Tomas Bradanovic

Fortuna Favet Fortibus. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás

La decisión política 4 : los actores sociales

martes, 21 de octubre de 2014


"El mundo entero es un teatro, y todos los hombres y mujeres simplemente comediantes. Tienen sus entradas y salidas, y un hombre en su tiempo representa muchos papeles"
William Shakespeare, Como gustéis (fragmento)

La política con mucha más razón es un teatro, donde el arte de la simulación, el resorte de las emociones y el encubrimiento son bien recompensados, recordarán que ya dijimos que los problemas sociales no existen objetivamente sino que se construyen por medio de persuasión y retórica.

También vimos que las soluciones técnicas a los problemas sociales están subordinadas a las preferencias de distintos grupos y a los equilibrios de poder entre ellos. La política es primero preferencia, luego poder y solo al final -en el escalón más bajo de importancia- conocimiento. Y no vale la pena hacer cuestión moral de esto, simplemente es así, hay que aceptarlo porque son las reglas del juego. No hay nada más inútil que reclamar porque se ignora una solución técnica en favor de otra que tiene más poder de presión.

Claro que a muy largo plazo, las soluciones técnicas que optimizan los resultados sociales deberían prevalecer o, por lo menos, ser consideradas al formar nuestras preferencias. No siempre es así y hay muchas razones para preferir soluciones sub óptimas que por ejemplo explotan nuestros miedos, resentimientos y fanatismos, ignorando el hecho que pueden perjudicar nuestros propios intereses.

¿Quienes son los actores sociales? No son todos los afectados por una política social, sino todos los grupos o personas que actúan, los que son capaces de movilizar recursos, persuadir a los demás, influir en la agenda que pone los temas, etc. En suma actores son los que hacen algo, útil o inútil para tratar de influir en la política. Cada política especifica tiene distintos actores y a veces actúa gente que no tienen relación directa ni se ven directamente afectados por el problema, pero tienen intereses relacionados como los grupos ecologistas por ejemplo.

Hay actores individuales y colectivos (estos últimos generalmente son individuos "en representación de"); también actores privados, públicos (Estos últimos amparados por el paraguas del estado) los de ONG (privados pro-común). También se podrían clasificar según las herramientas que usan como actores políticos; burocráticos; con intereses especiales; con intereses generales y expertos.

Los actores políticos son los elegidos y se atribuyen una legitimidad electoral, una mayoría los ha nombrado por concenso, mientras que los burocráticos tienen la legitimidad de un cargo o nombramiento. Los actores de intereses especiales son los que podrían ser afectados por una política pública y tienen interés en ciertas soluciones que los favorezcan, Los actores de intereses generales son los que tratan de imponer valores como ecologismo, religión, feminismo, etc. aunque no sean directamente afectados, no tienen legitimidad política ni legal pero se atribuyen una legitimidad moral para defender ciertos valores que consideran universales.

Existen básicamente dos mecanismos de participación formales: uno se basa en los votos, las elecciones de autoridades políticas y los plebiscitos. El otro mecanismo es la deliberación, la discusión entre representantes. La particiación es tal vez la parte más enredada de la toma de decisiones políticas y estas dificultades se hacen notar en las crisis de representatividad, es decir cuando la mayoría de las personas piensan que ni las decisiones tomadas ni quienes participaron en ellas los representan.

Las elecciones y plebiscitos están sujetas a toda clase de manipulaciones y a medida que pasa el tiempo los mecanismos se van deformando de modo de asegurar la permanencia en el poder de los que ya están, o sus familiares. Las deliberaciones, mesas de trabajo, consultas ciudadanas y otras formas asambleístas, son capturadas por los que gritan más fuerte, os más violentos y organizados, por lo que tampoco tienen la representatividad que se arrogan. es un problema casi insoluble, como muchos otros de la política.

Los actores sociales usan las armas que tienen a su alcance para imponer sus intereses. Los institucionales, es decir el gobierno y los políticos, son los únicos que tienen el poder -no menor- de dictar leyes y obligar su cumplimiento. Obviamente que ellos usan y abusan de ese poder extralimitando o más que pueden el mandato que recibieron al ser electos, no es raro que un político elegido democráticamente se convierta en dictador al llegar al poder, o que aprovechando su posición de poder interprete torcidamente las leyes para imponer sus intereses, etc.

Los movimientos sociales en general -al menos los que se imponen- usan la violencia y el matonaje, desde formas suaves como la huelga que impide trabajar a otros hasta destrozos de propiedad y terrorismo. Las burocracias usan las leyes y reglamentos junto con su posición privilegiada en cuanto a interpretarlas también para imponer su propia agenda. Los millonarios usan el dinero para comprar favores y así, toda lucha social es extremadamente sucia en cuanto a sus medios y mecánica, la gente que estudia ciencia política (que oximoron) normalmente descarta o minimiza este aspecto que es uno de los más característicos de la toma de decisiones públicas.

Creo que no hay ninguna otra cosa interesante que se pueda decir acerca de los actores, simplemente son personas o grupos que tratan de imponer sus intereses y para ello usan del poder que disponen, finalmente gana el más fuerte o el más astuto, como en todas las demás cosas.

2 Comments:

Blogger Javier Bazán Aguirre said...

Luego se quejan si reciben un puñetazo en el hocico y una buena patada en los genitales como ocurrió con los dementes de la fracasada Unidad Popular, que no resultaron tan duros como Lenin, Stalin y Mao. Y el 'Che'.

Cito las palabras del marica Mauricio Rojas, ex Mir que se fue a Suecia y se paso al otro lado: "Terminamos como mártires o como víctimas, y como tal nos acogieron generosamente por todas partes". Se creían matones y terminaron como maricones.

Los que pelearon en la Guerra Civil de 1891, si que eran hombres y hechos y derechos. Ninguno, cuarenta y un años después hubiese escrito las palabras de Rojas.

21 de octubre de 2014, 20:13

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah yo he conocido bastante gente que ha estado en guerras, lugares y situaciones peligrosas, algo que tienen todos en común es que son bastante miedosos, aprensivos y para nada bravucones.

Los valientes están muertos, todos. También está lleno de falsos valientes, que en su momento se escondieron como ratas, traicionaron a medio mundo y al volver se inventaron una historia de héroes, conozco también hartos de esos.

21 de octubre de 2014, 21:56

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas