Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

La educación del siglo XXI

jueves, 10 de julio de 2014



Hoy anduvimos con don Ian Thomson en la Fundación Altiplano, en una reunión de unas dos horas con el director ejecutivo Cristian Heinsen y dos miembros de su equipo. De partida me di cuenta que no tengo la menor idea de como es el asunto de los proyectos culturales de rescate del patrimonio y en la Fundación Altiplano tienen mucha experiencia y conocimientos de eso. Ojala lleguemos a hacer algo en conjunto porque creo que con ellos se puede aprender mucho.

Tengo que preparar una charla de esas que a mi me gustan, el tema es "la educación en el siglo XXI" y la audiencia son estudiantes secundarios de un curso de liderazgo, o sea los que más información necesitan sobre el asunto y típicamente no tienen idea para donde va a micro, me gusta pensar que les podría dar un par de datos útiles. No tengo idea que les podría decir en una hora, así es que aprovecharé esta entrada para ir ordenando algunas ideas.

Creo que tendría que partir hablando de la pobreza, porque en la práctica casi todos nos educamos con el objetivo de ganarnos la vida: escapar de la miseria si somos pobres, o evitarla a futuro si no lo somos. Pocos se dan cuenta que existen dos clases distintas de pobreza: la pobreza de ingresos, o sea las lucas que nos llegan a la billetera y la pobreza de capacidades, es decir cuan capaces o incapaces somos de generar esas lucas. Eso lo podemos ver con dos ejemplos.

Supongamos que a un empresario bueno para los negocios, se incendia, pierde todo y se queda con lo puesto ¿perdió todo realmente? claro que no, porque lo principal que son sus capacidades, su conocimiento, reputación y contactos no se quemaron. Pienso en mi abuelo Tomo, que después del terremoto e incendio de Valparaíso quedó así


¿Y que? En un par de años se recuperó y construyó un edificio mucho más grande, que ocupaba toda la cuadra. Se quedó sin ingresos, pero no perdió las capacidades.

En cambio mi papá -hijo de millonario- jamás supo manejar la plata, tuvo grandes ingresos mientras le duraron las rentas y se murió prácticamente en la indigencia. Sin capacidades de nada sirven los ingresos porque se van como el agua entre los dedos. Se supone entonces que nos educamos para tener herramientas que nos den capacidades. La pobreza de capacidades es la importante, la pobreza de ingresos puede ser accidental. Son dos ejemplos reales que conozco perfectamente.

La educación entonces debe ser la herramienta que nos de capacidades útiles para nuestros propósitos. Una educación que no nos da esas capacidades es un gasto inútil de tiempo y plata. Lamentablemente la mayor parte de la educación formal de hoy no nos da esas capacidades, que son la razón de ser por lo que debiéramos estudiar.

Y no es que nuestra educación sea perversa, ni que sea un sistema que usan los poderosos para someternos, como creen algunos tontitos. Lo que pasa es que nuestra educación fue diseñada para otra época y no sirve para las necesidades actuales, el mundo cambió pero la educación sigue donde mismo, cada día más masiva, costosa e inútil.

Hasta el siglo XX la economía era muy distinta. La gente entraba a las empresas desde abajo y hacía carrera, como una carrera de obstáculos o una escalera empezaba de aprendiz, pasaba a oficinista, luego a jefe, subgerente y gerente general, mucha gente se jubilaba en la misma empresa a la que entró a los 18 años. La educación entonces seguía una estructura similar de escalones: educación primaria, secundaria y universitaria donde se adquirían a lo largo de los años todos los conocimientos necesarios para tener una profesión u oficio.

A fines del siglo XX todo cambia, los ciclos de vida de las empresas son mucho más cortos y ya nadie entra a una empresa a hacer carrera, sino que vende sus habilidades -porque los conocimientos quedan obsoletos muy rápido- al mejor postor y pasa por muchas empresas diferentes. El concepto de "hacer carrera" está quedando obsoleto tanto en los estudios como en los negocios por razones similares: cada vez valen menos los conocimientos y la experiencia especializada y vale más la capacidad de adaptación, de aprender y reinventarse cada cierto tiempo.

La economía ha sufrido un cambio brutal pero seguimos con la educación del siglo XX, seguimos estudiando "una carrera" donde nos enseñan conocimientos inútiles y especializados que al egresar ya no sirven para nada. La educación por conocimientos específicos tiene cada día menos valor, en cambio el desarrollo de capacidades y habilidades amplias, menos estructuradas hoy vale más que nunca.

Vivimos en una transición cultural enorme y muchos expertos en educación siguen pegados en el siglo XX. La educación del siglo XXI en conocimientos específicos, que antes se consideraban exclusivos de las universidades hoy no tiene sentido. Para eso es mucho mejor Internet y ya se está desarrollando de manera espontánea. Todos los conocimientos específicos incluyendo ciencias básicas, matemáticas, ciencias sociales, conocimientos técnicos, se aprenden hoy mucho mejor en Coursera, Udemy, Kahn Academy y el propio Youtube que en salas de clase. Creo que es inevitable que en el siglo XXI las universidades se convertiran en simples tomadores de exámenes para acreditar competencias adquiridas en otras partes.

Pero toda moneda tiene dos caras, a cambio de eliminar estas clases de conocimientos "duros" hay un campo enorme donde la clase presencial se puede desarrollar, y es la formación de estas capacidades amplias, que son mucho menos mecánicas y muy difíciles de evaluar objetivamente. El desarrollo de una visión estratégica, el liderazgo, la capacidad de reinventarse y empezar de cero varias veces, en fin, aprender a usar todo ese conocimiento mecánico que se puede adquirir en Internet, aprender a usarlo para ganarse la vida y tener capacidades para cuando se nos incendie la casa podamos levantar una el doble más grande, creo que esa será la educación más importante del siglo XXI, la capacidad para ganarse el caviar nuestro de cada día a pesar de los incendios.

10 Comments:

Blogger Ciro Cárdenas A. said...

Esto que dices es muy cierto, en noviembre del 2012 publiqué sobre esta diferencia entre ingresos y conocimiento a nivel colectivo, lo que hace la diferencia entre ser "desarrollado" o lo contrario.

10 de julio de 2014, 08:14

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Excelente artículo Cardenaldo. Usaré los ejemplos de Qatar y Brunei, están muy buenos e ilustran perfectamente el asunto.

10 de julio de 2014, 10:02

 
Blogger Leus said...

Los ejemplos de los Bradanovic están filete (¿creo que en otro post pusiste que tu padre hizo hartos emprendimientos pero al parecer no le funcionaban?)

1) El abuelo, bueno para la pega y para la plata,
2) El hijo, bueno para la pega pero malo para la plata
3) El nieto, malo para la pega y para la plata
4) ¿El bisnieto? (a lo mejor sale como el abuelo)

Igual ta chistoso.

Saludones,
Leus

10 de julio de 2014, 13:01

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Leus muy buen comentario, te faltó una de las posibles permutaciones y -si tiene suerte- se le podría dar al Tomas Jr. que es: malo para la pega, bueno para la plata.

Por eso me alegro que le guste el arte, porque esa es la única forma en que se puede conseguir plata sin trabajar mucho, en una de esas ls hace :D

10 de julio de 2014, 13:07

 
Blogger Maximo said...

Así esta la educación chilena.

http://www.cientochenta.cl/debate-y-opinion/inaceptables-preguntas-en-ensayo-psu/

10 de julio de 2014, 15:45

 
Blogger Jose Cornejo said...

muy interesante la columna de hoy. queda claro que el modelo educacional hay que cambiarlo, por uno que otorgue capacidades. el problema es que ni Eyzaguirre con toda su reforma ni los estudiantes que no saben donde va la micro, sino que son carne de cañón de los mismos politicos que los dirigen desde la moneda y valpo, lo entenderán aunque se lo expliques con manzanas... es mas facil parasitar.

10 de julio de 2014, 18:41

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Maximo, yo ni me preocupo or esa propaganda tan burda, es contraproducente, solo predica a los conversos y enfurece a los opositores. En Cuba después de 50 años de esa propaganda lo único que esperan los jóvenes es que se vayan o se mueran los Castro, eso no convence a nadie.

José el cambio ya está ocurriendo espontáneamente frente a nuestras narices. Y da lo mismo lo que haga el gobierno, los políticos o los supuestos expertos: están condenados a desaparecer igual que las máquinas de escribir

10 de julio de 2014, 19:19

 
Blogger Jose Cornejo said...

en eso te encuentro razón. lo unico que están haciendo los bandos que describí simplemente estan apurando el proceso.

10 de julio de 2014, 23:27

 
Anonymous er lusho said...

a mi me ocurre que he olvidado el 80% de los ramos que aprendi en la universidad.. solo recuerdo los de matematica (financiero, trigomentria, geomteria, etc) , algo de fisica (sus conceptos mas que nada) pero extraño no haber tenido mas curso tecnicos, constructivos o similares.. mas práctica ... slds

14 de julio de 2014, 10:43

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

El más grave problema de la educación estandarizada es "que enseñar". Un equipo de los más brillantes expertos del mundo se puede encerrar por horas pensando que podrá servir en los 20 años que vienen y seguramente no sacarán nada en limpio, especialmente en cuanto a conocimientos concretos y especializados, no hay manera de saberlo.

Claro que existen ciertas habilidades blandas que probablemente siempre serán útiles: liderazgo (manejar a los demás), estrategia (capacidad para planificar las acciones), responsabilidad, integridad y unas pocas cosas más. El resto es seguramente inútil. Que enseñar es el gran tema

14 de julio de 2014, 10:48

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas