Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Qué fue a hacer Obama a Cuba

miércoles, 23 de marzo de 2016


Alguien irónico podría decir que "vivimos tiempos interesantes", mucho más realista -creo yo- es pensar que todo anda patas arriba. Que increíble, Estados Unidos no es ni la sombra del poderoso país que recuerdo cuando leía las Selecciones del Readers Digest, donde Stewart Alsop escribía pestes contra el comunismo y me sacaba roncha por mi simpatía -en esos años- por la siniestra. Parece que ganaron la Guerra Fria pero perdieron la fibra.

Estados Unidos se parece cada vez más a cualquier país latinoamericano, tal vez les llegó demasiada inmigración. Es un proceso que lleva harto tiempo. Cuando viajé por el mundo en 1983, en todos lados era identificable como chileno menos en Estados Unidos, solo después que hablaba a trompicones se daban cuenta que no era de allá porque ya entonces estaba lleno de latinos. En Nueva York y en Los Angeles todo el personal de servicio habalaba español, era como estar en cualquier país del Caribe, de Miami mejor ni hablar. Bueno, lo latino les llegó también a la política y hoy son tan bananeros como cualquiera de nuestros sureños países. 

No es que antes fueran perfectos. Seguramente eran tanto o más corruptos que ahora, con los mafiosos hermanos Kennedy asesinados por quien sabe quien y don Edgar Hoover como director perpetuo del FBI (nombrado por el bueno de Richard Nixon) todos esos eran muy corruptos, pero al menos guardaban las apariencias. Corruptos tal vez pero no bananeros. Creo que Estados Unidos le debe mucho a la Guerra Fria, con todas sus cochinadas internas, ellos eran el dique que contenía al monstruo sovietico, eso les daba cierta legitimidad que permitía perdonarles cualquier cosa. Aunque tradicionalmente su política exterior ha sido espantosa.

Yo siempre me he quejado de la diplomacia chilena, tomada por los políticos adonde mandan a los más brutos. Los que no sirven para nada, los tontitos, se van destinados al servicio exterior para que no hagan daño. Tal vez en Estados Unidos ocurre algo parecido. Es tan larga y trágica la cadena de errores de la diplomacia americana que parece que estuviera dirigida por chimpances en lugar de seres humanos pensantes.

En Chile impusieron la reforma agraria, un proceso que generó violencia y odiosidades que duraron décadas fue colocada a la fuerza por el Departamento de Estado Americano, como condición para darle fondos a Alessandri para la reconstrucción después de un gran terremoto. Mejor no nos hubiesen dado un solo peso y se hubieran entubado su Alianza para el Progreso, que junto con el masivo apoyo a la Democracia Cristiana, significó un costo enorme a Chile.

Eran los años cuando a los imbéciles hermanos Kennedy se les ocurrió una idea genial: para contener el comunismo tenían que apoyar políticos social cristianos en América Latina. Así fue como gastaron plata como cancha desde Mexico hasta Tierra del Fuego. ¿Resultados? Gracias a esa plata apareció la Teología de la Liberación, semillero de decenas de movimientos terroristas, al amparo de los nuevos curas rojos. El treinta y tanto por ciento con que Allende fue elegido se financió en buena parte con plata de la propia Alianza para el Progreso, varios años antes de la elección. La diplomacia de los Estados Unidos es una cadena interminable de unintended consequences.

Es increíble la miopía de la política exterior americana. Dicen que la Reforma Procesal Penal fue también una condición impuesta -off the record- para aprobarnos el tratado de Libre Comercio. No me consta pero los tiempos coinciden perfectamente, especialmente en Perú donde se hizo una reforma calcada a la nuestra y enseguirda se firmó el tratado. Hoy tanto Chile como Perú tienen un problema de incremento del crimen enorme, es lejos la mayor preocupación en ambos países y la causa fue precisamente una reforma pésimamente diseñada y peor implementada. Los copiones trajeron el sistema alemán y lo impusieron con copy-paste, como si Perú y Chile estuvieran poblados con puros germánicos en lugar de Mamanis y Gonzalez.

Para que hablar del resto del mundo. Desde que ganaron la Guerra Fria han ido de tumbo en tumbo diplomático, financiando la aparición del terrorismo global por una pandilla de imbéciles religiosos que tienen a todo el mundo aterrorizado. Bueno, todo esto fue patrocinado desde su inicio por el Departamento de Estado. Bin Laden y los talibanes fueron aliados estratégicos y engordaron como chanchitos gracias a la generosidad de la CIA durante la invasión sovietica de Afganistan. Isis, que hoy tiene en vilo a Europa con sus bombas, partió como "aliados" de Estados Unidos para botar a Asad de Siria. Caen una y otra y otra vez en la misma estupidez. Y Arabia Saudita, que duda cabe, recibiendo armas y jugando a dos bandas.

Hay una novela estupenda de Graham Greene (espía retirado) que se llama The Quiet American -la tradujeron como El Americano Impasible- donde describe esta estupidez política de apoyar a guerrilleros "amigos" para contener a los malos. Al final los amigos siempre han salido peores que los malos. Estados Unidos tiene una tradición de torpezas increíbles, deberían despedir a todos en el Departamento de Estado y cerrarlo por fuera. No solo se han heco daño a si mismos, lo peor es que los que más han sufrido son sus supuestos aliados, Chile entre ellos.

La política ha sido siempre la misma, tratar de sacar las castañas con la mano del gato, financiando a terroristas "amigos" o a partidos socialdemócratas que terminan arruinando a los países y potenciando a los terrucos. Siempre han fracasado, en todas partes donde lo han hecho.

Me pregunto si Nixon habrá imaginado lo que pasaría en el futuro cuando viajó a China a reunirse con Mao y les abrió la puerta del mundo. Supongo que sacó la cuenta básica de que mil millones de chinos comprarían mil millones de cepillos de dientes, sin imaginar que casi ninguno se lava los dientes. En cambio China armó la burbuja financiera más gigantesca de la historia, que ya está reventando y que tendrá consecuencias que ni siquiera podemos imaginar.

Tal vez Obama sintió la necesidad de "pasar a la historia", esa ambición ególatra característica de todo político. Termina su segundo mandato sin gloria y no tiene ni la sombra de la popularidad con que llegó al poder por primera vez, entonces debe haber pensado en el gesto con Cuba, para convertirse en un Nixon de bajo presupuesto.

¿Cual fue el objetivo estratégico de viajar a Cuba a abrazarse con Raul Castro? No me puedo imaginar ni uno solo. Para los Castro en cambio me parece claro como el agua: en vista que se les terminó la plata de Chavez, después de exprimir a Venezuela como un limón, se empieza a escribir la crónica de la muerte anunciada del socialismo. Los Castro buscan impunidad para ellos, sus familias y su fortuna para cuando el sistema de Cuba finalmente reviente. Se están curando en salud.

Lo que no entiendo es como, estando la familia Castro tan abierta de piernas, con tal de salvar su integridad y sus bienes, la visita de Obama ha sido tan absurda, incondicional y falta de propósito. Ni Estados Unidos ni la oposición democrática en Cuba ganan nada con esta visita, los únicos beneficiados son la familia Castro y tal vez algunos de sus allegados. Obama sueña que va a entrar a la historia con este gesto inútil, pero lo más probable es que la política exterior americana se equivoque una vez más y aparezcan las consecuencias inesperadas, como de costumbre.

Aunque tal vez Obama se dió cuenta de la inutilidad de la visita y por eso dejó el brazo muerto cuando Raúl Castro insistió en que aparecieran tomados de las manitos. Big mistake, debe haber pensado Mr. Potus

14 Comments:

Blogger Frx said...

Vaya a saber uno qué pasa al final, pero lo que yo me pregunto es qué pasará con Cuba si Trump es elegido presidente como de momento todo apunta que será.

23 de marzo de 2016, 02:15

 
Anonymous Anónimo said...

El acercamiento que hizo Nixon con China fue la movida mas audaz de la Guerra Fria y una de la razones por la cual Gringolandia gano esta (de hecho Nixon-Kissinger ganaron la "guerra" c on esta y otras politicas).

EEUU vio la oportunidad despues de los problemas de la URSS con China, provocado en gran parte por el personalismo de Mao. Que hubiera pasado cuando Mao muerieraa o estuviera demasiado viejo para ser relevante? Dado los problemas del gran paso adelante, lo mas seguro es que se habrian re-aproximado a la Union Sovietica. No solo esta alieanza controlaria un territorio extenso (desde Berlin a Hanoi), sino gran parte de la poblacion mundial y recursos naturales enormes. La teconologia sovietica y la mano de obra barata china, podrian haber producido un milagro economico.

Obama fue a Cuba, quizas por razones similares. Obama ha sido muy peligroso en politica internacional. Mira como tiene alineado a todo el mundo occidental, algo que Bush fue incapaz de conseguir. Sin embargo las politicas son exactamente las mismas.

MV

23 de marzo de 2016, 06:46

 
Anonymous Anónimo said...

Permíteme requerirte, estimadísimo amigo mío, Tomás Bradanovic, te anticipes a las consecuencias que podrían deducirse de la visita a Obama a Cuba y de salvarle el traste a los Castro, según dices. Pareciera ser que tienes claro el error, entonces deberías tener claras las consecuencias; aquellas que siempre no prevé USA y que aludes en todo el texto de esta entrada que comento.

Vamos, que se puede, aunque sea a título meramente especulativo...

Saludos

Atte:

Juan y Medio

23 de marzo de 2016, 10:01

 
Anonymous Wilson said...

Yo creo que el objetivo gringo es la Argentina tratando de salir del horror y volver a la civilizacion. Para eso su tactica es empatar con la visita a Cuba, acalla al izquierdismo y da "por superada" la guerra fria en este lado del mundo. por supuesto le importa un rabano o casi, Cuba; a lo mas espera que en algun momento se derrumbe el regimen o al menos que se vietnamise y permita buenos negocios con el PC manieniendo el control politico.
Macri ha sido visitado por el presi de Francia, de italia y ahora de gringolandia, todos tratando de cerrar el ciclo ultra chiflado del pais con mas potencial real del continente. Alguna vez apostaron pr Brasil por tamaño, recursos naturales inexplotados y tamaño poblacional, pero con todo por hacer, en cambio Argentina con una poblacion educada, infraestructura, y recursos parace ser la apuesta actual. Seria el tira'rriba de america latina,... si no tuviera peronistas.
Tambien es importante p'los gringos no tener una quinta columna a pocas millas de su territorio por si los aires de guerra que hay en el mundo terminan en una tragedia de caracter mundial. Y reconocerle autonomia y no intervension al PC cubano les hara mirar como mala estrategia sumarse a cualquier coalicion antigringa

23 de marzo de 2016, 10:50

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Frx, yo creo que salga Trump o quien sea lo que pase en Cuba será irrelevante, yo estoy casi seguro que el régimen cae pronto por económicamente insustentable.

Miguel, es cierto que Nixon fue a China para introducir una cuña aprovechando la pelea con la URSS, en todo caso su efecto en la guera fria no creo que haya sido tan importante, yo creo más en la explicación económica y la decisión de Reagan en su momento «Mi idea de lo que debe ser la política estadounidense en lo que respecta a la Unión Soviética, es simple, y algunos dirán que simplista, es esta: nosotros ganamos y ellos pierden, ¿qué te parece?» Creo que la agresividad de Reagan fue el fulminante que detonó una caída que se estaba acercando por el cercano derrumbe económico, la URSS no podía seguir, era insustentable tras la invasión a Afganistan y la presión impuesta por Reagan a la carrera armamentista. El programa "Star Wars" con todos sus defectos era imposible de enfrentar para la URSS, ya estaban quebrados, para que hablar de China maoista.

Estimado Juan and Half, ¿que va a pasar con Cuba? Yo creo que el regimen castrista se termina si o si y no habrá más espacio para el socialismo o muerte. Cuva va a cCoral Gablesaer por la misma razón que cayeron los regimenes comunistas de MAo y la URSS: bancarrota. Cuba ya tuvo un golpe durísimo cuando se le cortó el petróleo subsidiado de la URSS y dudo mucho que soporten otro similar ahora. Vendrán elecciones y capitalismo feroz (no hay herejes más furiosos que los que fueron curas) los Castro ya lo vieron y están negociando impunidad, Obama fue a perder el tiempo, con o sin visita el régimen va a caer, su gesto fue inútil.

Wilson, si, esas cosas se deben cabildear en el Departamento de Estado americano. Claro que es onanismo mental nomás, yo creo que nada de eso es real ni tendrá utilidad para nadie. Demasiado sofisticado para ser cierto, la verdad es que a Cuba se le terminó el billete y los Castro están buscando una pista de aterrizaje, muy probablemente en Coral Gables o algún otro barrio pituco de Miami

23 de marzo de 2016, 11:50

 
Anonymous Anónimo said...

ya echaba de menos las acostumbradas tonterias de los monarquicos libertarios.

23 de marzo de 2016, 13:42

 
Blogger Ulschmidt said...

Cuba, creo que ya lo dije en mi calidad de monárquico libertario, es un poco esclava de espíritu. Junto con Puerto Rico demoró un siglo más en sacarse al imperio español, y en realidad se lo sacaron los yankees. Los yankees pusieron mas o menos una serie de dictadores hasta Batista, y éste último fue tan malo que ni USA lo defendió frente a los barbudos en los 50. El jefe barbudo y su familia vienen gobernando hace 60 años, y en Cuba casi nadie se queja de ello. No están bien, de eso ni dudarlo, pero no se les ocurre rebelarse. Huyen de la isla, le piden dinero a sus parientes en Miami o tratan de sacarle unos dólares a cualquier turista, pero no echan al gobierno.

23 de marzo de 2016, 14:28

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Si Ulschmidt, puede ser que no les interese mucho la libertad pero Raúl Castro tiene un problema demasiado grande en las manos: no puede pagar los 15 dólares mensuales de sueldo a decenas de miles de cubanos que trabajan para el estado. Mucho menos tiene para proveer los servicios "gratis" que daba hasta hace poco, pese a ser de una calidad infame ni siquiera hay para pagar lo más básico. Cuba no saca nada con imprimir billetes como challa porque desde hace años que su papel moneda dejó de tener valor, ya quemaron esa etapa ¿que les queda ahora?

El gobierno de Raúl Castro, al no poder pagar sueldos empezó a "otorgar" permisos a los empleados despedidos para que trabajen por cuenta propia (increíble pero cierto, en Cuba alguien no puede trabajar por su cuenta si el gobierno no le otorga un permiso) pero resulta que la economía es tan pobre que entre ellos apenas se pueden comprar o vender un servicio.

Entonces le quedan solo los servicios a los turistas, que es un sector muy limitado pero el único que les está quedando: toda clase de servicios a turistas partiendo por el jineteo. Es algo que difícilmente va a poder sostenerse: la economía de la mendicidad.

No creo que vayan a echar al gobierno, al contrario, pienso que los Castro y sus allegados están viendo ELLOS como arrancar del calamitoso país que destruyeron, sin perder sus fortunas personales y familiares.

23 de marzo de 2016, 15:04

 
Blogger Jose Cornejo said...

En mi humilde e ignorante opinion personal (tomando las palabras de algunos de mis contactos en EEUU) Obama es lo que se conoce como un democommie o un comunista camuflado de demócrata.

¿Por qué fue a Cuba? primero porque es afin a la ideologia de los Castro, así como también es afin con los islámicos (no por nada los financió para derrotar a Al Asad, desinformado por Hillary Clinton, cuando en realidad Asad era the Good Guy) pues ambos representan el sentir anti-gringo.

Lo otro, Obama no está ni ahi con Cuba, sino que quiere salvarle la estantería a los Castro, pero este es un regalo envenenado. si levantan el bloqueo, se les acaba la justificación a los Castro de seguir en el poder. les matan su "caballito de batalla" y tendrán que someterse a las reglas que imponga Washington.

23 de marzo de 2016, 16:42

 
Blogger Ale said...

La foto dice mucho, fíjate cómo Raúl Castro afirma la mano izquierda a Obama y al morenito hace como que se cae su manito, seguro Castro esperaba que la empuñara y Obama no pudiendo hacerlo ya que sería demasiado obvio demostrar su verdadero sentir.

23 de marzo de 2016, 19:27

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Claro, es una situación ridícula porque Castro intentó tomarle la mano, no pudo y lo agarró de la muñeca. En muda protesta Obama dejó caer la mano lacia ¡rico saludo! :D

23 de marzo de 2016, 19:40

 
Anonymous Anónimo said...

La mano lacia de Obama, jaja

23 de marzo de 2016, 20:39

 
Blogger Renzo Gilardoni said...

Tomás, tienes un par de errores o ignorancias. El primer error es que el asesino de Robert Kennedy está condenado desde que se cometió el crimen, se llama Sirhan Sirhan y hasta ahora nunca se ha comprobado conspiración alguna o si es que Sirhan trabajaba para alguien más. Simplemente nunca se ha sabido. Y el otro es que el privilegio de director vitalicio a J. Edgar Hoover se lo dió Lyndon Johnson y no Richard Nixon. De hecho Hoover murió en 1972 durante el primer gobierno de Nixon, y eso tuvo consecuencias inesperadas para el mismo Nixon, que nombró como director interino a un tipo que no tenía mayor experiencia interna (Patrick Gray) y provocó el recelo de uno de los funcionarios de carrera que aspiraba al puesto (Mark Felt) que terminó siendo el informante secreto de los periodistas del Washington Post que destaparon el escándalo Watergate.

Lo otro es que el acercamiento de Nixon con China efectivamente era para incentivar a la URSS a sentarse a negociar sobre limitaciones a la carrera armamentista. Luego del viaje de Nixon a China en febrero de 1972 viajó a Moscú en mayo de 1972 y firmó con Brezhnev el importante tratado SALT I sobre limitación de armas nucleares estratégicas. Fue el primer Presidente de Estados Unidos en visitar Moscú y el primero en lograr firmar un tratado de ese tipo, un tremendo logro para la época. Años más tarde Jimmy Carter firmó el tratado SALT II en la misma linea también con Brezhnev y luego Reagan firmó más tratados de limitación de armas nucleares. INF se llamaba el tratado que firmó con Gorbachev.

Un episodio que retrata de cuerpo entero la estúpida política exterior norteamericana fue la guerra de Vietnam. Apoyaron a corruptos gobiernos en Vietnam del Sur para supuestamente combatir la amenaza comunista de Vietnam del Norte y los "aliados" terminaron siendo un problema peor que los mismos enemigos. Uno de los primeros gobiernos survietnamitas que apoyaron fue el de los hermanos Diem. Los famosos hermanos Diem terminaron siendo un problema gigantesco, tanto así que al final el mismo gobierno de Kennedy terminó instigando un golpe de Estado contra el Presidente Ngo Dihm Diem a través de la vieja fórmula de sacar las castañas con la mano del gato. Fue tan grosera la movida que hicieron que al final nadie quería asumir la paternidad del desaguisado cuando el golpe de Estado ocurrió y terminaron asesinando a sangre fría a los dos hermanos Diem. Dicen que Kennedy se puso pálido cuando supo del asesinato. Que hipocresía, él mismo sabía perfectamente lo que se estaba tramando. Acaso esperaba que los trataran como héroes después del desastre que tenían? Lo que vino después fue desastroso, una sucesión de gobiernos títeres uno tras otro. Por fin todo terminó cuando los americanos tuvieron que retirarse ignominiosamente y los norvietnamitas invadieron por completo el país. Fue lo mejor que pudo pasar.

24 de marzo de 2016, 04:58

 
Blogger Ulschmidt said...

... y por lo demás, Enzo, la "teoría del dominó" demostró ser un engendro propio de los think tank que le daban argumento al complejo industrial-militar que denunció Eisenhower y nada más. Cayó Vietnam, Laos y Cambodia, los maoístas se tomaron el Tibet, en Africa los cubanos con subsidio soviético encumbraron una docena de jefes tribuales seudo-comunistas, cayó Nicaragua, invadieron Afaganistán.. pero la economía soviética y china, puntales de todo el sistema comunista, hacía agua. Ambos tuvieron que cambiar de una y otra forma, y todas las conquistas tercermundistas no hicieron ninguna diferencia.

24 de marzo de 2016, 10:43

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas