Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

Refrito ariqueño: sin temor a las realidades

jueves, 13 de abril de 2017


Esta carta al Director la mandé el 19 de julio de 1991, o sea hace 26 años, cuando yo mismo era un comerciante que iba por la vía expresa a la bancarrota. Hay muchas cosas que se cumplieron (mi ruina comercial por ejemplo) y otras ideas que ni siquiera se consideraron, el caso es que la publicaron destacada en la sección "Tribuna" del diario con lo que me picó el bicho de escribir un poco más seguido. Después que me publicaron partí con mi blog y tuve durante 6 o 7 años una columna semanal en "La Estrella de Arica". Creo que es una buena fotografía de lo que fue la situación económica de Arica en 1991. La coloco aquí como una muestra de lo que pudo ser y nunca fue. Sin más preámbulos, aquí va:

Sin Temor a las Realidades
Señor Director: Cuando se pidió una (nueva) Junta de Adelanto se sabía que el Gobierno de ninguna manera consentiría lo que fue "la clave" de la antigua junta: que los impuestos se administren y se queden en la zona. La respuesta lógica del Gobierno fue una Corporación de Derecho Privado con fondos propios para estudiar proyectos, etc. etc. etc. En otras palabras "como no pus Lucho".

Ahora se pide "Arica Región", lo que en la práctica significa gran cantidad de vacantes en cargos públicos: un Intendente con su gabinete, Cores, Seremis, etc. etc. Esto ayudará a paliar la cesantía de los que no alcanzaron a apitutarse en su oportunidad, pero en ningún caso significará un aumento de los recursos para la zona, como lo anotaba certeramente un lector en esta misma tribuna.

Cualquier solución efectiva para la situación de Arica, para ser factible, debe cumplir con dos requisitos: a) Que no signifique una merma de los actuales ingresos del fisco. b) Que se den las condiciones para el surgimiento de empresas privadas rentables, sin protecciones artificiales y que generen trabajo.

El primer requisito deja afuera a casi todas las "pedidas" tradicionales, Junta de Adelanto, Región Frontera, etc. Al Estado apenas le alcanza el presupuesto actual y mal podría distraer fondos para ayudar a una ciudad que -francamente hablando- no está entre las más pobres de Chile. El segundo requisito es el más difícil si consideramos que la escasez de nuestros recursos naturales y los costos de la energía hacen muy difícil de industrias realmente rentables, sin que el Estado las subsidie de alguna manera (y volvemos a que el Fisco no tiene plata para subsidiar).

A mi modo de ver, hay que tener en cuenta que Arica ha vivido siempre del intercambio comercial con Perú y Bolivia; nuestra posición nos da una ventaja natural para el comercio con nuestros vecinos. El hecho de que estos países estén abriendo sus economías no debe ponernos a correr como gallinas asustadas pidiendo protección y subsidios, sino adecuarnos a la nueva situación aprovechando nuestras ventajas naturales y adquiridas: posición limítrofe, gran infraestructura comercial, empresarios con experiencia, buenos puertos y caminos, etc.

Es muy probable que en poco tiempo más el contrabando hacia Perú y Bolivia ya nos sea negocio y haya que adaptarse a esta nueva realidad. Arica durante años ha "exportado" millones de dólares para el contrabando, sin recibir ninguna devolución de impuestos por esas exportaciones. Todos sabemos la inmensa demanda por productos chilenos en los países vecinos, alimentos, confecciones, pañales y hasta neumáticos nacionales salen diariamente exportando impuestos que rara vez llegan a las arcas fiscales. La ZOFRI va a decaer inevitablemente, porque nuestros vecinos ya se dieron cuenta que ellos mismos pueden tener Zona Franca y así les desaparece automáticamente el contrabando. Si embargo, Arica no tiene por que decaer, tenemos excelentes productos nacionales para exportar legalmente.

Si el Estado libera del IVA a los productos nacionales en Arica, recaudará mucho más con el crecimiento de las exportaciones, de las utilidades de las empresas y de paso elimina automáticamente la evasión, que es un problema que hasta ahora sigue absolutamente descontrolado. Si la Zofri con productos extranjeros dió tan buenos resultados ¿por qué no dar el mismo impulso a las fábricas nacionales?. La caridad bien entendida, debe comenzar por casa.

Atentamente, Tomas Bradanovic P.

9 Comments:

Blogger Ulschmidt said...

Es muy audaz decir en un artículo del diario local que uno vive del contrabando, Tomás! aunque sea cierto para tantas ciudades fronterizas.

13 de abril de 2017, 08:34

 
Blogger Jose Cornejo said...

Fuiste un profeta en tu tierra, Tomas... lo dejaste clarito.

13 de abril de 2017, 09:33

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

En los años 80 y 90 hubo un gran boom del contrabando entre Arica y Tacna, cuando yo trabajaba en Tacna me entrevistó un periodista de "El Comercio" de Lima y yo le dije que en Arica y Tacna deberían haber sendas estatuas de Alan García, porque su desastrosa política había hecho muchos millonarios con el contrabando, bueno, lo puso como titular de la entrevista y el artículo le hizo gracia a mucha gente en el Perú que no conocía la situación.

La entrevista ya no se encuentra en la web del diiario pero todavía se puede leer aquí

https://wwwdesdelafrontera.blogspot.cl/2008/09/ritmo-de-marinera-chilenos-celebraron.html

13 de abril de 2017, 09:45

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

José, en el tiempo que escribí eso casi nadie se imaginaba que se iba a terminar el boom, me dijeron exagerado, no pasó un año y empezó a operar la Zona Franca de Tacna y Fujimori bajó unilateralmente todos los aranceles

13 de abril de 2017, 09:47

 
Anonymous Anónimo said...

Recuerdo que las señoras van y vienen, incluso llevando pan para la "once" entre Arica y Tacna. Personas cruzan insumos de consumo diario, materiales de construcción, reparaciones, repuestos, y un gran etcétera...

Esta columna de Julio del 91 toma la realidad, la analiza y proyecta escenarios, además de recomendar. ¿Fué anterior a lograr tu MBA? ¿Cuanto habría cambiado la columna si ya hubieras contado con tu MBA?

ivanr

13 de abril de 2017, 11:29

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Fue mucho antes, en esos años no tenía idea de estrategia y cometí un error muy común: hacer un buen diagnóstico recomendando una pésima solución.

Si te fijas bien la "propuesta" de la carta era la liberación del IVA a las mercaderías nacionales, de manera que pudiesen ser exportadas por contrabando hormiga en lugar de las mercaderías importadas que pronto iban a morir. En teoría la idea sonaba muy bien pero en la práctica, eximir a una provincia del IVA causaría enormes problemas a nivel nacional, mucho mayores que el problema que yo quería solucionar, no era solo un asunto de recaudación fiscal sino de presión de otras regiones por lo mismo, contrabando haci el sur y un universo de cuchufletas tributarias posibles.

13 de abril de 2017, 11:37

 
Anonymous Anónimo said...

Claro, el IVA genera lucas de impuesto todos los meses, ahí es donde tiene puesto el ojo papá fisco.
Ahora que Arica es región (Arica y Parinacota, región XV), no se cual es el beneficio, con respecto a la situación anterior, también incluyo en esto a la Zona Franca Industrial de Arica (dependiente de la Zofri). Entonces me queda la duda si las "reingenierías" tuvieron o tendran en el futuro algún efecto mayor, mas allá del comercio tradicional de subsistencia.
ivanr

13 de abril de 2017, 20:54

 
Anonymous ian thomson n. said...

Re: "Si la Zofri con productos extranjeros dió tan buenos resultados ¿por qué no dar el mismo impulso a las fábricas nacionales?", entonces, ¿porque liberamos del pago de IVA a los turistas extranjeros hospedados en los hoteles de Arica (y de cualquier otra parte del país) y lo siguimos cobrando a los compatriotas?

14 de abril de 2017, 16:18

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

La lógica para liberar del IVA a los turistas es que se trata de una exportación de servicios y los servicios que se exportan no pagan impuestos. En cualquier caso la mecánica de la devolución a veces se hace tan enredada que muchos turistas prefieren no usarla. Me parece que en Perú es más simple: se presenta el pasaporte, hacen la factura exenta y ya está. Igual se presta para innumerables cuchufletas

14 de abril de 2017, 17:00

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas