Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mystery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often spring from boredom. "Be yourself, but bigger"

La policía del pensamiento

25 noviembre 2011


Creo que he contado antes que durante el gobierno de los militares yo era de izquierda. Bueno, en realidad fui izquierdista neto más o menos hasta los 17 años. En 1972 un año antes del golpe ya me parecía que algo estaba terriblemente mal en mis ideas. Cuando todos pensaban que Chile iba derecho al socialismo yo me puse a leer los muchos libros de Lenin y Mao que circulaban en esos años y mientras más leía y veía lo que estaba pasando más me alarmaba todo el asunto.

Tenía varios amigos en el Movimiento de Izquierda Revolucionario, no eran muy simpáticos aunque como compañeros de borrachera fueron insuperables. Mientras predicaban la igualdad y el amor al pueblo ellos mismos eran prepotentes, snob y campeones para rotear y mirar en menos, la mayoría de los que conocí en esos años eran malos bichos. Poco después del golpe se comentaba que uno -de cuyo nombre no quiero acordarme- se convirtió en traidor, denunciando a Francisco Avendaño Borquez que murió fusilado a los 21 años en Puerto Monnt, Francisco era el presidente de nuestro Centro de Alumnos y que yo sepa, jamás estuvo metido en los asuntos de que fue acusado.

Durante el gobierno militar yo tuve ideas más o menos social demócratas. En realidad no me interesaba mucho el asunto político pero tenía mucha rabia contra los militares, especialmente contra algunos sinverguenzas -casi todos civiles- que prosperaron alrededor de ellos. Muchos de esos tipos desde la Secretaría de la Juventud se convirtieron también en soplones antimarxistas siendo más fanáticos que los propios militares, no solo malos y sinverguenzas, además eran ridículos: milicos wannabe.

Para cuando llegó "la alegría" a Chile en 1989 no me demoré mucho en desilusionarme de los políticos de la concertación, esto evolucionó a desprecio cuando salió elegido Eduardo Frei RT. Chile nunca mereció tener un tipo así de presidente pero que diablos, después vino Lagos, Bachelet y todo peor.

Siempre nadando contra la corriente, con el tiempo empecé a apreciar el gobierno de los militares y especialmente las ideas libertarias de los Chicago Boys que cambiaron al país de manera tan profunda.

Siento el mismo desprecio por los que ahora arman funas (invento fascista de la época de los nazis) y ventilan su indignación moral por los atropellos de los derechos humanos, que por los miristas de los setentas, por los pinochetistas fanáticos de los ochentas y los ladrones de los noventas. Son igual que esos perros que ladran y se muestran feroces detrás de una reja, mientras se sienten seguros, pero salen arrancando o se cambian de bando apenas huelen algún peligro.

Es curioso, esos mismos tipos existían durante el gobierno de Allende, los rudos revolucionarios, después del 11 de septiembre andaban muertos de miedo escondiéndose y delatando. También se parecen a los que en los ochentas gritaban "¡mano dura Pinochet!" y aparecían con las escarapelas de Avanzada Nacional, apenas llegó la democracia se dieron vuelta la chaqueta y empezaron a perseguir, humillar y boicotear a los militares. ¡Cuantos de esos son autoridades de gobierno hoy o ministros de la Corte, con sus buenos millones de sueldo!.

La cobardía, inconsecuencia, hipocresía se encuentra en todo el espectro político, los malos bichos de izquierda y de derecha se conocen por su oportunismo, siempre están al lado de los que tienen el poder, los buenos se mueren o se van a la cárcel. Dicho esto, y para desquitarme un poco de esos hipócritas que hoy ejercen la policía del pensamiento, amparados en las ventajas de estar en "el lado correcto" les escribo este

Homenaje al General Pinochet en su cumpleaños

Porque -primero que todo- nos salvó de ser un estado socialista a la cubana. Los asesinatos y torturas hubiesen sido diez o más veces peores de haber conseguido la Unidad Popular sus objetivos, además hoy seríamos un país sometido a la obediencia de una camarilla de sinverguenzas, tal como es hoy Cuba.

Porque además de eso, produjo la enorme transformación económica que nos permite disfrutar de más libertad y prosperidad material que lo que nunca habíamos soñado. Si en los setentas yo hubiese dicho que el 2010 Chile sería uno de los países más ricos de América Latina me habrían internado en el psiquiatico, eso era impensable.

Porque finalmente, trabajaron con una honestidad y patriotismo que no se volvió a ver en Chile por los siguientes veinte años. Conocí personalmente a muchos militares que fueron autoridades en esos años y salieron igual que como entraron. La "fortuna" del General Pinochet, que pese a todo lo que han escarbado no pasa de unos 30 millones de dólares, es la nada misma para haber tenido el control absoluto del país durante 17 años. Baste comparar con cualquiera de los desfalcos de la concertación que llegaron después.

Sobre las víctimas de los 17 años de los militares, las respeto tal como se respeta a los muertos y heridos de guerra. Cuando se llevan las cosas a un estado al borde de la guerra es sin llorar y los que lo hicieron que se atengan a las consecuencias. Claro que cayeron muchos que no tenían nada que ver con la generación de la violencia esos fueron víctimas, no héroes.

En resumen creo que la mayoría de los izquierdistas de valor fueron los que murieron, los que se arrancaron a los primeros disparos no los culpo, pero que no vengan a hacerse pasar por héroes acá. Para héroes Miguel Enriquez, Magni o Pellegrin que murieron disparando.

Todo esto son, ciertamente, opiniones mías y como tales no admiten ser rebatidas. Los asuntos de opinión son juicios de valor que nos hacemos acerca de las cosas y al que tenga otro juicio se lo respeto pero que se vaya al diablo si me lo quiere imponer, yo tampoco quiero imponerle mis opiniones a nadie, pero son esas. Feliz Cumpleaños General Pinochet.

Etiquetas: ,

23 Comments:

Anonymous Wilson said...

Discrepo del heroismo de los tres pajarracos que nombras. A lo mas puede decirse que murieron en su ley.
Quiza simplemente no alcanzaron a escapar.

No hay heroes en el terrorismo, solo animales que pretenden imponerse por la violencia, y que generalmente se les dan mal las cosas y resultan victimizados.
Si entiendo la diferencia con los que presumian de feroces guerrilleros y escaparon al primer tiro...

24 noviembre, 2011 23:44

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo no soy muy moralista en eso. Si asumen las consecuencias y eligen la violencia por mi está bien, siempre y cuando aguanten la vuelta de mano. Lo mismo me parece a mi para los que reprimieron, muchos cometieron injusticias y sufrimiento que después se les devolvió, las decisiones que uno toma tienen consecuencias y hay que afrontarlas.

24 noviembre, 2011 23:58

 
Anonymous Wilson said...

Tampoco soy moralista, el menos en asuntos publicos.
Por mi que se pudran terrucos y represores abusadores, solo me preocupa que se vuelvan a sembrar vientos, como se hace con la venganza judicial contra los milicos hoy. Una mera cuestion factica.

25 noviembre, 2011 00:15

 
Anonymous Claudio said...

A mi modo de ver, el golpe militar fue como una suerte de quimioterapia, con todas sus desagradables consecuencias, que nos libró de un cáncer que iba a tener consecuencias peores.

Así como hay actualmente muchos militares presos y/o procesados, también debieran estar presos muchos sediciosos que catalizaron el golpe de estado, como por ejemplo Carlos Altamirano, entre otros, que aún viven.

25 noviembre, 2011 10:18

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Lo mismo creo Claudio, no son todos los que están ni están todos los que son. Pero que diablos, en estas cosas siempre se dan injusticias.

Yo creo que aparte de la salvada de caer en un socialismo a la cubana es notable la transformación que hubo a partir de la idea del estado subsidiario, creo que eso no se habría conseguido jamás en un régimen manejado por políticos e incluso en muchos otros países los políticos lo implementaron después que el sistema mostró buenos resultados en Chile. O sea la influencia no solo fue a nivel nacional sino en muchos otros países y gobernantes (Tatcher, Fujimori, Menem, Paz Estenssoro y tantos otros)

25 noviembre, 2011 10:28

 
Anonymous Claudio said...

El problema es que nadie va a reconocer que copiaron tal o cual modelo de Chile (por ejemplo, el sistemas de AFP) por que fueron modelos desarrollados "en una dictadura". Es políticamente incorrecto.

25 noviembre, 2011 10:41

 
Blogger Ulschmidt said...

Menem importó a la Bolocco, pero eso no fue idea de José Piñera. (a propósito, ya abandonamos las AFP, justo antes del colapso de las bolsas mundiales que sepultarán el sistema - como ve nuestros imprevisibles y rapaces líderes tienen la virtud acertar a ciegas!)

25 noviembre, 2011 10:47

 
Anonymous Claudio said...

Pero Ulchmidt, si no hay ninguna alternativa de inversión en el mundo que esté fuera de riesgo en caso de colapso financiero. No existe ningún refugio seguro, ni estatal ni privado ni nada, excepto, tal vez, comprar oro. El estar dentro o fuera del sistema de las AFP no implica ninguna diferencia.

25 noviembre, 2011 12:36

 
Blogger Heitai said...

Solo diré que el asunto era, ellos o nosotros, por suerte fueron ellos.

Y en mi caso personal, esos "dignos y honestos idealistas" simios rojos, por un pelo no matan a mi vieja conmigo en sus brazos.

En realidad, me alegra que los muertos fueran ellos.

25 noviembre, 2011 13:34

 
Anonymous Anónimo said...

En aquellos tiempos se escuchaba a pin8 despotricar contra los políticos y la "politiquería". Como no se podía ejercer tal actividad no se comprendía ni era evidente el por qué de tanta descalificación, menosprecio, y advertencias al respecto.

Hoy en día "todo calza pooollo" y ya me queda "mas que claro" (Pin8, donde se halle, no debe disimular un "yo les advertí siñuures").

IvanR

25 noviembre, 2011 17:03

 
Anonymous Anónimo said...

...mmm, me tocó ver de cerca como escapaban las ratas. Cuando llegó "la alegría", hacía mi práctica en el Ministerio de Obras Públicas y oohh!! milagro a unos cuantos se les cayó la venda de los ojos y de un día para otro, ahoran veían las "atrocidades del gobierno militar" y se desarmaban en alabanzas para el gobierno que llegaba...simplemente asquerosos.

Slds, Ange

25 noviembre, 2011 18:32

 
Blogger Ruben Hidalgo said...

Yo también tengo una opinión positiva de muchas cosas que hizo el GM. En temas de DDHH tengo familia en ambos lados, así que me lo tomo como el trance normal de un quiebre institucional.

Pero tengo una sola crítica: en algunos ministerios, puso a gente de primera clase mundial. Pero en educación dejó mucho que desear, más bien decepcionante. No dejó ninguna política de largo plazo.

Teniendo la experiencia de la ideologización de las universidades, profesores y educación en general de los años previos al golpe, la evidencia es que dejó las cosas prácticamente iguales.

Esto abonó el terreno para generar muchos de los problemas que sucedieron años después y que hoy ya no tienen solución. No solo los paros, la baja productividad y falta de técnicos es preocupante en Chile.

Después llegó "la alegría" a hacerse el manso negocio económico y político.

En el resto, no entiendo como dejó en pie a Codelco. Salvo eso, en materia de desarrollo económico, debiera ser caso de estudio en cualquier escuela.

25 noviembre, 2011 18:42

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Claudio, reconocer la paternidad es difícil pero en USa ya se habla ampliamente del "modelo chileno" en muchos sectores.

Ulschmidt, craso error, un robo nunca es mejor que una pérdida de rentabilidad, la plata que robaron jamás se va a recuperar, te lo garantizo porque una vez que se gaste ya no habrá modo de reponerla. La rentabilidad que hoy se pierde se recupera mañana porque ninguna crisis es eterna, las rentabilidades de AFP dependen de la riqueza que generen los secores productivos y siempre habrán sectores que ganen lo que otros han perdido, si hay un sistema blindado es ese. Incluso si todo el sistema financiero se desploma de modo permanente las AFP son dueñas de activos productivos, indepencientes de los problemas financieros después de una baja se recuperan aunque sea en patagones.

Heitai, creo que en una guerra no tiene caso hablar de buenos o malos, ese es un trauma solo de las guerras recientes y lo tuvimos -por ejemplo- con el Perú durante muchos años. Entre los que pelean siempre hay toda clase de gente en todos los bandos.

Ivan, si, era un sentimiento que venía de la experiencia y que tenían todas las personas comunes al ver capturado el país por unas oligarquías de políticos sinverguenzas. Desgraciadamente no aprendieron nada y en poco tiempo volvieron a lo mismo.

Ange, hay cierta clase de gente que se las arregla para estar siempre bajo las faldas de los políticamente poderosos y cada vez que cambia el gobierno ellos se "renuevan", por lo general son los gamberros más fanáticos y abusadores.

Ruben,pero tienes que tomar en cuenta que la educación en Chile en el momento del golpe estaba destruída de peor manera que la economía. Fueron años de agitación política descontrolada que desesperaba al propio Allende, salieron muchas generaciones de incapaces, ignorantes y resentidos con título universitario, la mayoría de esos quedaron haciendo clases e hicieron escuela. El problema de la educación se arrastra desde hace MUCHO tiempo

25 noviembre, 2011 19:08

 
Blogger Ripituc said...

Siempre es especial que un homenaje al ex Presidente Pinochet venga de alguien apolítico y que reconoce que ha cambiado de opinión con el tiempo, lo que es completamente justificable y entendible, pero que algunos no perdonan.

Sólo los más fanáticos se atreven a reconocer hoy los méritos del Gobierno Militar, los demás, como dices, se escondieron y cambiaron de bando hace rato.

25 noviembre, 2011 19:59

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo creo que en Chile la mayoría de la gente se deja llevar por la moda y es adicta a lo ue dicen los medios sin pensar ni cuestionar nada.

Recuerdo que durante los primeros años de los militares la mayoría hablaba pestes de los "marxistas leninistas" sin tener idea de que se trataba, solo por imitar lo que hablaban los demás.

Hoy pasa algo parecido contra los que participaron en el gobierno militar, es el espíritu de rebaño del chileno medio, siempre pensando en como estar dentro de lo políticamente correcto.

25 noviembre, 2011 20:53

 
Anonymous Alfredo Zamudio said...

qué decirte, amigo Tomás? Lo único que atino es a decir que quienes se merecen tus saludos más que nadie, son aquellos que en algún lugar del desierto están olvidados, porque un grupo de militares decidio que matarlos era la unica y mejor opcion. Para hablar de lo bueno de un regimen brutal, tambien se podria decir que los autobahn de Alemania fueron un invento nazi, pero todo el mundo entiende que aparte de ser un producto del trabajo forzado y de materias primas robadas y saqueadas, lo que se debe ver es lo que se debe evitar que se repita, y eso, es la nocion en el tiempo que todo vale.

26 noviembre, 2011 12:41

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Lo que pasa Alfredo, al menos en mi opinión, es que cuando uno ve estas cosas como guerras del bien contra el mal -y es lo que ocurre para ambos lados- los resentimientos se ahondan y todo inevitablemente se repite.

Yo pienso que hubo mucha gente decente peleando en ambos lados, así como muchas cucarachas y malos bichos, hay de todo en la naturaleza humana.

Tal vez pasados varios años aprendamos a ver el asunto con distancia y nadie se indigne porque homenajean a Krasnoff o a Pinochet, tal como ahora nadie se indigna porque hacen homenajes a Patricio Lynch que es reputado por sátrapa según la historia oficial peruana.

Creo que nos falta llegar al acuerdo que hemos llegado con gran parte de los peruanos respecto de la guerra del Pacífico o el acuerdo entre pipiolos y pelucones después de nuestra guerra civil. Claro que para eso se tienen que morir un par de generaciones todavía que dejen de ver lo que pasó como una pelea de ángeles contra demonios.

Con buena parte del Perú lo conseguimos y con Bolivia los resentimientos siguen vivos, si Bolivia tuviera la capacidad y oportunidad segura que la cosa se repite. Menos mal que no tienen lo uno ni lo otro.

26 noviembre, 2011 12:52

 
Anonymous Alfredo Zamudio said...

Ahora si te acepto tu debate con lo honores a Lynch y otros. Tu sabes tambien como se compraron terrenos a la fuerza en Arica antes de la fecha fijada para el planeado - y truncado - plebiscito, con la fuerza de grupos que segun cuentan los abuelos, eran casi paramilitares en su accionar. Es dificil ser preciso en estos asuntos, porque saltan unos nacionalismos similares al de las barras bravas, pero creo que una sociedad - que no reconoce y que no ve sus errores y habla con claridad sobre lo sucedido, es una sociedad mas pobre, porque no tiene todo esa riqueza de analisis, basado en la verdad, que le permita tener la posibilidad de encontrar soluciones distintas. Y talvez, mejores.

26 noviembre, 2011 16:13

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo una vez escribí que se debería suprimir las clases de historia y cambiar por economía lo que provocó mucha molestia, todavía pienso igual, incluso en las investigaciones históricas más simples con el historiador más acucioso e imparcial, lo que queda registrado es un montón de mitos y prejuicios de la época.

¿Como investiga un historiador? Leyendo documentos de época y entrevistando a testigos, pero resulta que lo que las personas dicen para publicar, casi nunca es lo que relamente piensan y menos lo que hacen. Un tiempo atrás vino un amigo de USA a entrevistarme a mi y otra gente que habíamos trabajado en la IRT y cuando nos preguntaba caíamos en muchos errores y contradicciones, que el historiador nos corregía.

Sin embargo a juicio de todos nosotros, que vivimos esa época y de los más distintos colores políticos, el tenía una idea equivocada y se afirmaba en un mito, muy razonable pero que nunca existió. ¿Quien tiene la razón, el historiador o los testigos?.

Yo creo que nadie porque al final llegamos a asuntos de opinión y de como evaluamos nosotros las intenciones de los demás. Es más que nada asunto de opinión, creo que nadie tiene razón o todos que es lo mismo.

26 noviembre, 2011 17:58

 
Anonymous Anónimo said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

26 noviembre, 2011 21:04

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

jaja y también soy capaz de borrar tus tonteras ;-P

26 noviembre, 2011 21:08

 
Blogger Unknown said...

Qué buen punto ese sobre no dar historia, y sólo economía en las escuelas.

Es evidente para mí ahora más que nunca, reconocer la gran manipulación hecha en masas a través de los libros de historia, al menos en este país.

Los de izquierdas siempre fueron los buenos, aunque nunca viene expresado claramente en ningún libro, pero es la idea que viene a transmitir.

Esto es tremendo. Todos controlados como en una dictadura, pero en la dictadura todos sabían que se estaba ejerciendo un control exhaustivo de la población.. pero de esta forma todos callan y pareciera como "normal"..

En el supuesto de que haya colegios con educación estándar, cosa que yo no estoy a favor, estaría muy bien sustituir la historia por la economía.

La historia que cada uno la estudie como quiera.. que sea responsabilidad de los padres, igual que la religión. Ya que esto es algo muy personal de cada uno.. y nadie tiene por qué imponer ni una cosa ni la otra, y tratar a la gente como borregos.

Así que +1 a sustituir historia por economía

04 diciembre, 2011 07:47

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Las clases de historia son puro adoctrinamiento oficial que le sirve al que está en el gobierno en el momento, siempre tiene implícita una componente de propaganda encubierta. Si alguien quiere aprender historia que lea e investigue pero que le den la historia digerida desde el ministerio, solo sirve para formar estúpidos.

Mucho más útil es aprender economía, asunto que necesitamos todos durante nuestra vida y en el que la mayoría de la gente son prácticamente analfabetos.

04 diciembre, 2011 13:03

 

Publicar un comentario

"Send me a postcard, drop me a line
Stating point of view
Indicate precisely what you mean to say
Yours sincerely, wasting away
Give me your answer, fill in a form
Mine for evermore
Will you still need me, will you still feed me
When I'm sixty-four"

<< Home