Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

Donde calienta el sol

jueves, 16 de abril de 2009


En la policía de Investigaciones llueve sobre mojado, unas semanas atrás detuvieron a un ex-subprefecto, Francisco Lapolla, acusado de brindar protección a una banda de narcotraficantes. A este señor Lapolla (no es broma, ese es su apellido) no se le ocurrió nada mejor para defenderse que mostrar en el juicio una foto del auto oficial del subprefecto -segundo de a bordo- Oscar Gutierrez en el estacionamiento del Lucas Bar, conocidísimo por los precios caros y las buenas striptiseras que amenizan la noche al califato que visita el lugar.

Gutierrez primero negó, después dijo que había ido con algunos jefes policiales extranjeros a "recoger información" -je, je-  y finalmente hoy renució. Lapolla se salió con la suya y probablemente gracias a la extraña figura de la irreprochable conducta anterior va a pasar muy pocos días en la jaula, si es que llega a pasar uno. Ganan los malos, pierden los buenos  gracias a nuestra estúpida manía por las formas. ¿Está prohibido que un jefe policial vaya a un cabaret? ¡por favor! nombren uno solo que no lo haga. 

¿Es un delito tan grave usar el auto oficial para eso, cuando todos los jefes de servicio usan los vehículos y el combustible fiscal para sus usos particulares?. Yo veo camionetas fiscales, con disco y todo en la playa los fines de semana, incluso en días de trabajo. A lo más se merecía una reprimenda, dejar ir a un alto jefe policial por algo tán estúpido muestra nuestro nivel de hipocresía, la diferencia entre lo que decimos y lo que pensamos.

Que enfermos de hipócritas. Cuando don Sergio Giaconi puso una nota en su columna del diario reconociendo la labor del entonces coronel Odlanier Mena, que lo condenaron por un crimen del que seguramente ni tuvo idea y haciendo recuerdo de cuantas vidas salvó arriesgándose el mismo en tiempos muy difíciles, aparecieron enseguida los resentidos, que se alimentan de carroña a atacarlo. Esos mismos resentidos que andaban muertos de miedo durante los militares y que ahora sacan las uñas igual que esos perros que solo ladran detrás de la reja, cuando se sienten bien seguros.

Estaba viendo el otro día una entrevista a Jorge Schaulson cuando dijo que muchos demócrata cristianos habían sido pinochetistas al principio del gobierno de los militares, recordó que Eduardo Frei había donado su argolla de matrimonio para la reconstrucción nacional y que Alejandro Hales había sido el primer embajador del Gobierno Militar ante la OIT. Entonces al periodista Fernando Paulsen -carroñero como pocos- le brillaron los ojos y saltó a rebatirle, al poco rato Paulsen recibió un mensaje de texto del hijo de Hales desmintiendo el asunto como si se tratara de una marca infamante. Que hipócritas más grandes por dios, si andaban exiguiendo a los militares que dieran el golpe y cuando vieron que no les iban a dar el poder en bandeja se volvieron contra ellos.

Recuerdo muy claro que para el cambio de mando de 1989, cuando el General Pinochet le entregó el poder a Aylwin entrevistaron a Schaulson a la entrada del congreso y el dijo que estaba muy feliz porque se había terminado la dictadura. Nadie, ni Lagos, ni Escalona se habían atrevido ni se atrevieron hasta muchos años después a usar esa palabra en público, sin embargo ahora todos se hacen pasar por héroes, cuando fueron los gallinas e hipócritas más grandes. Los héroes están casi todos en el cementerio.

Ahora todos ladran, igual que el perro que se siente seguro detrás de la reja, los mismos que antes eran serviles a los militares hoy despotrican contra la dictadura, cuando la verdadera dictadura fue la que trató de poner el chicho Allende y sus correlijas. La mayoría de la gente es así, hipócrita y cobarde, jamás hablan claro porque prefieren ver primero que es lo que está de moda: durante Allende eran de la UP, vinieron los militares y eran serviles a ellos, llegaron los políticos y se pusieron concertacionistas, Chile es un país de camaleones y a los que dicen lo que piensan -si es que piensan- les va mal, miren a Schaulson.

Por eso yo soy anti progresistas, tal como fuí anti militares en los ochentas. Si hay algo despreciable es estar siempre donde calienta el sol y repetir los clichés de moda, buscando el paraguas de los que tienen el poder, creo que es una actitud bien asquerosa.

17 Comments:

Blogger Lilian said...

Pero daria la impresion que estas asumiendo una postura "anti-lo-que-sea" porque tu has comentado anteriormente que hubo un momento en que fuiste de Izquierda. Yo creo que es logico y humano, ademas de ser una muestra de inteligencia, el ser capaz de retractarse de creencias u opiniones, asi como tu has relatado que al tener la oportunidad de trabajar con los militares te diste cuenta que los prejuicios que tenias en contra de ellos hasta entonces eran infundados, si es que entendi bien tus posts anteriores en el tema.

Bueno, retractarse es una cosa, mentir y ser hipocrita es otra y reconozco que ese es el punto de tu post de hoy...

Saludos!

16 de abril de 2009, 15:39

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Lo que pása Lilian es que no es un asunto de ideas políticas, sino que de acomodarse. Fíjate que muchos que fueron enfermos de chupamedias de la Secretaría de la Juventud durante los militares ahora andan renegando y dicendo que nooo, que nunca, o haciéndose los lesos.

Muchos de los tipos más prepotentes durante la UP, de las JAP, sindicalistas, interventores, se dieron la vuelta de cranero durante los militares y ahora de nuevo, sacaron sus pensiones de exonerados y se inventan historias de heroísmo que nunca fueron.

Yo no le veo nada malo a que alguien cambie sus ideas, incluso respeto mucho a cualquiera que tenga sus ideas y honradamente las defienda, ya sea terrorista, nazi, ultraderecha o lo que sea, no me escandaliza ninguno, está en su derecho de decir lo que se le antoje. pero que mienta, señale con el dedo a otros poniéndose en superioridad moral o se invente historias lo encuentro super chanta.

16 de abril de 2009, 15:48

 
Anonymous christian said...

Siempre es entretenido leer sus notas, porque siendo una persona muy lucida en algunos momentos, en otros su esquizofrenia politico-social hace que siendo ud. una persona de derecha, declare cosas que no cuadran con el perfil del momio clasico. Por lo demas, Tiene toda la razon respecto de la hipocresía nacional y de como cada dia mas ser transforma en una característica de nuestros gobernantes y dirigentes crea estos escarmientos públicos al pajaron de turno.

16 de abril de 2009, 15:53

 
Blogger Sergio Meza C. said...

(En el fondo, Swami Bradamán quiere decir que no le gusta que la gente haga lo que él considera de lo más normal, por mucho que sea reprochable ante los contralores de la moral y las buenas costumbres.

Swami cree que bailar la conga con la corbata puesta de cintillo, en una fila de un cabaret, haciendo trencito con sendas minas en pelotas, se condice plenamente con estar al otro día ordenando la detención de aquellos(as) que el día anterior ayudaron a subirlo a la camioneta, cuando gritaba a todo pulmón, medio meado y churreteado, "Yahairaaaaaaaa; cásate conmigooooo; hic!!!,te juro que abandono a la guatona de mi mujer!!!")

16 de abril de 2009, 15:56

 
Blogger Marilyn said...

A pesar de que el marido de mi mejor amiga (que no lee este blog, por suerte) es rati, tengo la peor impresión de ellos. Ya comenté en otro post tuyo que es malo generalizar, pero cuando los ves haciendo negociados, entrando gratis a todas partes, invitándose solos a cuánto carrete puedan sin pagar... es un submundo, a mi parecer, bastante más feo y reprochable que el de los carabineros.
Pero tu post es de la hipocresía, que junto con el "chaqueteo" debe ser muestra mayor identidad como chilenos... si hasta en La Pérgola de los Flores lo decían, "si un candidato me pde apoyo, no le digo no jamás"... y etc, etc...

16 de abril de 2009, 16:25

 
Blogger Lilian said...

Marilyn,
...y curiosamente las caracteristicas que mencionas tambien son en mayor o menor escala, costumbres de otros paises latinoamericanos. Seria interesante escuchar la opinion de un sociologo al respecto!

16 de abril de 2009, 16:52

 
Anonymous Anónimo said...

Yo no creo que un jefe de la PDI en un cabaret sea algo malo per se, pero no me parece que vaya en un auto fiscal y si dice que andaba guiando a una delegación policial extranjera, lo más probable es que la cuenta la haya cargado a gastos de representación o algún otro item institucional.
Que otros también lo hagan lo encuentro una mala excusa.
O si no, devuélvanme mi IVA que yo no pago impuestos para financiar carretes de gente que ni me invita...

16 de abril de 2009, 17:45

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Juan y 1/2 nada que ver pues, nadie vio al sub prefecto "bailar la conga con la corbata puesta de cintillo, en una fila de un cabaret, haciendo trencito con sendas minas en pelotas" y etc.etc. no seas cahuinero.

MArilyn, es muy adecuado eso del "submundo" yo he tenido algunos amigos de la PDI, unos intachables, excelentes personas y también recuerdo otro muy jóven que poco tiempo después de conocerlo se fué preso por tráfico de drogas, hay de todo pero la corrupción está muy extendida adentro, no solo en asuntos graves sino esas cosas chicas que -por ejemplo- avergonzarían a un carabinero: pechar trago y comida, intercambiar favores y hacer muchas transacas oscuras. No son todos pero lamentablemente hay muchos así dentro del servicio.

Anónimo, en mi no muy humirde opinión no hay ningún problema con que un policía vaya a un cabaret, mientras pague la cuenta no hay problema. El uso del auto para ir da -a lo más- para una reprimienda, pero lo grave es que OTRO detective verdaderamente malandra y narcotraficante lo haya hecho renunciar, eso muestra el nivel de descomposición y las deslealtades internas. Creo que al Director le faltaron pantalones para apoyar a su segundo, no era causal de renuncia ni mucho menos, con una amonestación habria bastado.

Eso es falta de liderazgo, jefes poco jugados que cuidan más su puesto que el ambiente de su organización, con esto la PDI se va a convertir en un antro de chantajistas.

16 de abril de 2009, 22:00

 
Blogger Sergio Meza C. said...

Lo mío era un ejemplo extrapolado Swami, nada más.

:-)

17 de abril de 2009, 09:17

 
Blogger Sergio Meza C. said...

Lo del chantaje es algo que siempre existirá (no solo en la PDI), y que se evita si nunca te pones la corbata de cintillo y etc, etc, etc.

Así que no ando tan perdido.

17 de abril de 2009, 09:19

 
Anonymous Alfredo Zamudio said...

Estimados lectores del blog de Tomas. Son las doce de la noche en Timor, tengo unos vecinos que tienen una fiesta de despedida con musica que acabo de bautizar como eurodepresiva, han llegado con sus autos de naciones unidas y los escucho que no precisamente toman limonada y luego saldran a las calles en esos mismos autos para asustar a los chivos, cerdos (literalmente, de esos negritos de Indonesia, con la barriga arrastrada) y uno y que otro peaton que talvez sea atropellado - accidente como uno de los tres que sucede a diario con estos carritos blancos con emblema de una idea de postura etica, humanista y de ejemplo. Pero vaina, los humanos erran, y las consecuencias pueden ser fatales. Pero de aqui, de un error etico, serio, con tales posible consecuencias, similar a ese twilight zone de lo cometido por el policia chileno, a compararlo con una actitud de asesinar, oprimir, torturar, desaparecer, exiliar o intimidar a los chilenos de ideas opuestas para mantenerse en el poder, como fue hecho por Reinaldo al reves Mena y sus companheros de celda, eso es como estirar una linea de ideas que parece al cuento de cabalgar dos caballos a la vez, estimado Tomas. No creo que son comparables. Las consecuencias, en el aspecto legal, tiene que ver tambien con la intencion de los actos. Y estamos de acuerdo sobre los oportunistas de todos los tiempos, pero eso seria una tercera historia.

17 de abril de 2009, 10:54

 
Blogger Lilian said...

Sr. Zamudio--
Estoy de lo mas curiosa... Hace alrededor de dos anhos atras, tengo entendido que habian aprox 1.500 rep's entre aquellos de la ONU y otro tipo de misioneros, en Timor que es un pais que si bien recuerdo tiene alrededor de un millon de habitantes(?). Sigue la ONU asi en masa en Timor? Se han mejorado las cosas? Cual es su perspectiva estando alli en el meollo del asunto?
Saludos--

17 de abril de 2009, 12:42

 
Anonymous Anónimo said...

LA POL´LA,y la coba te queda igual, tengo tofos tuyas , asi que cuidadito con pearsa ,longi.
enoll

17 de abril de 2009, 13:18

 
Blogger ***Paula*** said...

yo me retire de dar opiniones politicas y no quiero que esa gente ensucie la belleza de mi pais. Solo quiero decir que amo Chile y los chilenos (exluyendo flaites y delincuentes) y que es el pais mas lindo del mundo para mi. Ando contenta hoy... es HAPPY FRIDAY!! salud don Tomas:)

17 de abril de 2009, 15:45

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Que horrible tener que trabajar para vivir, en fin... voy a descansar un rato. Feliz fin de semana para todos, ya vuelvo...

17 de abril de 2009, 19:08

 
Blogger Jorge Figueroa V said...

Alfredo Zamudio, concuerdo contigo. Yo también conozco bien como operan todas las organizaciones de "humanitaristas" en esas zonas y tengo la PEOR IMPRESIÓN de ellas. Incluidas de todas las organizaciones parasitarias de las NU. Y es más, MUCHO PEOR que las empresas contratistas de resguardo que operan en Irák y otros lados.

La policía ahora es distinta, se humanizó con tanto derecho y menos deberes de los ciudadanos, y estamos ahora con la delincuencia al cuello.

Lo que hizo el jefe de la PDI es una PICANTERÍA, pero muy inferior a las verdaderas mafias de corrupción interna. La PDI le falta muuuucho por depurar, y quizás las nuevas generaciones puedan lograrlo, pero los viejos, yo creo que NINGUNO, pero NINGUNO, es de trigos limpios.

18 de abril de 2009, 15:33

 
Anonymous Sebastian Guerra San Martín said...

...de los oportunistas será el reino de los emprendedores.
Vaya afirmación, más chanta que decir progresista o país en vías de desarrollo, que bah!

Todos somos en ciertos grados oportunistas, hay que comer, pero en verdad hay unos que realmente las cagan y ahi no hay pero que valga.
Respecto a Lapolla, su estrategia fue digna de un niño de 5 años, error, incluso un niño haría un FODA al desembuchar tal foto. Sencillamente sus ansias le pasarán la cuenta. Pobre delincuente amateur.

18 de abril de 2009, 23:35

 

Publicar un comentario

<< Home