DCC de la U. de Chile fueron ejemplo, para mal, de todas las demás escuelas que se hicieron a su imagen en el resto del país. La gran cantidad de informáticos cesantes de hoy es consecuencia de los enfoques dogmaticos y errores de enfoque de esos años.

Adoptaron con fe ciega las modas del momento (ser inflexible es un peligro de muerte para un informático): la programación orientada a objetos desde luego, los lenguajes de preferencia y su clasificación entre "buenos" y "malos", lo mismo con los sistemas operativos, los métodos de trabajo y casi cualquier cosa que enseñaban. Ver a estos talibanes haciendo clases con fervor casi evangélico, dividiendo al mundo entre "serios" y "no profesionales" tuvo como efecto las generaciones de informáticos obedientes como monaguillos que sirven para una sola cosa: trabajo en equipo de grandes proyectos.

Este no fue un problema exclusivo de Chile sino que a nivel mundial, los chilenos como siempre copiamos sin discutir todo lo que nos venía de afuera y el resultado fue que los informáticos "ideales" fueron quedando fuera de todos los avances e innovaciones importantes: los nuevos conceptos como los browsers, los motores de búsqueda y sus consecuencias (Google!), las aplicaciones XML y tantas otras cosas nuevas ya no salieron de los informáticos profesionales sino que de hackers, descontentos y mayormente autodidactas. Los profesionales se quedaron debajo de la mesa.

Creo que en 1996 hice mis últimos programas en serio: algunos puntos de venta, aplicaciones para tribunales. Después me entusiasmé con la seguridad informática y se me pasó al ver que se trataba más de un problema de hábitos y método que un asunto técnico. Mi último entusiasmo fue con el Visual Basic para Aplicaciones, por un tiempo llegué a pensar que las microaplicaciones en el lado del cliente y la customización de los programas de ofimática tendría un gran potencial, pero pasaba el tiempo y el asunto no prendió. Tal vez en unos años más. En esa época escribí mi manifiesto contra los talibanes el que debe haber sido leído por mi y unos tres o cuatro gatos más. Tal vez algún día retome el VBA, creo que es lo único que todavía me interesa un poco de la programación.

Y bueno, todos estos recuerdos y chocheras me llegaron al leer una entrevista en línea que se le hizo en un blog a algunos de los mejores programadores del mundo, se llama stiff ask, great programmers answer donde Linus Tovalds "profeta para muchos de una autoridad solo ligeramente inferior a la de la biblia" se manda la siguiente opinión:

"Yo no creo que veamos un salto tan grande (en el futuro de la programación) Hemos visto muchas veces herramientas para hacer todo el trabajo diario más fácil - con lenguajes de alto nivel y quizás la integración más sencilla de bases de datos.

Por ejemplo, yo creo personalmente que Visual Básic hizo más por el avance de la programación que los lenguajes orientados a objetos. Mucha gente se ríe de VB y dice que es un lenguaje malo, y han estado hablando de lenguajes orientados a objetos por décadas.

Y no, "Visual Basic" no es un lenguaje magnífico, pero pienso que las interfases sencillas para bases de datos del VB fueron fundamentalmente más importantes que toda la OOP, por ejemplo."

Yo lo dije hace años, si no me creen a mi créanle a este.

Los chamullos

martes, 15 de agosto de 2006


Un buen comentario de John, amigo canadiense que vive más de 20 años en Japon me ayuda a entender algunas cosas después de tanto tiempo, me dice: "A los Japoneses, y creo que muchas otras culturas, no les gusta dar noticias malas o desagradables, así es que tienden a suavizar las cosas tanto como sea posible. Por eso tu escuchas montón de veces SI cuando en realidad es NO. Ningún otro lenguage en el mundo tiene tantas expresiones vagas para responder como los japoneses. Cuando le pregunto a mi esposa japonesa "¿tienes calor?" (una pregunta simple, yo creo) me responde "no estoy segura" o "¿está buena la sopa?" ella dice "no se"! La semana pasada le pregunté a mi suegro, " ¿está mi hijo en el piso de arriba?" y me respondió "espera un minuto, voy a preguntarle" ¡a veces pienso que me están tomando el pelo! pero son completamente serios en esto"

Me acordaba de lo frustrante que era negociar con los japoneses. Teníamos la distribución exclusiva de los productos Casio y se hacían pagar por ese privilegio obligándonos a comprar cientos de miles de dólares en productos malos. A cambio nos vendían con cuentagotas los "caramelos" con los que se ganaba la plata..Todos los meses se juntaba el gerente, los jefes de bodega y de ventas hacíamos el pedido ideal, entonces yo me iba al telex y lo perforaba en cinta de papel, esperando que nos llegara el pedido "sugerido" que enviaban ellos. Mi trabajo consistía en conseguir que nos mandaran lo más parecido a nuestro pedido ideal, mientras que el simpático Mr. Itoh, en Tokio tenía el trabajo de lograr que aceptaramos lo más posible de la "sugerencia", repleta de basura. A mediados de mes empezaba la acostumbrada pelea con amenazas, mentiras, ironías y todo lo que estaba en nuestra mano para conseguir lo que necesitábamos.

Años después cuando me tocó trabajar con muchos clientes aimaras del Perú y Bolivia encontré el mismo problema, menos mal que ya tenía un buen entrenamiento con los japs y ya podía trabajar muy cómodo con ellos, creo que hay similitudes culturales muy grandes entre japoneses y aimaras, tal vez por eso los nisei se adaptaron tan bien en el Perú, son inteligentes, competitivos, frugales y sobre todo muy ladinos, maestros del disimulo y la negociación predatora. Lo más difícil es ponerlos a trabajar al lado o convencerlos que es más conveniente unir fuerzas que competir, son extremadamente desconfiados y creo que eso explica las muchas oportunidades que a veces se pierden.

Lo más curioso de estas diferencias culturales es que uno siempre piensa que su manera de hacer las cosas es la "natural" y cuando vienen gringos acá les choca de nosotros lo mismo que a nosotros nos asombra de otros: la informalidad, el poco respeto por la palabra, el culto a la mentira. Y por nuestra parte nosotros los consideramos rudos cuando los invitamos a comer un picante de guatas y nos dicen, "disculpa pero no me gustan". Es un gran enredo, lo bueno de vivir en Arica es que estamos más expuestos a distintas culturas y somos mucho menos provincianos que nuestros compartiotas sureños, particularmente el típico santiaguino que se cree vivo. Ejemplo clásico del tonto pillo.

En la foto de 1983 estábamos en mi habitación del Keio Plaza justo antes de salir a nuestra primera excursión nocturna por Shijuku, después de esas borracheras nunca más tuvimos problemas para trabajar juntos, es increíble como se pueden arreglar los problemas después de haber compartido varias botellas.

Nueva sección: cabezas de pescado

lunes, 14 de agosto de 2006


Había empezado a escribir sobre otro asunto, estaba embalado y me iba alargando cuando se me ocurrió leerlo, que cosa más aburrida. Al final borre toda esa sarta de tonteras y me puse a escribir una nueva. Otro aburridísimo domingo, hoy no es día inteligente y tampoco tengo mucho ánimo, el lunes es el día más indigno de la semana, como lo describió Pablo Neruda:

Por eso el dia lunes arde como el petroleo
cuando me ve llegar con mi cara de carcel,
y aulla en su transcurso como una rueda herida,
y da pasos de sangre caliente hacia la noche

¿Lo reconocen? es un fragmento de Walking Around ("sucede que me canso de ser hombre..." etc.). Maldito sea el lunes, y el invierno, y la malhumorina que se destila por mi cerebro. Debería llamar al Mouse para invitarlo a unas cervezas, un rato tomando, escuchando sus absurdos problemas y quedaría como nuevo.¡Genial idea!, es más, lo llamaré enseguida para ponernos de acuerdo, así ahogaremos las penas en alcohol como procede. Es increíble como me puede arreglar el genio un par de cervezas con un amigo hablando sobre cualquier estupidez, es magia.

La entrada de hoy podría crear una nueva categoría: cabezas de pescado, ni siquiera da para historieta ni filosofía barata, solo cualquier tontera que pase por mi cabeza. Terminé de leer "El Pez en el Agua" de Vargas Llosa y acabo de leeer un "estudio sobre Proust" de Fernando Espinoza, es muy corto (6 páginas apenas) y la verdad es que no decía nada interesante. Leí un par de veces "Por el Camino de Swam", la primera vez con mucha expectativa y me aburrió a muerte, la segunda vez leí una parte sin saber de que se trataba porque era un pedazo del libro (le faltaba el principio), esta vez me interesó un poco más.

¿Que podría decir de Proust? hay que tener mucho tiempo para leerlo, y a diferencia de Kafka que es vertiginoso "Swan" me pareció terriblemente lento, vueltas y más vueltas. Tal vez un día me anime con el resto de la serie, por ahora me esperan los Cuentos Completos de Truman Capote que sin duda van a ser una delicia. Lo grabé en la Axim y después de almuerzo me voy a la casa rodante donde me encierro, le enciendo un cigarro a mi chancho de la buena suerte, me coloco los audifonos y con ritmo de bossa nova paso toda la tarde sumergido en un buen libro. Si no fuera por mi incierto futuro me habría comprado una caja de puros, pero como nunca se sabe ya me estoy preparando para la economía de guerra, una vez más.

Bah, no tengo nada más que decir, me esperan para tomar, me despido con algo bueno que acabo de ver en Internet:

1. Free your heart from hatred.
2. Free your mind from worries.
3. Live simply.
4. Give more.
5. Expect less.

Será hasta mañana...

Moralejas de mi primer trabajo

domingo, 13 de agosto de 2006


Cuando no tengo de que escribir reviso los temas que aparecen en la parte de arriba del blog, así lo hice hoy y me he dado cuenta que hace tiempo que no escribo moralejas. Buen punto de partida entonces, escribiré algunos recuerdos de mi primer (y único) trabajo junto con algunas moralejas que se me ocurran.

"Me llegó caído del cielo" es una frase que calza perfectamente con mi primer trabajo. Era el año 1980 y mi situación económica era espantosa: llevaba dos años sin ingresos, sin saber lo que era un almuerzo y viviendo en una pieza que los dueños ya ni me cobraban de pura lástima. Había pasado dos años en la universidad firmando pagarés por la matrícula y rezando para que no me echaran de la pieza. Cada día pensaba "lo estoy haciendo bien, a la larga todo se va a arreglar" y esperaba que cayera sobre mi un rayo de buena suerte. Moraleja 1: nunca perder la esperanza, agachar la cabeza, aguantar y seguir haciendo las cosas lo mejor que podamos

Con un amigo igual de pobre que yo, recorríamos la ciudad buscando focos quemados, un contratista le pagaba una miseria por reportar cada foco malo y yo, como ayudante recibía un sandwich o si el porcentaje era bueno, nos íbamos a celebrar a "La Casa Rosada" en calle Pedro Aguirre Cerda. El golpe de suerte llegó de donde menos lo esperaba porque este amigo me dijo un día que había conocido un tipo millonario que necesitaba contratar a un programador de computadores. Moraleja 2: así como no hay enemigo pequeño, tampoco hay amigo pequeño, del que menos esperas te puede cambiar la vida.

Al otro día fuimos al lujoso departamento del millonario, que no era otro que Gabriel Abusleme y después de una corta conversación quedamos en que´seríamos vendedores comisionistas de la empresa en la que Abusleme era gerente. Después de un viaje a Iquique y unas semanas de prueba yo quedé trabajando y mi compadre se quedó fuera, estó me dejó un vago remordimiento que me persiguió hasta la muerte de mi amigo, por cirrosis, muchos años después. Moraleja 3: nadie sabe para quien trabaja (!!!)

Y así empecé a viajar a Iquique; me iba los lunes y volvía a Arica los viernes, dejé a un lado las clases de la Universidad porque me iba bien así es que bastaba asistir a las pruebas, con los años supe que Abusleme me recomendaba con los profesores que eran amigos de él para que no me pusieran la mano muy pesada. Y todo empezó a marchar a las mil maravillas, me pagaban los pasajes en bus, una residencial barata, el almuerzo y un 10% de lo que vendía. Además programaba los computadores y ese era negocio 100% mio.

Al principio todos me miraban como un pájaro raro, mi aspecto era extraño y mi olor no era de los mejores porque solo tenía un jeans, una polo café y otra azul, las mismas que usaba desde hace años y eran motivo de bromas en la universidad, para ser francos el lavado no era mi obsesión ni mucho menos. Trabajaba en una gran oficina común, al estilo japonés, donde me asignaron un pequeño escritorio y al poco tiempo ya era buen amigo de todos: el atildado Sergio Navarro, May-Ling, nuestra vampiresa, Lucho Oyarce, líder natural y el tranquilo jefe de ventas Juan Galvez, son los que recuerdo con más cariño. Cuando me llevaron con engaños a la enorme bodega, me amarraron a un carro y me metiron con ropa y zapatos a la ducha supe que ya era parte de la familia, por mi raro aspecto me pusieron el lagarto Juancho, una caricatura que estaba entonces de moda . Moraleja 4: a veces no es necesario cambiar para que te acepten, siendo buena persona la aceptación llega igual, seas como seas.

Siguieron años muy buenos, salíamos del trabajo 5 o más amigos y nos íbamos a tomar cerveza donde Scarrafia al lado del Teatro Municipal, a medida que pasaba el tiempo y ganábamos más plata (la empresa creció mucho) le tomamos el gusto a la bohemia y pasabamos todas las noches en boites, sex-bars y particularmente en el prostíbulo "Piscis" del que éramos como dueños de casa, nos íbamos como a las 7 de la tarde a tomar té con las chicas y volvíamos al otro día, del Piscis directo al trabajo. Eran años muy buenos porque no tenía en que gastar la plata, juntaba y juntaba.

Con Abusleme creo que hicimos buenas migas desde el primer día, a pesar que todos lo tuteaban yo hasta el día de hoy le digo "don" Gabriel pero en realidad llegamos a ser muy amigos, el hablaba muy bien de mí y viceversa. Empecé a negociar las compras con los japoneses cuando descubrieron que me manejaba bien en inglés comercial, las negociaciones eran delicadas y muy difíciles porque habían millones de dólares en juego, no me pagaban por ese nuevo trabajo pero en cambio me dieron una pequeña oficina para mi solo lo que me dio cierto estatus, me dejaban hacer lo que se me antojara mientras el negocio anduviera bien, así es que en esa época me acostumbré a dormir o pasar largas horas sin hacer nada con los pies arriba del escritorio, costumbre que conservo hasta el día de hoy. Moraleja 5: a veces un poquito de estatus vale tanto o más que la plata.

El año 1983 ya era muy amigo de los japoneses con quienes conversaba cada noche por telex (una máquina enorme amarilla que sonaba como diablos), ese año la Casio mandó una invitación para Tokio y Abusleme me dijo "ya Tomás, anda a hacer las maletas", el resto es historia ya contada. En esos años descubrí que tenía buen feeling para hacerme amigo con extranjeros, cuando volví a Chile ya tenía una pequeña fama en la Casio de Japón y cada vez que mandaban a un japo a Chile yo era el encargado de divertirlo sin fijarme en costos. No necesito decir que lo pasé muy bien en ese sacrificado trabajo.

Ese mismo año descubrí que a pesar de todo lo que gastaba en bohemia tenía mucha plata guardada entre las hojas de un "Penthouse" que escondía cuidadosamente en mi pieza, entonces fue que me compré mi primer auto, un Volkswagen escarabajo y desde ese momento hasta la fecha, nunca más pude juntar plata, excepto cuando me compré mi casa. Moraleja 6: si quieres vivir sin plata cómprate un auto o cásate. De esa época hasta ahora conservo también la costumbre de guardar mi plata en efectivo, a veces ando con uno o más millones de pesos en billetes, que los escondo en los más insólitos lugares.

Y así pasó un par de años, hasta que terminé mi carrera en la universidad, mi vida corría segura y próspera, pero algo me molestaba, andaba todo el día enojado, mi jefe me empezó a caer mal, iba a trabajar cada vez menos un día de la semana o dos a lo sumo, en pocas palabras me tenía que ir aunque no tenía maldita idea que otra cosa podría hacer para ganarme la vida.

Finalmente conseguí que me echaran en la primera y única discusión que tuve con Abusleme, no duró ni 10 minutos: precisa y cortante, después de eso estuvimos como 10 años sin siquiera saludarnos hasta que finalmente nos amistamos de nuevo. Mi desilusión más grande fue cuando me di cuenta que la empresa no se fue al diablo y siguió funcionando perfectamente sin mi insustituible talento. Moraleja 7: NADIE es indispensable.

En fin, ese fue mi primer trabajo, nunca más volví a trabajar formalmente ni a tener un jefe. A veces he pensado que hubiese pasado de haberme quedado, seguramente seguiría siendo un Perkins más o menos próspero y mediocre, gracias a que me fuí tuve muchas aventuras y montón de experiencias divertidas, altibajos y zozobra. Tal vez todavía me quede un buen camino por delante, quien sabe.

Mi última moraleja entonces sería algo así como "evita la trampa de la seguridad, lo único seguro es la muerte... bueno, también el gorreo, eso es lo otro seguro: del gorreo y de la muerte no se salva nadie"

Spiniak y Vargas Llosa

sábado, 12 de agosto de 2006


¿Se han fijado con que facilidad la gente acepta ideas absurdas? A propósito de la reciente sentencia contra Spiniak me he dado cuenta de la estupidez colectiva creada en torno al concepto "menor de edad".

Resulta que los menores de edad son una especie muy curiosa: repletos de derechos por una parte y por otra son tratados como retardados mentales, incapaces de cosas tan obvias como distinguir el bien del mal (se supone que eso se enseña en la más tierna infancia), incapaces de decidir si prefieren trabajar o estudiar, el estado los obliga a integrarse a su mediocre sistema escolar y además incapaces de tener actos de connotación sexual con personas mayores.

¿Adonde quedó la edad del consentimiento? Las personas se pueden casar a los 15 años con consentimiento de los padres, pero si tienen sexo de manera voluntaria sin haberse casado se transforman en "víctimas de la pedofilia". Que estupidez más grande. Eso es lo que pasa cuando todos estos moralistas new age se toman el poder. Por mi que se pudran.

En fin, se que la mayoría de la gente prefiere creerle a los clichés antes que pensar por si mismos y sé que casi nadie va a estar de acuerdo conmigo en esto, que me importa, malditos moralistas. En mi opinión a partir de los 14 años las personas deben tener los mismos derechos y responsabilidades que cualquiera, igual de responsables ante la ley, deberían decidir por si mismos si estudian o trabajan y por supuesto deberían tener sexo con quien se les antoje siempre y cuando exista consentimiento mutuo. Incluso deberían tener derecho a voto, con la cantidad de tontos que votan hoy no harían mucho daño. El estado, siempre metiendo sus sucias narices donde no le incumbe.

Hacía tiempo que no me daba una rabieta, pero ver a todos estos fariseos golpeándose el pecho me corta la leche. Pasando a otra cosa estoy releyendo "El Pez en el Agua", las memorias de Mario Vargas Llosa donde me enconté un par de cosas interesantes como este párrafo:

"Las condiciones en que se encontraban los presos en la Penitenciaría —rojo edificio construido en el centro de Lima, donde se halla ahora el hotel Sheraton, y que sólo años más tarde descubriría yo, era uno de lo raros panópticos que se habían edificado según las instrucciones de Jeremy Bentham, el filósofo británico que los inventó— eran penosas:"

Los que se interesen en la idea del Panopticon pueden leer más en este link, no tenía idea que en Lima lo habían implementado físicamente, es una idea bien buena. Y para los que leyeron las novelas de Vargas Llosa encontrarán muchos datos interesantes de como su historia personal fue usada para sus mejores libros, por ejemplo la "Casa Verde" existió en realidad en Piura y Vargas Llosa así la recuerda:

"Ir a esa casa pintarrajeada de verde, en las afueras de Castilla, camino a Catacaos, me costaba mi magro sueldo de La Industria, de manera que fui apenas unas cuantas veces a lo largo del año. Pero cada vez salí de allí con la cabeza llena de imágenes ardientes, y estoy seguro de haber vagamente soñado desde entonces con inventar alguna vez una historia que tuviera como escenario esa «casa verde». Es posible que la memoria y la nostalgia embellezcan algo que era pobre y sórdido —¿qué podía esperarse de un pequeño prostíbulo de una pequeñísima ciudad como Piura?—, pero, en mi recuerdo, la atmósfera del lugar era alegre y poética, y quienes estaban allí se divertían de veras, no sólo los clientes, sino, también, los maricas que hacían de camareros y guardianes, las putas, los músicos que tocaban valses, tonderos, mambos o huarachas, y la cocinera que preparaba las viandas a la vista de todos, haciendo pasos de baile junto al fogón. Había muy pocos cuartitos con barbacoas para las parejas, de modo que a menudo era preciso salir a hacer el amor en los arenales del contorno, al aire libre, entre los algarrobos y las cabras. "

Si alguien no ha leído esa tremenda novela no sabe lo que se ha perdido, debe ser una de las mejores novelas que se han escrito en español y sin duda la mejor novela latinoamericana ever made, una obra de arte con todas sus letras. ¿Y cual es la relación entre Spiniak y Vargas Llosa?, el Elogio a la Madrastra, por supuesto.

La decadencia

viernes, 11 de agosto de 2006


Ya son las 12:31 P.M. todos están durmiendo y en la foto pueden ver la taza de chocolate que me acabo de calentar en el microondas. Resulta que mi querida suegra había traído unas barras de cacao puro desde Tacna y estaban desde quien sabe cuando en el refrigerador esperando que yo comprara un tarro de leche condensada. Ayer mi natural gula venció a mi -no menos natural- avaricia y finalmente compré el famoso tarro, así es que hoy en la mañana, a la hora del té y ahora en la noche me he deleitado con humeante chocolate con canela, está espectacular. Pongo mi chocolate en la silla, subo mis pies en el escritorio y ya estoy en posición para ponerme a conversar con ustedes, mis amigos, de cualquier tontera que se me venga a la cabeza.

De mis cosas mejor ni les cuento, todo turbio y muy incierto; en el peor de los casos volveré a quedarme en la vida porque no tengo maldita gana de andar detrás de un mugroso sueldo, en el mejor de los casos seré un acaudalado ariqueño, de esos que saltan de la noche a la mañana del jabón Gringo al Camay ¿Dispara usted o disparo yo? decían en el concurso y en un minuto se decidía la fortuna, yo ando más o menos en esa. Pero como decía Barros Luco hay dos clases de problemas: los que se resuelven solos y los que no tienen solución asi es que mejor ni me preocupo y dejo que todo siga su curso, que sea lo que el Pulento quiera.

No se si les conté que cuando yo vivía en Chiloé la gente creía en el diablo, pero no en broma, creían realmente en el diablo, en los brujos y todas esas cosas. Ustedes me dirán, "claro, pero eran los campesinos, la gente más inculta", no señores, gente perfectamente educada y creían a pie juntillas, mi inteligentísimo amigo Juan Aguilar incluso me contaba que había visto al cachudo un par de veces. Al principio pensé que era una de esas muchas cosas bizarras con que me topé allá, pero después me di cuenta que el asunto tenía su explicación.

La gente que lleva una vida segura, aburrida y mediocre tiende a pensar que la suerte no existe "la suerte se la hace cada uno", generalmente son ateos porque al no saber lo que es el riesgo creen que las cosas son mecánicas y predecibles, los mediocres y aburridos son muy seguros en sus opiniones, yo conozco acá un viejito jubilado, bien pasado los 70s que tiene una opinión y una explicación definitiva para todo, porque su vida fue una sucesion de acontecimientos ordenados y predecibles, se jacta de su inteligencia cuando en verdad es un pobre idiota que ha vivido menos que varios niños que he conocido.

Volviendo a Chiloé, cuando yo vivía allá la gente convivía todos los días con la muerte y las tragedias, el cabotaje se hacía en unas lanchas que navegaban en pésimas condiciones por los golfos más peligrosos del mundo, era lo más normal que alguien saliera embarcado y no volvía más, en toda familia había historias así, caían rayos sobre las casas, los borrachos se enloquecían, tomaban un hacha y arrasaban con toda la familia. Era una vida peligrosa y muy sujeta al azar. Cuando se convive con la incertidumbre y el peligro es natural que nos pongamos supersticiosos, es un mecanismo psicológico muy efectivo contra la incertidumbre porque nos permite pensar que podemos hacer algo ante lo incontrolable.

Ahora Chiloé no debe ser ni la sombra del que yo conocí hace 30 años atrás, se hacen festivales costumbristas y los chilotes vivarachos explotan todo eso en forma de folklore para ganarse unos pesos a costilla de los turistas pero de la vida antigua y peligrosa de esos tiempos ya no debe quedar nada y dudo que todavía quede alguien que crea en el diablo, aparte de los veteranos de mi edad, más o menos. En cierto modo es una lástima, una forma más de la decadencia que a todos nos llega con el tiempo,

Entradas antiguas Entradas nuevas