Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. "Be yourself, but bigger"

Sigue la inmigración haitiana

miércoles, 4 de julio de 2018


Una vez, tiempo atrás, un amigo mío le comentaba a un estadounidense lo molesto e inexplicable que nos resultaba el racismo en los Estados Unidos, el gringo le contestó con una sonrisa "ah, eso es porque ustedes no tienen negros". Yo pensé que lo había dicho en broma, pero viendo lo que está pasando con los haitianos y algunos colombianos en Chile, creo que estoy entendiendo lo que quiso decir.

La llegada masiva de negros desde Haití y cierta zona de Colombia está empezando a crear sentimientos racistas que antes no existían en Chile. El problema, como yo lo veo, no tiene nada que ver con el color de la piel, porque antes de estas oleadas inmigratorias, los negros en Chile eran queridos y la gente simpatizaba con ellos, sin embargo hoy, existe un sentimiento racista que avanza cada día a transformarse en algo violento, que podría ser muy difícil de controlar.

El racismo nace y se desarrolla por una combinación de hechos que van desde lo trivial a lo más serio. Lo trivial son las diferencias culturales, cuando llega un grupo de gente que es más ruidosa, más sucia o que simplemente se comporta de manera extraña y no estándar al que estamos acostumbrados y apreciamos, eso nos pasó por ejemplo con la inmigración peruana en los primeros años, pero siendo cosas superficiales, después de un período de ajuste, aprendimos a convivir y a apreciarnos mutuamente. Hoy el inmigrante peruano es bastante bien aceptado en nuestra sociedad.

Pero también hay otros motivos que son mucho más serios, por ejemplo cuando llega un grupo que es fácilmente identificable -por su color de piel por ejemplo- y entre ellos vienen muchos que son la escoria de la sociedad de donde vienen, por ejemplo los sicarios, proxenetas y delincuentes que han llegado en grandes cantidades desde Colombia o los mendigos, flojos y abusadores de confianza que han llegado desde Haití.

Obviamente que no son todos, Tengo amigos y amigas color chocolate que vienen de la zona más peligrosa de Colombia y son la gente más noble y confiable que he visto en mi vida, pero resulta que basta que llegue un grupo lo suficientemente importante de malandras, como para hacerse notar, para que cada vez que veamos a alguien moreno de Colombia lo etiquetemos como sicario, delincuente o proxeneta, es automático. Yo, con todo lo que quiero a mis amigos y amigas chocolitos, igual miro con extrema desconfianza a los negros gritones que se han tomado la calle Ohiggins acá en Arica, desconfío de entrada y tengo buenas razones para eso: la cantidad y violencia de delitos por esa gente no puede ser desconocida, es un asunto de supervivencia.

Esa clase de inmigrantes es la que explica la frase "es que ustedes no tienen negros" y es lo que estamos empezando a tener ahora. La llegada de esa gente se puede comparar -en terminos zoologicos- a la invasión de ratas o cucarachas en nuestra casa, si el fumigador no funciona o no está disponible será el dueño de casa el que las debe exterminar.

El problema fundamental, y que causará problemas políticos graves a mediano plazo, es que Chile en los años de Bachelet, se fue convirtiendo en un estado de bienestar de caracterísitcas europeas en cuanto a ofrecer "derechos" a las personas, algo muy divertido con nuestro escuálidos ingresos como país, pero a Bachelet y su gente nunca le importó que las cosas no se pudieran financiar, simplemente les interesaba hacer la pasada, nada más.

Cuando le digo a cualquier amigo extranjero que en Chile participas en una toma ilegal de terrenos y en uno o dos años te regalan un departamento nuevo "sin deuda" por valor de 60 mil dólares, creen que les estoy tomando el pelo, resulta que a espaldas de mi casa están construyendo como 6 bloques de edificios para dar estos generosos regalos. Cuando los inmigrantes empiecen a recibir estos departamentos y cuando tengan prioridad en todos los beneficios sociales que la generosa Bachelet dejó decretados, comenzará una venganza hormiga, de carácter altamente racista y violenta, donde van a pagar muchos justos por pecadores.

Conversaba hace un rato con una amiga que me comentaba que ella arrienda un departamento de su propiedad desde hace un par de años a una pareja de venezolanos inmigrantes, ambos trabajan y dice que le han salido excelentes en todo sentido, cumplidores y responsables, fue para ella una tremenda suerte haberlos encontrado ¿cualk es la diferencia? Que se trata de gente calificada, que trabaja y tiene buenas costumbres, en Chile -país de flojos- a alguien así no le cuesta demasiado prosperar. Pero también hay venezolanos malandras, la diferencia es quelos malos no han sido los suficientes para darles mala fama.

Sebastián Piñera, para variar, ha cometido otra gran estupidez política al ofrecer visas humanitarias a familiares de haitianos. Es cierto que en la práctica eso puede ayudar a justificar el endurecimiento del ingreso masivo de los demás, pero políticamente es una señal estúpida, el sentimiento anti inmigración está creciendo día a día y cualquier político que aparezca simpatizando con los inmigrantes, estará cavando su tumba a mediano plazo, porque irritará a la gente mucho más de lo que están ahora, es un proceso que se está gestando y es creciente.

Es una lástima por los buenos imigrantes, los que no caen en la categoría de escoria social, ni son asimilables a ratas o cucarachas, sino gente de esfuerzo que busca hacerse un futuro aportando al país donde llegan. Lo malo es que no hay forma de saber quien es quien y por la identificación del color, el etiquetado les juega en contra. Hasta antes de estas inmigraciones masivas Chile nunca fue un país racista, hoy se está incubando un racismo violento, gracias a políticos y curas, que han sido tan miserables como hipócritas.

13 Comments:

Blogger Gastón Fernández said...

Comparto absolutamente con lo aquí expuesto. Gracias a la ideología altruista y el desconocimiento de la realidad, jodimos.

4 de julio de 2018, 00:19

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Claro gstón, eso si que no creo que hayan sido inocentes altruistas o desconocedores de la realidad, mucha gente del gobierno anterior y allegados a la Compañía de Jesus se enriquecieron en la pasada, hubo un negoción entre medio. La línea aérea chanta que chupó sangre como sanguijuela y después quebraron y hablando de sanguijuelas el Servicio Jesuita al Migrante, que se han chupado cientos de millones en proyectos, toda esa plata se va a los bolsillos de gente con nombre y apellido: facilitadores, capacitadores, corporaciones educacionales, etc. Corre mucha plata detrás de esto.

Además habrá un problema serio en cuanto las ecorias sociales adquieran derecho a voto, eso puede ser muy serio.

4 de julio de 2018, 00:36

 
Anonymous Anónimo said...

Discrepo en una sola cosa: yo creo que Chile sí ha sido siempre racista, sólo que se expresaba de otros modos: contra los "indios", "flaites" (antes "rotos", "pungas" o "cholos"), huasos, siúticos aspiracionales e incluso al revés, contra los "cuicos".

Por otra parte, pocas de esas identificaciones tenían que ver con algo parecido a la raza, por lo que en rigor no sería racismo, sino discriminación. Pero ¿qué es el racismo, sino un tipo de discriminación basado en la raza?

Hay una caricatura de Quino que refleja muy bien esa actitud de mirar siempre mal hacia arriba y hacia abajo. La voy a buscar para enviártela.

Saludos,
El triministro.

4 de julio de 2018, 08:55

 
Blogger Ulschmidt said...

Los autralianos tenían una política hasta los 70 y más, la "Australia Blanca", donde directamente no dejaban entrar "gente de color".
Y se justifican precisamente en "evitar el desarrollo del racismo". Claro, sonaba como combatir la pobreza matando a los pobres. Ya no lo hacen, o lo hacen con medidas más hipócritas, le cambiaron el título.
Yo pensaba que era una barbaridad, pero ante los casos concretos uno se da cuenta de la triste realidad.
Somos tolerantes con el extraño hasta que pasan una línea crítica, llegan muchos y hacen bulto y ruido, después no toleramos más. Después se hace un círculo de rechazo donde no se le dan oportunidades a la gente por su pertenencia; lo cual los ayuda a quedar en la marginalidad y sus a veces malas costumbres... lo cual refuerza el sentimiento de rechazo del resto de la población.
Mas vale reconocer esas limitaciones sociales y hacer políticas migratorias restrictivas; que hacerse el generoso y acabar con "ghettos" donde no los había.

4 de julio de 2018, 09:01

 
Blogger Jose Cornejo said...

Comparto plenamente el pensamiento destilado acá. El asunto de la inmigración es mucho más jodido de lo que aparenta. el humanitarismo a la corta o a la larga siempre termina siendo caro y con costo para nosotros, los locales.

4 de julio de 2018, 09:16

 
Anonymous Anónimo said...

Piñera cómo llegó a ser multimillonario? Al menos en temas políticos es la persona más ingenua y sin carácter del mundo. Falta poco para que la gente comience a notar que su primer "buen" gobierno fue resultado del precio del cobre. El desempleo seguirá aumentando y los sueldos bajando, y Piñera los dejará seguir entrando a los ilegales por miles y miles. Su gobierno es otra crónica de un fracaso anunciado.

Mientras tanto la delincuencia avanza y avanza. Los haitianos violan niñas y mujeres con total impunidad. A dos asquerosos que violaron una niña con discapacidad mental de 11 o 12 años les salió gratis. No estuvieron ni un segundo en la cárcel. La noticia casi no fue difundida. Seguro andan al aguaite para su próximo delito, ya saben que nada les sucederá. Con el caso de esos ecuatorianos que los golpearon lo único que falta es que los canonicen toda la basura de izquierda. La rabia de nosotros cuando explota es terrible. Mejor que explote lo más pronto que se pueda para evitarnos problemas mayores.

4 de julio de 2018, 09:46

 
Anonymous Wilson said...

El "buenismo" apenas difrazado de jesuitas, traficantes de personas y politicos, terminara por lograr que un pais no racista (poquito racista en realidad) pase de clasista fuerte, como era hasta hace poco, a racista fuerte, y sera un conflicto importado, gratuito, la bronca que eso produce es mucho peor que un mero conflicto de habitos culturales.
¿Llegaremos a tener imitadores del KKK? o ¿esas cosas no pasan en Chile?
Parece obvio que la inmigracion debe limitarse por cuotas, seleccionarse por antecedentes, y pasar por un periodo donde la comision de delitos implique expulsion. Dudo que Tatan, probablemente pensando eso, resista las presiones buenistas.

4 de julio de 2018, 10:55

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ernesto, en mi más o menos larga vida no recuerdo episodios de racismo contra los negros en Chile hasta hace muy pocos años. Si han habido contra coreanos (por el mal olor, piscina Mundt) y otros, pero han sido muy superficiales y muchos con razón, la idea de superioridad racial acá incluso hoy todavía no existe, como en países nórdicos, no está en nuestra cultura.

Lo que si hay mucho clasismo, que es diferente. En el clasismo a la gente se le mira en menos por su posición social y el Sur de Chile, por ejemplo, es muy clasista: Puerto Montt, Chiloé, Valdivia y sobre todo Osorno tienen un clasismo asfixiante, que coincide con que muchas veces los descendientes de inmigrantes son muchas veces dueños de la tierra y los descendientes de mapuches los peones, pero dale plata a un mapuche y adiós racismo, o más bien racismo inverso, tipo "mapuches millonarios" de Plan Z".

Ulschmidt, el problema es que lolega mucha gente asociada a la delincuencia y la mendicidad, entonces ellos ensucian al resto. La diferencia de costumbres se arregla con el tiempo, ajustándose a ambos lados, pero cuando llegan delincuentes o mendigos, la inmigración se parece a una invasión de cucarachas, eso se generaliza a todos los que llegan, empiezan a aparecer sentimientos de superoridad racial y todo eso. De ahi es muy difícil pararlo.

José, anónimo, así es. La inmigración ha traído miles de indeseables que no tendrían que haber puesto un pié en Chile pero aquí los tenemos, comeiendo delitos inpunemente, amparados por leyes malas, políticos, curas y jueces estúpidos así como aprovechadores. Se está acumulando violencia, la reacción puede ser muy fuerte en su contra.

Wilson, ese es mi punto, el racismo se está incubando en Chile por culpa de estúpidos curas y políticos, que están importando algo que puede ser muy violento. Antes era de muy mal gusto hacer comentarios racistas, hoy es común y muchos los comparten. Si filtraran y solo dejaran entrar a los mejores, de cualquier raza o procedencia, esto no habría pasado, pero está pasando.

Ah, sobre los millones de Piñera, eso demuestra que no es necesario ser inteligente o tener carácter para ganar plata, está lleno de ejemplos de tontos con plata, repleto.



4 de julio de 2018, 14:42

 
Anonymous Anónimo said...

Entiendo lo que le dices al tal Ernesto, pero insisto en que, IMHO, siempre ha habido racismo, aunque disfrazado. Cosa de escuchar comentarios tipo "picante con plata" o "sigue siendo indio aunque tenga plata": no se quita con billetes. Y también existen, aunque en menor medida, los "pobres con clase" o "gente de esfuerzo", lo que prueba que no es siempre un tema de más o menos lucas.

Claro que nunca fue contra los negros, seguramente porque no había. Y ahí ocurre lo contrario: si hay un negro con plata, nadie lo odia. Por eso creo que las críticas de odio contra ellos debido a su raza son equivocadas: sí debe haber resentimiento porque han llegado muchos, son fácilmente identificables y al "trabajador común" (entiéndase obrero de la construcción) le han quitado muchas pegas, y eso sin contar los beneficios estatales y apoyo progre.

Podemos cambiarle los nombres, pero me parece que la cosa anda por ahí.

Suena algo raro: racismo que no es por raza, clasismo que no es por plata.

Saludos,
El triministro.

4 de julio de 2018, 16:21

 
Blogger Frx said...

Y no solo en Chile, sino que en el resto del mundo. Hay que ver cómo el nazismo está teniendo un reauge otrora impensable.

4 de julio de 2018, 16:41

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Triministro, mis disculpas, lo confundí con un tunante medio alcoholizado que lleva ese nombre... que insensatez la mía!

Frx, es la reacción lógica, esas cosas no quedan impunes, toda acción tiene su reacción y los negociados a costa de empoderar al lumpen tienen como reacción el surgimiento del racismo

4 de julio de 2018, 16:52

 
Anonymous Anónimo said...

Me llama la atención lo siguiente:
- Los "buenistas" justifican el origen de la delincuencia (asesinatos, robos, etc.) en la falta de oportunidades (educación principalmente) que han tenido quienes cometen los delitos.
- Y justamente, la mayoría de los inmigrantes afro traen esas condiciones! no por flojera o desidia, sino que por incapacidad de sus países.

Entonces, estamos importando delincuencia masiva en potencial, lo cual me parece insólito y criminal, pero lógico a la luz de posibles votos por ideologías socialistas.

El problema es este buenismo que producirá tonteras y mucho más por ver. Leí que un argentino se cambió de género, ahora se llama Sergia; lo hizo por convicción supuestamente, pero ya inició tramites para jubilar como mujer a los 60 y no a los 65. Si el sistema fuera de reparto, con esta practicas de "genero" sería un soberano quilombo.

ivanr

5 de julio de 2018, 21:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Sin ninguna duda Ivan que se impòrtó -y se sigue importando- delincuentes, especialmente desde Colombia, ese es un hecho más que conocido, desde HAití también pero hasta ahora se han importado más mendigos, vendedores ambulantes y vividores a costa del estado, muy pocos traen competencias que les permita encontrar un buen trabajo ¿cuantos de esos a la larga terminarán robando? Quien sabe, pero no hay que ser claravidente para pronosticar que algunos lo harán

5 de julio de 2018, 21:37

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas