Tomas Bradanovic

NULLA DIES SINE LINEA. Filosofía barata, historias, historietas, mecánica, moralejas, chamullos, relatos absurdos, la vida de un vago, cosas de Arica, literatura, música, pornografía, política, física, cocina regional, minas, copete y cosas por el estilo. The awesome, absurd and often bored adventures of our Man of Mistery in Arica, from the trenches, in the Northern Front. Sacar a mil, sacar a mil. Streams of brilliance often springs from boredom. Atendido por su propio dueño, dentre nomás.

Ojala fuera tan sencillo

miércoles, 28 de marzo de 2012

La entrevista a un ex funcionario de impuestos internos me hace pensar en lo atrasados que estamos en asuntos económicos. Considerando que el tipo fue Jefe de Estudios del Servicio de Impuestos Internos uno esperaría un nivel más o menos de acuerdo con el cargo, pero eso muestra que no se necesita mucho para llegar a la alta dirección pública en Chile.

La idea que propone este caballero es sencilla, atractiva y genial para alguien ignorante, al puro estilo de los hermanos Parisi. El parte de la base que los impuestos son una herramienta para reducir las desigualdades del ingreso entonces propone algo muy sencillo: bajar el IVA -que es un impuesto al consumo- al 6% y subir "a un 25% efectiva a la renta del decil más rico".

Su argumentación es que por culpa del FUT, o sea las utilidades que los empresarios no retiran y por tanto postergan el pago de impuestos, existe una gran elusión que calcula en unos 30 mil millones de dólares. Simplemente propone eliminar el FUT y que las empresas paguen impuestos por utilidades devengadas, aunque no las hayan gastado.

En palabras simples esto significa cobrar impuestos al ahorro y a la reinversión de las empresas. ¿Como no se le había ocurrido a nadie antes? ¿Por que entonces no eliminar el IVA y poner un impuesto a las utilidades devengadas del 35%?. Así se cumpliría entonces el ofertón "que paguen los ricos" que tanto le gusta escuchar a la gente común y corriente.

Pero la idea es mucho menos genial de lo que parece, porque no toma en cuenta cuestiones que cualquiera puede entender aplicando un poquito de sentido común y mirando la experiencia práctica en el mundo.

Primero que todo, la recaudacion real no es inmune a la modificación de las tasas. Este es el primer error grosero que comete el señor ex jefe de estudios, quien debería conocer esto mejor que nadie. Si se dobla o triplica la tasa de tributación de las empresas, esto no significará que la recaudación suba al doble o al triple, lo más probable -y lo que ha mostrado la experiencia- es que baje.

¿Por que triplicar la tasa no triplica la recaudación y puede incluso bajarla? Es muy sencillo, porque el inversionista decide invertir en base a la rentabilidad esperada, si suben los impuestos la rentabilidad baja y obviamente va a invertir menos. El dinero no conoce fronteras y se va a donde encuentra mejores rendimientos. Esa es la base del crecimiento económico en Chile desde los años 80 que el señor Jorrat parece incapaz de entender.

Si fuese tan sencillo hace rato que no existiría el IVA y las empresas tendrían un 50% de "tributaciión efectiva". Y eso que ni he mencionado que sobre cierto monto empieza a ser rentable la elusión primero y luego la evasión de impuestos. Al final, el señor ex jefe de estudios, como buen funcionario público sacó una cuenta con una calculadora que solo sabe sumar, suponiendo ingenuamente que el parametro más importante -la recaudación real- se iba a mantener incólume.

Toda esta discusión de impuestos en Chile está muy mal planteada. Se discuten las tasas y la estructura, pero nadie discute lo fundamental que es el tamaño y la función del estado: ponen la carreta adelante del caballo.

Durante los 20 años de la concertación hubo una retorica y una práctica. La retórica era que se iba a terminar con las desigualdades quitándole a los ricos para darle a los pobres. La práctica fue hacer asistencialismo sin tocar el modelo de crecimiento heredado del Gobierno Militar, que permitió la baja en tasas de pobreza más grande en la historia del país.

El estudio de Engel, Galetovic y Reddatz dio el sustento teórico para el asistencialismo durante los gobiernos de la concertación. Decían que un aumento de los subsidios directos era más eficiente que un cambio en la estructura tributaria. Así tuvimos 20 años con gobiernos que gastaban cantidades enormes en "proyectos sociales" a la vez que mantenían tributación baja.

¿Como lo hacían? Comiéndose el capital, el crecimiento acelerado entre 1987 y 1996, junto con la enorme inversión extranjera entregaron la holgura fiscal para subsidiar sin subir impuestos. La subida del precio del cobre a partir del 2009 fue otro regalo del cielo. Sin embargo la productividad de las empresas y el crecimiento bajaron de manera sostenida entre 1997 y 2009.

El gobierno de Piñera no lo ha hecho mejor. Sigue agrandando el estado asistencialista, lo que lo lleva a la necesidad de sucesivas alzas de impuestos. O sea cometen el mismo error del ex jefe de estudios: creer que basta subir las tasas para recaudar más. Eso es una ilusión. Acuérdense de la curva de Kuntznet nomás.

Etiquetas:

31 Comments:

Blogger Pablo Torres said...

Puro populismo. Lo mejor seria dejar un solo impuesto unico de 15% sobre cualquier renta de cualquiera sin importar quien sea. Eso seria igualdad real ante la ley. La unica forma de solucionar la pobreza es generando mas y mas riqueza, no repartiendo lo que hay, eso siempre se le olvida a la izquierda.

28 de marzo de 2012, 22:41

 
Anonymous José Miguel Santibáñez said...

Muy al pasar, porque no era el objetivo del libro, en "Preludio a la Fundación", Asimov hacía un rápido análisis del tema de los impuestos, y presentaba (con argumentos a favor y en contra) las grandes tendencias: que todos paguen lo mismo; que paguen más los ricos (porque tienen más); o que los que más generan, menos paguen para que reconozcan mejor sus ganancias... Y su conclusión es simple: siempre va a haber un sector que va a sentirse pasado a llevar y por lo tanto "no hay receta, tan sólo aproximaciones".
En cierto lo que planteas, pero también es cierto que para muchos "pecadores", es frustrante saber que pagan más impuestos (incluso en $, no en %) que aquellos que tienen más que ellos... Y ese es el problema que destaca Jorrat... La idea de Pablo Torres (todos parejo) no incentiva la creación de riquezas... ¿para qué? (sin considerar el problema de poder controlarlo de manera real).

28 de marzo de 2012, 22:56

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Pablo, yo creo que se debería tributar solo sobre el consumo, nunca sobre los ingresos. Controlar el impuesto a la renta es carísimo y es bastante fácil eludirlo o simplemente evadirlo, ningún estado del mundo tiene la infraestructura como para controlar eso. Yo pondría un IVA parejo a todo de un xx% (no digo cifras porr lo que responderé a JMS).

JMS, claro, los impuestos son el típico caso donde queremos que paguen los otros, por eso los impuestos parejos tienen la virtud de perjudicar a todos por igual (es similar a la Ley del Talmud, en situaciones de quiebra). El argumento de igualdad ante la ley de Pablo no es trivial.

Lo malo es cuando se disfraza el pago de impuestos, que fundamentalmente son para solventar los gastos del estado, como políticas redistribuidoras o de justicia social. Eso distorsiona todo el asunto porque la "justicia" es un concepto distinto para cada persona, cada uno tiene una noción diferente de lo que es justo o injusto basado en su ideología, creencias, etc. Entonces es cuando la palabra "IMPUESTO" toma su sentido literal: un grupo impone a todos los demás su ideología y les obliga a pagar amenazado por el aparato represivo del estado.

La verdadera discusión no debería ser de tasas ni de estructura sino "para que" se pagan impuestos. En la vida real los impuestos se pagan en gran proporción -con seguridad más del 60%- en financiar los gastos corrientes de la administración del estado, pero se disfrazan con el "gasto social" que es una pequeña proporción la que se usa efectivamente en eso (subsidios y plata que llega directa a los pobres).

Lo que pasa es que todavía se sigue discutiendo el principio de subsidiaridad del estado y se sigue pensando en mucha gente, que el rol del estado debiera ser mayor sin que eso perjudique el crecimiento. Esa idea es igual de imposible que la cuenta que saca Jorrat que solo suma y supone que sus medidas no tendrán ningún efecto negativo.

28 de marzo de 2012, 23:12

 
Blogger Pablo Torres said...

Hombre claro, por mi tambien solo dejaria el impusto a consumo y reduciria el estado a policia ejercito y tribunales, pero como se que eso no va a pasar (o al menos no en mucho tiempo) la propuesta que yo propondria (valga la redundancia) en mi campaña presidencial seria el impuesto unico. Claro que sectores como la izquierda me criticaria que no puede ser que un pobre pague lo mismo que una gran empresa, ahi es cuando les responderia "para el estado somos todos iguales". Ademas, estoy seguro que los empresarios estarian felices pagando un impuesto de solo 15% que es verdaderamente bajo, y mas aun si es solo ese y no tienen mas impuestos truchos que pagar.
Estos impuestos, politicas laborales flexibles, y un buen control del orden publico atraeria a la inversion extranjera como miel a las abejas. No hay que olvidar que tenemos una gran costa que apunta directo a asia, podriamos no solo ser una potencia enorme a nivel de cultivo de pescado, si no que ademas podriamos tener los puertos mas importantes de latinoamerica.

29 de marzo de 2012, 07:34

 
Blogger Ulschmidt said...

Tomás, Ud. vive en un paraíso fiscal. Aquí el IVA es del 21 %, el impuesto a la renta al 35% sin cuentos sobre la ganancia asignada o no asignada: se paga sobre todo. Las provincias agregan un 3.5 % de impuesto directo a las ventas, la mitad del combustible es impuesto, las transacciones bancarias tributan un 0,6 %. El impuesto al trabajo (aporte para pensiones, salud, seguro de desempleo, seguro de accidentes) es un tercio del costo labural total.
La "reforma" de la que se estan quejando sería una maravilla aquí.

29 de marzo de 2012, 08:50

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Pablo, hay -me parece- tres clases de impuestos: al consumo, (o sea a lo que gastas) a la renta (a lo que recibes) y al patrimonio (a lo que tienes guardado).

En Chile no existe impuesto al patrimonio (como por ejemplo el que aplican en Inglaterra a las herencias) o es mínimo.

El impuesto que entrega más rendimiento es al consumo, formado por el IVA y los impuestos específicos, porque es parejo y facil de recaudar y controlar. Ese impuesto lo debe pagar el consumidor final no el intermediario (por eso las empresas descuentan el IVA).

Finalmente el impuesto a la renta que es bastante fácil de evadir o eludir, excepto en unas pocas empresas muy grandes como las mineras.

Si pusieras un impuesto ala renta parejo no lo pagaría nadie pues es casi imposible controlar su pago -el estado no tiene control sobre las rentas como si lo tiene sobre las compras y ventas, el impuesto a la renta se basa principalmente en "declaraciones" del contribuyente.

En todo el mundo el impuesto a la renta es difícil de recaudar y en algunos lugares simplemente no existe o es muy bajo (particularmente en economías abiertas como Hong Kong y similares)

29 de marzo de 2012, 08:56

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ulschmidt ustedes en Argentina viven en el verdadero paraíso fiscal porque tienen una de las tasas de evasión más altas del mundo -incluso los estudios que existen no son confiables porque al estado no le conviene dar cifras que difundan esta situación- Argentina es un buen ejemplo de que cuando se suben demasiado las tasas se recauda mucho menos. Si las tasas bajaran a la mitad y fueran efectivamente recaudadas los problemas fiscales en Argentina desaparecen.

Eso es lo que tratamos de evitar en Chile:que las tasas lleguen a un punto donde se hace conveniente no pagar y correr el riesgo

29 de marzo de 2012, 08:59

 
Blogger Ulschmidt said...

No crea, ahora sí cobran los impuestos acá. Recaudan un 35 % del PBI - lo que pasa es que se gastan un 40 !
Lo que no está grabado es la renta financiera. Creo que en Chile sí.

29 de marzo de 2012, 10:36

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Cierto Ulschmidt, estuve leyendo recién sobre el aumento de recaudación en Argentina en el último tiempo. Hay que ver cuanto dura antes que las empresas bajen la cortina y se manden a cambiar a otra parte.

Otro aspecto interesante es que el aumento es nominal porque la inflación hace un aporte importante, leo que "de acuerdo con el informe, el incremento del nivel de precios aportó unos $84.000 millones (US$21.000 millones) a la recaudación nacional (80% del incremento), en tanto que el crecimiento sólo contribuyó con los restantes $21.000 millones (US$5.200 millones) (20% del incremento)" Igual, acá estamos mejor pero vamos en la misma dirección que Argentina.

Efectivamente en Chile tributan las rentas financieras, o sea existe impuesto al ahorro.

29 de marzo de 2012, 11:27

 
Blogger Ulschmidt said...

Bueno, es que las empresas capitalizan con la plata ajena. Piden créditos, compran máquinas, pagan intereses que deducen de impuestos y también deducen la amortización de los fierros. La tasa de interés viene implícitamente subsidiada porque el depositante del ahorro no paga impuesto a la renta.
Eso en teoría, luego la inflación pervierte todo.

29 de marzo de 2012, 13:26

 
Anonymous Anónimo said...

Respecto de la tributación en Chile, el diputado Pablo Lorenzini pide publicamente explicaciones al SII por un aumento en la recaudación el 2011 de un 16% (total US$41.600 millones). Alega que hay un grave error de proyección, por lo que citará al Director del SII. Si bien reconoce el profesionalismo de la repartición bla bla bla, invitará igualmente al congreso al anterior Director del SII. Se espera que suba el precio de las peras y las manzanas... :/
IvanR

29 de marzo de 2012, 14:25

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ivan, Lorenzini entiende de impuestos tanto como yo entiendo de sánsctrito, esos payasos viven haciendo declaraciones descabelladas y citando a comisiones investigadoras sobre asuntos que ni entienden, es su oficio.

29 de marzo de 2012, 15:01

 
Anonymous Anónimo said...

es interesante comparar chile con otros paises. Noruega, por ejemplo. En los dos casos hay abundancia de fiordos, salmones y recursos mineros.
Noruega exporta unos 50 mil millones de dolares en petroleo, mas o menos lo mismo que chile exporta en cobre. Pero hay diferencias. En Noruega el estado controla (directa e indirectamente) el 80% de la produccion, mientars que en chile solo el 30% y todo achunchado. Los resultados esta a la vista. El per capita de noruega es de uno 80 mil dolores, en chile 14 mil, con buen voluntad. Otros factores que influyen. Losd impuesto: altos y progresivos en noruega; regresivos a concho en chile. Educacion buena y gratis, educacion la polar por el otro lado. Gasto militar moderado (1.6%) por un lado, despilfarro en tanques enchulados y muebles de ratan.

Unos hand sido tradicionalmente socialdemocratas, los otros devotos talibanes de San Mercado.

Si chile hubiera copiado eficazmente a la pata de la letra el modelo noruego tendria un per capita de unos 23 mil dolores: el doble y mucho mejor distribuido.

29 de marzo de 2012, 15:34

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Es muy sencillo comparar dos países tomando las semejanzas triviales e ignorando las diferencias sustanciales.

Eso se ha hecho en Chile muchas veces en la historia: nuestros liceos se formaron primero bajo el modelo francés y luego bajo el alemán, nuestras universidades hasta hace unas décadas eran según el modelo frances, la concertación copió casi toda la gestión pública de la del PSOE español, nuestras leyes han sido tradicionalmente copias adaptadas de otros países (la reforma procesal penal es una mala copia del sistema alemán y otros europeos, un pastiche mal armado).

Hay muchos ejemplos de eso, en los años del salitre nos creíamos "los ingleses de América del Sur" y los últimos gobiernos de la concertación hacían panegiricos con los gobiernos escandinavos, que dicho sea de paso son las únicas social democracia en el mundo que todavía no han quebrado, no más de 5 o 6 países en le mundo.

¿Habría sido exitoso copiar "el modelo" noruego, finlandes o sueco? lo dudo mucho, sería similar a que yo que soy muerto de hambre tome al hijo de Lucsic como modelo y trate de imitarlo para hacerme millonario. El dinero no se genera copiando, lamentablemente en Chile somos "la COPIA feliz del edén"

Cuando más bien nos ha ido ha sido cuando no copiamos a nadie y -al contrario- fuimos contra todas las tendencias mundiales. Chile fue el primer país del mundo en liberar precios y salarios de un día para otro cuando todos controlaban los precios, es muy difícil negar el hecho que hoy todos los países del mundo -o casi todos- eliminaron los controles de precios y Chile lo hizo primero, u par de años después que Nixon, en el país más capitalista del mundo había hecho una intervención masiva sobre los precios y salarios.

Por eso no le creo ni pizca a los modelos. Cada país tiene su realidad y eso de estar copiando al que le va bien no solo es mediocre sino que no resulta, porque las condiciones son diferentes.

29 de marzo de 2012, 15:59

 
Blogger Pablo Torres said...

Anónimo, primero decir que me agrada tu visita, siempre se agradecen las opiniones contrarias. No obstante, me gustaría poner de ejemplo el país con mas millonarios per capita del mundo, Hong Kong. Ahí el estado hace poco o nada, los impuestos son muy muy bajos, para que decir que las leyes laborales practicamente no existen. Por cierto, practicamente no tienen recursos naturales, porque veamos que tan bien le va a una socialdemocracia cuando la riqueza la deben producir y no simplemente sacarla del piso.
Otra cosa, paises como españa, portugal o la famosa grecia ya han querido copiar a los nordicos y no les ha resultado. A la larga la social democracia lo unico que logra es que cada vez mas gente quiere vivir sin trabajar y menos gente quiere trabajar para que vivan los otros.

29 de marzo de 2012, 16:50

 
Anonymous Anónimo said...

El punto era simple: refutar la tontera que subir los impuestos y/o estatisar las riquezas es siempre contraproducente. Noruega es el ejemplo, el pais con uno de los mejores standar del mundo. Mucho mas rico que hong-kong; con menos millonarios, claro. Holanda o Belgica tiene menos millonarios que chile; pero un estandar de vida 1000 veces mejor.
En fin, basta un contraejemplo para refutar la presunta infalibilidad del catecismo de San Mercado. Puede un pais prosperar llevandole la contra a las santas recomendaciones de San Mercado? Si, Noruega.
Claro, Noruega esta forrada en petroleo. Si, y Chile esta forrado en cobre. 50, mil millones al año en ambos casos. La miama cantidad. Con una importante diferencia. Chile es el mayor productor y prodria controlar el precio (subirlo a gusto), Noruega no.

29 de marzo de 2012, 17:33

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo, antes de opinar infórmate, el IDH de Noruega (0.94) y el de Hong Kong (0.9) son practicamente iguales. Lo que dices sobre que Chile puede controlar el precio del cobre es una brutalidad que no merece comentario. No trolees y mejor opina sobre cosas que entiendas.

29 de marzo de 2012, 18:03

 
Anonymous Anónimo said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

29 de marzo de 2012, 18:38

 
Anonymous Wilson said...

Los trolls estatistas son incanzables.
Hace apenas 3 o 4 años el cobre valia hongo y producia menos dinero que los impuestos al tabaco.
El petroleo por otro lado, del que somos importadores, tiene altos precios desde hace decadas.
Ya veremos como nos va en un cierto plazo si no nos diparamos en los pies, como ha sido la tradicional receta izquierdista...

29 de marzo de 2012, 18:40

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Son inalcanzables pero afortunadamente no imborrables. Fiel a mi política de borrar los comentarios escritos sin base y solo por gusto de provocar he sacado con mucho gusto mi bat de beisbol virtual. Bienvenidos comentarios con ideas que valgan la pena discutir, malvenidos los otros. No pienso enredarme en una discusión ignorante e interminable.

29 de marzo de 2012, 18:45

 
Blogger Ulschmidt said...

Pero el mecanismo de "paraíso fiscal" ya lo utilizan muchos. Países con poca gente y gran sistema bancario. También emiten muchas estampillas para forzar a los filatelistas del mundo a comprarlas para mantener completas sus colecciones - asi lo hace Leichestein - y algunos cobran muy bajos impuestos a las banderas de buques y así Panamá o Liberia tienen enormes flotas. Pero el chiste de cobrar barato una tasa para que todos se anoten conmigo es propia de esos estados mínimos, los otros necesitan recaudar de verdad.
Quiero decir, en el caso de un país como Chile:
1) No le voy a ganar a las Islas Caimán nunca. Tasas bajas de impuestos no me traerán capital oportunista, de ese que solo necesita una oficina en cualquier parte del mundo, porque otrs cobran aún menos.
2) Las actividades de pequeñas y medianas empresas, de la mayoría de empresas grandes nacionales y de muchas trasnacionales que necesitan sí o sí operar aquí (porque tengo el cobre, etc...) no se mudarán porque lleve los impuestos a tasas que ya la mayoría de los países medianos y grandes tienen.
3) Quedaría por determinar qué empresas que están haciéndo un análisis y les da "al límite" por el tema tasas deciden "no venir" por un aumento impositivo. La artillería de las trasnacionales para licuar tributos es impresionante: pueden recibir préstamos de la casa matriz, o de otra subsidiaria, y al devolverlo con intereses en realidad están retirando utilidades. Pueden emitir bonos y comprarlos ellos mismos desde el exterior y es otra forma de retirar utilidades sin pagar rentas. Esas companías deciden el nivel de impuesto que pagan en el mundo y probablemente un cambio impositivo les haga cosquillas.

En fin, creo que el mayor de sus argumentos Tomás es el universal razonamiento de que un peso en el bolsillo del privado rinde más que un peso en el bolsillo estatal. Eso puede ser muy pero muy cierto... pero a veces un Estado no tiene más remedio que aumentar el gasto social.

29 de marzo de 2012, 18:53

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Ulschmidt, los paraísos fiscales es un tema que me apasiona y una vez hasta asesoré para establecer una compañía offshore, hice todo el proceso. Es un tema repleto de cuestiones curiosas tal como a mi me gusta. Tengo a mano un excelente libro que se llama justamente así "Los Paraísos Fiscales" escrito por Alan Vernay y cuenta las historias de Tanger, Mónaco, Liberia, Líbano, Dubai, Bhamas, Panamá, Liechtenstein, Siuza, Luxemburgo, Curacao y por supuesto Hong Kong, el más impresionante de todos.

La Zona Franca de Iquique fue durante unos 8 o 10 años un paraíso fiscal o "plataforma giratoria" como las llama Vernay, es un tema apasionante. Todos tienen cosas en común y todos terminan en desastre en algún momento, la única excepción importante ha sido Hong Kong.

El mayor enemigo de estos paraísos es el poderoso fisco del Tío Sam, que los persigue con más saña que a los productores de drogas. Es un tema extraordinario del que nunca he escritoporque no tengo como condensar tantas cosas entretenidas que pasan en estos extraños lugares.

29 de marzo de 2012, 19:04

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Querido Troll: Cuba no tiene Indice de Desarrollo Humano porque el PNUD dejó de calcularlo, pues las cifras de ingreso per cápita no eran reales y la mortalidad infantil es calculada con un criterio que no concuerda con el internacional, muy por debajo de este. Comparar el IDH de Chile con el de Cuba solo se puede hacer mirando las páginas del dominio "cu" que presentan información más trucha que los informes de salud de Chavez. Deja de trolear ¿ya?

29 de marzo de 2012, 19:16

 
Anonymous Anónimo said...

http://hdr.undp.org/es/datos/perfiles/

http://hdr.undp.org/en/media/HDR_2011_ES_Table1.pdf


eso el PNUD

la verdad no es troleo.

un par de años atras se hicieron unos ajustes metodologicos y se recalculo el IDH para cuba. Bajo unas centecimas, creo

Te digo, la verdad no es troleo

29 de marzo de 2012, 20:03

 
Blogger Leus said...

Uh, Noruega. 4 millones de habitantes viviendo sobre un pozo sin fondo de petróleo. Claro que les resultó; controlan la extracción, jugando con la demanda. Pingüe negocio.

Sin decir que nunca han tenido problemas de plata: energía prácticamente gratis gracias a las hidroeléctricas, minerales, salmones, en fin, agacharse a recoger no más.

Y claro que se pueden dar el lujo de gastar más plata: USD$479.3 billones de PIB para 4 millones de habitantes vs USD$243 billones para 17 millones en Chile. Peras y manzanas.

29 de marzo de 2012, 20:09

 
Blogger Leus said...

Que divertida la página de Cuba. "n.d." en varios indicadores. Lindo.

29 de marzo de 2012, 20:11

 
Anonymous Anónimo said...

Que divertida la página de Cuba. "n.d." en varios indicadores. Lindo.

chile tambien

29 de marzo de 2012, 20:22

 
Anonymous Anónimo said...

"Uh, Noruega. 4 millones de habitantes viviendo sobre un pozo sin fondo de petróleo. Claro que les resultó; controlan la extracción, jugando con la demanda. Pingüe negocio."

Chile esta montado en una montaña de cobre. De un valor similar: 50 mil millones al año.
Si chile hubiera el cuidado sus riquezas como noruega, tendria (5/17)*80000 dolores per capita,

29 de marzo de 2012, 20:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo, no son "ajustes metodologicos" sino que el sistema de medición es completamente manipulado por razones obvias.

Cuba tiene gran influencia política en la UNICEF y CEPAL, han usado esa influencia para mantener sus índices falseados durante años.

Hay dos clases de manipulación en la mortalidad infantl en Cuba: interrupción masiva de embarasos "dudosos" (política de estado) y abortos. La otra es la manipulación de la inscripción de nacimientos, en http://www.cubdest.org/0012/cmitlogr.html aparecen detalladas estas prácticas.

No hay como comparar con Chile donde el protocolo para medir la mortalidad infantil es sumamente estricto, entre otras cosas en Chile se considera "nacido vivo" a un niño desde los primeros segundos en que se corta el cordón umbilical, mientras en Cuba al que sobrevive las primeras 24 horas ¡no hay comparación posible! son peras con manzanas.

Sobre el ingreso per cápita Cuba tiene dos monedas paralelas (peso convertible y no convertible) por lo que es imposible hacer comparaciones a paridad de compra.

Las cifras oficiales, que aceptó el PNUD por décadas y que al parecer ha vuelto a aceptar por lo que tu dices, no son otra cosa que propaganda

29 de marzo de 2012, 20:26

 
Blogger Tomas Bradanovic said...

Anónimo estás troleando, colocando cuestiones de la más supina ignorancia, tu cálculo del per cápita es una payasada. No te contesto más, me estoy gastando en una discusión estupida y sin ninguna base.

29 de marzo de 2012, 20:29

 
Blogger Leus said...

¿De donde se desprende ese 5/17*80.000?

2 de abril de 2012, 10:08

 

Publicar un comentario

<< Home

Entradas antiguas Entradas nuevas