Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. "Be yourself, but bigger"

Pocas veces escribo dos días seguidos sobre lo mismo, pero se me quedaron en el tintero -electrónico- unas pocas cosas que me gustaría comentar brevemente, que son algunas consecuencias de la inmigración masiva y repentina de haitianos.

En Chile tradicionalmente hemos sido abiertos y mirado con simpatía a los inmigrantes, somos un país de muchos inmigrantes y lo normal es que a los que han llegado a Chile desde otros países les ha ido bien. Los alemanes no solo transformaron, podemos decir que crearon el sur cuando Vicente Pérez Rosales los trajo y les dio terrenos donde ningún chileno se atrevía a vivir. Antes de eso Chile llegaba hasta Concepción, esa fue nuestra frontera durante siglos hasta que los colonos alemanes se establecieron en Valdivia, Osorno, Puerto Varas y Puerto Montt y crearon cuidades bellísimas y prósperas.

A Punta Arenas y a la Pampa salitrera llegaron croatas, la mayoría mineros o comerciantes. A la zona central llegaron los palestinos, la mayoría cristianos arrancando de los turcos y con trabajo duro se convirtieron en la colonia más rica de Chile en su época, hasta hoy siguen siendo importantes creadores de riqueza. Italianos se desplegaron por todo el país con sus almacenes -los bachichas- también chinos, y después de la Guerra Civil llegó una gran cantidad de españoles, prácticamente todos prosperaron acá. Chile fue hecho en medida muy importante por inmigrantes. Después de un largo receso recibimos la penúltima inmigración importante de peruanos, que también están haciendo su vida acá y se están incorporando muy bien al país.

Todas las olas migratorias han sido resistidas. Pérez Rosales relata la guerra que tuvo con la opinión pública de Santiago porque traía "masones y herejes" de Alemania, otros migrantes eran sucios, ladrones, sinverguenzas etc. que venían a corromper el país. Todos fueron combatidos, recuerdo cuando yo era chico vivía en Recoleta, donde se agrupaban todos los árabes, que eran vitos como lo último por la "gente bien" de esos años. Sin embargo a punta de trabajo duro todas las colonias se ganaron el respeto, una por una, creando riqueza y mostrando que eran un aporte que enriquecía el país en lugar de empobrecerlo.

Últimamente, desde el año 2000 más o menos la cosa ha cambiado. Primero empezamos a recibir inmigración colombiana y como siempre llegó de todo, gente maravillosa, pero una cantidad enorme de gente mala: lumpen, delincuentes, sicarios, prestamistas, traficantes de drogas, etc. que empezaron a infectar nuestras ciudades. Eso empezó a producir furia, especialmente porque muchos malandras tienen la piel negra y un fenotipo que los caracteriza y los hace muy fáciles de estigmatizar..

Yo nunca antes había visto racismo en Chile, un "negrito" era normalmente mirado con curiosidad y simpatía, todos queríamos ser su amigo, hoy, lamentablemente veo a alguien que es colombiano negro y siento una inevitable hostilidad. Y eso que tengo una amiga que es bellísima persona, colombiana y chocolate, pero aparte de esa amiga he conocido a docenas de malandras, prepotentes y aprovechadores. La piel es como el uniforme, sirve para enaltecer o para estigmatizar y en este caso el estigma es evidente.

Esto se ha empeorado con el ingreso de más de 200.000 haitianos indigentes, muchos vociferantes y de malas costumbres que han seguido estigmatizando a las personas de color negro. En Estados Unidos, un país racista como pocos, hasta no hace muchso años los negros eran vistos como una especia de animalitos domesticados, tomó siglos para que a lo menos un grupo, se ganaran el respeto de la gente: Luther King, Louis Armstrong, Washington Carver y otros hasta que eligieron a Obama, un presidente negro. Pero todavía existe el estigma porque siguen existiendo grupos que ensucian a todos los demás, pagando justos por pecadores.

El racismo es natural, siempre ha existido y tiene dos caras: se puede simpatizar con ciertas razas y detestar a otras, no hay absolutamente nada que hacer con eso. Las leyes pro tolerancia a la larga terminan creando odios mucho más fuertes que tarde o temprano explotan. Eso es lo que pasa con los hipócritas discursos de los jesuítas cuando idealizan a los haitianos ¿quien les cree? Con eso solo generan más odio y resentimiento hacia ellos. Ninguna ley en el mundo puede torcer una simpatía o antipatía personal, al contrario, las refuerza.

Mientras más hablen de xenofobia los tontos progres, mucho más fuerte será el odio hacia ciertos grupos y en especial a los haitianos, que en mala hora a alguien se le ocurrió traerlos en masa al país. Me apena mucho ver a gente que aprecio y considero inteligente decir que odian a los negros, como si todos fueran una sola pasta homogénea y abominable, lo peor de todo es que yo mismo, que no tengo pizca de prejuicios raciales, los entiendo perfectamente.

Es muy poco lo que puede hacer cualquier gobierno para mejorar un país, esas cosas normalmente se producen por interacciones del mundo privado y a pesar -no gracias- a la acción del gobierno. Sin embargo la capacidad que tienen los gobiernos para causar daño, miseria y arruinar moralmente a un país es enorme. Lo estamos viendo en Venezuela, en Cuba y también en Chile.

Han sido muchos los legados de Bachelet, todos tóxicos. se va sin dejar nada. Absolutamente nada bueno, pero muchas herencias y comportamientos despreciables. Bueno, parte de ese legado de Bachelet ha consistido convertirnos a los chilenos en un país de racistas

23 Comments:

Blogger hugo solo said...

Se supone que si Chile y muchos otros paises estan a merced del capital imagino que en Chile los grandes empresarios las grandes fortunas tendran algo que explicar.
Ludwig von Mises el padre de los neoliberales hablaba del libre transito de las gentes en busca de trabajo lo que supongo que no pensaria como es logico de esta forma pero habria que preguntarle a los economistas y aqui un link ECONOMISTAS NEOLIBERALES

Debido a que los de a pie podemos sacar conclusiones cercanas a las teorias de la conspiracion cuando la clave la tendran ellos como un Ponce Lerou que ahi trabajando como un negro en SQM llena sacos de Litio o la familia Luksic y otras grandes familias que son los que mueven el cotarro.
Ellos deben de tener las respuestas cuanto dinero recibe alguien por esta inmigracion de la pobreza.
Quizas las grandes fortunas de Cuba les interesa disminuir la poblacion haitiana para cuando aterrizen en la isla estan ahi cerquita y Chile esta muy lejos y tiene zonas muy despobladas lease desierto el sur es muy frio pero con prendas de Northface se sobrelleva y los negros viven en zonas donde el frio pela en EEUU.
Repito las respuestas las deben de tener los ministros los ex-ministros de economia e industria y claro quienes son dueños de las industrias empresas y negocios.
Pienso que puede ser posible aquello de soltar lastre en Haiti y asi evitar un desembarco masivo en Cuba.
Curioso que no intenten cruzar la frontera que tienen y hay que mirar en google los que invierten en la Republica Dominicana y hacerse una idea.

20 de febrero de 2018, 07:46

 
Anonymous Anónimo said...

Yo ya no compro super 8 ni nada a negros. No compro nada en sitios donde se reemplaza a trabajadores chilenos por negros y lo hago saber al propietario del recinto en el libro de reclamos. No doy limosna en semáforos a negras dando pena con guagua en brazos (nuevo trabajo de haitianas en santiago). Lo mejor que puede suceder es que todos se vuelvan a su país de origen. En cuanto a colombianos nosotros no hicimos nada por odiarlos. Ellos se han ganado con su comportamiento todos y cada uno de los malos sentimientos de nosotros. No hay mucho que hacer. Es su cultura. También habría que devolverlos a todos. Ya tenemos suficiente con los delincuentes propios que tenemos que soportar y mantener.

La inmigración alemana no sólo construyó el sur de Chile. Hicieron lo mismo en casi todos los estados unidos. Sólo con sus manos y un trozo de tierra. Todo el resto lo pusieron ellos.

20 de febrero de 2018, 08:50

 
Blogger Ulschmidt said...

La verdad es que los Estados nacionales del Cono Sur promovieron la llegada de europeos a granel desde 1860 hasta la Primera Guerra Mundial. Para poblar el inmenso territorio que apenas podían abarcar y producir más que nada materias primas. A mi país, Argentina le cambió la cara: vino tanta gente como la que ya había, o aún más.
Todas las nobles frases sobre la migración y la leyenda de que somos muy tolerantes fueron escritas en ese contexto. Nosotros tenemos una en la Constitución que dice "para nosotros y para todos los hombres de buena voluntad que quieran habitar...". Y también creía yo que éramos muy tolerantes con los negros y todo eso.
Somos tolerantes mientras viene algún blusero célebre a tocar un recital. Pero cuando ves diez tipos muy oscuros en la esquina ya no te gusta. Hay que hacerse cargo de todo, incluidos los propios prejuicios, y evitar males futuros.
Otra migraciones hubo que no venían con la ventaja de ser carapálidas pero se ganaron el lugar lo mismo: japoneses, coreanos, en general se hacen lugar porque se ganan todo trabajando - y si tienen alguna picardía, no son peores que las nuestras.
Pero los morochos no se destacan por eso, no lo hicieron en ninguna parte y no es previsible que lo hagan acá tampoco. Yo prevendría su entrada. Ulschmidt

20 de febrero de 2018, 08:52

 
Anonymous Wilson said...

Lo dicho: el legado de la Damita significara un par de decadas para que chilito se recupere, solo si tenemos mucha-mucha suerte.

20 de febrero de 2018, 09:27

 
Blogger Ulschmidt said...

Las olas migratorias de europeos en Sudamérica, las del siglo 19 y principios del 20, fueron promovidas por los gobiernos y se necesitaban para poblar tierras.
Las olas de ahora no son solicitadas y causan masa bien malestar al país que lleguen. Hay una cierta aceptación a los que vengan de países que ya proveyeron por siglos la migración (españoles, en general europeos mediterráneos u occidentales) o de países vecinos con quienes se comparten cultura (aunque también se compartan rivalidades históricas)
Un haitiano no entra en ninguna categoría de esas y va a producir resistencia siempre. Es más prudente no agrandar el problema.

20 de febrero de 2018, 09:38

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Hugo, dudo muchísimo que Luksic o alguien de SQM tenga que ver con la inmigración haitiana. La llamada "mano de obra barata" vale cada día menos, de hecho la escalvitud (mano de obra gratis) desapareció porque era antieconómica, es cuestión de comparar el norte o las costas son el sur de USA.

Anónimo, yo no echaría a nadie por su origen, sino basado en su valor laboral y características de su comportamiento. A los ladrones, criminales, vagos e inútiles del extranjero, todos para afuera, la gente correcta y que cunple con la ley bienvenidos del país que sea. El problema es que con Bachelet se perdió el respeto por la ley, eso es grave. Nunca se había visto en Chile en muchos años.

Wilson, "el legado" jaja

Ulschmidt, yo creo que la inmigración de haitianos a Chile se puede detener muy fácilmente, basta con que se les exija visa en el país de origen, como se les exige a la gente de Afganistan, Angola, Brunei, Camerun y varios otros países. Basta eliminar el convenio con Haiti, agregarlo y se termina el problema.

20 de febrero de 2018, 10:40

 
Blogger hugo solo said...

Tomas pero estaran mas al tanto de esta situacion que los que comentan en este blog y sin duda que tiene muchisimo mas que decir sin olvidar su inmenso poder.

20 de febrero de 2018, 10:48

 
Blogger hugo solo said...

Ademas son ellos los que se reunen con los politicos participan en organizaciones mundiales etc etc y mas teorias de la conspiracion La ONG Save the Children la rama española parte de sus integrantes importantes han estudiado en escuelas de negocios y estas pertenecen o al opus o a los jesuitas coincidencia aparte de estar presentes en muchisimas empresas importantes y curiosamente la pobreza no hace mas que aumentar aqui entra la teoria del caos etc etc.

20 de febrero de 2018, 10:52

 
Anonymous John said...

Hay una incipiente reacción mundial contra las "meritocratas herenciales" este élite internacional enraizada en instituciones como el ONU, y de las cuales Bachelet es nuestro ejemplo criollo por excelencia.

Como la mayoría de los Chilenos son aburguesadas hasta la médula, creo que estos iluminados de la izquierda se han dado cuenta que el país resiste en forma visceral la importación de los valores "progresistas" (mas bien criptocomunistas), que ellos quieren imponer. Entonces se les han ocurrido una idea genial de ingeniera humana:

Porque no cambiamos la composición de la población, importando elementos de cultura distinta? Con la agregación de un porcentaje critico de gente que, por su inadapción a la vida Chilena van a ser siempre un foco de descontento y por ende la desestabilización?

Y serán presa fácil por los portadores de las banderas rojas. Parece que ya empezaron.....

20 de febrero de 2018, 11:01

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

John, el "progresismo" enquistado en el sistema internacional tiene mucho que ver con esto y probablemente les va a traer tanto rechazo en todas partes que puede significar la decadencia o muerte de las burocracias internacionales.

Es notable que buena parte de la popularidad de Trump se sostiene en el rechazo de la gente común hacia el "sistema internacional", la reacción visceral que mencionas contra esta gente, se está notando en todas partes, en Europa ya está de vuelta el nacionalismo y en Chile para que decir, las elites de la burocracia internacional nos tienen hasta la coronilla.

Bachelet y su gente han sido parásitos de ese sistema toda su vida así es que son sus representantes y máximos defensores, es muy probable que haya cierta idea de reingeniería social detrás de estas migraciones masivas, pero yo creo que no será fácil que los chilenos lo aceptemos. Basta con hundir a los políticos que representan esas ideas, es algo que está pasando en todas partes. Sin los apoyos políticos en los países el sistema internacional se debilita y hasta podría derrumbarse. Así como surgió después de la 2ª Guerra Mundial, se puede derrumbar, creo que va contra la manera de ver el mundo de muchísima gente normal y corriente

20 de febrero de 2018, 11:20

 
Blogger Jose Cornejo said...

El efecto nefasto de la inmigracion centroamericana (porque tambien llegan dominicanos) no solo es nefasto económicamente, sino que también un problema de salubridad enorme. Eso forma parte de los procesos migratorios, donde muchas de las culturas murieron por enfermedades que trajeron los conquistadores primero y después los esclavos traídos desde áfrica y china mayoritariamente.

En el caso local, muchos de los explosivos aumentos de enfermedades de transmision sexual, así como tambien tuberculosis mayoritariamente fueron gracias a la inmigracion ilegal. Esto el minsal lo tiene fondeado pero ya no pueden ocultarlo más.

20 de febrero de 2018, 11:42

 
Blogger hugo solo said...

Pero una cosa son siglos atrás y hoy en día las enfermedades sexuales se curan y la tuberculosis también con solo seguir uno tratamiento de meses y por otro lado seguir comparando la inmigración alemana del 19 podríamos decir que no llegaron en masa científicos ni ingenieros si no gente sencilla y trabajadora etc etc.

20 de febrero de 2018, 11:54

 
Blogger Jose Cornejo said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

20 de febrero de 2018, 12:08

 
Blogger Jose Cornejo said...

hugo: se supone que la tuberculosis estaba ERRADICADA de Chile desde la década del 80 (lo digo con conocimiento de causa) además que el MINSAL tampoco quiere admitir que buena parte de los casos reportados han sido casos "importados" desde paises como bolivia o perú.

En el caso haitiano, país sumido en la pobreza absoluta, perfectamente pueden ser vectores de fiebre amarilla, dengue o chikunguya, cólera u otras relacionadas con la migracion. mas peligroso todavia cuando Chile ha relajado sus fronteras y procedimientos de control migratorio, solo para beneficiar a unos pocos.

20 de febrero de 2018, 12:15

 
Blogger Frx said...

Diría que antes Chile era un país xenofóbico (no entiendo esa maña de confundir racismo con xenofobia, aún cuando haya alguna relación entre ambas cosas), muchos de los que llegaban desde países vecinos la tuvieron difícil pero eventualmente se fueron ganando el respeto de los demás y hoy diría que se preferiría a un argentino o un peruano por sobre un colombiano o un haitiano. El problema es la llamada inclusión que es todo menos lo que dicen que es y que eso está jodiendo a los que supuestamente pretende ayudar más que cualquier racista o caricatura viviente de conservador malvado.

20 de febrero de 2018, 13:34

 
Blogger hugo solo said...

Jose aqui en Barcelona tambien estaba erradicado pero comenzaron los brotes de mano de pakistanies indios y exactamente como en Chile incluso en Barcelona se han detectado casos de raquitismo de los mismos anteriormente mencionados.

20 de febrero de 2018, 14:36

 
Blogger pavezwellmann said...

Tomas: debiéramos visualizar como se llevan los dominicanos y cubanos con sus vecinos haitianos. ¿Que nos diría un dominicano, toda vez que ellos estuvieron bajo el dominio del imperio de Haití en el siglo XIX y hoy tienen 1 millón de haitianos en sus fronteras? ¿O los cubanos que recibieron a los blancos fugitivos de la revolución de Haití? No deja de ser interesante que la revolución cubana se "exportó" a Nicaragua o El Salvador pero nunca prendió en Haití. Puede aventurarse que es porque Haití fue visto como precursor de las revoluciones en Latinoamérica, y los haitianos aún se sienten orgullosos de su pasado revolucionario. (Un haitiano que empleamos hablaba bastante de esto, pero era tanto o más conflictivo que un chileno y le gustaba hacer paralelos entre Mackandal y Allende). De allí, resulta claro que a la izquierda chilena le va a convenir traer haitianos para sus propósitos revolucionarios, porque los venezolanos o cubanos que están por aquí no tienen muy buena opinión al respecto.
Mackandal sauve'...

20 de febrero de 2018, 16:47

 
Anonymous Anónimo said...

Si hubiera dinero financiando la exportación de pobres al Sur, detrás de lo que sostiene a jesuítas y ONGes, yo sospecharía de los mismos norteamericanos. "Fabriquemos caminos que los conduzcan a otra parte", dirían en la CIA (bueno, no se si la CIA se ocupa de esto - quizás lo hace el Departamento de Bomberos de Salinas, California, no se)
Recuerdo la histeria yankee cuando apareció la "abeja africana" en Brasil. Un profesor paulista creyó que la producción de miel aumentaría trayendo reinas africanas para mezclarlas con las locales.
Pero las africanas eran bien agresivas, y atacaban en enjambre. Hubo víctimas mortales en Brasil, en Paraguay, en Argentina, y doblaban hacia el Norte. Avanzaban unos cientos de kilómetros por año.
No se qué Departamento yankee se encargó de eso, pero montaron una serie de trampas en el istmo de Panamá, una colmenas con cebo para que no pasara ninguna.
Pero pasaron. Desesperados, se tendió otra barrera sanitaria en el sur de México, y también falló. Al final llegaron a Texas y no faltó que muriese algún red-neck por culpa de las africanizadas - pero tampoco era una epidemia. Bastaba ver la estadística brasilera de fatalidades por ataques de abeja para darse cuenta que era poca realidad y mucha histeria. Además se fueron amansando con el cruzamiento con las locales.
Pero el caso es que los americanos se gastaron millones para esa maldad tropical y tercermundista no les llegara. Si lo hacen con abejas lo que harán para que no lleguen haitianos ! Ulchmidt

20 de febrero de 2018, 19:04

 
Blogger Pablo said...

En lo medular, yo soy fan de la inmigración, creo que en general el migrante es un tipo que está un paso más adelante que el resto de sus compatriotas, al menos es más valiente, como para dejar su tierra y salir a probar suerte. También creo que no solo son valiosos los inmigrantes de "buena calidad" como profesionales de primer nivel o cosas así, creo que todo ser humano puede aportar, así que creo que siempre aportarán a la sociedad los menos calificados. Pero cuando se abren las puertas a miles y miles de ultra pobres, que ni siquiera tienen alguna similitud con Chile (pobres, sin redes, sin idioma común, precarios en todo), aparte de generar al menos un desorden en nuestra casa, creo que se los trae como carne de cañon para generar descontento social. O sea, no se les facilita la entrada para ayudarlos o por motivos humanitarios, sino que se los trae para utilizarlos nomás.
(Te compre toda la teoría conspirativa de la entrada anterior)


Dos off tópics: donde nombraste a George Washington Carver, me acordeade una antigua revista Selecciones donde lei su historia: un negro pobre como una rata, hierfano y que ni siquiera sabía cómo se llamaba, a punta de esfuerzo e inteligencia llego a ser un botanico renombrado.
El otro offtopic: Hugo Sólo aprensioa usar puntos, comas y espacios. Pero todavía no logro entender sus comentarios.

20 de febrero de 2018, 19:10

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ulschmidt, dudo mucho que la CIA tenga entre sus preocupaciones mandar a haitianos a Chile, menos financiarlos, parece que no son muy generosos con los US$ que digamos. De otros grupos de USA, también lo dudo, tal vez alguien de allí esté detrás de financiar a haitianos que se mueven a Dominicana o Mexico, pero es muy improbable que paguen los más de US$ 2000 per cápita que sale mandarlos para Chile, me parece que es un asunto local.

Pablo, yo igual estoy a favor de una inmigración, especialmente si es planificada y si traen competencias y experiencia al país, mucho mejor, traer indigentes es solo una estupidez extrema, solo le puede convenir a los terroristas, no veo ni un otro que se beneficie con esto.

George Washington Carver, educador incomparable, investigador y visionario, partió de bajo cero. Un tipo increíble, se ganos el respeto a puro pulso.

Hugo es muy disperso para escribir, a mi también me cuesta seguirle el hilo, pero no es agresivo ni mira en menos a nadie, así es que dale nomas.

20 de febrero de 2018, 19:25

 
Blogger Pp Valdivia said...

Muy interesantes estas 2 ultimas entradas Mr. Tomas...
Bueno en Perú somos un pais poco preparado para la inmigración, tenemos poco mas de 100 mil Venezolanos y ya la sociedad ha comenzado con la xenofobia (sobre todo los peruanos q no se tienen fe en si mismos, q son los q dicen q les quitaran el empleo)... pero igual el Gobierno ha dejado la puerta abierta por decreto a los Venezolanos hasta fin de año... con lo q se estima q llegaran a los 200 mil... si el Gobierno no cumple con acabar los beneficios migratorios para los Venezolanos para fin de año... no se q pueda pasar... ahora hay q tener encuenta q esos Venezolanos una parte puede acabar pasándose a Chile... Saludos

21 de febrero de 2018, 12:12

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

PpValdivia, los venezolanos en general han sido buena inmigración, los peruanos igual están bien integrados, los problemas los tenemos con la masa de indigentes haitianos, muchos de ellos ni siquiera hablan español y con algunos malos elementos que han llegado de Colombia, no todos, hay inmigrantes buenos de Colombia también, pero otros mejor no hubiesen llegado nunca acá.. Los inmigrantes de Venezuela que han llegado a Chile en su mayoría son educados y trabajadores

21 de febrero de 2018, 15:10

 
Blogger Cristian Segura L. said...

https://www.youtube.com/watch?v=3EK1isTgEms

1 de marzo de 2018, 21:15

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas