Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

Lunes maldito

miércoles, 16 de febrero de 2011


Lunes: porotos, garbanzos o lentejas ¿a quien se le pudo ocurrir tan estúpida tradición? ¿que mente retorcida condenó a los chilenos a masticar leguminosas con gusto a nada todos los lunes? El que inventó esa tradición fue alguien que nos odiaba. Como si el solo hecho de ser lunes no fuese lo suficientemente malo.

Boy, you're gonna carry that weight
Carry that weight a long time


Malditos granos, como los odio. Como si mi querida suegra no cocinara lo suficientemente mal las cosas normales, cada lunes tengo que aguantar el castigo extra "comerás porotos todos los lunes, hasta que te mueras" ¿que delito cometí contra vosotros naciendo?.

Nunca voy a olvidar que cuando trabajaba en Tacna la hora de almuerzo era una fiesta, con tres soles cincuenta (unos US$ 1.80.-) teníamos un buen almuerzo casero de dos platos, postre y jugo de cebada, o con cinco soles donde Perico almorzábamos como príncipes. Fabres era uno de los choferes de la oficina y nos hicimos muy amigos porque el también había andado en las minas de oro de la amazonia y siempre hablábamos de volver a hacer un viaje de repasada.

Un día Fabres me dice que me va a invitar a un lugar especial porque me tiene una sorpresa, me lleva por unos caminos medio escondido en el sector de Las Vilcas hasta que llegamos a un restaurante campestre donde tenían como gran cosa ¡porotos con riendas! Resulta que Tacna estuvo ocupada por chilenos durante más de 50 años y estos aprovecharon de dejarles la maldita costumbre. Me tuve que morder la lengua y comer calladito.

Ah los peruanos, excelentes personas. Estoy leyendo The sun also rises, la primera novela de Hemingway y me encuentro con este diálogo que me identifica perfectamente:

-¿Qué piensa usted de los rusos, mi coronel, si no es indiscreción?
-Que son nuestro enemigo potencial. Por lo tanto, yo, como soldado, estoy dispuesto a luchar contra ellos. Sin embargo, los quiero mucho y jamás he conocido a gente mejor ni más parecida a nosotros.


Menos mal que yo no soy soldado y tampoco estoy en edad de servir, así es que estoy salvado por ese lado.

¿Que pasó Carnotistas? me había acostumbrado a revisar todas las semanas las actas de la Sociedad de Carnotistas, y ahora me encuentro con nada: el blog se hizo humo. ¡Protesto!, las malas lenguas ya están empezando a esparcir rumores acerca de toda clase de escándalos, líos de faldas y malos manejos financieros. Me resisto a creer que un prohombre como es Ulschmidt haya caído en la pitilla. Los regulares exigimos su pronto retorno ¿a quien le voy a copiar ahora?.

Leo un pequeño artículo en el blog de Libertad y Desarrollo donde Cecilia Cifuentes comenta sobre las ventajas del alto precio del cobre y los efectos adversos en ciertos sectores porque al bajar el tipo de cambio "generan una pérdida de competitividad al país". Me extraña el comentario, especialmente viniendo de un instituto de estudios de la derecha. La competitividad del país no puede depender del tipo de cambio, es una variable real, no nominal y que depende de factores reales como la productividad de los sectores y el peso de los sectores más productivos en la economía nacional.

Esa confusión de conceptos es muy peligrosa. ¿Se han visto afectadas ciertas empresas con la baja del dólar? Claro que si. ¿Sostener el precio del dólar hará a las empresas más competitivas? Por supuesto que no. Si ser competitivo dependiese del tipo de cambio la receta sería lo más fácil del mundo: que se fije por decreto un tipo de cambio de $700. China lo entiende así, pero es una dictadura que puede hacer lo que le de la gana para controlar su economía interna, no es nuestro caso.

Además que la economía China está acumulando presiones que en algún momento se van a soltar como un huayco arrasando con lo que encuentre a su paso. Nadie quiere hablar mucho de eso, pero bueno. En Chile existe una economía libre, sólida y que desde el crack de 1986 pretende ser sustentable.

La receta entonces tiene que ser sustentable. Si los exportadores de fruta ya no hacen negocio, deben buscar manera de hacerse más productivos con el dolar más bajo o reconvertirse, así de sencillo. El fisco apoyando a sectores improductivos es una larga historia en Chile. El argumento que la caída del dólar es "transitoria" me parece un chiste, por decir lo menos. Me imagino a Ben Benanke con las manos manchadas de tinta verde de tanto imprimir dólares.

Me extraña que en L&D no entiendan bien lo que significa ser competitivo, no se trata solo de comprar barato y vender caro sino de ser más ligeros y flexibles que los demás, ser capaces de adaptarse a los cambios y hacer las pérdidas cada vez que sea necesario. Si de algo estoy seguro es que la receta infalible para ser no-competitivo es la rigidez, que se produce cada vez que el gobierno sale a apoyar a los menos productivos.

Las variables nominales no sirven para afectar a las variables reales: el tipo de cambio bajo no mejora la competitividad, la inflación no mejora el desempleo, la distribución del ingreso no mejora con más emisión de billetes, etc. etc. porque las variables nominales en algún momento se tienen que ajustar a la realidad del perro mundo en que vivimos.

Ah, un día más en la vida del eterno desempleado. Ya mandé las cotizaciones que me habían pedido y solo que queda sentarme y esperar, todavía me quedan como 20 puros de los que compre en Tacna, así es que como en el tango "fumando espero". Aunque todo parece indicar que me va a pasar como en el otro tango ese "de la que se murió esperando", que me importa, si total no existe trabajo que no sea innoble. Hasta mañana.

Etiquetas: ,

10 Comments:

Blogger Ulschmidt said...

Carnotistas debe extinguirse alguna vez, como todo lo afectado por la Segunda Ley de la Termodínámica....
Oiga, esos precios en Tacna siguen siendo así? en dólares? o era hace varios años?
Porque si no son supercompetitivos. Conviene vivir en Tacna y trabajar en Arica.

15 de febrero de 2011, 10:18

 
Anonymous Claudio said...

Es inquietante como, en todo el mundo, la derecha ha ido adoptando al asistencialismo como política permanente, tal vez por los votos. Desde esa perspectiva, ya no me sorprenden mucho que los estudios de l&d se orienten en esa direccción.

15 de febrero de 2011, 11:34

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ah Ulschmidt, de donde voy a copiar ideas ahora, pero bueno.

Efectivamente los precios se mantienen más o menos igual, han subido un poquito pero el cambio es lo que ahora nos favorece, para muestra unos botones:

Pasaje en bus US$ 0.26
Taxi US$ 1.20
Almuerzo casero US$ 1.90

Claro que hay cosas caras como las cervezas (por los impuestos) y los restaurantes turísticos, pero el costo de vida es bajísimo.

Efectivamente trabajar en Arica y vivir en Tacna es el mejor de los dos mundos, el único problema es que Tacna es algo más inseguro, pero al que se acostumbra eso no es problema.

Si algún día me veo en la desagradable obligación de trabajar, me arriendo una casa en Tacna y me voy a vivir allá.

Así es Claudio, la derecha se ha puesto igual de asistencialista y demagoga que la izquierda, eso de tomarse las banderas del otro resultó transversal y en este caso una pésima política

15 de febrero de 2011, 11:48

 
Anonymous EDO said...

Me salta una duda de tu articulo tomas...no fue el crack 1982 en que se reseteo este pais...Por otra parte. Lo mas probable es que el dolar siga bajo por mucho tiempo ya que el cobre lo mas probable es que llegue a 5 dolares.saludos

15 de febrero de 2011, 13:11

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Edo, las políticas ni los negocios deberían basarse en "lo más probable" eso explica la mediocridad de los políticos reactivos, tal como cuando a alguien le va bien vendiendo peras y se ponen 20 al lado a vender lo mismo hasta que el negocio se va al diablo.

La incerteza es la base de la economía y un desplome de la economía china no es para nada imposible. La hsitoria está repleta de fracasos de políticos que proyectaron trazando una línea recta a la tendencia del momento.

En lugar de lo más probable, la política se debería hacer con vista a lo más conveniente, que en este caso es aumentar la productividad y la flexibilidad de nuestras empresas. Con empresas productivas y flexibles dará lo mismo que pase en China o cuando valga la libra de cobre.

Los altos ingresos del cobre deberían gastarse justamente en eso, en fortalecer la productividad y no andar repartiendo salvavidas a sectores que se van haciendo improductivos con la excusa de "que dan fuentes de trabajo", esa es una de las peores mentiras de los grupos de interés para conseguir plata dulce del fisco. O sea de nosotros.

15 de febrero de 2011, 14:09

 
Blogger Sergio Meza C. said...

"Un día Fabres me dice que me va a invitar a un lugar especial porque me tiene una sorpresa, me lleva por unos caminos medio escondido en el sector de Las Vilcas hasta que llegamos a un..."

Estuve por imaginarme que nos ibas a contar una sórdida historia de vejaciones, de la cual recién te armabas de valor para publicar, jajajajaja...

15 de febrero de 2011, 16:10

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Hombre!! controla esas fantasias jajaja!

15 de febrero de 2011, 20:29

 
Anonymous Javier said...

La verdad es que yo pense algo parecido pero con minas en pelotas :D
Sucio de mi!

16 de febrero de 2011, 16:31

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Tendré que cambiarle el nombre a "club de los pervertidos" parece.

¡Por la moral, por la moral, por la moral!

16 de febrero de 2011, 17:12

 
Anonymous Wilson said...

Me se me le olvido, me meti para preguntar como te fue con el 6.2

6 de marzo de 2011, 13:47

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas