Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Que elegimos cuando votamos

viernes, 24 de julio de 2015

La influencia del Tío Sam
Poca gente se da cuenta de la enorme influencia de Estados Unidos sobre el mundo moderno. Claro no el país de Obama o de Donald Trump, sino al de Jefferson, Franklin, Washington, Paine y todos esos. La democracia liberal representativa en que vivimos es una copia -mala copia dirían algunos- del invento creado en la Revolución Americana en 1776.

No solo en nuestro país, sino que es el sistema de consenso en casi todo el mundo civilizado, desde el colapso de la Unión Soviética. Fue inspirado en la Carta Magna más la elección popular de las autoridades y la independencia de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial. La democracia liberal es uno de los consensos más universalmente aceptados en la actualidad. Aunque no todos tienen muy claro como funciona. Para propósitos didácticos podríamos comparar con una sociedad anónima, miren:

Democracia y sociedad anónima
Partamos por los dueños: "soberano" significa que alguien puede hacer cualquier cosa que se le antoje, sin estar sujeto a ninguna norma, ley, o principio moral ajeno. El soberano solo tiene los límites que el mismo se impone (o los que le impone alguien más poderoso que él, en cuyo caso pierde la soberanía). La soberanía tiene bastante que ver con la propiedad, porque justamente podemos hacer lo que nos de la gana con lo que es propio. La relación de los ciudadanos con la nación en una democracia liberal, es análoga a la de los accionistas con una sociedad anónima.

La idea de que "el pueblo", es decir los ciudadanos son los dueños del estado viene de la Carta Magna de Inglaterra, aunque tomó un largo camino en transformarse en lo que es hoy. Porque es materialmente imposible que todos ejerzan la soberanía, de la misma manera que sería imposible que todos los accionistas decidan cada detalle del rumbo de una empresa. Entonces se eligen representantes.

Muchas manos matan la guagua
Solo un pequeño grupo puede administrar y otro aún más pequeño puede tomar las decisiones estratégicas. En una sociedad anónima los que toman las decisiones estratégicas son los miembros del directorio, mientras que los que administran son los gerentes y ejecutivos, contratados por los directores.

A veces no es bueno ser minoritario
¿Como se llega a ser director? Se hace cada cierto tiempo una junta general de accionistas donde eligen -por ejemplo- 7 directores. Estos directores a su vez contratan a los gerentes y son los que actúan como los verdaderos dueños. Hay un viejo dicho "no existe peor negocio que ser accionista minoritario de una empresa grande", porque esos solo pueden mirar lo que hacen los directores, que a veces abusan de su poder en beneficio propio. Un minoritario solo puede rezar para que los directores y ejecutivos lo hagan bien y de ese modo sus acciones suban de valor.

Un hombre, un voto
En un estado democrático es bien parecido, pero hay dos diferencias importantes. La primera es que no hay votantes con más o menos acciones: todos tienen voto de igual peso, un hombre es un voto. A diferencia de las sociedades anónimas donde algunos tienen más y otros menos parte en la propiedad, en las democracias liberales la "propiedad" es decir la soberanía del estado está repartida en porciones exactamente iguales.

¿Quien vigila a los vigilantes?
Otra diferencia fundamental es que las sociedades anónimas están estrictamente vigiladas por un ente más poderoso que es el estado, mientras que a quienes dirigen y administran el estado no los vigila nadie. Nadie puede vigilar a los vigilantes. Esta segunda diferencia es la que permite los abusos de los políticos y los procesos tan comunes de demócratas que se transforman en déspotas simplemente modificando las leyes y aprovechando el poder para adquirir facultades extraordinarias y finalmente más poder.

Un gobierno democrático que abusa es mucho peor que una sociedad anónima abusiva, porque el mandatario, mientras está en el poder es depositario de la soberanía y en la práctica puede hacer más o menos lo que se le antoje. Tal como los antiguos príncipes solo está sujeto a la fuerza que mantenga por mano propia o por las alianzas que logre articular. Los padres fundadores cuando inventaron el sistema vieron claro este peligro y lo trataron de conjurar con el equilibrio de poderes, pero eso nunca ha funcionado totalmente.

Las monarquías hereditarias
Históricamente las monarquías hereditarias han sido el sistema de gobierno más estable y exitoso, al menos en términos de permanencia. La democracia liberal que hoy se cree el único sistema civilizado posible, es solo un paréntesis con muy poca historia y resultados bien dudosos. En la antiguedad el Príncipe era quien tenía la soberanía y reinaba en base a la fuerza propia o de las alianzas que lograba hacer con la nobleza, o con otros príncipes.

El de a pie no corta ni pega
Hoy el poder se designa según el resultado de elecciones donde cada ciudadano vale un voto. En teoría un ciudadano hoy tendría más poder efectivo que el vasallo en la Edad Media, pero eso solo es una apariencia, porque el poder genera sus propios mecanismos para perpetuarse. No es casual que en todas las democracias del mundo se van repitiendo los mismos apellidos a lo largo de los años, así el poder se hereda, igual que en los viejos tiempos.

¿Hay un ciclo de vida?
Yo creo que la democracia liberal tiene su ciclo de vida, y ahora estamos en una etapa en que la gente perdió el antiguo embrujo o ilusión que tenían de estar participando efectivamente en la soberanía. Por eso cada vez menos gente se interesa en ir a votar, porque el propio poder ha ido creando oligarquías hereditarias ¿para que votar?

Un artículo interesante
Bueno, todas estas ideas locas y otras que no coloco por no latear, se me ocurrieron leyendo un entretenido artículo del profesor Joaquin Meade, llamado Diez Herramientas para la Defensa Ética del Individuo, donde entre muchas otras cosas, se refiere a esa imposibilidad que tenmos los de a pie para llegar siquiera a pellizcar un poquito del poder.

El argumento de la banda de ladrones
También habla del Argumento de la Banda de Ladrones de Platon, que dice que es imposible que todos actúen de manera oportunista todo el tiempo sin que terminen disolviéndose,

"la pérdida de aptitud, capacidad o dinamis del grupo para llevar adelante acciones comunes fundadas en la reciprocidad y la justicia. La injusticia genera stasis, que equivale a un desorden social generalizado donde predomina el odio, el egoísmo, la crueldad y el despojo,(...) Se pierde así el poder para obrar en común y se marcha a la disolución".

Es un argumento interesante pero no creo que sirva mucho como norma, creo que es parte de la dinámica de las organizaciones, cuando en algún momento convienen más los comportamientos oportunistas y por eso se terminan disolviendo, probablemente es algo inevitable y parte de su ciclo de vida. A todo esto, tal vez esa es la etapa en que están entrando los sistemas de democracia liberal ahora mismo.

12 Comments:

Blogger Jose Cornejo said...

Tan claro como el Vodka!
Gracias por la clase de hoy Professor Bradanovic!

24 de julio de 2015, 14:30

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

"Tan claro como el vodka" jaja me encanta es expresión :D

24 de julio de 2015, 14:40

 
Blogger Ulschmidt said...

Thomas Paine ! Yo conocía a Painé Guor, nada más, ulmen de los ranqueles.
Es tan cierto que copiamos a los yankees, pero no sólo en las instituciones. Toda la cultura pop es yankee. La coca cola, las papafritas, el jean, el rock, la pastilla, el cine y un largo etcétera. Esos que dicen que tenemos mas bien influencia europea, franchute o que se yo, no saben lo que dicen.

24 de julio de 2015, 14:45

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Si Ulschmidt mi tocayo Paine fue tal vez el menos ilustre, era una especie de afrancesado. Así como los siglos 18 y 19 Francia e Inglaterra (en menor medida) estuvieron de moda, yo creo que a partir de 1940 más o menos USA se puso de moda, antes la cultura pop era afrancesada ¡si hasta nos vendieron la infame revolución francesa como gran cosa!

24 de julio de 2015, 15:02

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah, me puse a leer la historia del mapuche Painé Guor, ni sabía que existía, que interesante.

24 de julio de 2015, 15:03

 
Blogger Frx said...

Me acordé de lo que dijo Portales "Pasamos de una monarquía a otra ¿y qué ganamos?". Es un tema muy interesante esto del poder y de la clase gobernante. Hay gente que dice que en el fondo nos han gobernado las mismas personas (cosa que dudo) poco menos que desde la Antigüedad. Algo que me despierta mucho la curiosidad es cómo fue el primer gobierno de la humanidad, en base a qué fue que una banda o tribu decidieron seguir a tal o cual persona.

24 de julio de 2015, 16:14

 
Blogger Ulschmidt said...

,, de la "Dinastía de los Zorros", como Paine Guor, los más interesantes fueron los vencidos.
El cacique Epumer, en su tienda tiene una célebre conversación con el coronel Mansilla que éste volcó en su libro "Excursión a los ranqueles".
Epumer le dice que antes de los españoles todo era indio; Mansilla le retruca preguntándole por el nombre ranquel de la luna; que Epumer le nombra. Luego le pregunta por el nombre del caballo o del azúcar que los ranqueles llaman como los cristianos: cauallo, achúcar.
- Eso es porque los españoles se lo trajeron - dice Mansilla, y Epumer se ofende. Al final se emborrachan juntos.
Pero una vez vencidos el hijo de Epumer es un mero peón de estancia y luego pasa algo más raro: su nieto es músico, viaja a Buenos Aires y termina siendo guitarrista de Magaldi, un célebre tanguero.
Y la nieta de éste fue María Gabriela Epúmer, roquera, fundadora de "Viudas e hijas de Roque Enroll" y otras bandas de féminas del pop local, guitarrista y pareja o amante de Charly García durante un tiempo - y que falleció muy joven por confiar en un curandero antes que en un médico. En una misma familia el poder político y arte, en sucesivas generaciones. No es nada común.

https://www.youtube.com/watch?v=fxHanqt-skY

24 de julio de 2015, 16:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

¿Extraordinario! estuve leyendo que Paine Guor era bastante benévolo, pero cuando murió de un ataque al corazón a su hijo se le ocurrió hacer una "caza de brujas" apresando a todas las mujeres que le caían mal

"Se sabe que los ranqueles realizaban sacrificios de animales a la muerte de un personaje importante, se tienen noticias de la inmolación de los médicos que atendían a los enfermos o de la esposa favorita, pero no de una hecatombe como la realizada durante las exequias de Painé

no solo se mato a supuestas brujas sino a la esposa mas joven y favorita del cacique. En total, y según las noticias que da Avendaño se cree que se mataron treinta y dos mujeres. Estas mujeres fueron sacrificadas de a ocho por ves en las cuatro paradas o estaciones que se hicieron desde el toldo del cacique hasta el lugar de su entierro a unas seis cuadras del mismo. El último grupo fue sacrificado al borde de la fosa abierta para recibir el cuerpo de Painé.

Se sabe que entre las creencias ranqueles el número 4 tenia una significación especial y cualquiera de sus múltiplos era sagrado. En su cosmología 4 eran los cielos y 4 las tierras por lo que el número era considerado mágico y ritual"

Vaya tipos, y eso que eran benévolos

24 de julio de 2015, 17:18

 
Blogger Nervio said...

Los estados NACEN de los grupos de bandidos que deciden no robar sino cobrar impuestos por proteccion de un territorio de campesinos.

Defienden el territorio por la fuerza, cobran impuestos por la fuerza, en 5 generaciones son señores en 10 reyes en 20 reyes de derecho divino.

Pasa el tiempo y la fiesta es mas o menos la misma.

24 de julio de 2015, 21:53

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Así nomás es doctor Nervio, la primera apropiación es normalmente violenta y de la misma forma se mantiene la soberanía, aunque a veces la cubran de azucar, no por eso deja de ser extorsión institucionalizada.

25 de julio de 2015, 00:42

 
Blogger Ulschmidt said...

ja...lo que dice Nervio, hay una vieja novela de Anatole France, "La Isla de los Pinguinos", donde describe con ´humor el nacimiento y evolución de un país, La Pinguinia , y la etapa de formación de la aristocracia es exactamente esa: los primeros delincuentes devienen en señores feudales y reyes.

25 de julio de 2015, 10:20

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Creo que en lña Historia Universal de los esposos Durant dicen medio en broma que el origen del estado-nación se produjo cuando un asaltante de caminos se cansó de andar recorriendo de un lado para otro y se estableció al lado de un río cobrando peaje a los que querían pasar por el vado. De ahí a cobrar impuestos había un paso :D

25 de julio de 2015, 11:57

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas