Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

No siempre es bueno leer

domingo, 22 de enero de 2012



Y así van pasando los días placidamente en aburrilandia. Sol y brisa, no podría imaginar un clima más paradisiaco, quisiera que fuera así todo el año. Claro que como ando sin auto casi no he ido a la playa, ni hablar de la piscina o a ver a los amigos, no me muevo de la casa a menos que alguna emergencia -como un asado o invitación a comer y tomar- me obliguen a salir de Bradanovic Manor.

En todo caso he aprovechado de leer mucho gracias a la inmensa biblioteca que Internet ha traído a mi casa, es increíble, la gente se asombra de la biblioteca de Alejandría, eso no era nada, lo que existe hoy es millones de veces más rica e interesante, gratis y en la puerta de la casa de pobres y ricos. Casi no hay nadie tan pobre que no tenga un par de pesos para ir a un Cybercafe a descargar un par de libros para la semana. Claro que la mayoría prefiere ver las novelas, reality show o las noticias de Chilevisión que ya sabemos como las hacen.

Antes era video loco, o los programas "estelares" como Viva el Lunes y cosas por el estilo. La idea durante el Gobierno Militar era -supongo- dar un entretenimiento barato a la gente para que se mantuviera alejada de las discusiones políticas. Cuando llegó la democracia la actividad política cambió de ser visto como algo dañino a una especie de deber cívico. Se hablaba mucho de eso a principios de los noventa.

Entonces la política comenzó a ser bien vista por los grandes empresarios. Ya no era necesario competir en precios, ni en diferenciación, bastaba arreglarse los bigotes con con los que estaban en el gobierno.

De acuerdo a estas nuevas necesidades la tele dio un giro y los programas cambiaron sus objetivos: antes se trataba de entretenimiento barato, ahora la idea es formar opinión pública en torno a intereses políticos. En otras palabras la tele -y su versión moderna que son las redes sociales- se convirtió en una fábrica de seguidores. Una nueva versión de la ingeniería social que se usaba en la URSS, un poco menos burda, pero ni tanto.

Como la política pasó a ser el negocio más rentable en el país, los medios que antes respondían a intereses económicos de los patrocinadores pasaron a tener objetivos políticos, no para adoctrinar a la gente al viejo estilo, sino para convencerlos que estaban informados, haciendo pasar sus intereses como información.

En Chile todo el mundo se cree culto, desde los pocos informados hasta el palurdo más grande todos tenemos opiniones firmes y definitivas acerca de casi cualquier cosa. Yo creo que esto se debe a un trabajo deliberado para convencer a las personas que están informadas: Guillier, Paulsen, Navia, Del Río, son rostros que venden una apariencia de credibilidad, una apariencia manicuradamente cuidada, hasta el último detalle.

Pero en realidad la mayoría no están informados, son solo seguidores que repiten lo que les han infiltrado los medios a través de los rostros y no tienen ideas propias. Bueno, siempre ha sido así pero antes al menos los ignorantes tenían la capacidad de reconocerse como tales. Hoy Chile es país de expertos: vino el terremoto y todos son ingenieros estructurales, se cayó el avión y todos expertos pilotos: se informaron en la tele y el twitter, que diablos.

La mayoría de la gente se queja de que los chilenos no leemos, o que no comprendemos lo que leemos. Para variar, yo no estoy de acuerdo. No le encuentro nada de malo que a alguien no le guste leer, si alguien decide no leer un solo libro en su vida yo creo que es perfecto, mucha gente -la mayoría- no necesita saber casi nada que se aprenda en un libro: oficinistas, choferes, guardias pueden vivir perfectamente bien si haber leído un solo libro en su vida.

Leer hasta puede ser peligroso. En Perú se lee mucho más que en Chile y hay gente cultísima, pero son los menos. La mayoría son fanáticos que repiten como loros lo que han leído en alguna parte sin haberlo digerido, tal como en Chile repiten lo que dijo Guillier o Mosciatti en la tele. Leer mucho sin haber desarrollado el pensamiento crítico, sin haber aprendido a preguntarse a cada rato si uno no estará equivocado, es mucho más peligroso que ser completamente ignorante. Un fanático letrado es lo peor, bien sea con libros o con la tele como en Chile, nuestro querido país de flojos y arrogantes.

Pasando a otra cosa, se veía mal la cosa para Ron Paul. Estuve viendo el debate en CNN y era para la risa como lo ignoraban descaradamente, en una pregunta sobre el aborto el moderador simplemente lo quiso ignorar y pasar a otro tema, la propia gente empezó a gritar y reclamar "¡dejen hablar a Ron Paul!" En todo caso se llevó un gran abucheo cuando dijo que no estaba de acuerdo con que hayan asesinado a Bin Laden, justo en el estado donde se entrenan los Green Berets. Son los costos de decir siempre lo que se piensa y no lo que le agrada escuchar a la gente. Si sale tercero detrás de Gringwitch y Roomey será un gran resultado, ojala.

En fin, puras divagaciones ociosas, durante el día más delicioso que uno pueda imaginar, con un día así nadie puede ser pesimista. La película muestra extractos del libro Camino de Servidumbre de Hayek ilustrado con caricaturas, que mejor manera de adoctrinar. A ver si mañana me junto con Ruedi para que me enseñe un poco de dialecto siciliano, ci vediamo domani.

Etiquetas: , , ,

11 Comments:

Blogger Un Oso Rojo said...

En el Peru leemos mas que en Chile? Alli si que descuadro don Tomas

22 de enero de 2012, 03:29

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

César, sin duda. Fíjate que en Arica hay una sola librería, chiuita y que ha pasado a medio morir saltando durante años, creo que la única razón por que existe es porque su dueña (creo que es la Sra. Campodónico) es bibliotecaria y le encantan los libros pero casi nadie compra libros acá, lo mismo en Santiago y para que hablar de otras provincias y ciudades chicas.

En Tacna, Arequipa y Lima hay un enorme negocio editorial "chicha" o artesanal que publican esos folletos con casi todo lo que te puedas imaginar, se piratean libros masivamente, existe una catidad de diarios impresos.

No te digo que sean muy intelectuales, la elite intelectual allá es chiquita igual que en Chile, pero a la gente del pueblo le encanta leer, por ejemplo es común ver a gente pobre leyendo el diario -cosa que en Chile sería insólita- el negocio editorial-artesanal es una de las rarezas en Perú que no existe en Chile ni tampoco he visto en casi ningún otro país.

22 de enero de 2012, 09:59

 
Blogger Leus said...

Tomás,

Arica no es Chile. En el metro cuesta caminar con la gente leyendo el diario.

(Claro, están "informándose" sobre la Kenita pero eso es harina de otro costal.)

Y librerías hay por montones, pero en el centro de Santiago.

23 de enero de 2012, 12:06

 
Blogger evammg said...

La mayoría de la gente que conozco, se creen muy informados por escuchar todo el día la radio o ver la tele, y repetir como un papagayo lo que dicen.

Yo les pregunto si se lo creen todo, y me dicen:

ahora los medios no están manipulados (como pasaba en la dictadura)

..además lo ha dicho el catedrático en no se qué de la universidad tal... (ese tío seguro que sabe mil veces más que yo)

Y así, en el día a día.. inflando el ego.. "ego ballooning"

Y sobre Ron Paul, pues qué quieres que te diga. Creo que los libertarios no saben venderse. De qué sirve que tengamos el mejor producto del mundo que ofrecer, si no sabemos vendérselo a la gente?

Fíjate que ellos andan preocupados al extremo de cómo venderse así mismos y la gente se lo come con patatas.

23 de enero de 2012, 12:28

 
Blogger evammg said...

"ellos", me refería a los socialistas, claro :)

23 de enero de 2012, 12:29

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Leus, claro, en el centro de Santiago probablemente, no se que tanto en La Legua, San Bernardo o Conchali, la diferencia es que en Perú los sectores muy populares leen mucho lo que abrió el enorme mercado de los diarios y poblicaciones chicha y las ediciones populares, eso definitivamente no existe en Chile.

Eva, esa es la idea: mantener a la gente ignorante convenciéndolos que están bien informados, eliminar el pensamiento crítico y reemplazarlo por lugares comunnes respetables

23 de enero de 2012, 14:04

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah,lo de vender las ideas libertarias, creo que nunca van a ser atractivas para el grueso de las personas. Es mucho más atractivo que te ofrezcan algo a cambio de nada. Tomará cierto tiempo para que la gente se de cuenta que es un engaño pero de a poco se va haciendo evidente.

23 de enero de 2012, 14:06

 
Blogger evammg said...

Ahí no lo veo tan claro, Tomás. Pienso que para abrirse hueco hay que hacerle un poco "la guerra" en marketing a los socialistas.

No digo que nos pongamos a su altura.. pero que lo normal también es venderse un poco, y no se hace.

Vamos, creo que es algo de sentido común (<-palabra peligrosa jaja)

la coca-cola se vende no porque digan mentiras en su publicidad, si no porque hacen una campaña brutal de marketing. Pues esto es lo que echo de menos en los libertarios, que haya algún "thinktank" que se encargue también del marketing.

¿De qué serviría que Sony fabricase las mejores TV's del mundo si no se hace publicidad de ello?

Creo que el campo del marketing no debería menospreciarse de esa forma. Se puede hacer publicidad sin faltar a la verdad.

Es una crítica que le hago al movimiento libertario en general..

23 de enero de 2012, 14:13

 
Blogger evammg said...

Y sé que lo de hacer publicidad de las ideas libertarias es entrar en terreno arenoso. Vamos, que va un poco en contra de los principios libertarios, donde se supone que defendemos precisamente la libertad de pensamiento.

Pero ser político también es, por ende, contradictorio a ser libertario, pero es que en la práctica no hay otra forma de llevarlo a la realidad.

Yo creo que mientras no se pierda el norte, y se sepa qué es cada cosa, todo bien.

Pero tampoco podemos esperar que alguna vez las ideas libertarias lleguen a lo más alto, si nos negamos a que haya políticos libertarios o nos negamos a hacer publicidad de lo nuestro, no crees?

bueno, así lo veo yo por lo menos :)

23 de enero de 2012, 14:27

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Bueno, es un asunto complicado. La mayoría de las personas que tenemos ideas liberales no tenemos "voluntad de poder" y en realidad nos da lo mismo lo quehaga el gobierno en tanto no interfiera con nuestros asuntos.

Por eso las ideas liberales van más por el convencimiento de las personas que por campañas y marketing. A mi no me gusta -por ejemplo- la idea de ser "autoridad" en un eventual gobierno libertario, claro que lo haría por la plata y los privilegios, pero no por vocación o por interés de ejercer poder para imponer mis ideas. La mayoría de los liberales son sencillos y alejados de las estructuras de poder, no les gustan.

Las ideas libertarias nunca van a llegar en elecciones porque son un cambio muy radical del statu quo, solo se pueden implementar por revolución, igual que los totalitarismos de izquierda.

La diferencia es que la revolución libertaria si puede llegar sola en la medida que va creciendo la crisis de los estados de bienestar y la gente va desconfiando de sus promesas. Llega un momento, como en la Alemania de Weimar o en Rusia al final de los zares, en que la situación se hace tan mala que la gente está dispuesta a probar con cambios revolucionarios. Y como los experimentos igualitaristas ya se probaron y son los que están haciendo crisis, lo más probable es que las ideas liberales se impongan sin necesidad de fuerza.

Recuerda que una crisis enorme del socialismo en Chile fue lo que permitió implementar muchas ideas libertarias en los 80s.

23 de enero de 2012, 15:00

 
Blogger evammg said...

Vale, lo que te voy a decir quizás es un poco pesimista, pero yo lo veo de otra forma.

Veo que cuanto peor está la gente más demanda el socialismo. Recuerda que el socialismo triunfa donde hay pobreza, cuando las cosas van mal.

Si en Chile se pasó a Milton Friedman, fue un caso excepcional.

Fijate que aquí en España se pasó a Franco, que era super intervencionista, y eso quedó de herencia a los socialistas que vinieron luego con Felipe Gonzalez.

Y en Chile, al menos vivísteis lo que es una dictadura de izquierdas, y sabéis que es un desastre.

En España NO. En España duró tan poco La República, que el recuerdo que tiene la gente de izquierdas es de que todo fue un paraíso. Todo fue perfecto.

Fíjate que si aquí tuvieramos el sistema de elecciones que teneis en Chile (que se supone es más "justo") Izquierda Unida hubiera sacado 25 parlamentarios, en vez de 11. Un monton!!! IU ha alcanzo muchisima fuerza a medida que las cosas se ponían dificiles en España.

Ojalá yo hubiera sabido de ellas antes.

Por ejemplo, encontré el otro día a una chica por twitter de casualidad, que decía algunas cosas medio libertarias, mezcladas con moralismos propios de la izquierda.. le dije que esas ideas eran liberales algunas, y ella me dijo que ella no se creia para nada liberal.. pero que creia que había "algo más" que no sabía si tenía nombre o no, y que no creía en las etiquetas.

Qué bonito. Hay muchas personas desencantadas, y como dices tu, quizás sea un momento propicio para la revolución.. pero creo que habría que hacerle llegar a más gente "que existimos", luego ellos son libres de seguir informándose o no..

En fin. Yo creo en la difusión, mientras se haga con cuidado.. con mucho cuidado.

23 de enero de 2012, 16:15

 

Publicar un comentario

<< Home