Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

La increíble historia de Lula

lunes, 6 de febrero de 2017


Sin lugar a dudas, Inácio Lula Da Silva es una de las personalidades políticas más notables del siglo XXI. La importancia política de Lula no solamente está vinculada a las importantes transformaciones que promovió en su patria, Brasil, sino que tiene que ver también con la gran superación personal que su propia historia representa para el pueblo brasileño, porque Lula fue un humilde obrero metalúrgico muy comprometido con la causa de los trabajadores que terminó escalando hasta el cargo ejecutivo más importante de su país como es el de presidente de la República.
Fuente http://www.quien.net/inacio-lula-da-silva.php

Obviamente esto lo escribieron antes que la Operación Lava Jato (lavado a presión) dejara al descubierto la red de corrupción política y económica más grande del siglo. Para que se hagan una idea se trata hasta e momento de 16 de las empresas más importantes de Brasil, incluyendo el gigante estatal Petrobras, el Grupo Odebretch, el grupo de Elke Batista y  OAS entre otras. Una pieza central de esta asociación ilícita y su principal articulador fue justamente Lula, una de las personalidades políticas más notables del siglo XXI.

La historia de Lula da Silva es difícil de creer, hijo de campesinos muy pobres, obrero especializado (tornero) sin mayores estudios, encontró en el sindicalismo su camino a la fama y fortuna. De sisndicalista pasó a político, montado en un discurso contra la corrupción escaló hasta llegar -después de tres intentos fallidos- a la presidencia el año 2003, siendo reelegido hasta el 2011

¿Como lo hizo? Audacia, suerte y no poco encanto personal, vendiendo un discurso socialdemócrata moderado que lo convirtió en el favorito del Departamento de Estado de USA, quienes lo paseaban como un modelo a seguir. Abandonó el poder el 2011 con un 80% de popularidad, igual que Bachelet y colocó como sucesora a Dilma Rousef, del Partido de los Trabajadores, que el mismo había creado.

Los sindicatos en América Latina -y en gran parte del mundo- han sido tradicionalmente la mejores escuelas de corrupción, por algo a la mafia también se le conoce como "el sindicato" y Lula fue un alumno aprovechado, que durante muchos años tuvo habilidad para cubrir sus huellas.

Pero el diablo está en los detalles, el año 2008 el dueño de un auto lavado (lava jato) denunció que un grupo de empresarios estaba tratando de lavar activos usando su negocio. la investigación fue avanzando y llevó a cambistas ilegales de dólares hasta llegar a un ex director de Petrobras. esto provocó una cascada de delaciones compensadas que fue escalando más y más alto hasta llegar al mismísimo Lula, que resultó ser el creador y articulador de todo el sistema.

Durante el gobierno de Lula, Brasil tuvo un espectacular desempeño económico triplicando el PIB per capita, empujado por Petrobras y otras gigantescas constructoras que hoy están en la picota, las grandes constructoras tuvieron un crecimiento gigantesco gracias a enormes contratos ganados en toda América Latina.

El secreto de Lula y su milagro económico podía explicarse en una sola palabra: coimas, soborno a granel, a un nivel nunca antes visto. En apariencia se trataba de un proyecto político pero en el fondo se trataba de un gigantesco negocio, el Partido de los Trabajadores empezó a globalizar su área de influencia financiando a candidatos de izquierda en toda América Latina. Buscaban candidatos prometedores, les financiaban la campaña usando las grandes empresas, para luego cobrarles con gigantescos proyectos de infraestructura.

Hasta el momento donde se ha visto más claro el modus operandi es en Perú, donde la empresa Odebretch sobornó -a lo menos- a altas autoridades de los tres últimos gobiernos, el caso más escandaloso fueron los veinte millones de dólares de coima que le pasaron al ex presidente Toledo -otro favorito del Departamento de Estado- quien, economista y todo, fue lo suficientemente estúpido como para comprarse millonarias casas que nunca tuvo como justificar. Hoy está con orden de aprehención y sus casas allanadas, pero es solo la punta del iceberg, otros dos ex presidentes peruanos están sospechados de lo mismo, sin contar que el actual presidente, PPK fue primer ministro de Toledo.

La red de corrupción de Lula -usando un esquema similar al peruano- se extendió por toda América Latina En Colombia y Ecuador: ya hay políticos presos, la empresa OAS, entre otras, está siendo investigadas por la justicia de los Estados Unidos. En Chile ya hay dos políticos involucrados ..por recibir dinero para sus campañas: Marco Enriquez-Ominami y la propia presidente Michelle Bachelet, nada menos.

Es alucinante que un don nadie como era Lula pudiese llegar a presidente del Brasil y más alucinante todavía que haya organizado una red de sobornos y corrupción tan masiva y global ¿como lo consiguió? Bueno, en democracia todo es posible, hasta Toledo y Bachelet llegaron a la presidencia, por nombrar solo dos ejemplos, hay cientos.

6 Comments:

Blogger Jose Cornejo said...

Excelente resumen, Tomas. Has descrito a Lula y su red de corrupción en tan pocas palabras que ni siquiera me di la lata de visitar el link de quien.com.

El escándalo surgió en un negocio chico, del mismo modo que salió el caso coimas (corrijanme si me equivoco) que involucró a Tombolini cuando el chivatazo salio de una planta de revision tecnica en rancagua, en el siglo pasado y solo falta alguien con cojones para revelar todo el entramado detrás de la campaña de Bachelet.

Eso si, una vez mas estan en una "no win situation", porque hagan lo que hagan saldrá perjudicada la presinepta igual. la unica diferencia es que Bachelet dijo que "no volvería a ser candidata de nada", pero quedará en la historia como el peor gobierno que Chile pudo haber tenido. aunque con estos zurdelis, la vara la pueden dejar más alta.

6 de febrero de 2017, 09:28

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

La historia de Lula y su Partido de los Trabajadores es alucinante, un verdadero ceniciento que partió de cero, es increíble la visión que tuvo para armar ese sistema global de coimas, un genio del mal.

En Chile está por verse que podría pasar, la cosa se está recién destapando.

6 de febrero de 2017, 09:44

 
Blogger Frx said...

De cualquier modo, al Meo ya nadie le cree, incluso ya varios se han ido de su partido aunque los que quedan tratan de achicar el número. El que sí se ha estado mostrando como cada vez más factible es Alejandro Guillier.

6 de febrero de 2017, 16:15

 
Anonymous Anónimo said...

Odebrecht está en el Perú desde 1979 pero las obras aumentaron desde 1993 con las privatizaciones y la inversión privada. Fujimori ya aceptó su culpabilidad en los hechos de corrupción entre 1990-2000 por eso está en prisión junto a los de lesa humanidad.
http://larepublica.pe/impresa/politica/840625-la-mayoria-de-obras-de-odebrecht-en-el-peru-se-ejecutaron-en-gobierno-de-fujimori

7 de febrero de 2017, 02:41

 
Anonymous Anónimo said...

Al final los tres últimos presidentes peruanos van hacerle compañía a Fujimori.

7 de febrero de 2017, 02:51

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo, La Republica me da casi tanta confianza como "Rusia Today" o "El Ciudadano" acá en Chile, es, en mi opinión, poco más que un panfleto. Cero credibilidad.

Las coimas de Odelbrecht son sin duda por la Transoceainica, el Gaseoducto del Sur y las carreteras concesionadas (peajes), el resto es el perejil del pavo, pura desinformación.

Esa ingenua/hipócrita indignación moral ante los escándalos es una de las facetas feas que tiene el Perú: todos son estrictos moralistas con lo de los demás y perfectos pendejos con los negocios propios. A mi me parece ridículo meter políticos a la cárcel por corrupción, eso no es ningún castigo porque conservan toda la plata para sus generaciones futuras. Un real castigo, para ellos peor que la pena de muerte, sería que los despojaran de todos sus bienes , a ellos y su familia. Condenarlos a vivir como todo el mundo sería el único castigo justo y efectivo que se merecen, el resto son puras aspirinas.

7 de febrero de 2017, 02:59

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas