Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

No existen los alimentos malos

viernes, 20 de diciembre de 2013


Así leo en este interesante artículo publicado por mi amigo Jack Simon. El fue entrenador del equipo olímpico de natación de USA por varios años y alguna vez pensó venirse a Arica, finalmente se fue a Malasia donde estuvo a cargo del equipo nacional de natación y hoy vive en Jalisco, miren la oportunidad que nos perdimos. Jack debe andar cerca de los ochenta, le gusta la buena mesa y compartió este buen artículo.

Para los que no leen inglés o les da flojera leerlo completo les daré un pequeño resumen

Por que los alimentos saludables son un mito

Tus alimentos favoritos te están envenenando. Incluso alimentos que pensabas seguros en realidad están destruyendo tu salud, haciéndote engordar y acortando tu vida. Eso es lo que nos han enseñado a creer.

Si existe una idea equivocada que ha sido profundamente reforzada por la industria de la salud y el fitness, más que cualquier otra, es que ciertos alimentos son malos para nosotros. Este mitoi está tan firmemente establecido que es promovido por todos, desde fanáticos del gimnasio a doctores, pasando por autoridades de salud pública. La mayoría de los libros de dieta se basan en la idea que los alimentos "malos" te impiden perder peso.

No hay duda que lo que comemos tien un impacto masivo en nuestra salud, rendimiento y composición de nuestro cuerpo. Sin embargo no existe ni una evidencia que no puedas tener buena salud comiendo lo que te gusta.

Y así sigue el artículo diciendo que los "buenos" alimentos no existen y que la mayoría de los adjetivos que se les da a algunos alimentos según la moda del momento son simplemente un engaño. Cada grupo de chiflados tiene su propia idea de lo que son los "malos" alimentos y se sienten seguros mientras no los consumen: para los vegetarianos la carne es mala; para los fisiculturistas el pan blanco, las frutas y la leche; para las autoridades las grasas saturadas. el colesterol, la carne roja y así sucesivamente.

El caso es que ningún alimento es malo por si mismo, lo que hace mal y engorda es el exceso de calorías, de cualquier alimento. Así es como se ha creado el mito de la "comida chatarra" que supuestamente debiera eliminarse por contener malos nutrientes. Pero no existen los malos nutrientes y las personas pueden engordar incluso comiendo puras verduras, el dicho "eres más falso que un Hare Krishna gordo" podría no ser cierto.

Ningún alimento daña directamente la salud, pero restringirse a una sola clase de alimentos -por ejemplo eliminando el pan, la grasa y la cerveza- si podría ser dañino. Así es como existe toda una industria dedicada a aterrorizarnos que si comemos esto o lo otro nos estamos envenenando. Esa es una completa estupidez, porque estamos hechos para comer de todo, es la dosis lo que hace al veneno y cualquier cosa que comamos en dosis grandes nos va a hacer mal. Podemos morir incluso por tomar demasiada agua.

En fin, esa es la idea original, si quieren pueden leer el artículo completo que está mucho mejor explicado, por mientras los dejo con esta foto para abrirles el apetito

20 Comments:

Blogger Pablo said...

debería haber un castigo por mostrar esas fotos a las 13:20 hrs.....

20 de diciembre de 2013, 13:15

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ese corte de bife está impresionante, no entiendo mucho del asunto pero me parece que es un lomo liso

20 de diciembre de 2013, 14:04

 
Blogger Ariel said...

Yo no soy experto en alimentos, sin embargo un experimento sencillo es mezclar leche con vinagre, cuya combinación produce un tipo de plástico bastante duro. Bueno, muchos alimentos tienen la capacidad de transformar sus azúcares en vinagres y mucha gente toma leche. Estos fermentos algo deben hacer dentro de nuestros cuerpos. Lo mismo ocurre con algunos tipos de grasas y otros elementos que pueden precipitar en los riñones y arterias. No se si el doctor Biachi tenga o conozca algún tipo de estudios en que se relacione los cálculos u otros depósitos con la alimentación o combinación de estas. Se dice también que la mezcla de carbohidratos con proteinas como las de la carne al ir mezcladas dado que la carne se digiere más lento, da pié a fermentos que no serían positivos. etc. Se dice también que en China, existe muy poca incidencia de cáncer, lo que probablemente estaría ligado a que los Chinos sólo beben leche humana y sólo en el período de lactancia.Es sólo una opinión de un neófito en la materia.

20 de diciembre de 2013, 14:34

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Los experimentos simples normalmente llevan a conclusiones equivocadas, como eso de poner pastillitas de menta en una bebida carbonatada o usar Coca-Cola para quitar el óxido.

¿Sabías por ejemplo que en el estómago hay una buena cantidad de ácido clorhidrico, uno de los ácidos más corrosivos que existen?

En el curso Sustainability of Food Systems de Coursera aprendí cosas muy interesantes, por ejemplo que cada cosa que ingerimos como alimento es destruída en sus componentes químicos fundamentales por los ácidos del estómago así es que tiene muy poco sentido esos experimentos que se hacen juntando alimentos en un vaso, los alimentos no entran así a nuestro cuerpo.

Esa es también otra de las razones por las que los alimentos transgénicos no presentan casi ninguno de los peligros que se le atribuyen y la razón por la que la mayoría de la propaganda de "alimentos que nos envenenan" es una farsa.

No son los alimentos los que nos envenenan sino que el consumo desproporcionado de cualquiera de los elementos químicos básicos nos puede hacer mal. Esa es la razón por la que hay que comer de todo y si se gastan muy pocas calorías hay que ingerir pocas, no importa de donde vengan, da lo mismo.

20 de diciembre de 2013, 14:46

 
Blogger Rodrigo L. said...

Si Tomas, que cruel de tu parte poner ese medallon ...

20 de diciembre de 2013, 15:02

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Fue para abrir el apetito, porque a las 18:00 tengo un cotelé en la Cámara de Comercio jaja, voy a llegar salivando.

20 de diciembre de 2013, 15:04

 
Anonymous Renato Aguirre Bianchi said...

Tomas, leí el artículo y lo encuentro genial, aunque muchos una vez más querrán asesinarme por lo que expongo.

Pese al inmenso montón de comentarios negativos, el autor pone el dedo en la verdadera llaga: NO IMPORTA (¿mucho?) lo que coma, MIENTRAS SE MANTEGA FUERA DE LA CATEGORÏA DE SOBREPESO. Eso significa en Chile "MIENTRAS SE MANTENGA FLACO" y agrego que casi tan flaco que sus amigos le preguntarán si está enfermo.

El concepto de "peso saludable" está pervertido en todo el mundo y especialmente en Arica, donde se dice que las 3/4 partes de los adultos tienen sobrepeso. Y ni hablar de los escolares, me escandalizan. Lo que yo veo en mi consulta es que como el 90% lo tienen y rara vez veo a alguna persona sin grasa en exceso en sus pliegues abdominales o en el pliegue tricipital, aunque su índice de grasa corporal parezca apropiado según las escalas que se ofrecen livianamente o Ud se vea "delgado". Operar a los flacos no sólo es una "delicia" técnica, sino que evolucionan espectacularmente.

Flaco (sano) significa sin pliegues con un espesor que supere a un par de centímetros pero con una aceptable masa muscular que no tiene porqué ser espectacular. En mi caso, yo mido 170cm y tengo huesos delgados pero una musculatura ya no llamativa como hace un par de decenios pero que me permite hacer lo que quiero durante mis aventuras en terreno. Pues mi peso es de 67kg e igual preferiría que fuera tan sólo 65.

Pues yo como lo que quiero y cuando quiero, pero con la debida moderación y ese es el gran mensaje del artículo. En los EEUU los gringos están obsesionados por el colesterol y otras yerbas (me costó un mundo encontrar crema natural para cocinarle a mis amigos un filete a la mostaza) pero allí la obesidad es la regla. En Francia cocinan con crema de verdad, fríen a los alimentos con mantequilla y etc. y se ven harto pocos obesos o semiobesos, muuuucho menos que en Arica.

¿Qué quiero decir que mis pacientes no entienden?: basta con que le digan FLACO y algo más aún. Para eso, coma sólo lo que necesita y eso es harto menos de lo que Ud. cree. Eduque a su hambre en definitiva (es sólo materia de acostumbrarse a ella y deja de ser desagradable porque libera cuerpos cetónicos anorexígenos, me consta) y si eso le cuesta, además de intentarlo seriamente, coma manzanas cuando tiene hambre. Éstas producen cierto efecto de saciedad y hay investigaciones que demuestran que si un grupo del estudio come una manzana a las 11-12 horas, aunque no se les restrija ni se les adoctrine a "comer sano" al almuerzo, automáticamente consumirán menos calorías.

Al diablo con el colesterol de los alimentos (harto discutido hoy), yo devoro la médula ósea del osso buco, pero me mantengo flaco. Flaco, esa es la palabra mágica y no depende de lo que se come sino que de cuántas calorías se ingiere y cuántas gasta en un día. Todo lo demás es pura chimuchina. Lo que cuesta pero no requiere cálculos ni dietas mágicas, es comer menos, de todo pero menos y mantener delgaditos a los pliegues descritos.

En definitiva, a los adolescentes que me llevan por estar "muy desnutridos", los felicito si no hay una clara patología y tienen una aceptable musculatura.

O sea Tomas, sigue disfrutando de tus asados, chunchules y etc., pero tengo la no confirmada idea de que debieras bajar más que unos pocos kilitos de peso :). Espero que lo expuesto se entienda: flaco (SANO) = saludable Y MÁS LARGA VIDA...

P.S.. el TRAGO, LO QUE SEA, SÍ QUE ES SANO Y PROLONGA LA VIDA,aunque si no sobrepasas unas 20 (¿30) dosis de lo que sea a la semana y bien repartidas en ese lapso y si te mantienes flaco, pero FLACO.

Que los dioses me perdonen...

20 de diciembre de 2013, 15:35

 
Anonymous Anónimo said...

Un buen consejo para no engordar es comer cosas ricas. La satisfaccion "llena" sin tener que enguatarse. Un ejemplo es el cafe (para los que nos gusta, claro). El cafe expresso, concentrado y aromatico, se sirve en tacitas pequenas (yo me lo tomo sin azucar. El tipico grigo guaton traga unos baldes de cafe desabrido que lo cortan con una especie de margarina en polvo (muy asquerosa).

20 de diciembre de 2013, 15:55

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Excelentes las observaciones doctor, además por suerte coinciden con lo que yo intuitivamente siempre he creído, el exceso de lo que sea es lo que hace mal.

Hay un terror muy extraño en la mayoría de las personas acerca de pasar hambre, yo pasé hambre muchos años y no tiene nada de malo, en verdad uno debe comer diez o más veces lo que necesita y gran parte de lo que comemos es por hábito, ni siquiera por gusto, menos por necesidad.

En mi casa comemos muy poco, pero desde que dejé de ser indigente he mantenido casi siempre mis 10 kilos de sobrepeso: una buena lonja de tocino alrededor de la cintura que creo que es muy merecida por mi estilo de vida absolutamente sedentario (excepto los años en que nadaba que estuve en el peso).

En mi filosofía uno debe siempre mantenerse un poco sucio y un poco anti-saludable, no me gusta preocuparme mucho por la salud porque creo que el día que empiece a preocuparme seguro que me enfermo. Total si me voy a morir (cosa que es segura) ojala que sea de un viaje, y si no habrá que aguantar nomás. Ya he tenido harta suerte al no enfermarme en 58 años pero algún día me tiene que tocar, somos banquete de gusanos aunque no nos guste.

Me encanta la idea de tomar y comer de todo en cantidades moderadas. ¿Por que moderadas? no porque vaya a vivir más ni nada de eso, sino porque cuando uno tiene mucho de algo bueno deja de disfrutarlo, se convierte en hábito.

Recuerdo un tiempo que comía un churrasco todos los días, después de un par de semanas dejé de disfrutarlos, lo mismo que cuando compro una caja de puros. De lo bueno poco porque así se disfruta mucho más

20 de diciembre de 2013, 16:12

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo, me acordé de mi antiguo jefe don Zvi Posner, que una vez me dijo que cuando el quería darse un lujo, una o dos veces al mes iba a tomarse un buen café. Yo le pregunté que -siendo millonario- por qué no se traía los mejores cafés del mundo y se los tomaba cuando quisiera. El viejo me dijo "no pues, se me convertiría en una costumbre y ya no lo disfrutaría"

Gran lección

20 de diciembre de 2013, 16:15

 
Anonymous Anónimo said...

Hay varias consideraciones que presentar, si bien estoy de acuerdo con la generalidad dicha.

- La necesidad de proteinas no es la misma en todas las edades. Luego, no basta con completar la cantidad de calorias con cualquier cosa para un niño (o para un cachorro).

- Hay otras caracteristicas mas allá de las calorias por gramo de Hidratos de Carbono, Proteinas y Grasas. Por ejemplo, la cantidad de antioxidantes del vino, tomates, etc.

- Aqui se presenta el fenomeno del fumador que no se muere de cancer ni a los 70 años, versus el adulto joven que con 40 años ya le han estirpado parte de su aparato fonador o similares. Es el "yo como como y como y no engordo", pero la vecina a puras lechugitas esta gooorrrda...

- Efectivamente la manzanita sirve, porque lo importante es mantener la maquina alimentada REGULARMENTE, cada tres horas app.

- Si, si no tienes contraindicaciones puedes comer de todo con libertad.

- Lo importante también es tener un metabolismo ágil, que la dinamica del cuerpo sea exigida mas alla de hacer click click.

ivanr

20 de diciembre de 2013, 22:28

 
Anonymous Wilson said...

Lamentablemente parece ser que mas importante que pelear contra un cierto sobrepeso es moverse bastante.
Si tienes un, digamos, un 10 por ciento de sobrepeso y ya estas en una edad que hace muy dificil bajar los kilos de mas, se obtiene un excelente paliativo moviendose, caminar, subir cerritos, pedalear, bailotear, pisar, todo contribuye a la salud.

20 de diciembre de 2013, 23:21

 
Blogger hugo solo said...

CATHERINE DENEUVE .

21 de diciembre de 2013, 06:26

 
Blogger Nervio said...

la dosis hace el veneno

21 de diciembre de 2013, 14:12

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Exacto ¡si dicen que hasta el alcohol en exceso es malo! claro que yo nunca lo he comprobado :D

21 de diciembre de 2013, 14:39

 
Anonymous Anónimo said...

Los peligros de la salud. Mes por medio aparece un nuevo caso de veganos mamertos que matan la guagua alimentandola con leche de soya.

21 de diciembre de 2013, 15:20

 
Anonymous Anónimo said...

Los alimentos saludables matan, sobre todo en la tercera edad.
Todo los mayores de 80 años que empezaron una dieta sana en 1990 estan muertos.
Un estudio muy serio predice que todos los adultos que practican el veganismo estaran muertos antes que termine el siglo. La mayoria lo hara antes, incluso

21 de diciembre de 2013, 15:27

 
Anonymous Ingal said...

El foco de este estudio son los nutrientes y no la toxicologia de los alimentos.

Bajo ese prisma podriamos "cultivar" cucarachas y alimentarnos de ellas. Unos 5 kilos diarios y mantendriamos el planeta mas limpio y mantendriamos los aportes nutricionales necesarios

23 de diciembre de 2013, 17:28

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

De hecho en muchas culturas se consumen insectos, los "chapulines" mexicanos son una especie de cucarachas, en Ecuador se comen gusanos, en toda nuestra área andina cuyes y en oriente se comen serpientes.

La toxicología se debería referir a los elementos químicos en que se descomponen los alimentos en el estómago, yo soy bastante escéptico acerca de los "efectos de largo plazo", como se ha dicho acá bastante, cualquier sustancia en grandes cantidades pude tener efectos sobre la salud, aunque creo que eso es decisión de cada cual.

23 de diciembre de 2013, 17:35

 
Anonymous Anónimo said...

parece la cabeza asada de un cocodrilo

6 de enero de 2014, 17:00

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas