Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

Educación: la otra cara

martes, 29 de noviembre de 2016


Ayer publique sobre el Agujero Negro de la Educación, pero recuerden: toda moneda tiene dos caras y antes que se me olvide colocaré algo sobre la otra cara de la educación y que la convierte en una actividad maravillosa cuando lo hacemos bien.

Incluso antes de salir del vientre materno comenzamos a aprender cosas, y no paramos de aprender hasta el día que estiramos la pata o pasamos a mejor vida, como dicen los optimistas. El feto aprende a chuparse el dedo y a revolverse cuando algo le incomoda, cuando recién nacido una de las primeras cosas que aprende es que al llorar los demás le prestan atención: el llanto es la primera forma de comunicación que aprenden y para muchos vivir quejándose de manera ruidosa es un hábito que perfeccionan hasta el fin de sus días.

Es cierto que la educación actual es un agujero negro, pero esa es la educación formal, totalmente anacrónica y desfasada a las necesidades que vienen. Sin embargo existirá un tiempo de transición antes que este sistema colapse -es lo que vivimos ahora- donde un título será casi indispensable a pesar que no sirva para nada útil. Es muy parecido a lo que pasó con la alfabetización: antes un analfabeto podía ser chofer, obrero de la construcción y muchos otros oficios: hoy es casi imposible que obtenga un trabajo.

Pero volvamos a la otra cara. Resulta que aprender es algo inherente a nuestra condición de seres humanos, lo que pasa es que estamos aprendiendo por otros medios y otras cosas que son las que ahora se necesita manejar para desenvolverse en la vida.

Cuando digo que la educación formal es un desastre, inútil, obsoleta y que los títulos valdrán cada día menos ¿quiere decir eso que no hay que estudiar? ¡Claro que no! Esa sería la interpretación más tonta de lo que escribí, por supuesto que hay que estudiar y memorizar una multitud de cosas inútiles pero siempre podemos aprender cosas útiles, incluso en sistemas malos y obsoletos. Lo que pasa es que la responsabilidad de educarse cambió de mano: antes era de la institución y ahora es personal, de cada uno de nosotros.

Antes
En los buenos viejos tiempos, uno entraba a instituciones que se hacían responsables por lo que llamaban "calidad de la educación" y nos preparaban bien o mal para el mundo del trabajo, normalmente mal, pero no importaba porque los que se titulaban eran poquísimos, así es que por más mediocres o malos que fueran su condición de escasez les daba valor. Era mucho más fácil preparar a un profesional en los tiempos aquellos (cuando yo estudié por ejemplo) porque el conocimiento era escaso y difícil de acceder, bastaba con que el profesional memorizara un cierto corpus de conocimientos y quedaba listo. Esos eran los tiempos en que "conocimiento es poder" reinaba.

Ahora
Pero el mundo se ha transformado, en nuestros turbulentos tempos los titulados se masificaron y como el conocimiento está por todas partes, siendo accesible a cualquiera, lo que aprenden -según el esquema antiguo- resulta perfectamente inútil. Muchísimos trabajos se han automatizado o desintermediado, por lo que no es raro suponer que se perderán millones de puestos de trabajo ¿quien podrá ayudarnos?

Las habilidades
Hay multitud de habilidades que son exclusivamente humanas que no tienen por que perder valor. Saber armarse una reputación es una de esas, el buen ojo intuitivo, ser confiable, puntual, íntegro, cosas que siempre han sido importantes pero ahora son mucho más que antes, porque los elementos de diferenciación están cambiando. Pablo daba muy buenos ejemplos en su comentario a mi entrada de ayer sobre lo rápido que está cambiando todo.

Mi bola de cristal
Es cierto que la educación -especialmente universitaria- trae una inercia enorme. Las universidades para escalar en los rankings contratan "rostros": viejos que han tenido trayectorias destacadas y llenos de títulos de universidades de gran prestigio, esto ha resultado en una gerontocracia universitaria, las cátedras lenas de veteranos -muchos gagá- enseñando "como en sus tiempos", mientras los jóvenes quedamos (JA!) relegados a barrer el piso o hacer las clases que los viejitos no pueden. Es un gran peso muerto, pero afortunadamente eso se resolverá solo, a medida que los viejos se vayan muriendo.

Si yo pensara que la educación formal no sirve para nada no haría clases. Sin embargo cuando algo me interesa las hago y enseño cosas prácticas de la vida profesional, en Chile no existen los "Clinical Professor" como en Estados Unidos, pero yo trato de hacer eso, actuando como un instructor que inspira y enseña habilidades que realmente sirven, o al menos eso es lo que trato de hacer.

Pero esta parte se llamaba "mi bola de cristal" y todavía no hago ni una sola predicción. Bueno, aquí va: yo estoy convencido que la educación universitaria ya se está transformando, de la mano de los "programas académicos especiales" dirigidos a gente que trabaja y que se hacen los fines de semana. Estos programas necesariamente deben comprimir las clases y colocar gran cantidad de ideas en un espacio de tiempo limitado, yo creo que hacia allá irá toda la educación, cada vez se estudiará por menos tiempo y las carreras repletas de relleno inútil de 5 o 6 años tendrán que desaparecer. La gente dejará de interesarse en ellas a medida que se den cuenta que ni el esfuerzo ni la plata que cuestan vale la pena.

Creo que los programas académicos especiales son el primer paso a la modernización de la educación superior, muy condensados y con una alta tasa de aprobación que es lo lógico en el nuevo escenario del mundo, donde no tiene ningún sentido "fracasar" en los estudios. Es algo que ya está ocurriendo y creo que va a crecer muchísimo.

En mi fugaz pasada por Lima (dudo que se repita, creo que trabajé demasiado por este año) hice clase en esos programas y me llevé una sorpresa: los estudiantes en su mayoría eran ejecutivos de empresa que llegaron a altos cargos siendo autodidactas y ahora necesitan un diploma. Pero no son como los estudiantes normales, que van solo por el cartón, sino que esperan un retorno de su inversión y se preocupan mucho de sacar todo lo que puedan de cada clase y que pueda servirles.

Creo que esa es la forma y esos son los estudiantes del futuro, ya no serán pasivos corderitos esperando la aprobación de los exámenes para que la institución les conceda su diploma, sino que estarán comprando un servicio y esperan que sea rápido y les deje resultados valiosos así como diferenciadores. Como ven, no todo está perdido.


Ayer partió la batería de exámenes para la Prueba de Selección Universitaria y montones de alumnos y padres se agolpaban nerviosos en los colegios donde había que rendir la prueba, seguramente la mayoría no consiguió dormir bien la noche anterior y muchos se deben haber confundido con preguntas tan mal diseñadas que hasta a un pequeño Einstein le costaría descifrar.

Que proceso más malo, nos retrata completamente como la sociedad de fantoches que somos, donde parecer es mucho más importante que ser. Primero que nada se trata de una prueba obsoleta que solo determina quienes tendrán acceso al crédito estatal universitario y quienes quedarán fuera, Peor todavía, porque en adelante va a determinar quien estudia gratis, es decir con la plata de todos nosotros, y quien tendrá que pagar la educación terciaria de su propio bolsillo.

La sabiduría popular -que muchas veces es idiotez popular- dice que el estudiante estrella es el que no se prepara mucho y saca un puntaje lo suficientemente alto como para estudiar lo que quiere, sin tener que pagar en efectivo, los padres tontamente se enorgullecen de los puntajes de sus hijos en una prueba que a lo más separa a los memoriones y concentrados de los distraídos y dispersos.

El diseño de la prueba es horrible, yo que he leído muchísimo más que el promedio de la gente y me jacto de tener buena comprensión lectora, he tenido enormes problemas cuando he tratado de responder las preguntas de comprensión de lectura y otras por el estilo. Las preguntas de matemáticas -otra materia en la que llegué a tener cierta competencia- parecen trampas para ratones, diseñadas para atrapar al disperso y hacerlo cometer errores. ¿Que valor pueden tener esas tonteras? ¿Quienes serán los tontos que las diseñan? Parecer más que ser, ese es el lema: medir la inteligencia aparente, o lo que los tontos entienden por inteligencia está en el centro de la ideología de la selección universitaria.

Y no puede ser de otra forma, porque la tontera y la mediocridad están desde el principio del proceso de selección, la pregunta de ingenio, el cazabobos, la capacidad de sortear esas cosas y memorizar otras es lo que se mide y según eso se selecciona. Me da risa cuando los diarios repiten estupideces sobre la baja capacidad de comprensión de lectura de los chilenos, basados en esa clase de pruebas, que tonteras más grandes.

El problema de la selección está presente siempre, porque no es ni será posible pagar educación universitaria a todos. Si los políticos fuesen capaces de pensar con claridad, verían que la solución lógica es entregar otras opciones de formación terciaria, mucho más cortas y baratas, dejando a las universidades para un pequeñísimo segmento de profesiones muy especializadas, que no necesitan grandes masas de profesionales. Pero en algún momento se extendió la torpe idea de masificar la universidad y los postgrados, ahora no hay como pararla.

Todo el proceso es una gran farsa, lo mismo que gran parte de la educación que actualmente dan las universidades, teorizante, centrada en contenidos y casi completamente inútil en términos de preparar para la vida en el trabajo: cumplir con formalidades, cubrir las apariencias para obtener finalmente un pedazo de cartulina con filigramas dorados que dice que fulanito "es" ingeniero, magister o doctor. Que desperdicio de tiempo, plata y esfuerzo.

Porque la mayoría de los chilenos sigue creyendo que muchos años de educación garantizarán el bienestar económico y el ascenso social, eso era antes -giles- cuando los profesionales éramos muy poquitos. Hoy en día hasta el gato tiene educación universitaria y los diplomas valen cada día menos.

La sociedad empuja a los jóvenes a dejarse llevar por la corriente y seguir los caminos convencionales. No hay peor error que ese, el problema es que al masificar la educación universitaria el que hoy no tiene un diploma equivale a lo que años atrás era un analfabeto: el título no presta gran ayuda para conseguir trabajo y no tener título equivale a ser analfabeto: el fetiche del diploma terminó convertido en un piso mínimo necesario.

¿Como llegamos a esto? Por la codicia, el exitismo y la necesidad de brillar superficialmente. Todos quieren decir "yo soy doctor", "yo soy abogado", pero cuando esto se masifica deja de tener el componente de diferenciación que le daba valor, ya no vale nada.

Ayer nos comíamos un sandwich en el centro con un amigo que está cesante. Estudió 5 años para contador auditor, luego 2.5 años para ingeniero comercial, siguió estudiando 3.5 años para ingeniero civil industrial,, dos años para un magister en proyectos y dos más para un MBA, sacábamos la cuenta que ha estudiado un total de 15 años de educación terciaria, si le sumamos los 12 años de educación básica y media tenemos que nuestro cesante ha pasado 27 años, bastante más de la mitad de su vida, estudiando.

No encuentra trabajo y probablemente no va a encontrar durante mucho tiempo, porque tiene dificultades para expresarse -lo que lo hace casi inútil para enseñar- y su apariencia no es muy convencional que digamos, lo que en una sociedad gris y uniforme como la nuestra significa un veto a priori que le cierra todas las puertas.

Pero eso no es lo peor. Resulta que además de la enorme cantidad de tiempo, esfuerzo y plata que ha gastado en esos 27 años, las cosas útiles que sabe, las que tendrían valor para un potencial empleador son bien pocas, porque gran parte de esos años los gastó en memorizar y hacer pruebas absurdas sobre conocimientos que hoy hasta un niño los puede encontrar en Internet.

Creo que está todo mal, terriblemente mal, con la educación. Mientras no vuelva el "Ser antes de parecer" la cosa seguirá empeorando, es como si estuviésemos cavando un hoyo del que cada vez resulta más difícil salir. Un verdadero agujero negro.

La Isla de la Fantasía

domingo, 27 de noviembre de 2016


Es un cliché lo de la buena prensa de la izquierda. Los socialismos reales, incluídos Stalin y Mao -dos de los gobernantes con cantidad de genocidios que haría palidecer a Hitler- siempre tuvieron el apoyo de grandes sectores de la opinión políticamente correcta. Porque la izquierda fue durante todo el siglo XX el paradigma de la corrección política y la superioridad moral en el mundo.

A mis 61 años recuerdo perfectamente como mucha gente defendía a brazo partido a la Unión Soviética hasta mediados de los ochentas, incluso mientras se caía a pedazos en medio de la corrupción y los abusos. Esta capacidad para convencer, a pesar del fracaso evidente, es algo que frustra y acompleja a mucha gente que es superficialmente de derecha. El secreto es la negación y la mentira reiterada de manera permanente. Muchos años atrás leí por casualidad el ensayo "Verdad y política" de Annah Arendt donde escribía

"La historia del conflicto entre la verdad y la política es antigua y compleja, y nada se ganará con una simplificación o una denuncia moral. A lo largo de la historia, los que buscan y dicen la verdad fueron conscientes de los riesgos de su tarea; en la medida en que no interferían en el curso del mundo, se veían cubiertos por el ridículo

(...) desde Platón hasta Hobbes, nadie al parecer jamás creyera que la mentira organizada, tal como la conocemos hoy en día, podría ser un arma adecuada contra la verdad

(...) El embustero, por el contrario, no necesita de tan dudosa acomodación para aparecer en la escena política; tiene la gran ventaja de que siempre está, por así decirlo, en medio de ella; es actor por naturaleza; dice lo que no es porque quiere que las cosas sean distintas de lo que son, es decir, quiere cambiar el mundo. Toma ventaja de la innegable afinidad de nuestra capacidad para la acción, para cambiar la realidad, con esa misteriosa facultad nuestra que nos permite decir «brilla el sol» cuando está lloviendo a cántaros".

Creo que en estos tres extractos -especialmente en el último-está la médula del ensayo, que también está lleno de pedantes/inútiles referencias muy al estilo de los filósofos. No se como tuve paciencia de leerlo completo la primera vez, pero algo me decía que tenía algo bueno.

Arendth seguramente pensaba en el nazismo cuando escribió esto pero como dijo Goebbels, los socialismos reales -de los que Cuba es uno de los últimos supervivientes- fueron los verdaderos maestros: "El movimiento nacional-socialista tiene un solo maestro: el marxismo" ("Kampf um Berlin", p. 19). La negación y mentira sistemáticas, proclamando principios de bondad mientras se actúa con odio y abuso fueron la característica de los socialismos reales y -curiosamente- la base de su popularidad.

En el caso de Cuba la negación y mentira sistemáticas son evidentes, pero los fieles acólitos siguen creyendo y repitiendo cada mentira ¿las creerán de verdad? Yo creo que son cobardes y no se atreven a reconocer que durante años -algunos toda su vida- han seguido ideas falseadas repitiendo la propaganda solo porque cayeron cautivados por la retórica revolucionaria. El asunto se pone igual de complicado que poco antes del desplome de la Unión Sovietica, habrán fieles hasta el amargo final que negarán lo evidente y repetirán cada mentira, por no dar su brazo a torcer y no reconocer lo estúpidos que fueron. No debe haber nada más difícil para alguien que reconocer que pasó toda su vida engañado, como un tonto.

Es muy divertido. La Unesco, Unicef y toda la burocracia internacionalista, salen cada año alabando que en Cuba no existe la desnutrición ni mortalidad infantil, pese a que es evidente que los números no les cuadran, es todo una mentira, han falseado sistemáticamente sus estadísticas y la propia Unicef -que dejó de aceptar sus cifras oficiales hace unos años porque era claro que mentían- hoy aparece alabando al régimen y sus personeros twitean homenajes a Fidel, hablando de "dignidad" y ridiculeces por el estilo ¿cual dignidad? Si son un régimen de embusteros y corruptos, hoy multimillonarios que llevaron al país y su gente a la peor miseria.

Negar el completo fracaso de la revolución cubana -en todos sus aspectos- es como tapar el sol con el dedo. Sin duda que a muchos cubanos les gusta el parasitismo, especialmente si son beneficiados por el régimen, el problema es que cada vez son menos los beneficiados porque ya no les queda un peso en caja: Cuba es un país sin activos, vivió de las limosnas de la URSS y luego de Venezuela, ahora ya no le queda a nadie a quien recurrir. Eso es bueno, creo que vienen buenos tiempos para los cubanos. Entonces veremos algo muy divertido, que ya pasó en la caída de la URSS: todos los que hoy babosean por Cuba y los hermanos Castro empezarán a hacer el paso de Michael Jackson. Eso ya lo vimos en los noventas y lo volveremos a ver ahora.




La muerte debería ser algo muy común e intrascendente, es cosa segura para todos nosotros y resulta raro que la gente haga tanto alboroto cuando alguien muere. La muerte de Fidel Castro justo en el día del cumpleaños de Augusto Pinochet no deja de ser divertida y creo que da para una mini entrada de día domingo.

No es que me crea Plutarco, pero creo interesante hacer una comparación entre ambos personajes públicos, solo por entretención.

Augusto Pinochet nació el 25 de noviembre de 1915 y Fidel Castro el 13 de agosto de 1926, es decir fueron más o menos contemporáneos y de hecho se encontraron personalmente  durante la maratónica visita de Fidel a Chile durante el gobierno de Allende, cuando el general Pinochet tuvo que rendirle honores de acuerdo a su condición de jefe de estado.

Una historia poco conocida es que Castro invitó a políticos del PPD en febrero de 1995 a una de sus famosas conversaciones nocturnas, parece que sufría de insomnio y acostumbraba a invitar a gente de madrugada enfrascándose en monólogos de horas y horas. Dicen que estaban en esa reunión Jorge Schaulsohn, Sergio Bitar y Patricio Hales y según relata  Schaulsohn, Castro "Expresó su admiración por Pinochet. Dijo que era un soldado que había sacado a Chile de una situación económica dfícil, y que el Ejército chileno era honrado y decente ". Eso está documentado y hasta donde yo se no ha sido desmentido por ninguno de los protagonistas que estuvieron allí.

Fidel no era un gran orador y no se le recuerdan grandes frases o ideas, pero tenía una verborrea hipnótica, con capacidad para hablar durante muchas horas seguidas sin decir prácticamente nada. Cuando decía algunas ideas coherentes eran rápidamente desvirtuadas por la historia, así es que para no correr riesgos durante casi toda su vida compuso sus enormes discursos en base a puros clichés y consignas.

"Sé que están preocupados por si somos comunistas. Pero ya lo he dicho muy claramente: no somos comunistas. Que quede bien claro", dijo Fidel Castro en su primera visita oficial a Estados Unidos, en abril de 1959. En 1965 fundaba el Partido Comunista auto proclamándose su líder, cuatro años antes había dicho en un recordado discurso en la Plaza de la Revolución:

"¡Esa capacidad de crear, ese sacrificio, esa generosidad de unos hacia otros, esa hermandad que hoy reina en nuestro pueblo, eso es socialismo! Y esa esperanza, esa gran esperanza de mañana, ¡eso es socialismo!, y por eso ¡somos socialistas!, y por eso, ¡seremos siempre socialistas!, ¡por eso somos marxista-leninistas!, ¡y por eso seremos siempre marxista-leninistas!".

Augusto Pinochet en cambio fue militar que fundó sus ideas anticomunistas cuando fue jefe del campamento de prisioneros políticos en Pisagua, durante el gobierno de Gabriel Gonzalez Videla, en este caso fue de una sola línea siempre, aunque su anticomunismo lo mantuvo bien oculto hasta después del golpe militar de 1973, porque se suponía que los oficiales de ejército en servicio no podían ser deliberantes.

Como orador Pinochet era pésimo, no tenía fluidez ni gran retórica, hablaba a medida que iba pensando y seguramente muchas veces tuvo que lamentar cosas que había dicho sin medir las consecuencias. Tampoco tenía voz de mando porque su tono era agudo, nasal y no modulaba muy bien que digamos. La ventaja de la espontaneidad es que casi siempre decía exactamente lo que estaba pensando, a diferencia de Castro que usaba los discursos con propósitos de propaganda.

Castro y Pinochet llegaron a la presidencia a través de golpes de estado en 1959 y 1973 respectivamente. El año 2010, luego de 41 años Castro renuncia al poder y lo deja en manos de su hermano Raúl, quien controla el ejército, se habló en esos años de un golpe de estado oculto, que dejó a Fidel en un puesto decorativo pero descabezó a él y toda su gente de confianza, incluso hay blogs y otros medios que sostienen esa teoría. Como es común en los regímenes comunistas, estas cosas se mantienen en la más completa oscuridad, sin posibilidades de saber cuanto hay de cierto en esas historias.

El general Pinochet, después de 17 años en el poder lo entregó en un plebiscito, que perdió sacando el 41º% de los votos, lo que significó la vuelta de los políticos en el sistema que tenemos hasta hoy.

Sobre las características personales, en mi opinión al menos, el gobierno de Pinochet trajo estabilidad y un despegue económico enorme, mientras que el de Castro significó la ruina material y una brutal represión de las libertades e irrespeto por la vida. Hay muchas fotos donde aparecen los hermanos Castro ejecutando personalmente a disidentes, no existe ni un solo documento que muestre a Pinochet participando personalmente en una muerte o un abuso, ni uno solo.

La fortuna de la familia Castro es enorme y no se han molestado en ocultarla, el tesoro nacional de la empobrecida Cuba se confunde con el patrimonio personal de la familia Castro, de manera que no hay forma de distinguir que negocios pertenecen al estado de Cuba y cuales son propiedad personal de la familia, revistas especializadas como Forbes incluyen a los Castro entre las familias más ricas del mundo, los yates y mansiones del hijo de Fidel y de los propios hermanos Castro los colocan en la lista de los billonarios de mayor patrimonio personal en el mundo.

Los bienes y activos de la familia Pinochet han sido escrutados con microscopio electrónico en distintos juicios e indagatorias durante décadas, a lo más que han podido llegar es a treinta y tantos millones de dólares "que no han podido ser justificados", yo reo que nadie está en condiciones de justificar cada peso de su patrimonio, especialmente después de 20 años. El caso claro es que la familia no tiene yates ni jet privados, no son dueños de grandes empresas ni ostentan mayores lujos, no hay ningún punto de comparación, en absoluto, entre ambos casos.

Ambos tienen admiradores y detractores apasionados, personalmente yo pienso que Fidel Castro fue un patán, mentiroso compulsivo, personalmente cruel y que mató opositores por mano propia, también creo que con los años se puso cada vez más corrupto e hipócrita. Su muerte me da lo mismo, igual que la muerte del general Pinochet, todos vamos para allá y la muerte es la cosa más intrascendente que existe, pero en todos hay algo de razón. yo por ejemplo estoy bien de acuerdo con Fidel Castro cuando "Expresó su admiración por Pinochet. Dijo que era un soldado que había sacado a Chile de una situación económica difícil, y que el Ejército chileno era honrado y decente ". Como ven, nadie está totalmente cierto ni completamente equivocdo, la razón se encuentra en todas partes, en algunas más y en otras menos eso si.

Refrito del Sábado: Chile ¡la alegría ya viene!

sábado, 26 de noviembre de 2016



Este refrito es interesante, lo escribí hace como 8 años atrás y creo que tiene más vigencia que entonces. Me da gusto ver algo que he escrito y que no ha sido desmentido por el tiempo, en fin, aquí va:

Hace veinte años, el 5 de octubre de 1988 llegó la alegría a Chile. No me habría dado cuenta de no ser porque lo acabo de leer en el Mercurio, ni siquiera en mi diaria vuelta por chile.soc.politica encontré comentarios al respecto, parece que todos se olvidaron o les da verguenza acordarse.

Como prácticamente todos los mayores de edad en esa época yo me inscribí en los registros electorales pensando que mi voto iba a ser muy importante, además era la primera vez en mi vida que iba a votar porque cumplí 18 años justo el año 1973 así es que no había alcanzado a participar en ninguna elección.

Durante la Unidad Popular fui simpatizante de Allende, como prácticamente todos los jóvenes que no éramos de plata, en esos años la derecha era un feudo de los ricachones. Recibimos con consternación el golpe el 11 de septiembre, nadie que yo conozca se lo esperaba a pesar de la multitud de avisos e intentos que lo precedieron.

Analizando ahora, pasado tanto tiempo, creo que esa imagen de jóvenes idealistas es uno de los muchos mitos que circulan sobre los setentas: éramos de izquierda por razones más o menos absurdas como amistades, entorno y sobre todo moda, estaba de moda idolatrar al Ché Guevara aunque solo teníamos una imagen muy superficial del asunto.  Un jóven de derecha era un completo absurdo, una excentricidad de los tipos de Fiducia o Patria y Libertad que era la moda entre los hijos de los platudos. También habían intereses y compra de votos tal como ahora, aunque en esos años éramos amateur y mucho más baratos. La mayoría éramos asiduos del Partido Comunista, no por Marx sino porque distribuían un diario de papel de arroz que era especial para los cigarros de marihuana.

En fin, vino el golpe y el shock cultural para todos. Nadie se imagina en estos días el terremoto mental que significó para todos la liberación de precios, o la aparición de universidades privadas por mencionar solo dos cosas. Visto en retrospectiva no puedo menos que admirar  a los que tomaron y apoyaron esas decisiones que ahora nos parecen tan lógicas y naturales. Y empezamos a esperar que se fueran los militares, pero no se iban.

Al principio escuchábamos en Radio Moscú que el General Prats venía desde Argentina con "tropas leales" a recuperar el poder, nunca fué, Prats estaba ocupado en escribir sus memorias hasta que lo mataron. Después creímos que le entregarían el gobierno a Eduardo Frei Montalva que se creía el sucesor natural de los militares, cuanto antes posible. Pero tampoco, a Frei no lo invitaron ni a tomar tecito, lo mismo que a la gente de Patria y Libertad que terminaron disolviendose de mala gana. Y así pasaban los años y se empezaron a ver los cambios. Alejandro Foxley, desde Cieplan demolía cada medida económica y pronosticaba la ruina del país hasta que se aburrió, después tuvo que cambiar de opinión y debe tener bien escondidos sus escritos de entonces.

Dieciseis años después el país estaba como avión, el boom de los salmones transformó el sur, la agroindustría y las forestales cambiaron toda la zona central y los empobrecidos inquilinos o minifundistas se convirtieron en operarios agrícolas, pasando de la subsistencia al ingreso mensual seguro, en el Norte Chico un boom de frutas de exportación y packing, inversiones enormes empezaron a llegar y cuando se fue el General Pinochet ya estaban amarradas las gigantescas inversiones mineras en el Norte Grande: La Escondida, Cerro Colorado, Collahuasi.

Porque el General se fue finalmente, pensando que con las transformaciones del país podría legitimarse con votos, audazmente llamó a un plebiscito... y lo perdió. Eso fue hace veinte años cuando alegremente yo voté por que se fuera pensando que ahora si la alegría ya venía. Con los años, de mala gana le fui encontrando razón a Pinochet, pero a los oportunistas que se agrupaban en las secretarías de la juventud no los pasé jamás, ladrones y prepotentes son buena parte de los que hoy dirigen la Alianza por Chile. 

La celebración fue gigantesca, en Arica decenas de miles de personas salimos a la calle, lo que más me impresionó fue ver a la María, una vecina que jamás se metió con nadie pintada y arreglada como si fuera a una fiesta, todo el mundo estaba felíz menos los militares. Me imagino que debe haber sido como cuando Fidel Castro llegó a La Habana en los cincuentas. Pronto pasaría la fiesta.

La primera luz roja se me encendió cuando ví a Enrique Krauss y otros ministros jugando como niños con los Mercedes blindados, luego vino el escándalo del finado Juan Hamilton que pagó un millón de dólares por servicios de desmalezado en Enap y al poco tiempo la gran pérdida por las maniobras de Juan Pablo Lira, un operador de futuros de Codelco. Así empezó todo, cuando metieron preso al sobrino del presidente Aylwin, un tipo de apellido Bascuñan este mandó una potente señal visitándolo en la cárcel y asegurando su inocencia, la Corte Suprema no se demoró un día en soltarlo, entre bueyes no hay cornadas. Pero al menos la economía seguía creciendo, parece que habían encontrado el milagro: como crecer con más gasto público.

No duró mucho la cosa, con Frei Ruiz Tagle de presidente ya se habían comido el capital, las inversiones no entraban como antes ni se creaban actividades nuevas, todos trataban de ganar más haciendo lo mismo. Frei incumplió su compromiso de bajar el IVA alegando que era necesario financiar la gran reforma de la educación que traía la maravilla llamada Jornada Escolar Completa: fue un Fracaso Escolar Completo después de gastar algunos miles de millones. Era época de reformas, como la Reforma Procesal Penal, gracias a la cual la delincuencia se convirtió en un negocio rentable y de mínimo riesgo, más miles de millones -menos en realidad- y las calles repletas de delincuentes como nunca antes.

A esas alturas ya no quería saber nada de la alegría, que no llegó nunca. Lagos, el único presidente en la historia de Chile que ha puesto a su hijo de ministro sin que nadie reclamara. Bueno, su yerno era vicepresidente de Corfo y etc. etc. Fue la época de las mega obras públicas, todas concesionadas -o sea pagadas por los que las usan- lo que significó en la práctica un impuesto adicional sin compensación de ninguna clase que hoy pagan -todos los meses- sin chistar los santiaguinos. Los escándalos de los sobresueldos no tributados y del MOP-GATE, una red de estafas y fraudes al fisco que terminó con un ministro en la carcel, como siempre el hilo se cortó por lo más fino.

Bachelet, la presidenta más incapaz que recuerde, lo peor es que además se le nota y lo peor de lo peor es que se ha rodeado de incapaces, cesantes eternos, asistentes sociales, tipos que nunca pudieron conseguir trabajo ahora son autoridades. Y el Transantiago, en fin, para que sigo.

Veinte años y la historia de una traición. Reclamaban porque el Gobierno Militar ayudaba a los ricos y fueron los primeros en asociarse con ellos, lo peor es que los acostumbraron a no competir, los necesitaban para repartirse la plata del estado. Con un país creciendo al 8% todos teníamos oportunidades, lo veo ahora en Tacna donde partieron de mucho más abajo que nosotros, pero los malditos se lo robaron todo. Hoy los peores son autoridades: ignorantes, patudos, animadores sociales, están en la tribuna de honor para los desfiles, formando la galería de pobres diablos envanecidos ¡devuélvanme el voto, maldita sea!

Aventura en el Volcán Tacora: día 3

viernes, 25 de noviembre de 2016



El penúltimo día lo dejamos para atacar al volcán y explorar lo más posible el sector de los andariveles. Las dudas planteadas no son fáciles de solucionar, no hemos encontrado información en archivos, ni en forma de textos ni de fotos sobre el trazado del ferrocarrl de trocha angosta que llegaqaba a lo menos a los 4.800 metros sobre el nivel del mar, lo que lo hizo en suépoca el ferrocarril más  alto del mundo

Pero el trazado ha desaparecido, levantaron los rieles y se han llevado la mayoría de los durmientes, solo se puede descubrir a través de las plataformas por donde corría el tren de trocha angosta, donde a veces se conservan restos de señales por el borde de la vía, ruinas de piedra de los puentes ferroviarios o marcas de los durmientes.

La duda es hasta donde llegó finalmente el ferrocarril, o más bien los ferrocarriles, porque durante los años de explotación azufrera existieron grandes modificaciones. Don Ian piensa que originalmente llegaba más alto que la estación de carga que muestra el video anterior y q1ue con los años fue sustituído por un sistema de andariveles menores, que iban desde la base de los andariveles principales hasta unos ciento y tantos metros más abajo. En el video se puede ver desde el borde adonde bajaban los capachos cargados con un andarivel de gran pendiente, hasta un lugar donde claramente fue en su tiempo punto de carga del ferrocarril.

Ese video fue hecho en la base de los andariveles, donde habíamos estado dos veces antes, pero resulta que encontramos un sendero que seguía subiendo por la ladera del volcán y como la camioneta se había portado bien hasta el momento mi amigo decidió que siguiéramos subiendo para ver hasta donde llegábamos. Ni que decir que a mi no me hizo maldita gracia la idea porque el camino se hacía cada vez más estrecho, más empinado y iba más por el borde. Lo que más me preocupaba, una era que el camino se cortara antes que encontráramos un lugar donde dar la vuelta y que tuviésemos que bajar en marcha atrás, también exitía la posibilidad de pinchar un neumático porque estaba lleno de piedrecilla afilada y ahí si que estaríamos fritos. Pero haciendo caso omiso a mis prudentes advertencias seguimos subiendo hasta que se terminó el camino, justo al lado del quinto andarivel y menos mal que allí había un espacio para darse la vuelta.

Paramos un rato, miramos para abajo, hacia arriba quedaban más o menos otros cinco andariveles hasta la punta pero allá solo se podía llegar a pié -no gracias- así es que filmé un rato y como el viento y las nubes estaban empezando a avisar malas noticias, volvimos antes que la cosa se pusiera fea.


Calculando que la base estaba a unos 4.900 metros y la cumbre a 5.900, los andariveles iban espaciados más o menos en 100 metros y si no me equivoco son 10, o sea llegamos a la mitad de la altura, yo calculo unos 5.400 metros, que es el lugar más alto en que he estado en mi vida. No experimenté puna, ni falta de oxígeno ni nada, solo que me cansaba como diablo caminar, lamentablemente los videos no le hacen honor a la grandiosidad del paisaje.

Después bajamos a Aguas Calientes, donde hice algunas tomas de las ruinas y de vuelta al refugio donde nuevamente pasé una mala noche, al otro día temprano de vuelta a mi Arica querido, tierra de leche y miel bendecida por los dioses. Los primero que hice al llegar a la casa fue saludar a mi baño, luego de lo básico un largo baño de tina jugando con mi patito de hule y por fin en camita disfrutando de mi querida almohada: there is not place like home, sweet home.

Basta de aventuras por ahora, hasta el 30, es decir la próxima semana cuando debo volver a Lima City, ¡esta cosa no para señores!.

Aventura en el Volcán Tacora: día 2

miércoles, 23 de noviembre de 2016


Recién me fuí a cortar el pelo, el peluquero me preguntó asombrado adonde había andado metido y recién allí me di cuenta lo fuerte que pega el sol en la montaña, solo miren la foto, parce cuero de maleta, bien curtido.

La primera noche en el albergue de Alcérreca fue un desastre y al parecer para mi amigo fue lo mismo porque mientras tomábamos desayuno me comento que tampoco había podido dormir ni un minuto por causa del frio, y eso que llevaba un saco de dormir de alta montaña, igual el frio traspasaba todo.  La ducha tenía dos llaves, una para agua fría y la otra para agua helada, la fría parece que venía de una cañería enterrada así es que no estaba tan congelada como la otra, pero igual ni el jabón ni el shampoo hacían espuma así es que era más o menos lo mismo ducharse que no ducharse, sanamente yo opté desde entonces por lo segundo.

Amaneció con sol radiante y nada de frío, así es como hicimos nuestra primera vuelta por Villa Industrial, Tacora y Aguas Calientes, a unos cuarenta y tantos kilómetros pero casi tres horas en auto

En el camino, al aproximarse a Aguas Calientes se pasa justo por la frontera y en algunas partes el camino incluso ingresa a territorio peruana, se pueden ver los hitos de la frontera y como vamos paralelo a ellos podemos pasar de un país a otro caminando unos pocos pasos. El Canal de Uchusuma al servicio del Perú, que lleva agua potable para Tacna desde el río Maure y que corre pos decenas de kilómetros por territorio chileno, fue parte de la negociación que se hizo en el tratado con Perú que permitió dejar las azufreras en territorio chileno, en este video aparece justo el punto donde el canal cruza desde territorio chileno al Perú



Otro punto interesante es el campo minado, una estrecha faja de terreno rodeada de alambre de púas y con letreros de peligro donde cada cierto tiempo algunos animales silvestres, como las vicuñas y tarucas pisan una mina y son pasadas a mejor vida. Yo tenía una especie de maldición con ese lugar porque de las veces que había pasado siempre había quedado mal grabado o se me había borrado el material, pero el que la sigue la consigue y así pude obtener al fin un pequeño segmento del lugar



Villa Industrial es donde se procesaba originalmente el caliche, que llegaba desde el Volcán Tacora en un tren a vapor de trocha angosta (75 cm creo). Allí se encuentra un cuartel del Regimiento Huamachuco (si no me equivoco). En alguna parte leí que ese cuartel se planea potenciar, instalando un punto de vigilancia de alta tecnología porque el lugar es epicentro de toda clase de tráfico ilegal entre Perú y Bolivia y probablemente los retenes de frontera de Carabineros no cuenten con los medios para cubrir las necesidades de control de fronteras de manera eficiente.

De hecho ese mismo día cuando subimos a Aguas Calientes, al dar aviso a los carabineros del Retén Tacora, nos dijeron que fuéramos con cuidado porque íbamos a estar completamente solos los próximos treinta y tantos kilometros porque ese día no había subido nadie. Luego de adentrarnos una hora más o menos nos encontramos con un furgón Delica más o menos camuflado al borde del camino, seguramente unos pistacos que estaban pasando algo, lo que a mi me preocupó un poco. Afortunadamente los tipos estaban metidos en sus asuntos y no nos molestaron en los nuestros, no siempre ocurre así.

Hicimos videos en Villa Industrial y en Aguas Calientes, que eran los dos sitios donde se procesó el caliche de azufre y hoy están en ruinas, aprovechamos de hacer un inventario y revisar las ruinas, les adjunto este viseo de Villa Industrial, que es de los más aburridos pero les puede dar una idea del lugar. Más adelante pienso conseguirme un narrador y juntar todo el material con las entrevistas a don Fausto Chavez, a don Ian Thomson, musicalizarlo y todo eso, a ver si me sale un video entretenido. Por mientras todo esto es material crudo, pero al menos sirve para hacerse una idea del lugar


Volvimos en la tarde y yo al menos ya estaba mucho mejor aclimatado, esa noche pude hasta dormir un ratito, no tuve molestias físicas y el frío no me molestó tanto como la noche anterior. Así fue como nos preparamos para nuestro tercer día en el volcán Tacora y los andariveles.


Todo empezó con la persistencia de mi buen amigo don Ian Thomson, quien insistió una y otra vez hasta conseguir financiamiento del Consejo de Monumentos Nacionales para nuestra expedición al volcán y las instalaciones de la ex-azufrera, habíamos ido dos veces antes, la primera por medios propios y la segunda por gentileza de la Fundación Altiplano, que nos incluyó en uno de sus recorridos habituales a la Ruta de las Misiones, que quedaba en el camino. El problema es que por motivos de logística nos resultaba casi imposible quedarnos más de un día en el lugar, así es que contábamos con muy poco tiempo para llegar al lugar y luego bajar corriendo antes que se nos hiciera de noche.

Bueno, la porfía británica dio sus resultados y finalmente conseguimos que el Consejo nos financiara el arriendo de una camioneta por 4 días, el combustible y un pequeño viático para comprar alimentos y cosas por el estilo. Nuestro contcto con don Roberto Manriquez del Consejo fue fluído y muy colaborativo, pero todavía faltaba saber donde nos podíamos quedar a pasar las noches, es decir el campamento base.

Para eso don Ian consiguió la colaboración de don José Luís Hinojosa, del Ferrocarril Arica-La Paz, quien gentilmente gestionó que ocupáramos una pieza en el campamento de la Estación Alcérreca, más o menos a  dos horas y media de Aguas Calientes y a unas tres horas y media de la base de los andariveles en el volcán.

El tiempo para mí resultó horrible, porque el domingo venía llegando de Lima, cansado como perro y el martes en la mañana debía subir a la montaña, pero que diablos, no podía dejar botado a mi amigo y era la última ventana que teníamos antes que empezara la temporada de nieve y tormentas, donde no se puede hacer nada.

Así fue como el martes a las 11 de la mañana fuimos a buscar la camioneta, una Mitsubishi Katana 4x4 con buena jaula antivuelcos, la cargamos con nuestras cosas y salimos al supermercado a comprar vituallas, la principal de todas fueron 9 botellas de buen vino Valdivieso, Cabernet Souvignon -lo primero es lo primero- a la vuelta nos sobró milagrosamente una botella..

Camino al altiplano paramos a almorzar en Zapauira (pasé a saludar al Alexis pero no estaba) y luego de una o dos horas estábamos tomando el desvío por Pacollo por la A-23


Resulta que don Ian es hombre de siesta, le dió sueño así es que me puse a manejar yo. El camino de subida parecía fácil pero era sumamente traicionero, con mucha calamina y gravilla suelta, a veces dos o más ruedas quedaban en el aire y no había como controlar cuando bajaban, estuve a punto de salirme por la vía expresa (barranco) dos o tres veces. Cuando nos acercaos a la peligrosísima Quebrada de Allane, le cedí el volante a mi amigo porque no quería morir tan joven. Es una quebrada muy profunda de bajada y subida, larguísima, de una sola vía y llena de curvas ciegas donde hay que tocar la bocina para no chocar, hemos tenido la suerte de unca toparnos con nadie en ese lugar y esta vez la suerte también nos acompañó.

Finalmente llegamos a Coronel Alcérreca, que es solo una antigua estación del Ferrocarril Arica-La Paz, con un retén de Carabineros y unas cuatro o cinco casas usadas como campamento por las empresas contratistas

Las casas se veían estupendas y por dentro tenían todas las comodidades. Nos recibieron muy bien y nos acomodamos en nuestra confortable suite preparados para salir al día siguiente a explorar Villa Industrial y Tacora, para aclimatarnos


Pero cuando desapareció el sol empezaron los problemas. En cuestión de minutos la temperatura bajó a menos de cero y yo por lo menos empecé a tiritar de manera incontrolable. Me puse toda la ropa que tenía, inclusive una parka, me metí en el saco de dormir y me eché todas las frazadas encima, pero nada, el frío tras pasaba todo, no había como dormir. Para  colmo me empecé a sentir mal, se me secó la boca, la garganta y hasta los pulmones, creo que pocas veces me he sentido tan mal, por alguna razón me deshidraté y recordé que don Fausto Chavez, el viejito de 90 años que trabajó en el volcán en su adolescencia, había contado que su primera noche arriba se había sentido horrible, pero se las había arreglado con vino.

Y allí estaba la botella, a mi alcance, así es que llené hasta el tope un vaso grande y me lo tomé al seco, tratando de controlar los tiritones por el frío. Para asegurarme doblé la dosis y aunque no me hizo mayor efecto en términos de borrachera si me curó la deshidratación que no me dejaba respirar. Mi primera noche arriba fue la peor, lejos, no pude pegar los ojos. Luego, de a poco me aclimataría (continuará)

Los secretos de Donald Trump

martes, 22 de noviembre de 2016


Estaba evitando el tema porque poco o nada conozco de Donald Trump. A diferencia de la mayoría de las personas que lo ha seguido por sus realities como "El Aprendiz", los chismes de la prensa y cosas por el estilo, yo con suerte lo había visto un par de veces, excepto por las menciones de la prensa, tengo mucha menos experiencia directa con el conocimiento del sujeto que la mayoría de las personas.

Personalmente, me parece que se trata de alguien desagradable, fanfarrón y ostentoso, o tal vez sea un hábil payaso que usa la auto promoción en su provecho, no tengo elementos de juicio para decirlo. Hecho este disclaimer sobre mi ignorancia pasaré a opinar sobre lo que creo es importante para explicarnos como ganó la elección en condiciones tan desventajosas.

Más que hacer pronósticos sobre lo que va a ser el mandato de Trump, un ejercicio ocioso porque no tendremos que esperar mucho para verlo en la práctica, me interesa comentar alguna de las razones que -yo creo- explican su improbable triunfo, contra todas las fuerzas que se suponían insuperables. Ni Corporate America, ni los medios que lo combatieron de forma unánime, ni los intelectuales de cocktail, ni los sindicatos que han colocado a tantos presidentes y ni siquiera los poderosos caciques políticos de ambos partidos pudieron evitar que ganara la elección. En ese sentido Trump es el presidente más genuinamente popular electo en muchas décadas, tal vez desde Franklin Delano Roosvelt que no se veía al pueblo superando la influencia e todos esos grandes poderes y maquinarias.

Creo que es una equivocación pensar en Trump como un presidente de derecha, o incluso como un populista. Su plataforma de propuestas no fue ni de derecha ni populista, aunque si fue claramente en contra de casi todo lo que ha defendido el establishment americano durante muchas décadas. Sus propuestas son anti inclusivas, anti igualitarias y anti tolerantes, lo que se ejemplifica muy bien en el tema de la inmigración.

Inmigración ilegal
Tengo en mi mano un tríptico llamado "Lo que debes saber sobre la migración en Chile" editado por el Servicio Jesuíta a Migrantes, que expresa muy claramente la postura del establishment en casi todo el mundo sobre este tema. Parte con una cita de la Declaración Universal de los Derechos Humanos Art 13, que dice:

Toda persona tiene derecho a elegir su residencia en el territorio de un estado. Además, tiene derecho a salir de cualquier país, incluso del propio, y regresar a su país.

Este artículo tan obvio, se tuerce de manera típicamente jesuíta para llegar a la siguiente conclusión que cito textual:

Ningún migrnte es "ilegal". No es un delito estar sin papeles al día, essolo una infracción administrativa. Eso es estar de modo "irregular", y es similar a cuando a lo las nacionales se les vence el carné de identidad, o les retiran la licencia de conducir.

Esta afirmación es una estupidez enorme, un sofisma similar a decir que el que hurta no comete un acto ilegal sino "solo" una falta administrativa. De ser cierto los países deberían liberar completamente el ingreso de las personas, según la antojadiza interpretación de estos malditos curas -compinches del diablo- que supone que todos tienen "derecho" a irse a vivir al país que se les antoje sin estar sujetos a ningún requisito.

No existe tal derecho, para un extranjero ser admitido a vivir en un país es un privilegio, para aceder al cual debe sujetarse a una serie de reglas y requisitos, como no ser una carga económica para el estado y cumplir con todas las leyes nacionales, partiendo obviamente por las leyes de inmigración. Todo el que entra a un país sin cumplir con esas leyes es simplemente un delincuente, tal como cualquiera que no obedezca esa o cualquier otra ley.

En Chile tenemos ese problema con la llegada de algunos delincuentes colombianos e indigentes haitianos que comienzan a recibir subsidios y ayudas con plata de nuestros impuestos. Esto, que irrita a cualquier persona con dos dedos de frente, puede enfurecer a mucha gente en USA y Europa, donde existen políticas de bienestar mucho más generosas e inmigración ilegal mucho más masiva. Basta que unos cuantos delincuentes de un país entren como inmigrantes ilegales para sembrar los sentimientos de odio y xenofobia que son lo más natural y lógico del mundo en estas condiciones. La inmigración jamás puede ser un derecho, es un privilegio sujeto al buen comportamiento y aporte al país del migrante.

Entiendo que Trump interpretó perfectamente ese sentir popular que las elites y el establishment niegan con dientes y muelas. Su posición es simple y lógica: todo el que quiera ingresar para vivir en Estados Unidos debe someterse al proceso migratorio, a las leyes y requisitos del país o arriesgarse a vivir como un delincuente sujeto a deportación. A mi me parece perfecto, aunque ideas como la del muro y la deportación masiva me parecen fantasiosas y poco prácticas, tuvieron el efecto de presentar el problema en términos simples ¿queremos o no tener delincuentes extranjeros en nuestro país? Ese es -me parece- un punto relevante y muy válido.

Libre comercio
Otro punto de Trump sobre el libre comercio es -de manera similar a lo que ocurre con el muro en la frontera con Mexico- una idea válida aunque la propuesta concreta de volver al proteccionismo creo que será imposible de implementar, por lo que no debería siquiera preocuparnos.

Lo primero es que existe una confusión -más exactamente un engaño- al identificar al libre comercio con los tratados de libre comercio, son dos cosas totalmente diferentes. El libre comercio es la baja incondicional de aranceles de importación, creo que Chile fue pionero mundial de esto a fines de los años setenta, luego siguieron Perú y ahora es algo que existe en muchos otros países del mundo.

Debe haber sido durante el primer gobierno de Clinton que a algunos astutos de Corporate America, Big Farma y de la industria del entretenimiento, se dieron cuenta del peligro en que se encontraba su industria, cada vez más dependiente de procesos patentados que resultan increíblemente fáciles de copiar. Entonces se les ocurrió la jugarreta de los Tratados de libre Comercio, que consistía en que Estados Unidos y sus asociados bajarían bilateralmente los aranceles sujetos a enormes cambios en los países que incluían reformas radicales al sistema de justicia y compromisos de protección de patentes por vía de tratados, con lo que adquirían una fuerza incluso superior a las leyes nacionales.

Estos tratados han resultado un negocio redondo para las grandes transnacionales farmacéuticas, semilleras, empresas de software, entretenimiento y muchas otras que han obtenido un paraguas legal que blinda todos sus privilegios en forma de patentes, con un costo enorme y beneficios no muy claros para los países que firman esos acuerdos.

Gracias a estos Tratados de Libre Comercio tuvimos que aceptar la Reforma Procesal Penal, que ha disparado la tasa de impunidad, con el inevitable crecimiento explosivo de los delitos. Hoy resulta más barato ser delincuente que nunca antes en nuestra historia. Hemos perdido soberanía a cambio de una mezquina rebaja de aranceles que de cualquier manera habríamos conseguido, porque con la globalización es imposible físicamente mantener economías protegidas, Cuba y Corea del Norte son dos ejemplos y podemos ver como les va.

La propuesta de Trump de eliminar los tratados de libre comercio me parece excelente. Son obsoletos y el precio que pagamos por ellos es muy superior a los beneficios obtenidos, no es algo que se pueda hacer de un día para otro pero creo que como idea general es buena y hacia eso se debería tender en el tiempo. Su idea de que Estados Unidos vuelva al proteccionismo vía aranceles creo que es una fantasía fruto de su ignorancia económica, no debería preocuparnos más que si anunciara una ley que prohíba los terremotos o el cáncer, ninguna economía moderna puede sobrevivir en un esquema mercantilista, que ya era obsoleto en los años de Adam Smith, pretender eso en el siglo XXI es un sueño húmedo, nada más.

En generl creo que Trump tiene ideas bien potentes aunque la forma de implementarlas -un muro o el alza de aranceles- es bastante ignorante y probablemente nunca se llegue a nada por esa vía, pero hay muchas otras formas de frenar la inmigración ilegal y mejorar la industria local y probablemente encontrará manera de hacerlo durante su mandato. esos son solo dos aspectos de varios que -a mi modo de ver- captaron el apoyo popular de manera bastante masiva y explican su victoria electoral.

Para ser presidente del país más grande del mundo no se necesita una gran inteligencia ni una cultura excepcional, Jimmy Carter, ingeniero nuclear de profesión, fue un tipo muy inteligente y a la vez uno de los presidentes más cobardes, irresolutos e incapaces de los últimos años. Ronald Reagan tenía una preparación escasa, inteligencia mediana o menos, pero si tenía ideas claras, un punto de vista, principios que quería aplicar y no estaba dispuesto a transarlos. Gracias a eso aceleró el derrumbe de la URSS que ha sido el beneficio más grande para la humanidad en los últimos dos siglos. Es mucho mejor la resolución, el punto de vista correcto y los valores que tener a una maldita lechuza sabia e indecisa como Hamlet dirigiendo los destinos del país más poderoso del mundo.

Yo espero que Trump -el ugly American- sea una especie de Ronld Reagan del siglo XXI, tiene algunas de las características requeridas y creo que muchos de los que votaron por él piensan algo parecido. Ya veremos como resulta finlmente.

Giro a la derecha: un poco de historia

lunes, 21 de noviembre de 2016

Veía un corto video de José Piñera en el blog del Cato Institute donde expresaba su alegría por el avance de las políticas de libre mercado y el respeto a la propiedad privada que se están viendo en América Latina. Mencionaba -con razón- que Chile había sido pionero en este giro, a partir de la segunda mitad de los años setenta, luego había seguido Perú, que hoy goza de una situación bien expectante, enseguida vino Colombia, Argentina y próximamente Brasil y Venezuela.

Yo pienso que le faltó nombrar a Cuba, que puede colapsar de un momento a otro, Cuba es como esas señoras viejas que se tapan las arrugas con muchas capas de maquillaje, pero llega un momento en que no pueden seguir disimulando y aparece la realidad. Creo que también vienen buenos tiempos para Cuba, porque la revolución fracasó hace mucho, hoy es un muerto caminando y creo que pronto los buenos tiempos llegarán también para los cubanos.

Es que resulta cada vez más difícil cerrar los ojos al evidente fracaso de la izquierda. Si bien los socialismos reales se derrumbaron hace décadas, apareció otro invento muy ingenioso, que comenzó con los socialistas al estilo de Felipe Gonzalez. Estos disfrutaron de las mieles del poder durante varias décadas hasta que hoy, la Tercera Vía ya parece colapsada en todo el mundo y los votantes vuelcan su preferencia a los viejos políticos liberales.

Es una larga lista de fracasos: el Kirchnerismo en Argentina, el Partido de los Trabajadores en Brasil, la Concertación por la Democracia y Nueva Mayoría en Chile, el Chavismo en Venezuela, el Castrismo en Cuba, todos han terminado hundidos en corrupción y el fiasco económico. Y fuera de América Latina se ve más o menos lo mismo: el PSOE en España, los Demócratas en Estados Unidos, Socialistas en Francia y tantos otros. El Modelo Griego ha sido el patrón para todos los gobiernos que han optado por la Tercera Vía: una orgía de demagogia, hipocresía , corrupción y finalmente la ruina. La Tercera Vía se está destruyendo sola, sin necesidad de ayuda, en todo el mundo.

Parece ser un ciclo infinito que se ha visto muchas veces en la historia de los países. Chile ha tenido la suerte de ser un país muy conservador, creyente en el mérito y los resultados del trabajo duro. Pero cada ciertos años cae en la espiral del igualitarismo y la ilusión de vivir a costillas de los impuestos que pagarán "los ricos". En nuestra historia hemos visto repetirse el ciclo muchas veces, si revisamos la Historia de la Derecha en Chile y La República Socialista de Chile, donde coloqué resúmenes de nuestra historia desde la independencia hasta el gobierno de Allende, vemos que hay constantes, ciclos increíblemente regulares.

No creo que Chile esté al borde de un gran quiebre. El país ha tenido -a lo menos- tres quiebres importantes que han marcado el retorno a gobiernos restauradores después de la anarquía: la Guerra Civil de 1829 cuando comenzó la Era Portaliana, la Guerra Civil de 1891 donde cayó Balmaceda comenzando los gobiernos oligarquicos y el Golpe Militar de 1973 que comenzó un proceso de liberalización económica que todavía está en curso. A diferencia de esos períodos, en una perspectiva histórica, el ciclo de hoy parece mucho más suave.

Los Gobiernos Portalianos tuvieron su mejor expresión durante Manuel Montt, que sin ser portaliano el mismo, aplicó los principios de Portales con realismo y extraordinario buen ojo, luego vino la Guerra del Pacífico y el progresismo de derecha, una cosa muy parecida a lo que fueron los gobiernos de la Concertación por la Democracia, muchos años después, se llamaban a si mismos "liberales" -como pueden ver la palabra tiene onda desde hace muchos años. La repartición de lo ganado al Perú y el carácter especulativo de gran parte de la riqueza salitrera provocaron el colapso y la guerra civil que terminó botando a Balmaceda.

Luego gobernó una serie de presidentes oligarcas, beatos y ultra conservadores, que no lo hicieron tan mal durante unos 20 años, hasta que la crisis de la Primera Guerra Mundial y la Gran Recesión que vino después, los tumbó a los oligarcas. A partir de 1920 comienza la larga y bizarra República Socialista, como he llamado a los casi 50 años, en los que se  volvió a arruinar al país, culminando en el gobierno de Allende.

Hoy no enfrentamos nada de eso, pero creo que estamos volviendo de manera suave y no traumática a los gobiernos restauradores del orden y la meritocracia. Con el tiempo le vamos a agradecer a Bachelet haber sido tan estúpida e inepta y a sus asociados de haber sido tan burdos ladrones y tan incapaces, sin quererlo, ellos han hecho posible una transición ordenada a la vuelta de los gobiernos de orden y meritocracia y al desprestigio de la ideología igualitarista.

Al final el gobierno de Bachelet está resultando muy bueno para el país porque nos permite hacer una transición suave a los viejos valores del orden, esfuerzo y meritocracia que están tan profundamente enraizados en la psiquis chilena, volvemos en certo mkodo a nuestro estado de naturaleza, gracias a estos orates.

P.D. Sin ducharme, sin dormir por 3 noches y de vuelta de 5.400 metros sobre el nivel del mar, hice este viedo del city tour de Villa Tacora. No es una obra de arte pero puede darles una idea como es la vida en el altiplano chileno.

Conoce a tu cliente

domingo, 20 de noviembre de 2016



Nunca está demás un poco de demagogia para cerrar un curso:

Amigos, esta es la última clase. Resulta que con el trabajo yo quería enseñarles algo que considero importante para su formación, así es que el título de esta clase es

APRENDE A CONOCER A TU CLIENTE
Todos tenemos clientes a lo largo de la vida, no uno sino muchos. La relación de proveedor-cliente es algo que nos acompaña siempre que interactuamos con otras personas. En el caso mío por ejemplo, al hacerles clase ustedes son mis clientes y debo tratar que aprendan un par de cosas útiles que no solo les sirvan para pasar una prueba. La Universidad que me manda a hacer clases también es mi cliente porque ustedes le pagan a ella y ella me paga a mi, entonces espera que yo enseñe bien y los deje conformes con lo aprendido.

Si no me importara ser mediocre no me preocuparía, les hablaría de cualquier cosa y les haría una prueba difícil para que crean que se mucho, total, voy  cobrar igual. Pero no me gusta la mediocridad y creo que si uno hace algo debe hacerlo lo mejor que pueda, así es que me preocupo y trato de enseñarles algo útil PARA DEJAR A MIS CIENTES CONFORMES. Si igual no quedan conformes no importa tanto, porque al menos hice todo lo posible.

Bueno, el trabajo final que les dí no tenía por objetivo medirlos sino enseñarles algo, porque yo como profesor también soy cliente de ustedes y al hacer la prueba me tienen que dejar satisfecho. Por eso cuando les hablé del trabajo les dije clarito que los primeros que entregaban tendrían la mejor nota y luego la nota iría bajando, resulta que hablaba totalmente en serio.

Y esa es la importancia de conocer al cliente, poner mucha atención a lo que dice y tratar de dejarlo satisfecho, yo dije bien claro cual era el criterio de evaluación y ahora ninguna explicación vale: reglas son reglas, yo se que en Perú todo es muy flexible pero en esto yo uso el sistema chileno.

Los que entregaron último y sacaron la nota más baja no se preocupen, porque van a ser los más beneficiados y tal vez nunca se les va a olvidar lo importante que es conocer, comprender que es lo que esperan de uno y dejar satisfecho al cliente. Si aplican eso en el trabajo y en la vida casi siempre les va a ir bien.

Y nada más, eso era la última clase. Espero que se hayan divertido escuchando mis historias tanto como me divertí yo contándoselas. Suerte en todo.

Ese fue un mail medio demagógico que les mandé al terminar el curso. Si todos nos preocupáramos por identificar, conocer y dejar satisfechos a nuestros clientes otro gallo cantaría. Si los políticos se dieran cuenta que sus clientes son sus votantes y si los empleados públicos se dieran cuenta que son empleados del público, habría mucha menos mediocridad, huelgas y abusos de poder de parte de estas sanguijuelas, en algún momento la indignación va a explotar y nadie les va a tirar un pedazo de pan cuando se queden cesantes y muertos de hambre, espero ansioso que llegue ese momento.

A otra cosa. Anteayer al llegar a la casa disfrutaba de mi baño de tina, jugando ociosamente con mi patito de hule mientras me echaba agua por la cabeza con la esponja, luego me fui a dormir deliciosamente, disfrutando del clima ideal de Arica. Y me acordé que solo una noche antes había estado en un lugar donde el frío quiebra los huesos, donde la ropa amanece helada y mojada y donde a pesar de haber un sol esplendoroso la temperatura y el viento estaban bajo cero. Me acordaba de los trabajadores contratistas del Ferrocarril Arica-La Paz con quienes compartíamos el albergue y que llevaban un par de años viviendo en esas condiciones.

Uno de los trabajadores, un boliviano con quien nos hicimos muy amigos decía con tristeza que se había acostumbrado al lugar y al trabajo, ahora que se termina el contrato tendrá que emigrar a Calama o donde sea que haya trabajo. El hombre es animal de costumbres y se encariña con sus costumbres, en mi casa, mi baño, con mi almohada y mi sucucho que uso como oficina me siento como un rey en su palacio, igual que nuestro amigo boliviano se sentía en el albergue. El bienestar o malestar es siempre relativo, no existe la pobreza absoluta.

Volví (leyendo Economía y Sociedad)

viernes, 18 de noviembre de 2016

Justo venía de vuelta descargando mis cosas de la camioneta y aparece el cartero con la relanzada revista Economía y Sociedad Nº 89, gentileza del mismísimo director. Que bien, es material de lectura de primera para los que tenemos ideas sencillas y prácticas de lo que deberían ser las mejores políticas para el país. No aparece dese luego esa estúpida discusión sobre quienes son los liberales más puros ¿a quien se le habrá ocurrido tamaña estupidez? Mucha gente -probablemente bien intencionada- se convierte en policía del pensamiento tratando de pontificar sobre lo que es un "verdadero liberal", normalmente son sobacos ilustrados llenos de libros y citas del filósofo tal o cual. Me aburren, solo les puedo decir como Homero Simpson "a-b-u-r-r-i-d-o-s" ser aburrido es peor que ser tonto, incluso algunos tontos resultan muy entretenidos.

No había escrito sobre esas peleas porque me parecen infantiles y faltas de propósito ¿quien es un verdadero liberal? ¿Cual es el canon?. Creo que es lo más sencillo del mundo, para mí es liberal el que prefiere tener la mayor libertad que pueda, el mismo, así sea miembro del MIR o tenga la filosofía que se le antoje. Hago mías las palabras de nuestro gran Diego Portales, uno de los mejores chilenos que han existido -y no lo digo porque sea mi tío abuelo noveno-  cuando decía:

"A mí las cosas políticas no me interesan, pero como buen ciudadano puedo opinar con toda libertad y aún censurar los actos del Gobierno. La Democracia, que tanto pregonan los ilusos, es un absurdo en los países como los americanos, llenos de vicios y donde los ciudadanos carecen de toda virtud, como es necesario para establecer una verdadera República. La Monarquía no es tampoco el ideal americano: salimos de una terrible para volver a otra y ¿qué ganamos? La República es el sistema que hay que adoptar; ¿pero sabe cómo yo la entiendo para estos países? Un Gobierno fuerte, centralizador, cuyos hombres sean verdaderos modelos de virtud y patriotismo, y así enderezar a los ciudadanos por el camino del orden y de las virtudes. Cuando se hayan moralizado, venga el Gobierno completamente liberal, libre y lleno de ideales, parte todos los ciudadanos. Esto es lo que yo pienso y todo hombre de mediano criterio pensará igual." (Lima, Marzo de 1822).

Don Diego era un liberal porque no le interesaba cambiar la vida ni las ideas de nadie pero tampoco le hacía maldita gracia que otros, amparados en sus nobles ideales intentaran arruinar su vida e imponerle sus ideas estúpidas. Y si para defenderse de esos palurdos era necesario un gobierno fuerte y fusilamientos no le iba a tiritar la pera para hacerlo, pues era simple defensa propia. El hombre no era ningún estúpido teórico ni menos un caído del palto, imbuído de intrincadas ideas filosóficas, simplemente quería asegurarse que lo dejaran en paz y que nadie le pusiera la pata encima. Se trataba de un comerciante, no de un eunuco filósofo que pontifica como deben pensar los demás. Preocuparse de que nos dejen tranquilos y nadie nos pueda imponer sus ideas es -creo yo- la característica fundamentalmente del liberal.

Resulta que la palabra "liberal" está hoy tan sobrevaluada como "abogado" en los sesentas o "ingeniero" en los setentas. Todos tratan de aparecer como liberales y compiten entre si para distinguirse de los "falsos liberales". Los sobacos ilustrados de Nozik desclifican a los de Hayek y estos a los de Locke, armando discusiones teóricas tan absurdas como carentes de cualquier valor práctico. Que se vayan al diablo.

No puede existir un Canon Liberal, pues por definición los que preferimos la libertad no nos cegamos con una u otra secta, lo que nos interesa es algo mucho más sencillo: que nadie trate de imponernos sus ideas, sean buenas o estúpidas.

La revista Economía y Sociedad habla de asuntos liberales desde una visión práctica, a favor del libre comercio y el estado pequeño ¿es esa la forma canónica? Por supuesto que no, alguien que prefiere la libertad no reconoce cánones, por definición, aunque podría reconocer un par de principios simples y prácticos, como el deseo que lo dejen en paz.

Hay muchas otras formas, incluyendo aquellas por las que rompen lanzas nuestros sobacos ilustrados, pero la verdad es que a mi me aburren. Rara vez discuto con ellos porque normalmente tienen el pecado de juventud: nada mejor para adquirir ideas estúpidas es leer mucho y enamorarse de ciertas ideas por el camino de la pureza teórica, a lo Hegel, el idiota.

Normalmente esas ideas se pasan con el tiempo. A medida que los verdes pinos van acumulando arrugas y experiencia, se van dando cuenta que en cualquier idea hay alguna parte de razón: todas muestran parte de una realidad que es demasiado compleja para una sola interpretación, hasta Hitler tuvo razón en un par de cosas y espero que con esto les de un buen soponcio a mis queridos sobacos ilustrados, solo para irritarlos un rato

Como decía, el valor que veo en Economía y Sociedad es que las ideas que se discuten son sencillas, sin mucha ideología y sobre cosas bastante prácticas, el temario de este número es:

El regreso de EyS
La constitución de los tres presidentes
El costo de las retroexcavadoras
Una visión de PErú en el año 2025
Dossier Sistema de Capitalización

No se menciona ningún célebre filósofo -de esos que se deleita citando el simplón de Carlos Peña- simplemente se comentan problemas reales y bastante urgentes del país, de manera que cualquiera pueda entender los puntos de vista. Es gran material de lectura, ya voy por la mitad.

P.D. y para los que quieren saber mis aventuras en el Volcán Tacora solo les daré una apretada síntesis: (1) me asusté como el diablo manejando parte del camino (la más fácil) y de pasajero la parte peligrosa (2) tres noches sin dormir, congelado de frio y deshidratado (3) subimos hasta cerca de 5.400 metros sobre el nivel del mar, paisaje maravilloso; tres días casi sin comer; clima espectacularmente bueno de día, un infierno de noche (4) tres días andando y durmiendo con la misma ropa, para dormir me ponía más encima, sin lavarme ni afeitarme. Ahora mismo debe estar congelado y lloviendo a chuzos. Arrancamos justo. Tengo muchos gigas de video para editar, a medida que los termine les iré contando toda la aventura.

P.D. 2 el chullo es lo máximo, un invento extraordinario

Hasta la vista baby

lunes, 14 de noviembre de 2016


Acostado en el suelo tuve que esperar más de 4 horas en el Aeropuerto Jorge Chavez hasta que por fin salió mi vuelo, hoy ando con un rico dolor de espalda y mañana saldré para el Volcán Tacora por los siguientes 4 días con el alto auspicio del Consejo de Monumentos Nacionales. Andaremos por la punta del cerro en una investigación con mi buen amigo don Ian Thomson y espero salir vivo de esta, porque estaremos en lugares muy apartados y medio peligrosos. En fin, ojala que todo salga bien, nos leemos el fin de semana si es que Krishna, Jehova o quien  corresponda así lo decide.

Espero hacer mejores videos esta vez. ¡Nos vemos!

A ver: llevo -Camara, jimbal, Sj4000, baterías de repuesto, memorias de repuesto, cable cámara-USB, telezoom, grbadora Zoom, audífonos, micrófono boom, monopodo, 2 tripodes, 2 cargadores Usb, gato muerto, pilas tripleA y doble A, cargador pilas, linterna maglite, linterna chica, binoculares, cable, Victorinox, kit aseo, pañuelos desechables, bicarbonato, aspirinas, acetazolamida, bloqueador, vaso térmico, té, lentes, gafas sol. A ver, a ver, ¿que se me olvida?

P.D. en este lindo lugar es donde estuve haciendo clases en Lima, miren que bonto



Barrios y calles de Lima

viernes, 11 de noviembre de 2016


Me quedan solo dos días en la sede del Virreinato del Perú, ya me ubico más o menos bien en los distritos de Miraflores, San Isidro y San Borja, hoy en la mañana anduve por Surquillo, que colinda con Miraflores y tiene dos partes, una es la industrial -me dicen que antiguamente ese era el parque industrial de Lima- y la otra es residencial. Surquillo es un barrio de clase media y media baja, algo pobre pero con lugares bonitos, colinda con Miraflores y es impresionante como cambia todo a partir de una sola calle: a un lado un mercado callejero netamente popular donde uno entraría con cierta desconfianza, atraviesas la calle y estás en el primer mundo de Miraflores, con parques, Audis, Porsches y lindas casas.

Hay hitos que demarcan la ciudad como El Zanjón, llamado oficialmente Paseo de la República o Vía Expresa, que antiguamente fue el lecho de un gran río seco y hoy atraviesa la ciudad en forma de un viaducto de unas 8 pistas, con una pista al medio exclusiva para el sistema de metro buses, paralelo al Zanjón, hacia el sur, corre otro gran viaducto que es la Panamericana Sur, ambos rodean el distrito de Miraflores de mar a "cordillera" en el este (aunque Lima no tiene cordillera cercana). Ambos viaductos son cruzados por otro que corre en el este paralelo a la costa que se llama Javier Prado. Por esas vías pasa gran parte del tráfico de Lima y en ls horas punta dicen que son un infierno, en horario normal igual están copadas pero me da la impresión que funcionan bastante bien porque no hay semáforos, Claro que entrar o tomar una salida es una aventura de muy alto riesgo.

También están las playas. En cierto modo la geografía de Lima se parece mucho a la de Arica pero a mayor escala, es un valle -hasta donde yo entiendo- formado por la boca de tres ríos, de norte a sur son el Chillón, el Rimac y el Lurín, pasada la gran abertura formada por los ríos, hacia el norte y hacia el sur la ciudad queda cerrada por acantilados verticales igualitos a los que hay al sur de Arica. También al igual que en Arica, los acantilados del sur terminan en un morro, el Morro Solar que está lleno de antenas tal como el Morro de Arica y se llega allá perfectamente desde Chorrillos.

Otro barrio que vale la pena mencionar es el de Lince, donde yo me alojé cuando vine en 1985. Se trata de un barrio de clase media-media y tiene la ventaja que los alojamientos y lo demás son más baratos que en Miraflores o San Isidro, pero lo que se ahorra en alojamiento probablemente se gasta en taxi, porque todo lo atractivo para el turista está en Lima Moderna.

Dicen que las mejores playas están al sur de Barranco, antes de llegar al acantilado, porque son más soleadas, mientras que en Lima mismo casi siempre hay neblina. El clima que me tocó es extraordinario, por ejemplo hoy amaneció nublado pero con nada de frío, se puede andar en polera sin problemas día y noche porque en esta época no refresca como pasa en Arica.

En fin, no es una ciudad difícil de imaginar porque tiene muchos puntos de referencia para orientarse, también uno se puede orientar por el olfato: apenas se entra a San Isidro, Miraflores o Barranco se empieza a oler el mar.

Me dicen los taxistas que Lima está en su mejor momento, antiguamente el centro era un chiquero según me cuentan, hasta que un señor de apellido Andrade, que era alcalde de Miraflores, tomó la alcaldía de Lima y la ordenó transformándola completamente. Esto fue -creo- en los noventas y como ya está muerto, creo que se merece una buena estatua.

Hablen conmigo nomas

jueves, 10 de noviembre de 2016


Sigue mi exploración de Lima, pese a ser una cuidad tan grande ya me estoy ubicando bastante bien por Miraflores, San Borja y San Isidro que es donde yo me muevo. Los taxistas que me han tocado, todos muy simpáticos y paarlanchines, hasta les da un poco de verguenza cobrarne 14 soles entre Larcomar y San Borja, donde está el distrito financiero, en el mapa se ven casi al lado pero son 30 minutos o más de viaje con el tráfico de la ciudad.

En las fotos pueden ver mi Templo del Trabajo, donde tenemos la oficina de la Universidad en la calle San Luis, Barrio de San Isidro. Hicimos una buena alianza con la Cámara Asia Pacífico del Perú y esperamos desde allí empezar a hacer actividades, si Dios escucha y el cachudo se hace el sordo tendremos una linda Escuela de Negocios en Lima fruto de esta alianza, veremos.


Hoy para almorzar pensé "si hay almuerzos de 11 soles tienen que haber también de 9" y me fui a buscar por las calles de los costados de Larco, en alguna parte deben almorzar los trabajadores era mi razonamiento y quería conocer que tal era. Efectivamente, hay muchos lugares para almorzar con 9 soles y los almuerzos son de la misma calidad que el Jockey y otros lugares un poco más bonitos, se trata de casas antiguas que por alguna razón sobreviven en medio de los edificios donde se sirve menú criollo y se llena de trabajadores, estudiantes y oficinistas.

En este caso para entrada había chicharrón de pollo, causa de pollo (ambas agotadas cuando llegué), ensalada de palta, caldo de res y papa rellena, que fue lo que yo ordené. El segundo tenía varias alternativas como lomo saltado, ají de gallina, tallerín al pesto con bistec (que fue lo que comí) y otros que no recuerdo. Todo perfectamente bueno y perfectamente barato. De postre pasé a comprar una lata grande de Pilsen Callao que me llevé para la casa de manera de dormir una buena siesta, cosa que hice con mucho gusto.

La verdad es que ya me está viniendo homesickness por mi querido Arica: mi casa, mi cama, mi almohada y mi baño, que diablos. Pero la cosa no para. Llego a Arica el domingo 13 y el martes 15 dejo botado todo el asqueroso trabajo para subir nuevamente con mi buen amigo -don Ian Thomson- al Volcán Tacora. Pasaremos 4 días por el área investigando las ruinas de los andariveles, Villa Industrial, Aguas Calientes y Coronel Alcérreca, donde tendremos nuestra base de operaciones. Nunca había pensado en una exploración tan larga, pero vamos becados por el Consejo de Monumentos Nacionales y solo queda una ventanita de pocos días antes que empiece el mal tiempo. Entre diciembre y marzo no se puede hacer nada de nada por culpa de la nieve y lluvias.

¿No querías aventuras Tomasito? Ahi las tienes: a 5.200 metros de altura los andariveles me esperan. Ah claro que quería pero no tanto, igual tendré hartas historias para entretenerlos, si es que no me mato en el camino. Por mientras  les dejo más fotos de la APEC, donde nos estaremos moviendo en Lima si es que El Pulento no decide otra cosa.

P.D. Y les paso un buen dato: si alguien necesita tener una oficina virtual en Lima, con secretarias que contesten el teléfono, redireccionen, uso de oficinas, sala ejecutiva o sala de clases por horas, nuestro partner, la Cámara APEC les da el servicio, hablen conmigo nomas. La infraestructura es de un lujo asiático, como buenos chinos







Un día de descanso en Lima Limón. Me dediqué a pasear y descansar, ojalá el resto de la semana siga igual, acabo de darme cuenta que no nací para el trabajo duro. Por una parte me dicen que tengo que hacer clases este fin de semana, justo antes de irme, espero que no pero acá en Perú se dice una cosa y se hace otra, es el país donde todo es posible.

Mi buen amigo Franco, que vivió muchos años en Lima, me comentaba "lo que me encanta de esa ciudad es que cada día que me levanto no tengo idea que podrá pasar". Toda la razón, esta debe ser la ciudad más aleatoria del mundo, los peruanos son amigables y cariñosos pero rara vez dicen las cosas de frente, entonces hay que evaluar y analizar cada palabra, cada gesto para tratar de pronosticar que es lo que realmente piensan. Fascinante pero un poco agotador.

Después de mi visita a Gamarra hice otro descubrimiento increíble de ropa, los outlet de Miraflores donde liquidan los saldos de exportación, son grandes tiendas en el centro compartidas por varios fabricantes. Vengo llegando de La Quinta de los Fabricantes en Larco 497, cada fabricante tiene sus cajones y un par de vendedoras. Polos desde poco más de tres dólares hasta seis o siete dólares, bonitos diseños y colores porque son las que se exportan a Estados Unidos y quedan como saldo, es difícil encontrar esos precios y calidad, en fin, dos poleras más, no se donde voy a meter tanta ropa.

Siguiendo el consejo de Pablo, acabo de ir a almorzar a un local a la vuelta de mi casa un almuerzo de 11 soles (unos 2 dólares 80 o dos lucas) con una entrada o sopa, un segundo y jugo, que complementé con una cerveza Pilsen Cristal de medio litro (7 soles, es cara la cerveza por cuestión de impuestos parece). Yo almorcé una cazuela de res y un ají de gallina, que estaba buenísimo, he engordado como cerdo en los días que llevo acá. El restaurante es de esos donde se ven deportes, tiene como 20 grandes televisores y uno para ver los Teletracks, se llama Jockey Club del Perú -como se ve en la foto- es un lugar muy sencillo donde van puros oficinistas, la atención es rápida y la comida de casa es bien buena.

Bueno, la Cristal de medio me dejó soñoliento, no los pienso aburrir con Donald Trump ni nada de eso, tal vez más adelante, Por ahora, nuestro hombre en Lima se va a dormir una reparadora siesta.

Un día completísimo

miércoles, 9 de noviembre de 2016


Hoy fue un día completísimo, hice todo lo que no había alcanzado a hacer entre clases y reuniones y conocí algunos lugares espectaculares, en la mañana nos juntamos con mi amigo Augusto en el Malecón de la Reserva (en Perú llaman Malecón  lo que nosotros llamamos Costanera, o sea la avenida que va por el borde del barranco con vista al mar) y después de explorar un poco por Miraflores, nos fuimos para el popularísimo barrio de La Victoria, de clase media y baja, principalmente ocupado por negocios. Hay un sector que es como 10 de Julio en Santiago, dedicados a los autos y la chatarra donde está el estadio del Alianza Lima, el equipo de la mitad más uno del Perú.

Luego se entra por barrios truculentos donde se empieza a ver basura como en Iquique (solo bromeo) y Augusto coloca un paño en el espejo retrovisor para mostrar como que es del barrio, después de algunas vueltas y revueltas llegamos a una comisaría, más vueltas y por fin en nuestro destino final: el Jirón Gamarra que es el epicentro de las confecciones en Perú. Gamarra es un área de varias manzanas donde el tráfico está cerrado con vallas papales, no es un paseo peatonal propiamente tal, sino que cerraron simplemente las calles para que caminen por ellas miles y miles de personas, es una oleada de gente, de punta a punta.

Edificios comerciales de toda clase, desde grandes rascacielos dedicados a fabricar confecciones, hasta caracoles, galería tras galería, la primera que fuimos, con más de 400 locales, fue donde me compré unos lindos pantalones (unas 19 lucas) que me quedaban largos -"pero no se preocupe, yo le hago la basta"- "¿y cuanto me cobra?" -"nada, si me compra el pantalón se la hago gratis en un ratito". Y como se dijo se hizo.

Poleras, blusas, camisas, de todo para salir convertido en un figurín. Me preguntaba por qué marcas como Chamise Lacoste o Hugo Boss eran vendidas si todos saben que son falsificadas, resulta que esa ropa no es primarimente pra consumo local, sino que se vende al mercado de Estados Unidos como legítima a un precio exorbitante, es pan caliente ¿y como consiguen las etiquetas y las marcas originales? Compran licencias para distribución exclusiva en ciertas Zonas Francas, nominalmnte para maquilar pero todo se pierde en al camino y de pronto parecen clones idénticos de los jeans Levis a 7 lucas y cosas así, es extraordinario, casi lujurioso ver como se mueve la plata en esos lados: millones de millones de millones.

Luego un vuelta por el centro de La Victoria, Polvos Azules y al hermosísimo centro de Lima, una delicia arquitectónica, con mansiones del siglo 18, 19 y 20, ni un solo grafitti, increíble. El Centro Histórico de Lima es como volver en el tiempo a la España Colonial. Luego a la Estación Desamparados, donde llegaba el tren desde el Altiplano y por el borde del Rimac hasta volvr a Miraflores.

De allí nos fuimos a almorzar a uno de los restaurantes criollos más tradicionales, creo que es el equivalente al Bar Nacional de Santiago, el Rincón Chomi es un lugar sin pretensiones -como se puede ver en la foto- pero con platos criolles exquisitos. Astutmente evité esta vez el lomo saltado y me fuí por un seco de cordero y una fuente con cuatro tipos de comida distinta para picar:ají de gallina, mondongo, seco de cabrito (ese que se corta con puro tenedor) y otro que no recuerdo, de postre un espectacular suspiro limeño (dicen que es el mejor de todo Lima y no perdí la ocasión de comentar en voz bien alta que "el Soprole chileno es mucho mejor", terminamos con dos cafés. Es caro para los estándares peruanos, salió como 100 soles todo, unas 19 lucas cuando con dos lucas se come bastante bien, pero por una vez hay que probar lo mejor ¿no creen?.

En fin son las 2:23 AM y ando muerto de sueño, me acaban de avisar que el próximo sábado y domingo también hago clases, diablos. Mejor me retiro a mi cripta, hasta mañana.

Entradas antiguas Entradas nuevas