Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Refrito del Sábado: Chile ¡la alegría ya viene!

sábado, 26 de noviembre de 2016



Este refrito es interesante, lo escribí hace como 8 años atrás y creo que tiene más vigencia que entonces. Me da gusto ver algo que he escrito y que no ha sido desmentido por el tiempo, en fin, aquí va:

Hace veinte años, el 5 de octubre de 1988 llegó la alegría a Chile. No me habría dado cuenta de no ser porque lo acabo de leer en el Mercurio, ni siquiera en mi diaria vuelta por chile.soc.politica encontré comentarios al respecto, parece que todos se olvidaron o les da verguenza acordarse.

Como prácticamente todos los mayores de edad en esa época yo me inscribí en los registros electorales pensando que mi voto iba a ser muy importante, además era la primera vez en mi vida que iba a votar porque cumplí 18 años justo el año 1973 así es que no había alcanzado a participar en ninguna elección.

Durante la Unidad Popular fui simpatizante de Allende, como prácticamente todos los jóvenes que no éramos de plata, en esos años la derecha era un feudo de los ricachones. Recibimos con consternación el golpe el 11 de septiembre, nadie que yo conozca se lo esperaba a pesar de la multitud de avisos e intentos que lo precedieron.

Analizando ahora, pasado tanto tiempo, creo que esa imagen de jóvenes idealistas es uno de los muchos mitos que circulan sobre los setentas: éramos de izquierda por razones más o menos absurdas como amistades, entorno y sobre todo moda, estaba de moda idolatrar al Ché Guevara aunque solo teníamos una imagen muy superficial del asunto.  Un jóven de derecha era un completo absurdo, una excentricidad de los tipos de Fiducia o Patria y Libertad que era la moda entre los hijos de los platudos. También habían intereses y compra de votos tal como ahora, aunque en esos años éramos amateur y mucho más baratos. La mayoría éramos asiduos del Partido Comunista, no por Marx sino porque distribuían un diario de papel de arroz que era especial para los cigarros de marihuana.

En fin, vino el golpe y el shock cultural para todos. Nadie se imagina en estos días el terremoto mental que significó para todos la liberación de precios, o la aparición de universidades privadas por mencionar solo dos cosas. Visto en retrospectiva no puedo menos que admirar  a los que tomaron y apoyaron esas decisiones que ahora nos parecen tan lógicas y naturales. Y empezamos a esperar que se fueran los militares, pero no se iban.

Al principio escuchábamos en Radio Moscú que el General Prats venía desde Argentina con "tropas leales" a recuperar el poder, nunca fué, Prats estaba ocupado en escribir sus memorias hasta que lo mataron. Después creímos que le entregarían el gobierno a Eduardo Frei Montalva que se creía el sucesor natural de los militares, cuanto antes posible. Pero tampoco, a Frei no lo invitaron ni a tomar tecito, lo mismo que a la gente de Patria y Libertad que terminaron disolviendose de mala gana. Y así pasaban los años y se empezaron a ver los cambios. Alejandro Foxley, desde Cieplan demolía cada medida económica y pronosticaba la ruina del país hasta que se aburrió, después tuvo que cambiar de opinión y debe tener bien escondidos sus escritos de entonces.

Dieciseis años después el país estaba como avión, el boom de los salmones transformó el sur, la agroindustría y las forestales cambiaron toda la zona central y los empobrecidos inquilinos o minifundistas se convirtieron en operarios agrícolas, pasando de la subsistencia al ingreso mensual seguro, en el Norte Chico un boom de frutas de exportación y packing, inversiones enormes empezaron a llegar y cuando se fue el General Pinochet ya estaban amarradas las gigantescas inversiones mineras en el Norte Grande: La Escondida, Cerro Colorado, Collahuasi.

Porque el General se fue finalmente, pensando que con las transformaciones del país podría legitimarse con votos, audazmente llamó a un plebiscito... y lo perdió. Eso fue hace veinte años cuando alegremente yo voté por que se fuera pensando que ahora si la alegría ya venía. Con los años, de mala gana le fui encontrando razón a Pinochet, pero a los oportunistas que se agrupaban en las secretarías de la juventud no los pasé jamás, ladrones y prepotentes son buena parte de los que hoy dirigen la Alianza por Chile. 

La celebración fue gigantesca, en Arica decenas de miles de personas salimos a la calle, lo que más me impresionó fue ver a la María, una vecina que jamás se metió con nadie pintada y arreglada como si fuera a una fiesta, todo el mundo estaba felíz menos los militares. Me imagino que debe haber sido como cuando Fidel Castro llegó a La Habana en los cincuentas. Pronto pasaría la fiesta.

La primera luz roja se me encendió cuando ví a Enrique Krauss y otros ministros jugando como niños con los Mercedes blindados, luego vino el escándalo del finado Juan Hamilton que pagó un millón de dólares por servicios de desmalezado en Enap y al poco tiempo la gran pérdida por las maniobras de Juan Pablo Lira, un operador de futuros de Codelco. Así empezó todo, cuando metieron preso al sobrino del presidente Aylwin, un tipo de apellido Bascuñan este mandó una potente señal visitándolo en la cárcel y asegurando su inocencia, la Corte Suprema no se demoró un día en soltarlo, entre bueyes no hay cornadas. Pero al menos la economía seguía creciendo, parece que habían encontrado el milagro: como crecer con más gasto público.

No duró mucho la cosa, con Frei Ruiz Tagle de presidente ya se habían comido el capital, las inversiones no entraban como antes ni se creaban actividades nuevas, todos trataban de ganar más haciendo lo mismo. Frei incumplió su compromiso de bajar el IVA alegando que era necesario financiar la gran reforma de la educación que traía la maravilla llamada Jornada Escolar Completa: fue un Fracaso Escolar Completo después de gastar algunos miles de millones. Era época de reformas, como la Reforma Procesal Penal, gracias a la cual la delincuencia se convirtió en un negocio rentable y de mínimo riesgo, más miles de millones -menos en realidad- y las calles repletas de delincuentes como nunca antes.

A esas alturas ya no quería saber nada de la alegría, que no llegó nunca. Lagos, el único presidente en la historia de Chile que ha puesto a su hijo de ministro sin que nadie reclamara. Bueno, su yerno era vicepresidente de Corfo y etc. etc. Fue la época de las mega obras públicas, todas concesionadas -o sea pagadas por los que las usan- lo que significó en la práctica un impuesto adicional sin compensación de ninguna clase que hoy pagan -todos los meses- sin chistar los santiaguinos. Los escándalos de los sobresueldos no tributados y del MOP-GATE, una red de estafas y fraudes al fisco que terminó con un ministro en la carcel, como siempre el hilo se cortó por lo más fino.

Bachelet, la presidenta más incapaz que recuerde, lo peor es que además se le nota y lo peor de lo peor es que se ha rodeado de incapaces, cesantes eternos, asistentes sociales, tipos que nunca pudieron conseguir trabajo ahora son autoridades. Y el Transantiago, en fin, para que sigo.

Veinte años y la historia de una traición. Reclamaban porque el Gobierno Militar ayudaba a los ricos y fueron los primeros en asociarse con ellos, lo peor es que los acostumbraron a no competir, los necesitaban para repartirse la plata del estado. Con un país creciendo al 8% todos teníamos oportunidades, lo veo ahora en Tacna donde partieron de mucho más abajo que nosotros, pero los malditos se lo robaron todo. Hoy los peores son autoridades: ignorantes, patudos, animadores sociales, están en la tribuna de honor para los desfiles, formando la galería de pobres diablos envanecidos ¡devuélvanme el voto, maldita sea!

15 Comments:

Anonymous Anónimo said...

En algún lugar conservo una botella de ron cubano. Está ideal para celebrar el aniversario 101 de uno de los más grandes chilenos de todos los tiempos. También para celebrar la muerte de uno de los criminales cubanos más grandes de todos los tiempos. El día los juntó, algo no merecido para nuestro compatriota.

26 de noviembre de 2016, 07:29

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ja! la muerte nos junta a todos. Con Fidel se equivocó la sabiduría popular en eso de "mala hierba nunca muere" ;D

26 de noviembre de 2016, 09:59

 
Blogger Jose Cornejo said...

Yo era chico cuando pasó lo del Si y el No, pero no estaba ajeno a la situacion. En un principio pensé que terminaríamos como Cuba o los países de la ex URSS, pero nones. los primeros gobiernos fueron corruptos pero timoratos respecto a las FFAA, pues cuando intentaron lo de los pinocheques, El Capitan Gral simplemente hizo un ejercicio de enlace que les revivió los traumas pre y post 73. era una señal de que ya la habian empezado a cagar.

Tuvieron que esperar que el Gral se acogiera a retiro para poder echar a andar la maquinita para destruir a Chile. Le temian y le respetaban, pues sabian que detrás de el había toda una escuela de Generales patriotas decididos a cumplir el juramento una vez más de defender la patria y la constitucion, cuando el gobierno se volviese contra sus ciudadanos, como lo estan haciendo actualmente.

"La alegría nunca llegó, con excepcion de sus bolsillos".

Lo que más me da risa es que como pueden tragarse los medios del mundo una noticia que apareció en los medios tras la muerte de Chavez, que tampoco pudieron ocultar por mucho tiempo (Chavez murió el 28/12/2012, no el 5/03/2013 como dicen oficialmente) que efectivamente Fidel estaba muerto para esas fechas.

26 de noviembre de 2016, 10:01

 
Blogger Jorge Figueroa V said...

Morir justo para el cumpleaños 101 del General Pinochet es el colmo.

26 de noviembre de 2016, 11:19

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

jaja está bueno para escribir un capítulo de "Vidas Paralelas" a lo Plutarco

26 de noviembre de 2016, 11:32

 
Blogger EDO said...

Ojala que el 2017 quede mas la cagada para que a muchos les quede mas claro aun lo que pasa con un gobierno con los comunistas. Lagos ya aviso que subira de nuevo los impuestos si es electo.

Ojo....que muchos empresarios fueron los que financiaron el NO y con eso pudieron financiar toda la campaña de MK con que el NO gano. A muchos ya no les convenia tener a Pinocho en el gobierno. La campaña del NO debe haber sido el pico en el ojo mas grande jamas habido.

26 de noviembre de 2016, 12:03

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

No hay que olvidarse que en su momento, el general Pinochet permitió que se fuera preso Javier Vial, que era el empresario más poderoso de Chile y su asesor Rolf Luders, que muy poco tiempo atrás había sido su biministro de economía y hacienda. La impunidad de los ricos no existía en esos años, volvió recién con "la alegría"

26 de noviembre de 2016, 12:20

 
Blogger Frx said...

Sería interesante conocer en más detalle cómo era cuando fue opositor de Pinochet y cómo fue cambiando a lo que piensa ahora. Una cosa es en resumen y otra con condimento :D.

26 de noviembre de 2016, 14:22

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

No fue nada muy complicado Frx, en realidad cambié de opinión en muy poco tiempo apenas me di cuenta que los políticos eran mucho peor de lo que habían sido los militares. El paseo de Krauss y sus ministros en los mercedes blindados por Cerro Castillo, el escándalo de la refinería de Con-Con, la visita de Aylwin a su sobrino Bascuñan a la cárcel y su liberación casi inmediata, etc. Yo no soy un tipo de los que se aferran a principios sin pensar y justifican todo para amoldarlo a sus creencias, al contrario, siempre estoy pensando en que podría estar equivocado. Y en este caso me tomó muy poco tiempo darme cuenta que estaba 100% equivocado.

26 de noviembre de 2016, 15:06

 
Blogger Paola Monti said...

Muy parecido al caso de mi madre que era revolucionaria. El "cambio" de pensamiento fue inevitable, vino con la "traición". Es mucha la gente que se ha dado cuenta, lo veo en la feria cuando converso con los caseros, pero están ahí calladitos, les cuesta tanto expresar lo que realmente piensan, ahora. Pero bueno, hoy es un gran día –y sábado más encima– para celebrar juntos la muerte del líder histórico de la revolución cubana; uno de los criminales más grande de todos los tiempos. ¡Salud!

26 de noviembre de 2016, 15:19

 
Blogger Frx said...

Ya veo, yo al principio era de los que se creían el cuento del Pinochet Satanás porque bueno, en todas partes uno recibía ese relato, pero siempre me quedó la duda de por qué dio el golpe si Allende era tan bueno como lo pintaban, cosa que afortunadamente nunca me cuadró porque al estudiar historia, uno se da cuenta de que no hay buenos o malos como en las series animadas.

26 de noviembre de 2016, 15:19

 
Anonymous Wilson said...

En realidad la alegria llego y a raudales, solo que para los dirigentes, inutiles en cualquier otro contexto; como siempre, o casi, en la historia por lo demas.
No es que los Concerta sean mas malos, son solo otros y tenian, tienen, mucha hambre.
Incluso los castro-cubanofilos se explican, pelean por sus intereses y los de sus controladores que los financian.
Los que dan un poquitin de penita son los que constituyen la muchedumbre de idiots que hacen de carne de cañon y pican con las miguitas de pan que les lanzan cada tanto;como los que estan haciendo taco en la embajada de Cuba expresando su pesame por la muerte del dictadorzuelo cubano.
57 años de dictadura no es poco...pero ellos, los idiots, ciegos llorandolo; los otros,los vivos, solo preocupados de seguir recibiendo la"inspiracion", monetaria por supuesto, desde La Habana.
(Acaban de cruzar Los Leones con una gigantesca bandera de Cuba)

26 de noviembre de 2016, 17:05

 
Anonymous Anónimo said...

los fachos pobres son como las baratas: bichos inofensivos, pero muy asquerosos

26 de noviembre de 2016, 17:36

 
Blogger EDO said...

Como les decia: A muchos peces gordos les convenia que ganara el NO. Pinocho tenia cortitos a muchos que hoy en dia son billonarios: Piñera, Luksik, Perez Yoma.

El caso de los Luksik es patetico su fortuna se disparo con los gobiernos de la Concertacion con los cuales hicieron todo tipo de negocios....desde la mineria hasta vender las mugres que no eran rentables: Hotel Carrera....pasando por el banco de chile el cual lo compraron literalmente gratis gracias al banco estado.

Lo otro son los TLC que con pinocho jamas hubieran llegado a puerto.

26 de noviembre de 2016, 22:07

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Paolita así es, muchos somos los desilusionados del los políticos que se tomaron el sistema en 1990 y mucho más de los imbéciles que ahora se lo quieren tomar sin votos, entrando por la ventanilla de secretaría como comunistas y otros mamarrachos que afortunadamente han ganado un desprestigio acelerado. Se lo merecen. La gente en general es callada pero se dan cuenta cuando los han engañado, esa es la explicación del bajísimo apoyo que tiene hoy el gobierno.

Frx, así es, la polític es muy diferente a los monitos animados, aunque algunos bolsudos todavía piensan en esos términos.

Wilson, que a unos pocos les llegó la alegría y se hicieron millonarios que duda cabe, pero son poquísimos, la mayoría de los que quedan apoyando a la izquierda son idiotas útiles como decía Lenin

26 de noviembre de 2016, 22:15

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas