Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

El gobierno de los mejores...

sábado, 19 de junio de 2010

Ah melancolía, los abuelos le decían spleen, es lo que me produce la falta de sol. Si alguien quiere ver el clima en Arica, en Twitter -al fin encuentro una cuenta útil- pueden seguir a @tiempo_arica donde dan la temperatura y el viento varias veces al día: el último reporte dice 16 celcius, nublado, viento SE a 2 km/h ¡me estoy congelando!. El año pasado un par de días la temperatura llegó en la noche hasta 11 celcius ¿que pasó con el calentamiento global, ah?. Hoy ni por broma me levanto, me traje el notebook a la cama y desde allí estoy escribiendo, abrigado como un esquimal. Que llegue luego el verano nomás, yo cuento mis años en veranos.

Anoche antes de dormirme hacía un estado de situación para saber si voy bien o mal, no llegué a ninguna conclusión porque me quedé dormido antes, pero igual tuve una pesadilla, mala cosa. No falta mucho para que termine de estudiar, no tengo un peso en el bolsillo pero mi balance de corto plazo está cuadrado, el largo plazo es otra cosa pero como dijo Keynes en el largo plazo todos vamos a estar muertos. ¿De que me preocupo entonces? no hay que preocuparse por nada, solo hacer lo que tengo que hacer y si todo sale mal mala suerte nomás, empiezo de nuevo, no será la primera vez.

Se cumplieron
los primeros 100 días de la presidencia de Sebastián Piñera, buen momento para hacer un barsa-balance con mis impresiones del primer gobierno de derecha desde la vuelta a la democracia en 1990. Como toda moneda tiene dos caras partiré comentando por lo que me parece

Bueno: la mejor nota es en gestión, como era de esperar, la política de "el que no tiene al menos un master no califica para autoridad" ha resultado en varios éxitos de gestión, o sea los problemas del día a día se están resolviendo mucho mejor que en los gobiernos anteriores, se supone que con tantos master y doctores debería ser así. Ejemplos de buena gestión hay en la reconstrucción post terremoto que se está llevando a cabo como una maquinita bien aceitada, incluso los contratos privilegiados (a Sodimac y otros) se han adjudicado de manera abierta, ni me imagino como hubiesen robado si lo estuviera haciendo la Concertación.

El manejo del ministerio de educación también muestra una gestión eficiente, colocaron a funcionar tods las escuelas y liceos en tiempo record y despidieron en bloque a los parásitos contratados por la administración Bchelet y anteriores que no tenían nada que ver con la educación: publicistas, periodistas, abogados, todos para afuera. Buena y valiente medida. Lavín además da esperanza que por fin se termine con el lastre del estatuto docente que ha llevado al suelo el nivel de los colegios municipalizados. Eliminar el estatuto docente y cambiar al subsidio a la demanda por subsidio a la oferta serían una revolución enorme y muy buena para la educación chilena.

También se han puesto en operación hospitales destruidos con el terremoto y otros problemas relacionados con la reconstrucción con bastante eficacia. Pero el mayor logro en gestión ha sido en seguridad pública, creo que en esto el gobierno ha conseguido anotar verdaderos golazos. El primero fue el día del joven combatiente, cuando con una combinación de trabajo de inteligencia y respaldo a Carabineros se controló un problema que llevaba años fuera de control. El 1 y el 21 de mayo eran otras dos fechas en las que ya estábamos resignados a que ciertos grupos se tomaran la calle, pero también fueron neutralizados, muy bien.

Existía el miedo que los sindicatos iban a paralizar al país y no dejarían gobernar a Piñera, nada de eso ha pasado y todavía los sindicatos y federaciones de alumnos opositoras no pueden armar un paro nacional, me da la impresión que las bases esta vez piensan que no saldrán impunes como pasaba en los gobiernos anteriores y están mucho más cautelosas, creo que lo que pase después del primer paro nacional va a marcar la pauta para lo que venga a futuro. Por otra parte el presidente ha sido muy generoso en ofertones para todo el mundo: 7% a jubilados, alza de impuestos, royalty minero, sin contar con la mantención del generoso sistema de subsidios que armó el gobierno Bachelet y anteriores.

Otra cosa buena es que desapareció el cuoteo político y los operadores que cobraban las coimas. Piñera simplemente contrató a sus amigos y gente de confianza personal, dejando con la vena a los macucos acostumbrados a pensar que ellos eran los verdaderos jefes porque conseguían los votos. De haber seguido el sistema de cuotas políticas como hubo en los gobiernos anteriores tendríamos el mismo nivel de saqueo de antes porque los ladrones se agrupan en los partidos políticos, tanto de derecha como de izquierda Pero también tenemos lo

Malo, principalmente la falta de liderazgo. Piñera es una persona ambiciosa y su gestión obedece más que nada a objetivos personales, como en sus negocios, se ha rodeado de amigos y gente de confianza a quienes les da y quita autoridad según su parecer, esto se ve en la cantidad de gente de la Universidad Católica (su universidad) que hay en el gobierno, en Arica la mayoría de las autoridades locales son ex ejecutivos de la empresa Ariztía que estaba en proceso de desinversión en la ciudad, con el beneficio que podrán imaginar. No es malo que haya terminado con el cuoteo, lo malo es que armo un gobierno de los mejores... amigos.

El estilo de gobierno de Piñera es similar al de Sarkosy, Berlusconi y otros empresarios exitosos que se han dedicado a la polítca, es "el jefe" que contrata a su equipo de trabajo pero sigue a cargo de las decisiones, no tiene visión estratégica porque le preocupa su éxito y su imagen en el plazo inmediato, nunca queda mal con nadie aunque eso tenga malas consecuencias para el futuro del país y su sector político, que realmente no es su sector porque su verdadero partido es el mismo.

Los puntos débiles de Piñera son su deseo de complacer a todos los que le traigan beneficio político personal, su falta de sinceridad, que no es defecto en un político excepto cuando es tan evidente como en su caso, la sonrisa de Piñera es como la sonrisa de Aylwin pero no es solo eso sino episodios como el piñeragate con Evelyn Mattei que es muy difícil de olvidar pese a que hoy son amiguis. Nadie puede dejar de pensar que hablará cuando está solo con sus amigos después de escuchar esa conversación.

Este deseo de nunca quedar mal con nadie lo lleva a hacer cosas increíbles para buscar la aprobación de los que le interesan: subir impuestos, prometer más subsidios y estado de bienestar, proponer royalty minero atacar -por interpósita persona- las críticas hacia Allende y muchas cosas más.

En fin, tal vez esté en lo correcto y halagando a la centro izquierda consiga posicionar a la derecha en el largo plazo y hacerla viable en el tiempo, yo creo que no será así, pero quien sabe, tal vez esté demasiado cerca para ver el cuadro completo. Hasta mañana.

7 Comments:

Blogger Ernesto Piwonka Carrasco said...

Estimado:

Sólo una pequeña acotación: el sistema de subsidio/subvención escolar actual es de subsidio a la oferta (SO), y la idea es pasarlo a uno de subsidio a la demanda (SD), no al revés. Es así porque se entregan las lucas directamente al "productor", y por ende los "consumidores", para percibir el beneficio, sólo pueden hacerlo acudiendo a esos productores subsidiados. En cambio, en el esquema de SD, los que reciben el beneficio son directamente los consumidores, quienes escogen dónde lo utilizan.

Saludos, EPC.

21 de junio de 2010, 10:08

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah claro! mi error pues. Y yo que me quejo cuando mis alumnos no saben para donde es "horizontal" y para donde "vertical" jajaja

21 de junio de 2010, 10:21

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

PD ¿estás trabajando con los chicos malos?
;)

21 de junio de 2010, 10:26

 
Anonymous Anónimo said...

en honor a la verdad no existe tales sindicatos que se aluden en su comentario, si gestionar bien significa vivir de ilusiones estamos en eso;no existe hace muchisimos años ese actor social que Ud nombra,solo existen agrupaciones que , a duras penas ,representan en cirtas instancias y a veces grotescamente a los trabajadores, por ejemplo la negociiacion por "el sueldo minimo".Que en sus palabras es un" lastre" socialista. Asi que ni hablar de contraparte en las negociaciones,solo son meros testigos de un acto que apenas se parece a una negociacion. El poder de convocatoria esta por verse,este gobierno le haria un favor en continuar con la tendencia de minizar el efecto sindical, hay varias iniciativas pendientes y muchas cosas inconclusas o definitivamente mal hechas, que las bases no olvidan.

21 de junio de 2010, 15:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Yo que tengo años suficientes como para peinar algunas canas y conocí el sindicalismo en su época de auge, recuerdo bien cual era la fuente de ese "poder de convocatoria" se llamaba afiliación obligatoria y descuento por planilla, igual que los actuales descuentos de salud y AFP.

Personalmente me alegro que todo eso ya no exista, recuerdo cuando hice mi práctica en la empresa IRT, tenía unos 3.500 trabajadores y el presidente del sindicato era un reyezuelo que se codeaba con los gerentes y no le trabajaba un día a nadie, creo que la desartculación del sindicalismo obligado fue un gran avance. Ahora el que quiera ser líder sindical tiene que ser líder y convencer a la gente que vale la pena que lo apoyen, eso explica que los sindicatos estén agonizantes actualmente, no hay liderazgo.

21 de junio de 2010, 15:33

 
Anonymous Anónimo said...

Segun el programa de gobierno de la alianza se buscaria el fortaleciemiento sindical,debe ser una de las notas negativas que se indica.Los liderazgos historicos nada tienen que ver con los requerimientos del movimiento sindical hoy,como ya no es menester cambiar el modelo de fondo el gobierno requiere tener interlocutores que respalden aquello, de no tenerlos si requerira aquellos liderazgos tradicionales que cobran caro su respaldo.

21 de junio de 2010, 15:57

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Todos los gobiernos quieren "fortalecer el movimiento sindical" lo que traducido al español corriente significa contar con sindicatos adictos que no les revuelvan el gallinero y mantengan controladas las huelgas. Hasta el Gobierno Militar tuvo sus sindicalistas predilectos (Guillermo Medina ¿recuerdas?), los sindicatos son una herramienta de manipulación muy importante, Allende tenía sus sindicatos amigos y otros enemigos, así pasa con todos los gobiernos.

Eso es consecuencia dl modelo de Bismark que aún tenemos con previsión y salud obligatorias y el mercado del trabajo regulado por el gobierno, sindicatos de trabajadores y empresariales. Yo estoy bastante confiado que con la globalización todo esto va a desaparecer, tal como desapareció el control estatal de precios, algo que cuando yo era perico se pensaba imposible. El precio del trabajo tiene que liberarse a la oferta y la demanda, no habrá como evitarlo porque los que no lo hagan van a desaparecer.

21 de junio de 2010, 16:08

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas