Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

La crisis del capitalismo

sábado, 22 de mayo de 2010


Es un tema de moda entre unos señores barbudos dedicados a la política o a la sociología cuando hablan de los problemas financieros en USA o Europa, o de la gente de izquierda que teorizan largamente por la falla estructural que ha producido un sistema basado en la competencia en lugar de la cooperación.

En verdad es todo lo contrario, se trata de la crisis del populismo político que ha venido permeando las ideas de la gente desde hace más de un siglo en forma de estados de bienestar dedicados a repartir beneficios quitándole -supuestamente- a los más ricos para darle a los pobres. Al menos esa ha sido la teoría.

No hay país del mundo que no se haya contaminado con la idea de tener beneficios a cambio de nada, en Europa es la locura: Grecia, España, Portugal, Italia ¡hasta los ordenados alemanes y los flemáticos ingleses! todos creen haber encontrado la piedra filosofal del gobierno benefactor. USA trató de mantenerse lejos de esas ideas durante varios años, pero igual cayeron en la tentación de un gobierno que beneficie a los más pobres, como vimos con la reciente reforma de salud que promueve coberturas ampliadas "gratuitas". Cuando llega el gobierno ofreciendo algo gratuíto es hora de arrancar, las ofertas gratis suelen ser las más caras.

La ecuación es sencilla: más bienestar del gobierno produce directamente más cesantía -actual o futura- porque la plata para el bienestar es sacada de la economía real de lo que se usa para producir riqueza. Es algo que toda persona pobre conoce: si vivimos gastando más de la riqueza que producimos nos iremos comiendo el capital hasta que se termine.

En el libro El Dinero de J. K. Galbraith revisa la historia económica de la humanidad y como los gobiernos han manejado el problema financiero de prestar y pedir prestado a lo largo del tiempo. Galbraith menciona las necesidades de guerra como las grandes distorsionadoras del manejo normal de las finanzas de los países: cuando estamos en guerra nuestras necesidades más vitales están amenazadas y no vacilamos en quemar un finísimo piano Steinway si con eso nos podemos mantener abrigados en la noche y cocinar algo de alimento, en guerra las prioridades cambian.

El problema es que a medida que hemos ido acumulando prosperidad nuestro umbral de lo inaceptable sube y sube, estamos cada día menos dispuestos a hacer sacrificios y llegamos a considerar que el bienestar entregado por el estado es un derecho natural que debe costearse a cualquier precio, incuso quemando el piano. Por eso a la gente común le interesa mucho más el bienestar que el crecimiento: piensan que el crecimiento solo favorece a los ricos mientras que el bienestar los favorecerá a ellos a costa de los ricos.

Los políticos se dieron cuenta hace tiempo de este cambio en la manera de pensar de las personas y como a ellos lo que les interesa fundamentalmente es acceder y mantenerse en el poder simplemente interpretan los deseos de los votantes, aunque tengan claro la ruina sostenida que esto significa. Así el problema fundamental no es de los políticos sino más bien de los votantes, encandilados por el espejismo del bienestar estatal, pidiendo cada vez "más estado" como graficó Eduardo Frei con su desafortunada frase de campaña.

Más estado es lo que tuvo Grecia, para que hablamos de Venezuela o Cuba. Ya ni siquiera es socialismo, es nada más que populismo para llegar y mantenerse en el poder con el apoyo de los tontos e ignorantes que siempre han sido mayoría absoluta. Más estado benefactor es lo que hemos tenido durante más de un siglo y lo que nos está llevando a colapsos financieros sucesivos. Los populistas que viven de esto le echan la culpa "al capitalismo" reflotando las ideas de Marx de las contradicciones internas, que cualquiera que entienda algo de economía puede darse cuenta que fueron erróneas.

Pero igual que Bart Simpson cuando dice "yo no fui" desvían la culpa a un tercero para seguir engañando a los tontos y mantenerlos votando por ellos. Echarle la culpa a los demás funciona durante cierto tiempo. Homero Simpson actúa de manera estúpida pero siempre por alguna casualidad de sale con la suya y todo termina bien, por eso la serie es tan popular, encarna el sueño subliminal de mucha gente: vivir estúpidamente y tener éxito. Bueno, obviamente eso solo ocurre en la tele, en la vida real los tontos con éxito y los que se ganan la lotería son mucho menos comunes que lo que parece. Lo normal es que las decisiones equivocadas se pagan caro y lo malo es que las consecuencias las pagan por igual los que se equivocaron y los que no.

Etiquetas: ,

19 Comments:

Blogger Miguel V. said...

Entonces el colapso financiero de gringolandia en el 2008 se debio al HealthCare de Obama recientemente en el 2010. Vaya, vaya.

22 de mayo de 2010, 14:47

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

No, pero cerca, a las garantías implícitas del gobierno para que "los pobres" pudiesen contraer deudas hipotecarias que no eran capaces de pagar: Fredy Mac y Fanny Mae.

Todos los pobres deben tener casa, aunque sea de medio millón de dólares, para eso está el gobierno!

22 de mayo de 2010, 14:58

 
Blogger JORGE said...

No fue exatamente como crees.
En Ingles hay un refran que indica que "UN POCO DE CONOCICIMIENTO PUEDE CREAR MUCHOS DAN`OS"
El problema no fue que las personas incialmente no podian pagar.
El problema ocurrio en que los contratos de HIPOTECA tenian una clausula bajo la cual ,los intereses incrementaban en una forma muy agresiva ,siendo esto lo que causo en parte el colapso financiero .
La otra parte fue los DERIVATVOS COPMERCIALES, en los cuales gente de Wall Street,como AIG aseguraron en contra de perdidas y esto fue basado en pura especulacion y al momentop de lo QIUBOS, no tenian fondos para responder.
Otro factor fua causado por la recession economica causada por el sobre calentamiento en la construccion ,debido en que existia un gran inventario de casa sin vender y los bancos cortaron los creditos a la empresa de la construcion.
Esto desde luego creo un desempleo en unimportante sector economico del pais, este desempleo , resulto en una baja en la demanda de productos para el consumidor .Lo aual creo un gran problema a la industria automotriz.
Deja de culpar a los pobres por lo problemas economicos del mundo!!
Finalemnet todo esto fue causado por la falat de regulacio del mercado por la parte del GIBIERNO!!!

23 de mayo de 2010, 09:23

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Nada que ver Jorge
Cuando dices sobre "intereses que se incrementan de forma muy agresiva" tal vez te refieres a la clausula de aceleración, que es usual en créditos hipotecarios en todas partes: si no cumples una cuota se hace exigible el total de la deuda. Los intereses son pactados al momento de firmar y eso no puede cambiar, es parte del contrato, si alguien firma un contrato que no le conviene es su propia estupidez, el gobierno no tiene nada que hacer con eso.

Los derivados son simplemente formas de garantía indirecta, de no existir la garantía subyacente del gobierno ni con mil millones de derivados esos papeles habrían sido comprados por nadie. El resto pura poesía.

23 de mayo de 2010, 09:39

 
Blogger JORGE said...

Tienes razon soy un inbecil mal informado.!!!Que no entiende el concepto de FRAUDE.... ..Bah no vale la pena.....

23 de mayo de 2010, 17:30

 
Blogger José Ramón Fernández de la Cigoña Fraga said...

El gobierno benefactor rescata a la banca con dinero público, sustituye el endeudamiento privado por endeudamiento público contribuyendo al estrangulamiento de éste y luego nos pasa la factura a todos los ciudadanos vía aumento de impuestos, recortes de gasto público, congelación de pensiones y recortes de salarios. Es el nuevo socialismo, la socialización de las perdidas derivadas de la especulación y su reparto entre todos.

24 de mayo de 2010, 12:05

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Hola José

El rescate público tal como dices paga con impuestos las pérdidas de las instituciones financieras. Una de las funciones históricas de todo banco central es de ser "prestamista de última instancia" cuando el sistema sufre una crísis importante.

Hay varios problemas que se mezclan en una crisis global pero el origen está siempre en una burbuja especulativa o en la irresponsabilidad fiscal. La especulación es el motor de cualquier economía, sin especulación no se puede crear riqueza, pero la gente común odia perder, les gusta apostar solo cuando ganan siempre. Esto es obviamente imposible y las burbujas se producen cuando la gente común piensa que puede seguir ganando siempre, continua e indefinidamente.

Esto es aprovechado por los que saben y manejan las expectativas, las personas que no conocen invierten siempre en mercados en alza creyendo que nunca deberían caer, pero la incertidumbre y la especulación es consustancial a la economía: si no existiese la incertidumbre ni la especulación no tendríamos economía porque todo el dinero se concentraría en una sola mano (como pensaba Marx).

Si las especulaciones son naturales, las burbujas y las grandes pérdidas también deben serlo, nadie puede ganar siempre de manera continua.

El problema de la irresponsabilidad fiscal es mucho más grave porque los gobiernos son soberanos y nadie responde con su propio patrimonio por errores del gobierno, en estos caso las pérdidas se socializan de manera automática y mucho menos sensible para la población, hasta que llega un momento en que -como en Grecia- el gobierno no puede seguir aguantando la presión y cae en peligro de cesación de pagos.

Como los países no pueden "quebrar" como un particular o una empresa, esto se traduce en un deterioro de las condiciones de vida.

24 de mayo de 2010, 12:27

 
Blogger José Ramón Fernández de la Cigoña Fraga said...

La irresponsabilidad fiscal en este caso es endeudar el estado para rescatar empresas privadas, para luego repercutir los errores de estas empresas a todos los ciudadanos deteriorando sus condiciones de vida. Si juegas en el casino, tu debes pagar tus deudas no quedarte con los beneficios cuando la suerte esta de cara y repercutir las perdidas entre los que nunca han jugado en él.

24 de mayo de 2010, 13:21

 
Blogger JORGE said...

Jose. Algo por el estilo . No estas lejo de la verdad.
Sin embargo esto se podria evitar si el GOBIERNO BAJO LA PRESIDENCIA DE GEORGE BUSH hubiese intervenido ejerciendo la responsabilidad del Banco Central y otras instituciones encargadas en la supervision de Wall Street.
En un tema diferente, pero mucho que ver con la falta de control gobernamental sobre las instituciones privada, es el caso The British Petroleum y el accidente en el Gulf of Mexico.Algo que podria ser evitado si el gobierno de Bush hubiese insistido en un nuevo y addicional BLOW OUT VALVE!!!
Ahora Bradanovic le hecha la culpa al gobierno. Que chucha .Cuando el gobierno impone reglas.El es un LIBERTARIO , pero cuando no impone reglas , entonces son irresponsables.
BRADANIVIC ME HACE PENSAR DEL DICHO EL CUAL DICE "no hay peor ciego del que no quiere ver"

24 de mayo de 2010, 17:05

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

José, algo que al parecer no consideras es quienes son los beneficiados del rescate. Los bancos y similares son solo intermediarios financieros y cuando pierden plata no pierden fondos propios, sino que la plata de los inversionistas. Cuando el gobierno hace un bailout no rescata a los dueños de los bancos sino que a los ahorrantes, lo que tiene sentido económico claro porque de otro modo nadie ahorraría ni invertiría su plata en un banco.

O sea el gobierno siempre avala a los ahorristas de los bancos en última instancia (no a los dueños, que en un bailout pierden la propiedad), si tu dices que la propiedad de un banco quebrado no vale gran cosa es cierto, pero allí está la falla del gobierno que como pretamista de última instancia debería revisar que los bancos no hagan operaciones demasiado arriesgadas (típicamente préstamos sin las suficientes garantías). Si un banco insiste en hacer operaciones arriesgadas -como ocurre durante las burbujas- el gobierno al menos debería alertar a los inversionistas y retirar su respaldo.

Durante la crisis de USA el gobierno no solo no retiró su respaldo sino que alentó la burbuja por razones políticas ofreciendo garantías a gente que nunca debió recibir plata prestada.

Las burbujas grandes se producen normalmente por dos razones: porque hay alguna garantía estatal implícita (crisis de USA) o porque el gobierno derechamente gasta sobre sus ingresos (crisis de Grecia y otros), como los gobiernos son soberanos pueden hacerlo sin freno, no así los privados.

SI tu dices que a los que invirtieron en los bancos hay que dejarlos caer por no ser más precavidos con sus inversiones creo que el remedio resultaría peor que la enfermedad, porque un desprestigio de la intermediación financiera retrasaría de manera brutal el flujo de capitales al no existir las economías de escala y otras ventajas que ofrecen los intermediarios.

Por eso cada vez que hay estas crisis es normal que los bancos centrales y organismos internacionales salgan al rescate para evitar que la gente pierda la confianza en los intermediarios financieros, que son vitales para el funcionamiento de la economía moderna.

24 de mayo de 2010, 17:27

 
Blogger JORGE said...

NO NO NO y NO.ESTAS MUY EQUIVOCADO.
El rescate de los bancos fueron para el RESCATE de los INVERCIONISTAS!!!!
De esto no hay ningun debate!!!
El dinero de los ahorrantes . Es asegurado por el FDIC,FEDERAL DEPOSIT INSURANCE CORPORATION.Institucion que no intervinio en los bancos para resguardar el dinero de los llamados Ahorrantes.Nada que ver.
Bradanovic.Te voy reprovar la clase de Economia y Regulaciones Bancarias

24 de mayo de 2010, 17:45

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

deja la botella y estudia, los libros no muerden

24 de mayo de 2010, 17:46

 
Blogger JORGE said...

VERY AMUSING.
Sin embargo no cambia la realidad que la intervencion del gobierno Americano en los bancos del pais y en la intervencion en A.I.G. AMERICAN INTERNATIONAL GROUP fue para el rescate de los invercionistas!!!
El F.D.I.C. nunca se metio en proteger los depositos de los clientes de los bancos.
NEVER HAPPENED!!
Hablando de tomar. Si es hora de trago.
Pero igual te voy a reprovar la clase , te voy asignar un "D"

24 de mayo de 2010, 18:16

 
Blogger JORGE said...

Tomas.Solamente porque me caes bien, te voy a decir lo siguiente.
El gobierno intercedio en los bancos y A.I.G. para proteger los invercionistas. De esto no hay duda ni debate.
Sin embargo,el motivo detras de esto fue para proteger muchas de los fondos de penciones de retoros privados.esto mi buen , estimado y porfiado amigo, fue uno de las razones para la intervencion del gobierno.
OK. No mas clases por hoy.
Donde esta mi PINTATANI?

24 de mayo de 2010, 18:30

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Jorge no te puedo ir explicando todo desde lo más sencillo, mucho trabajo para mi, sigue en la ignorancia y be happy

(Hint: la plata de los ahorrantes se invierte, no se guarda en una boveda) bah, ya me cansé, over)

24 de mayo de 2010, 18:34

 
Blogger JORGE said...

Que hombre mas porfiado.Tu simplemente no entiendes nada!
Me aburri.No vale la pena .Mi burro es mas informado que tu burro.
Chao.

24 de mayo de 2010, 18:48

 
Blogger Leus said...

Uf, Tomás, la paciencia.

A todo esto, Clinton anda por ahí haciéndose el leso, silbando inocentemente.

Dos situaciones tremendamente reveladoras: la crisis gringa con varias aristas ("mindless backup" del gobierno para que la gente asuma deudas impagables, salvavidas para empresas "too big to fail") y la crisis europea (paraísos del bienestar a crédito.)

A mí me gusta el libremercado, pero también creo que hay que poner barreras artificiales a la conglomeración pasado cierto punto. Cuál punto, no lo sé, no me alcanza el seso.

25 de mayo de 2010, 12:18

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

"Demasiado grandes para caer" es un concepto interesante, bien difícil limitar en tamaño las operaciones en el mundo globalizado.

Fíjate que le echan mucha culpa al exceso de efectivo para prestar con las tasas de interés tan bajas (créditos "gratis") y a la "especulación" que se creó a partir de eso, sin embargo todo eso no tenía por que terminar en una burbuja. Creo que Greenspan fue el que dijo que no hacía falta tener un título en economía para darse cuenta de la crisis que se venía encima.

El exceso de prestamos a bajo interés pudo haber sido muy bueno si no se hubiese prestado a gente que se sabía no iban a pagar ¿y por qué prestaron a esa gente? por la garantía implícita del gobierno que al final se hizo efectiva.

Mucha gente en su momento advirtió que estaban alimentando una burbuja con esos créditos, pero como a nadie le convenía que se dijera que "el rey está desnudo", nadie hizo caso.

Muy parecido a lo que pasa ahora cuando alguien dice que China lleva años inflando su economía artificialmente y vendiendo bajo los costos de producción, es rapidamente acallado. Cuando venga el crash no faltarán los giles que inventen teorías conspirativas culpando a los malvados especuladores.

25 de mayo de 2010, 14:11

 
Blogger JORGE said...

Bradanovic.La unica teoria conspirativa son la de la gente como tu , que sin ninguna razon practica defenden politicas economicas que en realidad fueron un fracaso.
Algo que encuentro dificel de entender al igual de como los DESENCHUFADOS que continuan defendiendo la ideea de Karl Marx.

26 de mayo de 2010, 12:36

 

Publicar un comentario

<< Home