Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

Por qué odian tanto a Pinochet y a Fujimori

lunes, 26 de diciembre de 2016


El odio parido
Es curioso que exista un odio tan visceral, extendido y persistente. Ni siquiera Hitler, Anastasio Somoza, Mao, Noriega, Castro o Stalin, han acumulado un odio tan cerrado e irracional, siendo que esos fueron personajes probadamente crueles, que disfrutaban torturando y asesinando personalmente a sus enemigos indefensos. Mi primo Ernesto me lo comentaba ¿cual será la causa de tanto odio a Pinochet si no hizo nada objetivamente tan terrible?. En Perú ocurre algo parecido, da risa escuchar el veneno desatado de tipos como Cersar Hildelbrandt  contra Fujimori, llega a ser cómico.

La simpatía por el débil
Creo que solo los que hemos sido alguna vez de izquierda, en los viejos tiempos, podemos entenderlo. Hubo una época, que duró muchos años, en que los idealistas de izquierda vivieron convencidos que estaban en una posición moralmente correcta y superior, dicho de forma un poco burda pero que todos entienden, creyeron toda su vida que ser de izquierda significaba ser objetivamente más bueno, más bondadoso que las personas de derecha, a quienes identificaban como malos y egoístas. Un amigo que era del MIR me lo dijo de esta forma "yo siempre he tenido simpatía por el débil y antipatía por los poderosos, desde que tengo uso de razón" y estaba sinceramente convencido que eso lo hacía ser más bueno que el resto.

Entonces un fin noble, como era la preferencia por los más débiles, justificaba los fusilamientos en Cuba, Unión Soviética, China pero no los muertos en Chile o Perú, los primeros eran asesinos buenos, los segundos asesinos malos. Con argumentos se puede justificar cualquier cosa, hasta las ideas más estúpidas. Pero no es la cuenta de los muertos lo que importa aquí, tampoco la supuesta corrupción. Siempre en las revoluciones hay abusos y muertos, de eso se trata, de matar a los contrarios, pero la leyenda negra tiene otro origen: es el resentimiento de los derrotados, de los aplastados.

Dos libros indispensables
Tomás Moulian, en su libro "Chile Actual, Anatomía de un Mito" hace la diferencia entre las revoluciones retóricas y las reales, una revolución retórica habla y habla, entusiasma, inflama a las multitudes, pero no hace nada de lo que pretendía lograr, al contrario, retrocede. Una revolución real puede que no hable mucho, pero cambia de manera profunda y permanente a una sociedad.

Cuando Joaquín Lavín, que en esos años trabajaba en El Mercurio, escribió "Chile, la Revolución Silenciosa" acertó muy bien con el título, el librito no tenía pretensiones académicas pero despertó el hecho que se había producido una revolución muy profunda en Chile sin que nadie se diera cuenta. Cosas que parecen insignificantes, como el aumento del consumo de yogurt, eran ciencia ficción para los que crecimos en los años sesenta. Creo que esos dos libros son claves para entender muchas cosas en Chile, lamentablemente en nuestro país -como dijo Andrés Bello- no lee nadie, pero si la gente leyera y tuviera la capacidad de pensar, esos dos libros ayudarían mucho a entender las cosas que pasan en Chile.

Perú, si bien tiene excelentes periodistas y analistas políticos, nunca produjo libros que explicaran el proceso con la profundidad de estos libros chilenos, pero su proceso fue tan parecido al nuestro que ambos libros lo podrían explicar perfectamente. Solo Hernando de Soto, cuando escribió esa obra maestra llamada "El Otro Sendero", que le trajo la merecida celebridad mundial de la que hoy goza, produjo algo comparable, pero dejó su trabajo a medias, se dejó seducir por las mieles de la burocracia internacional  y después de ese libro nunca más produjo una idea que valiera la pena. Es un caso muy triste de una persona brillante pero con poca honestidad intelectual, en pocas palabras, vendido, hoy hace discursos y se forra repitiendo los lugares comunes que son políticamente correctos, contradiciendo todo lo que brillantemente había anotado en su único libro bueno.

La derrota y el resentimiento
 Moulian es un sociólogo de ultra izquierda, pero no es tonto ni hipócrita. Aunque trata de racionalizar todo, para que calce en su marco de referencia ideológico, nunca escabulló el bulto para decir algo fundamental que muy pocos han dicho, inclusive desde la derecha política: la revolución de la izquierda tuvo una completa y aplastante derrota, no solo militar o política, sino en los corazones, las ideas y las preferencias de la gente, la contra revolución del gobierno de los militares triunfó completamente, incluso después del plebiscito que mandó al general Pinochet para la casa.

La corrupción y la hipocresía que hoy vemos en los políticos de izquierda, especialmente en los de la "bancada estudiantil" que supuestamente eran la reserva moral y lo primero que hicieron fue hacer millonarios a sus familiares más directos, muestra el alcance de la derrota. La izquierda en Chile desapareció y solo quedaron derechistas disfrazados con la retórica de izquierda, solo con el fin de forrarse y vivir como millonarios.

Clotario Blest hoy sería un personaje ridículo, recuerdo bien cuando volvió a Chile uno de los hermanos Palestro, levantando el puño y pretendiendo recuperar el liderazgo popular que habían tenido en San Miguel a la manera antigua, recibió una bofetada de realidad espantosa, se dio cuenta que estaba haciendo el ridículo y sus sucesores se acomodaron rápidamente a la nueva forma de hacer las cosas.

En Chile y en Perú la izquierda desapareció, se disolvió aplastada por la derrota y fue reemplazada por los hipócritas que mantienen la retórica para aprovecharse de los ignorantes, básicos y tontos que todavía creen que hablan en serio. Esa es la nueva izquierda del Partido Comunista y la Nueva Mayoría en Chile, igual como el Fente Amplio en el Perú, son calcados, ladrones, avivatos agazapados detrás de un escudo de discursos y frases sonoras: todos los días se levanta un gil es el lema de los vendedores y estos lo aplican concienzudamente.

Derechistas de izquierda
Su herramienta es la explotación del odio, el resentimiento y crear descontento contra "los poderosos" que tienen la culpa de todos los males de quienes se sienten fracasados en la vida. Estos nuevos derechistas de izquierda, también arrastran el resentimiento feroz de los derrotados, necesitan crear sus demonios para justificar la derrota y decir que no fueron ellos, sino fuerzas monstruosas, imposibles de vencer. Siempre los derrotados crean estas historias de un adversario satánico e invencible de los que han sido víctimas.

Las "atrocidades contra los derechos humanos" son solo un pretexto, todas las guerras y revoluciones dejan muertos y heridos, que en Chile y Perú fueron la nada misma comparados con otras lugares e incluso con otras épocas. Pero es necesario construir, inventar una epopeya contra seres monstruosos para quedar en paz con la conciencia de su tremendo fracaso. La racionalización es un mecanismo común en los seres humanos en casos como este.

La culpa la tienen por haber ganado
La gran culpa, el pecado supremo del general Pinochet y de Fujimori fueron haber tenido éxito y haberlos aplastado culturalmente, haciendo revoluciones reales que efectivamente transformaron a los respectivos países. Eso no lo van a perdonar jamás, por eso dedican su vida a construir estas figuras satánicas. Son incapaces de reconocer que los aplastaron líderes comunes y corrientes, llenos de virtudes y defectos, reconocer eso los volvería locos, no podrían funcionar. La negación en este caso es un mecanismo indispensable para su integridad mental.

Izquierdistas de derecha
En Chile llevan más de veinte años en el poder político y su resentimiento ha permeado a la derecha política: los Allamand, Ossandón, Sebastían Piñera y el resto de oportunistas que forman el izquierdismo de derecha. Muchos de ellos son tipos que hicieron carrera y fortuna en las Secretarías de la Juventud durante los militares y representaron lo peor de ese goberno, los más abusivos y los más ladrones, esos que decían a voz en cuello que "el único comunista bueno es el comunista muerto" no se demoraron ni un mes en darse vuelta la chaqueta y hacer el paso de Michael Jackson, arreglándose con la izquierda para repartirse las mieles del poder. ¿Qué otra cosa sino eso fue el "perdonazo" de Longeira a Lagos durante el escándalo MOP-GATE? La derecha política está muy cómoda con los derechistas de izquierda en el poder, son los mismos y se llevan el desprestigio mientras la derecha política se forra.

Chaqueteo
En Chile le llamamos chaqueteo y es una de nuestras más caras tradiciones. En nuestra mediocre sociedad, cuando alguien tiene éxito, salen doscientos a tirarle la chaqueta para abajo, para impedir que suba, supongo que en Perú también tiene su equivalente. El odio profundo a Pinochet y Fujimori es una expresión del chaqueteo de los resentidos, si sus gobiernos hubiesen fracasado, nadie los estaría atacando hoy y hasta los mirarían con simpatía. Así somos.

36 Comments:

Blogger David Alfonso Orellana Fuchs said...

Este es el comentario más honesto que he leído en mucho tiempo. La política latinoamericana vive en un constante estado de ezquizofrenia, donde el objetivo ya no es el de construir las respectivas naciones, sino que ahora solo se trata de abarcar parcelas de poder. Brillante. En Chile deberían surgir personas que se atrevan a hacer lo mismo que hizo Dinesh D'Souza o Dennis Prager en EEUU, ir directo contra la corrección política, para volver a masificar los principios sobre los que se basa la realidad objetiva. Creo que es el momento de reconstruir a occidente, mientras todavía se asienta el polvo de su propio derrumbe. Lo que queda debería ser prueba suficiente como para demostrar que es lo que funciona y qué es solo retórica. Y si ni siquiera eso funciona, por lo menos nos iremos a la eternidad con la conciencia tranquila. Saludos cordiales y nuevamente, gracias. D.

27 de diciembre de 2016, 07:30

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Hola David, yo creo que gracias a Internet ahora podemos salir de lo políticamente correcto y de los supuestos "consensos de opinión" creados por los medios, antes teníamos que escuchar callados nomas, ahora se puede opinar libremente y a costo cero

27 de diciembre de 2016, 07:36

 
Blogger Jose Cornejo said...

El izquierdista mediocre, incapaz de generar un bien o servicio, siempre odiará a quien lo logre, desconociendo el esfuerzo, tiempo y dinero invertido que depositó "el poderoso" para lograrlo. Ese "odio parido" viene desde "Das Kapital" escrito por Marx.

Lo que mas les duele, es que sus "revoluciones" como mencionas, han sido demolidas por los porfiados hechos. ese odio parido a Pinochet y Fujimori radica en el hecho de que fueron quienes "les impidieron" la imposicion del marxismo cubano en sudamerica.

Ahora tenemos una clase política corrupta, llena de emparentados personajes que a pesar de estar en "seudo bandos opuestos", se relacionan entre ellos, minando las bases de nuestra mal llamada "democracia".

Lo bueno de todo esto es que su caballito de batalla, los "derechos humanoides" se viene abajo cuando las voces que los desmienten son mucho más fuertes. lo mismo pasa con lo "politicamente correcto", pues el exceso y sobresaturacion de este ya cansó al ciudadano de a pie.

27 de diciembre de 2016, 10:11

 
Blogger Jose Cornejo said...

Para ver uno de los porfiados hechos de las medidas tomadas por el zurderío y su ineficiencia

http://www.latercera.com/noticia/psu-2016-44-alumnos-colegios-municipales-no-alcanzo-450-puntos/

27 de diciembre de 2016, 10:16

 
Anonymous Wilson said...

Temazo este, pero solo lo circundare, por cortesia a los amiguis, un elemento que contribuye a explicar la odiosidad mencionada.
Solo mencionare que la gente, en contra de una intuicion primaria, no se distribuye simetricamente en multiples caracteristicas, a diferencia de otras muchas donde se reparte mas parejo.
Toda sociedad tiene su porcentaje de oligos, "lentos", inmunes a los datos, resentidos, mental y/o emocionalmente dañados, fracazados, con mala suerte, de pensamiento precario etc. Y no necesariamente, se distribuyen homogeneamente en los ejes izquierda-derecha, estatales-mercadistas, libertarios-repartidores, desordenadores-tradicionales, fanaticos-flexibles, etc., sino que tienden a predominar en cierta posicion en esos ejes.

27 de diciembre de 2016, 12:42

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

José, Wilson, yo creo que la estupidez se reparte por parejo en todas las ideologías jaja

27 de diciembre de 2016, 13:33

 
Blogger Jose Barrera said...

Felicitaciones Tomas.-
Un objetivo análisis que explica, pero no justifica, el odio extremo contra Pinochet.
Si los militares no hubiesen intervenido, el socialismo revolucionario (dictadura) estaria hoy vivito y coleando en Chile y a la manera cubana, aplastada toda oposición y con todo el apoyo y publicidad de los intelectuales de la izquierda internacional, pues Salvador Allende usando los resquicios legales no habría soltado jamás el poder.
La historia nos enseña, lo equivocadas que son las ideas de aquellos altruistas que quieren quitarle a unos para darle a otros. Lo unico que les queda a los idealistas de izquierda, cuando se toman el poder es, por la ley del fusil, repartir la miseria y la pobreza, pues jamas han sabido crear riqueza.
Respecto a las izquierdas y derechas chilenas, son meras sucursales del altruismo internacional, ideologia de lo politicamente correcto, que solo le interesa la política como un medio para adoctrinar a las masas ignorantes, manipulandolos con sus falacias para obtener su voto y tener el Poder para hacerse millonarios.
Tu blog es uno de los pocos que objetivamente nos muestran con gran aproximación, la realidad de los hechos vividos antes, durante y despues de la Unidad Popular, sin tapujos ni interpretaciones sezgadas o apartadas de la realidad.
Un gran aporte a la verdad tu comentario Tomas, aunque nos duela.

Jose



27 de diciembre de 2016, 13:52

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

¡Saludazos para el gran Pepe Barrera! El Supremo Gobierno de C.S.P. os saluda.

Pepe, yo creo que todos podemos tener las ideas que sean, funcionen o no, claro que las ideas de izquierda jamás han funcionado, parece que están reñidas con la realidad y condenadas a ser inestables. Incluso las social democracias del Norte de Europa, como Suecia por ejemplo, han fracasado y como esos tipos son más prácticos que nosotros no han tenido problema en cambiarse en cuanto empiezan a dar problemas.

Cosa distinta es el odio por las ideas ajenas y la pretensión de ser moralmente superior a los demás, creo que en el plano de ideas y preferencias son todas legítimas pero eso de creer que alguien por tener ideas de derecha (o de izquierda) es "intrínsecamente perverso" es una porquería, eso suelta muchos frenos de las personas y los convierte un poco en animales, se producen dinámicas, espirales de odio recíproco y todo eso.

Yo creo que a los odiadores profesionales no hay que aguantarles ni la puntita, porque son los que inician la violencia que todos tenemos más o menos controlada, hasta que aparecen estos pajarracos dictando cátedras de superioridad moral y despertando reacciones en las demás personas.

27 de diciembre de 2016, 14:04

 
Blogger Francisco Matus said...

Tomás, yo no creo que no tengan una causa para ese odio. Lo que no entiendo es el doble estándar de algunos que no pasan la prueba de la blancura de Fidel, y menos la del Che. Entonces para esos el problema no es que hubo una dictadura, si no que no fue una dictadura del lado que querían.

José Barrera, dudo que Allende no hubiera soltado el poder. Tampoco compro la idea de que iba a hacer un plebiscito que ha intentado transformar la izquierda en la verdad oficial, sólo creo que quería seguir gobernando por su periodo.
También dudo que hoy fuéramos otra Cuba. Cuba lleva años sostenida por un tercero, ya sea la URSS o Venezuela, y ahora que Venezuela ya no se la puede esta preparando su apertura a EEUU. Ya en ese entonces la URRS no nos quiso robar la plusvalía y le hizo la media tapa a Allende cuando fue a llorar un préstamo, y Allende destruyó la economía en 3 años. Difícilmente hubiera logrado terminar los años que le quedaban, menos hubiera logrado instalar su propia dictadura sin matar a todos de hambre.

27 de diciembre de 2016, 16:16

 
Blogger Frx said...

Yo creo que prontamente esta imagen va a ir cambiando y de hecho he estado viendo que ahora está surgiendo la idea de que si eres de derecha eres bueno y cuerdo y que si eres de izquierda eres malo y/o imbécil. A ver cuánto tiempo tardará en aparecer una izquierda razonable, porque la actual deja mucho que desear.

27 de diciembre de 2016, 16:25

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Francisco, claro que tienen una causa para el odio y la causa -a mi modo de ver- es el éxito que tuvieron Pinochet y Fujimori, si hubiesen fracasado hoy nadie se molestaría en criticarlos. Creo que es importante entender esto para no caer en explicaciones y diagnósticos equivocados: la mayoía de las personas de derecha metidas en política se equivocan en el diagnóstico porque compran la retórica sin analizar los hechos. La retórica dice que las "violaciones de los DDHH" son la causa del odio, eso es falso, es la retorica no la realidad, la causa verdadera del odio es el resentimiento de haber sido derrotados, es algo que al menos yo lo veo clarísimo, han habido asesinatos y abusos mil veces peores y no pasa nada, pero el resentimiento y la necesidad de justificar la derrota son motivaciones super fuertes.

Frx, esos argumentos de buenos contra malos, inteligentes contra tontos, etc. son pendejadas. Claro, siempre aparecen y a veces apunta para un lado y otras veces para el otro, pero las preferencias políticas son solo eso: preferencias, no hay buenos, malos, inteligentes ni tontos en esto, simplemente preferencias por la libertad o por la igualdad, dos fuerzas que tiran en sentido contrario.

27 de diciembre de 2016, 17:32

 
Blogger Frx said...

A mí tampoco me gusta esa forma tan maniquea de ver las cosas que incluso hasta gente inteligente o que al menos uno tiene por tal comparten. Yo creo que la razón y el fanatismo van cambiando de lado de forma cíclica y es que es un hecho que la inteligencia es un bien escaso. De lo contrario, la historia no sería como la conocemos.

27 de diciembre de 2016, 17:50

 
Blogger Jose Barrera said...


Francisco Matus: Algo de historia:
En marzo de 1973 la inflación anualizada alcanzaba ya a 183% y a mediados de año se empinaría por sobre el 300%, finalizando el año con un aumento record de 508%.
La producción, por otra parte, también estaba colapsando. En el período enero-julio de 1973, en comparación con iguales meses del año anterior, la producción industrial cayó en 94%. Todo lo anterior, establecía un escenario en el cual el sistema económico mixto se acercaba a su fin, dando paso al establecimiento de un nuevo sistema, en el cual el Estado es propietario de los medios de producción y el principal asignador de los recursos de la economía. En suma, nacería la República Popular de Chile
Ahora bien, se estaba implantando un sistema económico y político similar al que ya regía en varios países tras la cortina de hierro.
No se debe ignorar, que en las últimas semanas de la administración Allende, la paralización y colapso económico era casi total, lo que junto a la escalada violentista conformaba un escenario que presagiaba un desenlace que todos decían lamentar, pero que pocos trataban de evitar.
Así, la administración Allende visualiza 3 tres alternativas: a) enfrentamiento, b) negociación o c) plebiscito. Sin embargo, el partido socialista en el gobierno, rechaza la negociación y considera que es prematuro el plebiscito, con lo cual solapadamente se escogía finalmente el enfrentamiento como la solución final.
En plena periodo de guerra fría, con las violentas intervenciones y represiones militares de la Unión Soviética en países de su orbita y en Latinoamérica, con Fidel Castro interviniendo descaradamente en guerrillas armadas en varios países latinoamericanos, resultaba demasiado obvio para cualquiera, que los dirigentes socialistas ya decididos internamente por el enfrentamiento, iniciarían la lucha armada y guerra civil, para así, obtener el poder total, como siempre lo explicitaron en sus documentos y declaraciones, y por simple lógica solicitarían oportunamente la ayuda militar a Fidel Castro, para salvar su República Popular de Chile en ciernes.

27 de diciembre de 2016, 19:06

 
Anonymous Wilson said...

El punto es que no tendria porque repartirse parejo ni la estupidez ni otras caracteristicas.
Mas bien hay factores de seleccion genetica que inciden, existen estudios de gemelos univitelinos separados al nacer y que comparten ideologia, equipo de futbol, profesion, colores preferidos, un asunto rarisimo, desde el punto de vista mas tradicional que supone homogeneidad y preferencias al azar.
Por ejemplo mira la distibucion de minas ricas: en Stgo, sur-poniente habra 10 minas ricas por barrio en el nor-oriente seran 200, tambien habra un numero de inteligentes abajo pero 10 o mas veces los habra arriba, tambien algunos arriba tuvieron hijos tontos, pero son menos que los de abajo. Y es obvio, los vivos migran arriba, las minas ricas se casan "bien", incluso los minos bonitos escalan. Entonces estudian en colegios con compañeros seleccionados como ellos, consiguen lugares para pecar semejantes a sus vecinos, etc. Esta presion de seleccion no puede no influir en otras caracteristicas, seria rarisimo.
Asi cada tipo de ideas y posiciones son diseñadas basicamente para cierto publico que las hace suyas, pero cada publico no es una seleccion aleatoria de la poblacion, sino que reune determinadas caracteristicas. La propiedad es un robo dice Proudhon, hablandoles a los que no la tienen; o cada quien se rasque con sus uñas,hacen numero en torno a predicara el que tiene garras, y asi.
El tipo de odio a Pinocho es especialmente adecuados para cierto tipo de gente, resentidos, envidiosos, un poco oligos, adolescentes mentales, credulos, que hacen numero en torno al nucleo duro de los perdedores, que como señalas, el 11 no solo perdieron su revolucion, sino su sentido de vida.

27 de diciembre de 2016, 19:42

 
Anonymous Wilson said...

Mi p* compu salta palabras, el penultimo parafo debe finalizar: cada quien se rasque con sus uñas, predica el que tiene garras, y asi.

27 de diciembre de 2016, 19:47

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Mi crítica sería a tu definición de "inteligencia" o como se le llame, resulta que es un concepto tremendamente subjetivo, igual que el concepto de belleza en las mujeres que pusiste como ejemplo. Claro, hay ciertos estandar pero no significan nada objetivo, son más ue nada modas, entonces esas categorías resultan completamente arbitrarias.

Te pongo un ejemplo porque parece que no me he explicado muy bien: para mi un mocoso que pasa pegado a los videojuegos durante todo el día es un idiota, que pierde miserablemente el tiempo en algo muy tonto y se que muchos compartirían mi opinión. Sin embargo en una comunidad de gamers ese mismo tipo podría ser considerado un genio, una especie de artista muy talentoso y dedicado. Una minas de tipo europeo del norte que muchos encuentran ricas para mi son feas (léase https://bradanovic.blogspot.cl/2006/02/el-embajador-de-camboya-en-arica.html). En ambos casos no hay manera absoluta de decir quien tiene la razón.

Por eso y no lo pondría en términos de inteligencia, sino en cierta predisposición biológica, hacia correr más o menos riesgos. Algunos son adictos al riesgo mientras otros le tienen fobia, con toda la escala intermedia. La gente que tiene fobia al riesgo tiende a ser colectivistas, con preferencia por la igualdad, porque buscan la seguridad en los rebaños, mientras que los que nos gusta el riesgo tendemos a ser individualistas, o sea de derecha, con preferencia por la libertad.

Se dice que en eso tiene mucho que ver lo cultural, la historia de familia, el entorno, etc. Yo no lo creo, habiendo crecido en entorno de extrema pobreza he visto que allí hay muchos individualistas y también hay gente de entornos acomodados que son colectivistas. Sospecho que debe haber algo biológico en esas preferencias.

27 de diciembre de 2016, 21:15

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Aunque si concordaría contigo que hay mucha gente -la mayoría- que tienen una visión más o menos "basica" o sea no son muy capaces de hacer introspección y análisis, y que viven insatisfechos con su suerte, sus logros, etc. se sienten atrapados y todo eso. Esa gente -digamos los fracasados, porque ellos mismos se sienten así, efectivamente tienden a racionalizar su fracaso y buscar algún tercero o una explicación a quien echarle la culpa, pero eso es completamente inútil, solo sirve para hacer daño y para que se sientan un poco menos basura de lo que internamente creen ser.

27 de diciembre de 2016, 21:23

 
Anonymous Gina Sprovera said...

Excelente artículo don Tomás aunque en general somos chaqueteros por donde sea o en q lado estamos, me gustaría que hicieras un artículo sobre porque los ariqueños odian a los iquiqueños, me gustaría analizar esto a través de su punto de vista, q este bien

27 de diciembre de 2016, 21:29

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Hola gina, sobre la rivalidad Arica-Iquique ya he escrito algunas veces, por ejemplo mira esto
https://bradanovic.blogspot.cl/2007/05/te-llevo-dentro-del-corazn.html
O este otro
https://bradanovic.blogspot.cl/2015/01/iquique-las-calles-y-las-palabras.html

Es algo que se da en todo Chile y tal vez en el mundo entre ciudades vecinas, buena parte de la rivalidad tiene su origen en el jurgol, que a mi me interesa un comino. Yo solo hablo mal de Iquique por broma, es un lugar que quiero muchísimo, de verdad

27 de diciembre de 2016, 22:13

 
Anonymous Wilson said...

Lo que pasa es que las morenitas que te gustan tenderan a emigrar, tambien recibiran la presion de seleccion, como el deportista o el gamer, y todos los que tienen genes exitosos, cualquier cosa que eso sea.
Y esa seleccion, normalmente, ira acompañada de otras caracteristicas y estas tenderan a reproducirse.
Como dices el fobico al riesgo puede tender a refugiarse en el colectivismo, pero tambien en la ley y el derecho, y el arriesgado puede ser individualista pero tambien querer compartir colectivamente los riesgos, eso "de vamos todos compañeros". ¿La propension al riesgo es derecha-izquierda?No lo se, puede perfectamente ser homogenea.

Mi punto, para ponerlo con todas sus letras, es que en el colectivo de los que no subieron abundan mas ciertos tipos especialmente sensibles a la predica izquierdista, tanto por sus caracteristicas propias como por sus condiciones materiales. Por supuesto esta es una tendencia no es un determinante.
Mi opinion al menos.

27 de diciembre de 2016, 23:06

 
Blogger Rolf Kusch said...

Excelente comentario Tomas.
Y las diferentes respuestas u opinoones tambien.
Bueno!!!!!

28 de diciembre de 2016, 00:09

 
Blogger Rolf Kusch said...

Excelente comentario Tomas.
Y las diferentes respuestas u opinoones tambien.
Bueno!!!!!

28 de diciembre de 2016, 00:11

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

La verdad Rolf es que los comentarios son lo que más me entretiene, me motiva leerlos y contestarlos porque muchas veces salen otras ideas y enriquecen mucho la entrada original ¡Saludos!

28 de diciembre de 2016, 00:21

 
Anonymous Anónimo said...

Las izquierdas son muy diferentes entre Perú, Uruguay o Chile. No se puede comparar a Fujimori con Pinochet, el primero es un pan de Dios al lado del dictador chileno. Si bien la corrupción es parte de la historia del Perú, uno de los gobiernos más corrupto fue el aprista entre 1985-1990, pero con Fujimori (1990-2000) la corrupción se hizo una institución, porque Montesinos con V°B° de Fujimori hacía y deshacía el Poder Judicial, las FFAA, la compra de congresistas para que se cambie de partido a fin de tener mayoría en el congreso, barateo de empresas públicas, les dio mamadera a algunas empresas privadas para que a precio huevo adquieran propiedades para minas, etc. Y como la población cada vez es más instruida no se comen el cuento de Fujimori. Lo que hizo con una mano con la otra la borró. Separando las dictaduras, en el Perú la izquierda nunca fue gobierno y es muy diferente a la de Uruguay y Chile donde predominan las clases medias y urbanas, en Perú más es clase baja, netamente rural y provinciano, aunque hay acomodados limeños. Los antifujimoristas son de todo tinte de extrema izquierda: Sendero Luminoso (narco terrorista, izquierda radical (Patria Roja-PCP), izquierda moderada como el Frente Amplio, centro izquierda PNP-Humala, de derecha como Acción Popular, PPC, y centro derecha-populista como Cesar Acuña, Fernando Olivera, y Julio Guzman. Aldo Mariátegui solo critica al Frente Amplio porque sino no tendría chamba tiene que ser polémico, y la gente que critica al fujimorismo siempre lo asocia al frente amplio pero los hay de todo espectro cuando dio el autogolpe en 1992, perjudicó a derechistas, izquierdistas y apristas (ahora aliados del fujimorismo). Solo los mercantislistas (extrema derecha) y el pueblo aplaudieron ese golpe, pero muchos se desalentaron a fines de 1995 y se asquearon en el 2000 con los Vladivideos y con la fuga de Fujimori y posterior renuncia por fax desde el Japón. Hay razón de sobra para que el peruano cada vez más instruido sienta rechazo por Fujimori y no tienen porque victimizarlo. No por gusto está en la cárcel.

28 de diciembre de 2016, 01:19

 
Anonymous Anónimo said...

Por qué odiaba a Pinochet hasta el 94 o 95? Porque era joven e ingenuo y pensaba que los que llegaban al poder nos iban a llevar al paraíso.

Por qué ahora apoyo todas las reformas que hizo Pinochet? Ya no soy tan ingenuo,tengo varias caídas y levantadas, cuando veo a alguien hablar de temas públicos rápidamente detecto la mentira y lo grave de reformas mal hechas, contrario a lo que se hizo en los 80. La mayoría de temas públicos requieren tomar papel, lápiz y aplicar el álgebra de tebisa o tebrisa o como se llame. Hace 700 años que en Venecia lo dedujeron. Si todo el mundo entendiera algo tan simple tendríamos un mundo mucho mejor.

Alguna vez estuve por una denuncia en una comisaría de Buenos Aires. Había un par de peruanos en lo mismo. Rápidamente pasamos a Pinochet y Fujimori como tema para pasar el rato. Aquella vez aposté por ser emigrantes odiaban las reformas en su país. Pero veo las elecciones al congreso y el chino parece ser el que lleva las preferencias.

28 de diciembre de 2016, 08:58

 
Blogger Jose Cornejo said...

La columna de las camboyanas me causó risa pero a la vez una sensación de declaracion de la belleza de la mujer chilena, a pesar de que el término viene de la guerra de vietnam en donde una parte del ejercito norvietnamita lo integraban mujeres camboyanas, junto con las norvietnamitas que eran más agresivas que los hombres. Mejor descrito, no pudiste haberlo hecho.

Respecto al tema de la estupidez, es cierto. en todos los sectores hay estúpidos. Lo peligroso es cuando se mezclan y ahi es imposible distinguir. sino basta con ver como está nuestra política chilena. y nuestro capitan general, fue bien clarito cuando lo dijo hace ya unos años atrás cuando dejó la CJE.

"Mas sabe el diablo por viejo... que por diablo"

28 de diciembre de 2016, 09:16

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo, yo diría que no por gusto el partido de Fujimori tiene más de 70 congresistas y el presidente tiene poco más de 10, algo hay ahí.

José, las camboyanas son el verdadero tesoro vivo de nuestra patria, nuestro patrimonio más valioso.

Savant-mongo, "uga-uga", "fachos pobres malos, malos", “Yiko Pelea”, “Mi tanto nojao”, “Te boya sakar la ñoña”, “Yika komía”, “Kabro chiko kabesón”, “Mi tien sé de agüita”, “Naka”, “Amiko mío de mí”, “Mi soi kapo”, “Ke mono má simpátiko”, “Ke kapos los dibujitos ¿Nosierto?”.

Madura hombre, hasta Ogú puede hilvanar un par de ideas seguidas, como tan básico.

29 de diciembre de 2016, 01:30

 
Anonymous Gabriel N S said...

Es chistoso usted señor, tratar de definir por qué alguien odia a Pinochet o Fujimori. Aca en Chile o Perú es algo muy Lógico, en Rusia tenga por seguro que ven bastante mal a Hilter y Stalin.

29 de diciembre de 2016, 11:11

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Gabriel NS, un sesgo muy común en la mayoría de la gente es creer que la opinión propia es la opinión de todos, o por lo menos "de todos los que valen la pena". Resulta que no es así, Pinochet perdió el plebiscito pero -si mal no recuerdo- obtuvo el 46%+ de los votos, Fujimori hoy dispone de la mayor fuerza política del país ¿por qué entonces la negación y pretender que todos los odian? Es un mecanismo psicológico interesante.

Pero independientemente de los porcentajes -si son más o menos es algo que tiene una relevancia limitada- lo interesante del asunto es la intensidad del odio Resulta que la intensidad es tal que gente de izquierda acepta por votar a candidatos de derecha o viceversa, es decir negar todas sus ideas solo para impedir que el odiado llegue a ganar. Yo creo que eso se explica por lo que coloqué en la entrada, al menos es esa mi opinión

29 de diciembre de 2016, 11:23

 
Anonymous Gabriel said...

Jamas he conocido a alguien que crea que su opinión es la de todos. Sí nos etiquetamos y nos refugiamos en grupos ideológicos o incluso hasta equipos de futbol, para sentirnos cómodos y bien con las personas que piensan parecido.

Vivimos en un mundo dividido, cada uno verá si divide o une con sus actos.

Y claro tiene razón, el odio no es nada bueno pero siempre termina haciendo mas daño al que odia y no al odiado, una regla aplicable a millones de cosas, no solo 2 personajes de la humanidad.

29 de diciembre de 2016, 12:10

 
Blogger Jose Barrera said...

Es el típico mecanismo sicológico del "yo siempre tengo la razón", aunque los hechos de la realidad les demuestren lo contrario.
Las opiniones de los demás no les interesan, ni se toman la molestia de analizarlas y evaluarlas en profundidad para criticarlas.
No existe la capacidad mental para ello y por lo tanto, como lo dice "la mayoría " tienen que ser verdad y hay que odiarlo.

29 de diciembre de 2016, 12:35

 
Anonymous Anónimo said...

estos fachos pobres deberian aprovechar el entusiamo prendiendo una velitas para la salud de la vieja c.....

29 de diciembre de 2016, 14:11

 
Blogger Jose Barrera said...

Abusando de tu paciencia estimado Tomas quiero aclararle "mi opinión" a anonimo sobre su arrogancia e ignorancia de tildar de "facho" o facista a todos quienes manifiestan una opinión diferente a la de él y solo lanza agresividad y no defiende sus ideas con argumentos o explicaciones que otros puedan analizar y evaluar.

"Anonimo":
"Para el nazifascismo, lo fundamental es la raza. Los intereses del individuo deben de estar subordinados a los intereses de la raza privilegiada, o del estado nación que la encarna. Los individuos de otras razas o naciones son considerados inferiores y deben ser sometidos o eliminados como ocurrió con Hitler, lider que fué elegido mediante elecciones libres por la sociedad.
Para el comunismo o socialismo, lo fundamental es la clase. Los intereses de los individuos deben de estar subordinados a los intereses de la clase (supuestamente) privilegiada, el proletariado, y del estado que la encarna en la “dictadura del proletariado.” Esta dictadura (supuestamente breve) debe destruir a toda una clase social, la burguesía (hombres libres). Para conseguirlo sus integrantes deben de ser privados de todo tipo de derechos, o eliminados o sometidos por la fuerza a trabajos forzados.
Tanto el fascismo como el comunismo son colectivistas porque ponen los intereses de un grupo determinado por encima de los intereses individuales.
Sólo el liberalismo es individualista porque plantea la primacía de los derechos del individuo, independientemente de raza, sexo o nacionalidad. Es por eso que el respeto a los derechos humanos es parte esencial de las ideas liberales. El respeto a los derechos del individuo es el respeto a su libertad. Y garantizar la libertad de todos conduce necesariamente al imperio de la ley y el estado de derecho."
Eso

30 de diciembre de 2016, 10:39

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Pepe, no te gastes con el troll, es un poco retardado y solo sabe repetir un pequeño set de palabras que maneja su vocabulario, yo lo borro rutinaramente para evitar que sus provocaciones tengan alguna respuesta

30 de diciembre de 2016, 10:55

 
Anonymous Alice cooper said...

Una pregunta para usted ¿Es cierto que nuestro pais era como bolivia en la actualidad antes de que se hicieran las reformas de los chicago boys?

5 de enero de 2017, 19:56

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

No es verdad, Chile en los sesentas era muchísimo más pobre que Bolivia hoy. Mira lo que dice Raúl Ruiz sobre esa época, un socialista https://youtu.be/Ef1Yok-LTcQ?t=2825

5 de enero de 2017, 21:01

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas