Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

De animales y simposios

miércoles, 15 de abril de 2009


Un buen comentario de Momo me pone a pensar en nuestra extraña, y algo esquizofrenica, relación con los animales. De partida nosotros mismos somos animales, dudo que alguien pueda negar una cosa tan obvia, aparte de todos los apellidos que le pongamos somos esencialmente animales, nuestra diferencia con ellos es -en mi opinión- solo de grado y no de substancia.

¿Quien puede desconocer el sentimiento al mirar a los ojos a un perro? cuando me como mi pan con mantequilla y el Beppy se sienta pacientemente a esaperar que le convide un pedazo, su mirada es más elocuente que si me lo estuviera pidiendo con palabras. Y cuando le digo en voz muy baja "fuera" para que deje de molestarme, mientras sale despacio solo le faltan las lágrimas porque su desilusión es evidente. 

Los animales son nuestros parientes, no tengo ninguna duda, pero también los comemos y los más cercanos, como el chanchito que mencionaba Momo suelen ser los más sabrosos ¿no es eso ser antropófago?, bueno, tal vez un poco, pero no tiene nada de raro, lo raro es que nos dé pena comerlos. Porque muchísimos animales se comen entre sí, es lo más común "el pez grande se como al más chico" y luego tal vez es comido por una ballena que la cazan unos japs para a su vez comérsela. Sería extraño que al zorro le diera pena cazar liebres o al leon le dé pena comerse a las cebras, algo completamente fuera del orden normal que conocemos.

Es imposible que un ser humano viva sin matar ni un animal en su vida, claro que puede negarse a comer el cadaver de un primo chanchito o de una prima vaca, pero no hay ninguna razón natural o lógica tras esto, es solo un escrúpulo. Y los escrúpulos que todos tenemos son irracionales, no necesitan ser explicados, simplemente los tenemos, normalmente por razones culturales, religiosas o morales. Muy pocos de nosotros, tal vez nadie, comería un ratón o una cucaracha, aunque hayan sido criados en un ambiente muy limpio, a muchos nos parece asqueroso comer a un perro (aunque yo no creo que tendría problemas con eso, al menos gatos he comido), ¿por qué son los escrúpulos? no hay ninguna razón muy lógica, son como el miedo o la verguenza o muchas otras cosas que nos caen mal sin razón aparente.

Yo por ejemplo le tengo miedo a las alturas, desde my chico, ni muerto me acercaría al borde del Morro sin protección. Sin embargo cuando me quedé colgando en la camioneta no alcancé a sentir miedo, estaba demasiado ocupado pensando que hacer. Tampoco siento ningún miedo en mirar desde la ventanilla de un avión, ni desde la gran ventana del piso 75 del Empire State, donde tenía su oficina el señor Wilcheck, sin embargo nunca me he atrevido a tirarme a la piscina desde un trampolín, ni siquiera desde el de 1 metro, que cosa más extraña.

Hay gente que le tiene asco a las palomas, las ratas del aire le dicen, yo felíz me comería unas palomitas doradas en la parrilla, ni un problema, en cambio le tengo asco al pan mojado. Uno de los peores recuerdos de mi vida es cuando ví en Chiloé a un viejito que desmigaba un pan dentro de una taza de café con leche y hacía una especie de budín con la cuchara, de solo escribirlo me siento un poco enfermo, que cosa más asquerosa. SIn embargo la sopa de cebolla, con pedazos de pan de molde tostado flotando entre tiritas de tocino me parece sublime ¿quien entiende el asco?.

Anoche fuimos con Daniel a comer donde Don Floro invitados por Prati y su señora, íbamos a comer parrillada pero no habían chunchules (tripas de vaca, cocinadas en olla a presión, arrebozadas en harina tostada, linaza, huevo y luego fritas) ¿que es una parrillada sin chucnhules? Es como un barco sin timón, como toro sin su tora, como pelota sin aire. En fin, cada uno pidió su plato entonces y yo pedí riñones que hace tiempo no comía.

Los riñones son el filtro donde el animal purifica su orina y por más que los preparen siempre conservan un olor muy fuerte que puede ser desagradable para algunos, cuando llegó mi plato noté el olor y pensé que tal vez me había equivocado en pedirlos, venían con papas fritas cortadas en grandes trozos, arroz y sobre una salsa de vino muy espesa. Cuando le dí el primer mordisco al riñón.. uhhhh, tenía una textura casi dura, como un loco, pero en el punto justo. Una explosión de sabores del riñon y la salsa, que cosa más rica por la flauta. Mucha gente escrupulosa no come interiores, para mi gusto al menos tienen un sabor mejor que el más fino filete.

Y a propósito de otro comentario de Ulschmidt de filosofar a la manera griega, me puse a revisar el asunto ese de los simposios o reuniones de bebedores, resulta que tengo muchas cosas en común con los griegos, excepto que -afortunadamente- no se me ha dado vuelta el paraguas, hay muchas otras costumbres interesantes. Resulta que para hablar de filosofía los griegos no se iban a una aburrida sala de clases como hacen ahora sino que organizaban un banquete. Y no comían en mesas y sillas sino que en lechos, comían recostados o completamente acostados, mientras se emborrachaban con vino para hacer fluir mejor las ideas. No es de extrañar que así hayan nacido las mayores joyas de la filosofía ¿como no van a surgir grandes ideas mientras estamos comiendo, chupando y conversando?.

Todo griego tenía formación musical durante la infancia así es que llegaban a los simposios con sus flautas, liras o el instrumento que tocaran. Venían hetairas (chicas alegres, de pago) a entretener a la concurrencia así como músicos, siempre tenía que haber alguien tocando el oboe, leo en Wikipedia que el que se portaba mal era obligado a bailar desnudo y que a menudo los banquetes terminaban en medio de la embriaguez general, y las pinturas de los vasos muestran a mujeres que sostienen y llevan con dificultad a sus casas a los bebedores en estado lamentable.

Pasan los siglos y todo sigue más o menos igual, anoche terminamos todos medio cufifos discutiendo asuntos tan filosóficos como inútiles, como siempre, muy felices para la casa "en estado lamentable". Será hasta el próximo simposio, hasta mañana.

Etiquetas: , ,

25 Comments:

Blogger Victor Cherubini said...

Lo del beppy pididneo pan es HAMBRE!!!!

ALIMENTALO!!!!

CAGAO!!!!


lo del simposio me quedo dando vueltas... podriamos organizar uno en viña en el local del Baron... que tal??

15 de abril de 2009, 15:20

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

No hay pero mejor alimentado que el Beppy, es sometido a dieta estricta baja en carbohidratos para cuidar su salud.

Si, ya nomás me voy a Viña :D

15 de abril de 2009, 15:25

 
Blogger Sergio Meza C. said...

Los animales son muy queribles, pero la verdad es que si te esfuerzas espiritualmente puedes amar una piedra, un poste de luz a medio doblarse, y todo lo que se te pueda ocurrir.

El amor se puede volcar hacia todas las cosas; hacia los animales, hacia las piedras, hacias los paisajes, etc.

Ahora, si tengo hambre, me como a un animal sin asco, si tiene buen gusto.

Pero si amo a ese animal, es muy dificil comérselo, pero no imposible. En Los Andes unos rugbistas se comieron a sus compañeros de equipo, y lo justifico plenamente; yo también los habría almorzado, y si hubieran estado desabridos les habrís puesto un pco más de sal, total ya habían fallecido por causas accidentales.

Ahora, no comer carne porque son nuestros hermanos me parece absurdo, pues una piedra es tan hermana mía como un animal, y si meditas acerca de esto verás que su existencia se diferencia solamente een las dimensiones es que ES. Es como si la piedra latiera en un pulso único y monótono, y nosotros eso e infinitas cosas más.

Si veo al resto del mundo como a los hermanos a los cuales no puedo comerme, no debo comer sal, ni tomar agua, ni nada.

Tonteras; todo extemo es malo, tanto los pataches de carne como su plena abstinencia.

Una maiga que estaba embarzada, por no comer carne durante años casi pierde a su guagua, que tanto le costo concebir.

Etc.

15 de abril de 2009, 15:41

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo creo que es como el miedo o el asco, no es absurdo aunque tampoco muy racional (y no solo lo racional es válido, etc. etc.) el ejemplo de los uruguayos que se tuvieron que comer a sus amigos muertos es bien bueno pero no exacto, acuérdate que no los mataron primero.

Sobre lo de los vegetarianos yo tengo una amiga que es vegetariana estricta, ella y toda su familia tienen todos muy buena salud, no creo que haga mal, hay millones de vegetarianos y si no les gusta la carne que no coman nomás pues.

15 de abril de 2009, 15:49

 
Blogger Victor Cherubini said...

esta a dieta igual que algunas actrices de hollywood?

btw, el Baron tiene buenas cervezas, no de esas que venden en los sucuchos por alla y que parecen pichi de gato.

15 de abril de 2009, 15:50

 
Blogger Ulschmidt said...

Yo me crié casi casi en el campo, en una zona ganadera, y le diré que la relación de las personas campesinas con los animales es bastante dual, por llamarlo de algún modo. Quieren al perro como a un amigo y en el caballo confiarían más que en cualquier político pero liquidan un cordero como si nada. Mi madre, una mujer delicada en todo aspecto, incapaz de pronunciar un insulto, degollaba la gallina que iba a cocinar en el patio mientras yo jugaba cerca suyo. Es la simple aceptación de que el destino de todos esos bichos domésticos es la parrilla y hay que sacrificarlos para ello. Siempre fue así y hasta la Biblia lo habilita. Al fin y al cabo los animales que el hombre cría para comer triunfan y pueblan el mundo: hay vacas por todos lados, ya que nos las almorzamos, y está casi extinto el oso hormiguero, que no comemos.

15 de abril de 2009, 16:10

 
Blogger ***Paula*** said...

Somos animales pero de diferente familia y entre familiares no nos comemos. Pobres de nuestros bebes si asi fuera. Agradezco a dios que nos divivio por familias asi que si estoy de acuerdo que nuestra diferencia es de grado. (Creo que los animales tienen sentimientos)
Menos mal porque con todo lo que escribio don Tomas usted nos hubiera comido a sus fans al cognac hace rato. Bueno conocerlo un poco mejor jeje.
COn la historia de Beppy me acorde de los ojos de mi perro Toby :( en fin... A mi si me gustara mucho la carne probaria todo pero no es el caso. Lo que si me voy a obligar algun dia cuando se me de la oportunidad es probar serpiente. Muchos me han dicho que es buena aunque no se si fue por molestarme nomas.

15 de abril de 2009, 16:15

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo creo que no hay mucho que decir en esto aparte de "me gusta" o "no me gusta", opiniones de cada uno nomás

15 de abril de 2009, 16:18

 
Blogger Sergio Meza C. said...

Una mirada humorística en relación al tema:

Minuto 3:10 (tres minutos con 10 segundos del video) del fragmento que se cita de "La Quimera del Oro".

Hambre en la Cabaña con alucinaciones

15 de abril de 2009, 16:50

 
Blogger Armando said...

Hablando de comer cadáveres, qué pasó con el sitio infoarica.cl? estaba buscando la lista de restaurantes para irme en Octubre (probablemente, es lo más cercano, todavía no lo sé, cumplo 30 años de egresado así que estoy planeando ir a Tacna) pero no la encuentro.

15 de abril de 2009, 17:07

 
Anonymous Anónimo said...

La carne provienede los supermercados , la carne fresca sin sus 5dias de añejado es mas insipida que bailar con la herman, y pescado mas rico es aquel que te pica todo el cuero,sin sus diez inyecciones viales, el trozo de carne no es mas que u trozo de cadaver,la elaoracon hace la diferencia.
wingen

15 de abril de 2009, 18:30

 
Blogger Momo said...

Jajajaja, Sergio, no existe mejor ejemplo.

Lo más sorprendente es que esa película no a envejecido para nada.

15 de abril de 2009, 18:36

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

jaja ese Chaplin, muy buena, que el Beppy no me empiece a ver como un gran pollo nomás, si lo hago por su bien, es el exceso de comida lo que mata.

Armando, Infoarica no está muerta, solo aturdida esperando el trasplante, a fin de mes cuando tenga mis chicharrones la subo de nuevo

15 de abril de 2009, 20:17

 
Blogger Jorge Figueroa V said...

Yo que soy sibarita, nunca he comido mejores chunchules que donde Don Floro, los mejores sin duda. Junto con el chicharrón de pollo del rancho San Antonio de Tacna, verdaderos manjares.

Dónde está la tranca en comer cosas bizarras, exóticas? factores culturales, asociados principalmente en darles sentimientos humanos a animales o internalizar información negativa del incosnciente colectivo...por ejemplo, odiamos los ratones y las arañas...pero han visto esos tipos que se colocan arañas en la cara o se pasean un ratón por el estomago? eso es una técnica, llamada de desensibilización sistemática, y que parte con un acercamiento gradual al bicho en cuestión, con cosas tan ridiculas como hacerlas amigables a partir de ver a micky mouse...hay especialistas en eso para sacar fobias y todas esas cosas.

Lo que es yo, ACUSO FORMALMENTE QUE EN LA HISTORIA DE CHILE LOS MAPUCHES EN ALGÚN MOMENTO FUERON ANTROPÓFAGOS. Para variar estos tipos enlodaron nuestra historia con sus asuntos sangrientos.

15 de abril de 2009, 21:51

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ya peñi, cálmese, mai mai, peñi

15 de abril de 2009, 21:59

 
Blogger Lilian said...

El gusto de satisfacer el apetito comiendonos a otros animales en vez de limitarse solamente a verduras y frutas, es el resultado de la combinacion entre el aspecto cultural y el instinto de sobrevivencia. Lo que pasa es que biologicamente hemos evolucionado mas lentamente que los avances tecnicos a nuestro alrededor por lo tanto todavia tenemos el instinto de comer carne pero llegara el momento en que no necesitaremos de ella para subsistir.

Tomas, no recuerdo si te envie un video de una competencia culinaria en un pais del oriente donde se demuestran las delicatessen mas exoticas: monos, serpientes, no recuerdo mas... todos preparados vivos. Por ejemplo: las serpientes se pelan y se sumergen en aceite caliente manteniendo solo la cabeza afuera del aceite (sostenida por el chef) y esto solo dura no mas de un par de minutos. Cuando se sirve en el plato, la serpiente todavia se mueve... Espantoso para nuestros standares culturales! Otra historia... creo que te conte que unos colegas fueron invitados a una cena de un Principe en Arabia Saudita y les sirvieron sesos de monos; la gracia era que los monos estaban vivos abajo de la mesa y esta contaba con los orificios para que solo la parte superior de la cabeza del mono estuviera expuesta para que todo fuese fresquisimo. Todo el mundo lo veia como lo mas normal, no habian emociones envueltas en el hecho de que se estaban comiendo al mono casi vivo... igual como un leon se come a un "bambi"... Es cultural, absolutamente!

15 de abril de 2009, 22:31

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Lilian, si vi el video que me mandaste de los pescaditos aleteando y eso, yo creo que es más o menos lo mismo comérselos vivos o bien muertos, total igual los matas ¿no?. A mi lo que siempre me ha dado un poco de escrúpulos (un poco nomás, me los aguanto jaja) es cuando echan jaibas, mariscos o centollas al agua hirviedo cuando están vivas ¡como pueden ser tan malos, digo yo! claro qu igual me las como, que tanto...

16 de abril de 2009, 00:08

 
Blogger Ulschmidt said...

La mayoria de animales que comemos son herbívoros víctimas naturales de otros predadores. Si la humanidad no los criase y protegiese y controlara el ambiente serían pasto de lobos o pumas. Tenemos toda una serie de dientes llamados "caninos" que son para cortar carne, muestra de que por millones de años nos fuímos adaptando a ese menú. Yo no tengo problemas en comer "cadáveres" porque no hemos hecho otra cosa por incontables generaciones. Eso es lo natural y no el arroz integral, aunque está muy bien la opción del vegetariano. Pero no es "naturalmente superior" es mas bien antinatural pero una opción cultural.

16 de abril de 2009, 07:15

 
Blogger Ulschmidt said...

...hay, si se me permite una critica filosófica al vegetariano, una decisión de estar "afuera" de la cruel naturaleza, por encima de ella, en tanto que el humano omnívoro acepta su papel de miembro de la cadena alimentaria, su condición animal al fin, su apego a la ley de comer y ser comido (sólo que esto último, dada nuestras ventajas tecnológicas, sólo le ocurre de vez en cuando al cuidador del zoológico cuando se olvida una puerta abierta)

16 de abril de 2009, 07:20

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Nosotros en verdad casi siempre somos comidos a menos que nos incineren, ¡acuérdate de los gusanos! se dan un festín después de cada funeral.

Yo creo que nos enfermamos por comer demasiado, nuestro cuerpo está hecho para comer una o dos veces a la semana como cualquier otro animal depredador, comer tres veces al día no puede ser muy sano. De hecho en Cuba donde comen tarde, mal y nunca la gente tiene una larga expectativa de vida.

16 de abril de 2009, 08:26

 
Blogger Momo said...

Una de las cosas que, entre otras, nos distinguen del resto del reino animal es que tenemos conciencia de la muerte.

Somos una especie que evoluciona muy rápidamente, no sólo desde el punto de vista tecnológico, sino también desde el punto de vista moral.

Durante la historia adquirimos valores morales, lo que nos obliga en alguna manera a responsibilizarnos ante lo vivo, y aunque seguimos repitiendo los mismos errores, me gusta creer que repetimos esos errores con cada vez más conciencia para que estos errores puedan juzgarse en base a la evolución de nuestra conciencia.

16 de abril de 2009, 10:34

 
Anonymous Anónimo said...

Los mapuches solo se comieron el corazon de Valdivia, como una forma de honrar al tipo.
"la muerte menos querida da mas vida"
par

16 de abril de 2009, 11:17

 
Blogger Lilian said...

TOMAS--
Disculpa por usar este medio para comunicarme contigo en lo siguiente: escucho que recien hubo un temblor muy fuerte en Arica? Temblor? Terremoto?

16 de abril de 2009, 14:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Nada de terremoto, un temblorcito nomás, han habido varios por estos días. En la casa apenas se sintió. Take it easy ;)

16 de abril de 2009, 14:31

 
Blogger Victor Cherubini said...

bah me carga el tema de los ambientalistas y vegetarianos....

como dijo Homero J Simpson: "La vaca se come el pasto, y yo me como a la vaca".

16 de abril de 2009, 16:21

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas